Napoleón en Chamartín

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Napoleón en Chamartín es la quinta novela de la primera serie de los Episodios Nacionales de Benito Pérez Galdós. Continúa con la historia del joven gaditano Gabriel de Araceli, quien es también protagonista de los anteriores episodios, Bailén, El 19 de marzo y el 2 de mayo, La Corte de Carlos IV y Trafalgar.

Argumento

Siguiendo a su amada Inés, Gabriel llega a Madrid. Tras la derrota sufrida por los franceses en Bailén, el propio Emperador Napoleón se dirige a Madrid con la intención de someter a la capital, y proclamar rey a su hermano José Bonaparte. Los madrileños se preparan para la batalla, pero su inferioridad frente a las tropas imperiales es evidente.

Don Diego de Rumblar, el prometido de Inés, lleva una vida disoluta en Madrid, bajo la influencia de Santorcaz, de quien se sospecha, es un espía francés. Gabriel sabe que Santorcaz quiere secuestrar a su hija Inés, por las cartas que leyó en el anterior episodio Bailén, y decide poner en aviso a la Condesa. La Condesa le convence de abandonar la idea de amar a Inés, y le promete una ejecutoria de nobleza y una posición administrativa en Perú. El joven las rechaza, prefiriendo una vida honrada y patriota como soldado, pero promete a la Condesa abandonar Madrid tan pronto como termine el asedio de las tropas francesas, y no volver a ver nunca a Inés.

Gabriel luchará junto con las milicias madrileñas en el asedio de Madrid, pero Napoleón pronto llegará hasta la villa, instalando su cuartel general en Chamartín de la Rosa, obligando al gobierno a capitular.

Tras la capitulación, Santorcaz es nombrado jefe de alguaciles. Gabriel se entera de que quiere prenderle, y pide ayuda a la Condesa para huir de Madrid. Ésta le proporciona un disfraz y un coche.

Justo antes de iniciar su huida, Gabriel descubre por boca de Diego Rumblar que este planea raptar a Inés para forzar su matrimonio, una idea claramente de Santorcaz.

Decidido a avisar a la Condesa, utilizará el coche y el disfraz para presentarse en el palacio de El Pardo, donde Inés y la nueva corte del rey José se han instalado, y donde Napoleón se está entrevistando con su hermano.

Allí se reencontrará con Inés, advirtiéndole de los planes de Rumblar, y jurándole nuevamente amor eterno.

Al final del episodio, Gabriel caerá presa de Santorcaz y sus alguaciles, siendo desterrado de Madrid. Así mismo, caerá nuevamente en desgracia con la Condesa por haber faltado a la promesa de no volver a ver a Inés.

Enlaces externos[editar]