Martín Tovar Ponte

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Martín Tovar Ponte

Datos personales
Nacimiento 27 de septiembre de 1772
Caracas, Venezuela
Fallecimiento 26 de noviembre de 1843
Bandera de Venezuela Caracas, Venezuela
Profesión Estadista
[editar datos en Wikidata]

Martín Antonio José Francisco Ignacio Bruno Nicolás Damián de la Madre Santísima de la Luz Tovar Blanco y Ponte Mijares[1] (Caracas, Venezuela, 27 de septiembre de 1772 - Caracas, Venezuela, 26 de noviembre de 1843), fue un estadista, parlamentario, destacado dirigente político de la Guerra de independencia de Venezuela. Fue integrante de la Junta de Gobierno de 1810, del Congreso de 1811 y firmante del Acta de Independencia.

Biografía[editar]

Nacido en el seno de una familia de la elite criolla venezolana, siendo su padre el conde de Tovar y su madre María Manuela de Ponte y Mijares, fue bautizado con los nombres de Martín Antonio José Francisco Ignacio Bruno Nicolás Damián de la Madre Santísima de la Luz. Realizó estudios de gramática en el Seminario de Caracas y en 1788 ingresó en la universidad, en la cual permaneció algún tiempo sin llegar a graduarse. Luego de esto su padre decidió enviarlo a España a formarse en la carrera de las armas, pero él prefirió dedicarse a la administración de las haciendas familiares. En 1796 contrae matrimonio con Rosa Galindo y Pacheco.[1]

Tras descubrirse la conspiración de Gual y España en 1797, las autoridades españolas lo designaron guarda de reos, aceptando el cargo con la intención de ayudar a los prisioneros. Tanto se excedió en esto que el capitán general de Venezuela Pedro Carbonell le reclamó su actitud. Normalizada la situación, ese mismo año regresó a sus ocupaciones en las haciendas. Posteriormente, participó en la llamada Conjuración de los Mantuanos, que tuvo lugar entre julio y noviembre de 1808. Arrestado a fines de ese mes, junto con otros muchos, fue llevado al cuartel San Carlos de Caracas donde permaneció 40 días en prisión. A comienzos de 1810 fue elegido diputado en representación de San Sebastián de los Reyes al Congreso de Venezuela que se reunió en Caracas el 2 de marzo de 1811. Tovar se halló presente en él desde la sesión inaugural, y fue firmante del Acta de Independencia del 5 de julio de 1811 y de la primera Constitución de la América Meridional el 21 de diciembre de ese año. El 9 de mayo de 1812 tiene su primera experiencia militar en Los Guayos, frente a las tropas de Domingo Monteverde; en junio de ese mismo año, el generalísimo Francisco de Miranda lo comisionó para viajar a Curazao y Saint Thomas en las Antillas en busca de armamentos y municiones para el ejército republicano; pero al fracasar en su misión decide regresar a La Guaira a principios de julio; poco después, las fuerzas de Monteverde invaden Caracas y Martín Tovar logra salvarse, embarcándose gracias a la intervención del cónsul norteamericano.

Desterrado fue primero a la la isla de Saint Thomas (colonia danesa para la época) y luego a Estados Unidos, donde vivió cerca de un año, regresando a Venezuela sólo después de la retoma de Caracas por parte del Libertador Simón Bolívar. En 1814 combatió contra Francisco Rosete al lado de José Félix Ribas, en las acciones de Charallave (20 de febrero), Ocumare (20 de marzo). Como comandante del escuadrón de agricultores de Caracas luchó en batalla de San Mateo el 25 de marzo de 1814 contra José Tomás Boves; igualmente el 16 de abril de ese mismo año intervino en la batalla de Arao. Posteriormente, agotado por su participación en la guerra regresa a Caracas, en los días previos a la toma de la capital por los realistas, enviando a su esposa y sus hijos menores a refugiarse en La Guaira ante el inminente ataque de los realistas a la ciudad. Los realistas al tomar Caracas en julio de 1814, ofrecieron una recompensa de 6.000 pesos a quien lo delatara; sin embargo, logró escapar hacia la isla de Saint Thomas, donde posteriormente se reunió con su familia. No obstante, las autoridades coloniales danesas de esa isla lo expulsaron en 1816 a la de Tórtola (Islas Vírgenes Británicas), acusado de ser un agente declarado de los patriotas. En 1817 regresa a Angostura, siendo nombrado el 7 de noviembre de ese año, prior del Tribunal del Consulado creado por Bolívar; y el 16 de ese mismo mes miembro del Consejo de Estado. Entre 1819 y 1824 cumplió varias comisiones en las Antillas y desempeñó diversos cargos como el de ministro y secretario de la Corte de Almirantazgo, juez de secuestros, en Margarita; y más tarde en Caracas, miembro de la comisión encargada de calificar a los emigrados admisibles en la Gran Colombia.

