Cable de alimentación

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Un cable de alimentación es un cable eléctrico que sirve para conectar los electrodomésticos o cualquier otro tipo de dispositivo eléctrico a la red de suministro a través de un enchufe o conectándose a un alargador eléctrico. Se caracteriza porque forma una conexión temporal, fácil de desconectar y volver de reconectar en cualquier otro punto de red.

Conectores[editar]

Los cables de alimentación pueden ir directamente conectados de forma fija a los dispositivos que se desean conectar a la red, aunque a veces también pueden conectarse a través de conectores especiales tales como los Conectors IEC o de otro tipo. En el extremo de conexión a red se coloca un enchufe doméstico que suele variar en función de los estándares de cada país.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]