Represa Punta Negra

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

La Represa Punta Negra, es un futuro embalse y represa hidroeléctrica, que se ubicará sobre el curso permanente del río San Juan, en el límite entre los departamentos de Ullum y Zonda, en el centro sur de la provincia de San Juan, al oeste de Argentina.

La obra se inició a principios de 2010 y preve finalizarse según estimaciones en el 2015.[1] [2] La obra preve crear un embalse compensador para la Represa Los Caracoles y así optimizar la explotación de su central hidroeléctrica, y el aumento de generación de energía hidroeléctrica.

Ubicación de la obra[editar]

El área correspondiente a la obra del aprovechamiento hidroenergético Punta Negra se localiza sobre el cauce de Río San Juan, en el kilómetro 35 de la Ruta Provincial 12, en el límite entre los departamentos Ullúm y Zonda, en un ambiente montañoso, perteneciente al macizo paleozoico de Precordillera, sobre una quebrada producto de erosión hídrica llevada a cabo por el nombrado río.

El área de influencia directa del proyecto comprende los valles de: Ullúm - Zonda y Tulúm.

Importancia[editar]

El objetivo general del proyecto es el desarrollo económico de la provincia de San Juan, la sustentabilidad de los sistemas de riego y drenaje en los valles de Tulúm y Ullúm – Zonda y la sustentabilidad del Sistema (eléctrico) Interconectado Nacional (SIN).

Se proyecta la realización de un aprovechamiento hidroeléctrico a emplazar a 19 Km. aguas abajo del Proyecto Caracoles, en el actual azud de Punta Negra. La central operará en las horas de valle y resto, sirviendo de embalse compensador por la energía generada en las horas pico en CH Caracoles. Le energía eléctrica será inyectada en el Mercado Eléctrico Mayorista (MEM), utilizándose la presa embalse para incrementar el control y disponibilidad de agua para fines agrícolas, además del control de sedimentos y manejo de crecidas. La construcción de la presa tendrá un impacto sobre el desarrollo turístico regional, tanto por las actividades de recreación vinculadas por la represa como por el mejoramiento de la infraestructura energética.

Una vez alcanzada la fase de operación, el proyecto prevé una generación de 296,4 GWh de energía anual promedio, producida por dos turbinas tipo Francis de 31,1 MW cada una. El valor de generación real, es posible que sea significativamente menor al proyectado si se tiene en cuenta que los aportes del río están siendo menores a los históricos, tal como puede comprobarse en los valores de producción de la Represa Los Caracoles que se encuentra sobre el mismo cauce.[3] El aprovechamiento hídrico producirá un incremento del área cultivada de aproximadamente 10.000 héctareas y dará mayor seguridad en cuanto a la reserva de agua de las 110.000 héctareas actualmente disponibles para riego.

Fuente consultada[editar]

Referencias[editar]