Tovar asistió a la Convención de Ocaña reunida en abril de 1828, y allí se alineó junto al partido de los antibolivarianos; pero al ser disuelta la Convención, algunos opositores al régimen fueron desterrados; entre ellos Tovar Ponte, quien al conocer esta decisión del gobierno, solicitó ser juzgado. Durante su tercer destierro vivió nuevamente en la isla de Saint Thomas hasta su retorno definitivo en 1830. Ese año lo designaron diputado al Congreso Constituyente de Valencia y entre las comisiones que integró estuvo la que se ocupó de los límites del Estado y estudió la reincorporación de Venezuela a la Gran Colombia con los representantes enviados por el Congreso de Bogotá. En 1831 fue comisionado junto a Alejo Fortique para entrevistarse con el general José Tadeo Monagas para poner fin a la guerra civil. Ese mismo año fue elegido senador al primer Congreso Constitucional durante el primer gobierno del general José Antonio Paez. Su casa era sitio de reunión de los opositores a la llamada Revolución de las Reformas en 1835 que intentaba derrocar al presidente José Maria Vargas. Vuelta la calma, el gobierno interino lo envió a la isla de Saint Thomas para acompañar al presidente Vargas en su regreso al país. En 1839, ejerció la alcaldía segunda de la parroquia Catedral y luego la gobernación de la provincia de Caracas; en 1842, fue uno de los patrocinantes de la Fundación de la Caja de Ahorros de Caracas. Por este tiempo apoyó como fiador a su amigo el coronel Agustín Codazzi para la publicación de sus trabajos geográficos (1840-1841) en París y favoreció sus proyectos de colonización con inmigrantes alemanes ante el gobierno del general Paez además de ofrecer a Codazzi la fianza para llevar a cabo la empresa. Como dato curioso, su sobrino Manuel Felipe Tovar era el dueño de las tierras seleccionadas por Codazzi para establecer la colonia alemana en Venezuela y las cedió gratuitamente en un sitio montañoso cercano a La Victoria, donde finalmente en 1843 se fundó el asentamiento agrícola conocido como Colonia Tovar, designado con ese nombre en honor a ambos personajes al igual que la ciudad de Tovar capital del municipio homónimo del estado Mérida.

Su padre Martín Antonio Tovar y Blanco (Caracas, 14 de enero de 1726 - Caracas, 11 de agosto de 1811) fue alcalde y luego Coronel del Batallón de Milicias de Blancos de la ciudad de Valencia. Casado con María Manuela de Ponte y Mijares procreó 12 hijos. Propietario de varias haciendas en los valles de Aragua por Real Cédula de su Majestad Don Carlos III, de fecha 17 de junio de 1771, le concede el título de Conde de Tovar con el Vizcondado previo de Altagracia. En 1796 fundó la Hacienda Santa Teresa dedicada exclusivamente al cultivo de la caña de azucar. Años más tarde, el Conde le cedió parte de las tierras a su hija Teresa, siendo éste el origen del nombre de la hacienda donde actualmente se produce el Ron Santa Teresa uno de los mejores rones del mundo. Ya anciano, participó en la llamada Conjuración de los Mantuanos, que tuvo lugar entre julio y noviembre de 1808.


Véase también[editar]

Referencias[editar]

Este artículo incorpora material de www.venezuelatuya.com, que mediante una autorización permitió agregar contenido e imágenes y publicarlos bajo licencia GFDL. Véase: Texto Original
  1. a b Fleitas Núñez, Germán (1993). Colonos y colonieros de la Colonia Tovar. Ed. Miranda. p. 23.