Székely

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
1:Ernakh, tercer hijo de Atila • 2:Kuber • 3:El príncipe Csaba • 4:György Dózsa • 5:Kelemen Mikes • 6:Farkas Bolyai • 7:Sándor Kőrösi Csoma • 8:János Bolyai • 9:Imre Mikó • 10:Áron Gábor • 11:László Berzenczey • 12:Balázs Orbán • 13:Sámuel Teleki • 14:Elek Benedek • 15:Áron Márton • 16:Áron Tamási • 17:Pál Péter Domokos • 18:Gyula László • 19:Sándor Kányádi • 20:László Bölöni.

Los Siculi o Szekler o székely (pronunciación: síkey) son una etnia de habla húngara y rumana que en torno al siglo VIII ocupó las tierras del sureste de Hungría. Mayoritariamente viven en Transilvania, en el País Székely (en húngaro: Székelyföld, en rumano: Ţinutul Secuiesc). Otros grupos de origen székely dejaron Transilvania en 1764 después de la “tragedia de Mádéfalva/Siculeni” y emigraron a Bucovina.

Origen[editar]

El origen de los siculi o székely es muy debatido tanto entre historiadores como entre los propios székely. Una teoría dice que son descendientes de tribus guerreras que fueron asentadas por los húngaros en Transilvania para guardar las fronteras orientales de los tártaros y demás pueblos agresivos. Teorías alternativas hablan de origen escita, huno, gépido, ávaro, búlgaro y kabaro. Algunos aseveran que los székely siempre fueron húngaros, y que las diferencias culturales se deben a su relativo aislamiento.

Según Kristó Gyula, los siculi o székely fueron una etnia que vivía junto con los húngaros y los jázaros, y que llegaron junto con los húngaros al territorio rodeado por los montes Cárpatos.

Migraciones sículas en Hungría.

Según Gyula László, los húngaros se asentaron en dos oleadas, y los székely llegaron con la primera oleada alrededor de 670, antes de la segunda oleada en 895, cuando las tribus húngaras se asentaron definitivamente en la cuenca cárpata.

En el Gesta Hungarorum, un antiguo documento sobre la historia húngara escrito en el siglo XIII, el autor dice que los siculi o székely ya habían estado en la cuenca cárpata cuando llegaron los húngaros, y que aceptaron el dominio húngaro.

Privilegios históricos[editar]

Escudo
Bandera

Los siculi gozaban de privilegios de nobleza por su función militar, conformando en el reino húngaro la llamada nobleza baja (kisnemesség). Solamente pagaron impuesto al rey en ocasiones relevantes (cuando el rey ocupaba el trono, cuando el rey se casaba, etc.). Si el rey emprendía una campaña en el este, uno de cada dos hombres székely en edad militar tenía que participar en la campaña. Si, en cambio, la campaña se producía en el oeste del reino, entonces sólo uno de cada diez székely tenía que participar.

La jerarquía social tenía tres estamentos: los peones, los caballeros y los primores. Como muestran los nombres, el estatus social estaba determinado por su papel militar.

En 1437 se creó la “Unión de las Tres Naciones” (Unio trium nationum) compuesta por la nobleza húngara de Transilvania, los székely y los sajones de Transilvania.

La pérdida de los privilegios[editar]

Los siculi lograron mantener sus privilegios hasta el siglo XVI, cuando los monarcas del Principado de Transilvania empezaron a mermarlos.

Primero se enfrentaron con el Príncipe Juan Segismundo Szapolyai, lo que terminó en la sublevación de 1562. Los Báthory también quisieron reducir los privilegios de los székely, y éstos, en consecuencia, se aliaron con Vitéz Mihály (en rumano: Mihai Viteazul), el voivoda rumano de Valaquia, en su ataque a Transilvania en 1599.

Con el transcurso del tiempo, creció el número de los székely que se dedicaban a la agricultura. El Príncipe Gabriel Bethlen puso condiciones más restrictivas que dificultaban que los székely dejaran la vida militar.

En 1691, el Diploma Leopoldinum (estatuto otorgado por el emperador Habsburgo Leopoldo I, destinado a regular las relaciones de Transilvania con el Imperio Habsburgo) reconocía el derecho de los székely a no pagar impuestos; pero entre los años 1754 y 1769, a consecuencia de algunas reformas tributarias, perderían ese derecho.

Monumento a las víctimas de Madéfalva.

La reina María Teresa reorganizó la defensa de las fronteras, y el reclutamiento violento entre los székely desembocó en el hecho histórico que se conoce como Siculicidium o matanza de Madéfalva, ciudad que hoy se llama Siculeni, en 1764: el ejército imperial mató varios cientos de székely porque se habían negado a prestar el servicio militar.

Después de este incidente, muchos székely se trasladaron a Moldovia, al otro lado de los Cárpatos.

Siglos XIX-XX[editar]

Aldea Székely, principios del siglo XX.

En la lucha por la libertad de 1848-1849, la mayoría del ejército de Bem estaba compuesto de siculi. El 16 de octubre de 1848 en la asamblea de Lutita los székely declararon que estaban dispuestos a tomar las armas "por la defensa de los hermanos húngaros". Como respuesta, Anton Puchner, el general de los Habsburgo en Transilvania, empezó a atacar al País Siculi, y el ejército siculi tuvo que retroceder hasta Háromszék. En las batallas destacó Áron Gábor, que empezó a producir cañones, contribuyendo a los éxitos militares que siguieron.

Después de la derrota de la revuelta, el siguiente acontecimiento relevante en la historia székely es el Compromiso Austrohúngaro que integró administrativamente a los siculos en la sociedad húngara moderna. El Tratado de paz firmado en Trianon (Tratado de Trianon) en 1920 otorgó Transilvania a Rumanía. Desde entonces, excepto el período 1940-1944, los siculos son ciudadanos rumanos, pero lograron mantener su identidad húngara.

Población[editar]

Tinutul Secuiesc.png
Szekely03.png

La mayoría de los siculi o székely vive en las provincias rumanas de Harghita, Covasna y Mureş. En estas provincias el porcentaje de los húngaros es de 84%, 74% y 39%, respectivamente. Se estima que en el mundo entero viven alrededor de 850.000 hungaros.

Galería[editar]

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]