Siervas de la Caridad

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Congregación de las Siervas de la Caridad
A.D.C.svg
Escudo de la congregación
Nombre latino Congregatio Ancillarum a Charitate
Siglas A.D.C.
Nombre común Siervas de la Caridad
Tipo Congregación religiosa católica femenina de derecho pontificio
Regla Regla de San Agustín
Hábito Túnica y velo; blanco o negro, según la región.
Fundador María Crucificada Di Rosa
Fundación 18 de mayo de 1840
Lugar de fundación Brescia, Italia
Aprobación 8 de abril de 1851 por Pío IX
Superior General Sr. Gabriela Tertamanzi A.D.C.
Lema Charitas, «caridad»
Religiosos 808
Curia Via Moretto, 33 Brescia-Italia
Presencia Bosnia y Herzegovina, Brasil, Burundi, Croacia, Ecuador, Italia y Rwanda
Actividades Asistencia sanitaria, social y educativa
Sitio web ancelle della carità

La Congregación de las Siervas de la Caridad (oficialmente en latín: Congregatio Ancillarum a Charitate y cooficialmente en italiano: Congregazione delle Ancelle della Carità) es una congregación religiosa católica femenina de derecho pontificio fundada por la religiosa italiana María Crucificada Di Rosa (Paola Di Rossa) en Brescia, el 18 de mayo de 1840, para la asistencia sanitaria y educativa. A las religiosas de este instituto se les conoce como siervas de la Caridad y posponen a sus nombres las siglas A.D.C.[1]

Historia[editar]

María Crucificada Di Rosa (1813-1855), fundadora de la congregación. Es venerada como santa en la Iglesia católica.

Paola Di Rossa, con la ayuda de Faustino Pinzoni y Gabriella Echenos Bornati, dio inicio a una nueva congregación religiosa para la asistencia de los enfermos y para la educación de la juventud el 18 de mayo de 1840 en Brescia. El emperador Fernando dio su aprobación al instituto como Pía Asociación el 7 de mayo de 1844 y el papa Pío IX les reconoció como congregación de derecho pontificio el 8 de abril de 1851.[2]

Las primeras religiosas vistieron el hábito en 1952, entre ellas la fundadora que cambió su nombre por María Crucificada. Rápidamente, el instituto se expandió por varias localidades del territorio bresciano y luego por Italia, entre las que destacan las fundaciones de Udine, Ragusa y Trieste. Es de notar que la sucesora de María Crucificada, Luigia Tedeschi, fundó 66 nuevas casas, y la segunda generación de religiosas, alcanzó a fundar más de 300. Las primeras fuera de Italia se fundaron en Yugoslavia (1940).[2]

Organización[editar]

La Congregación de las Siervas de la Caridad es un instituto religioso centralizado, cuyo gobierno lo ejerce la superiora general. Se divide en dos provincias y dos delegaciones, cada una gobernada por su superiora provincial o delegada, respectivamente. La sede central se encuentra en Brescia.[1]

Las Siervas de la Caridad se dedican a la asistencia hospitalaria, trabajan incluso en los hospitales civiles. Atienden además a niños y ancianos, en sus orfanatos y casas y de reposo. Algunas comunidades cuentan con institutos educativos. En 2015, la congregación contaba con unas 808 religiosas y 86 comunidades,[1]​ presentes en: Bosnia y Herzegovina, Brasil, Burundi, Croacia, Ecuador, Italia y Rwanda.

Referencias[editar]

  1. a b c AP, 2015, p. 1498.
  2. a b Rocca, 1974, col. 552.

Bibliografía[editar]

  • AP (2015). Annuario Pontificio. Città del Vaticano: Libreria Editrice Vaticana. ISBN 978-88-209-8522-6. 
  • Rocca, Giancarlo (1974). «Ancelle della Carità». En Guerrino, Pelliccia; Rocca, Giancarlo. Dizionario degli Istituti di Perfezzione (en italiano) I. Roma: Edizione Paoline. 

Enlaces externos[editar]