Tanatorio

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Tanatorio municipal en Alcalá la Real, España.

Un tanatorio (en España) o casa funeraria, funeraria y velatorio (en Latinoamérica) es un establecimiento funerario habilitado para el velatorio de difuntos, de acuerdo a las creencias religiosas de los deudos. En todo caso dicha estadía del cadáver es por poco tiempo.[1]​ Pocos difuntos, como los pobres de solemnidad y/o personas no identificadas (también sucede en países donde el costo de los servicios de un tanatorio son cartelizados y excesivos),[2]​ salen directamente de la morgue al cementerio, por lo que el tanatorio en realidad es un lugar de encuentro espiritual para familiares y allegados al occiso. Los tanatorios no cuentan con equipo forense ni legal para determinar la causa de la muerte ni expedir certificados de defunción, aunque en épocas de gran conflagración han sido utilizadas como morgues improvisadas, de allí la confusión con ambos establecimientos.[3]

Servicios[editar]

Los tanatorios generalmente ofrecen una serie de servicios asociados tales como la venta de féretros, lápidas y coronas, asesoría jurídica, asistencia psicológica, cremación, transporte del difunto y tanatopraxio.

No debe confundirse a este recinto con la morgue, locución que se utiliza para denominar a los sitios donde se exhuman los cadáveres y se practican las autopsias, en los casos de ser ello necesario.

En diferentes países[editar]

En España se utiliza la palabra tanatorio para referirse a este tipo de lugares. Este término proviene de la mitología griega: thanatos (Θάνατος), el demon que personifica la muerte pasiva.

En América Latina en general, se utilizan las denominaciones nombradas anteriormente: casa funeraria o funeraria, usada en Argentina, Chile, El Salvador, México y Venezuela, sin hacer mayor distinción entre el sitio y la organización que ofrece el servicio, puesto que desde allí sale el cortejo fúnebre hacia el lugar de descanso final del cadáver, el cementerio, donde el cuerpo es sepultado; y velatorio, usada en Perú, Paraguay, Uruguay y en Argentina, sin distinguir el lugar del rito que se realiza en él.

Referencias[editar]

  1. Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española (2014). «tanatorio». Diccionario de la lengua española (23.ª edición). Madrid: Espasa. ISBN 978-84-670-4189-7. Consultado el 20 de abril de 2018. 
  2. Hernández, Alicia (7 de marzo de 2015). «El absurdo coste de morir en Venezuela» (html). El Confidencial. Archivado desde el original el 20 de abril de 2018. Consultado el 20 de abril de 2018. «En el país con más muertes violentas, fallecer sale muy caro. A pesar de los precios "solidarios" de los servicios de tanatorio, muchos deben esperar días y recurrir a dinero prestado». 
  3. «Cementerio Municipal de Huesca. Las Mártires.» (html). Tanatorio.Info. 23 de marzo de 2017. Archivado desde el original el 20 de abril de 2018. Consultado el 20 de abril de 2018. «En la ciudad de Huesca se localizan dos grandes áreas de enterramientos colectivos de las víctimas de la guerra civil.»