Ataxita

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
El meteorito Santiago Papasquiero, una ataxita encontrada en 1958 en Durango, México. Consiste en una mezcla finamente cristalina de camacita y taenita, más otros minerales menores. Santiago Papasquiero es una ataxita extraña que parece ser una octahedrita completamente metamorfizada y recristalizada. Campo de visión ~2.5 cm. Este es un corte de una superficie grabada, pulida, con ácido nítrico.

Las ataxitas (del griego; significa "sin estructura") son una clase estructural de meteoritos metálicos con un alto contenido de níquel que no muestran ninguna estructura de Widmanstatten después de su grabado.

Características[editar]

Las ataxitas, meteroritos metálicos, están compuestas principalmente de un metal originario encontrado en meteoritos que consiste en los minerales taenita con cantidades menores de plesita, troilita, y láminas microscópicas de camacita. Las ataxitas son los meteoritos conocidos con mayor porcentaje de níquel; habitualmente más de un 18%.[1]​ Debido a esto último, no desarrollan una estructura de Widmanstatten porque la camacita puede desmezclarse de la taenita sólo a una temperatura menor a los 600°C donde la difusión es ya demasiado lenta.[2]

Clasificación[editar]

La mayor parte de las ataxitas pertenecen al grupo IVB de meteoritos o son clasificadas como metálicos, sin agrupar debido a que no caben en ninguno de los grupos comúnmente reconocidos en la clasificación de meteoritos. Algunas ataxitas pertenecen al grupo IAB por su composición química y entran dentro de la clasificación de meteoritos metálicos no magmáticos (primitivos) en los subgrupos sHL (mucho Au, poco Ni), sLH (poco Au, mucho Ni), sHH (mucho Au, mucho Ni) y "sin grupo" (no caben en ningún subgrupo del IAB). Sólo una pareja de ataxitas han sido clasificadas dentro del complejo IAB y de los grupos IIF, IVA, IIAB, IIIAB.[3]

Abundancia[editar]

Las ataxitas son una clase rara de meteoritos, siendo que ninguna de las 50 caídas observadas de meteoritos metálicos corresponden a ellas. Sin embargo, el más grande de los meteoritos, el Hoba - encontrado en Namibia en 1920 con un peso de 60 toneladas -, pertenece a esta clase. Una estatua budista tibetana, El Hombre de Hierro, se supone que fue tallada a partir de una ataxita. Podría haber sido hecha de un fragmento del meteorito Chinga.[4][5]​ Otros ejemplos de ataxitas son del meteorito Dronino y piezas del Gebel Kamil.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Vagn F. Buchwald, Handbook of Iron Meteorites. University of California Press, 1975
  2. Heide, F.; Wlotzka, F. (1995). Meteorites, Messengers from Space (en inglés). Springer-Verlag. pp. 143. 
  3. «Meteoritical Bulletin Database» (en inglés). Meteoritical Society. Consultado el 18 de diciembre de 2012. 
  4. «Ancient Buddhist Statue Made of Meteorite, New Study Reveals» (en inglés). Science Daily. Consultado el 26 de diciembre de 2012. 
  5. Buchner, Elmar; Schmieder, Martin; Kurat, Gero; Brandstätter, Franz; Kramar, Utz; Ntaflos, Theo; Kröchert, Jörg (1 de septiembre de 2012). «Buddha from space-An ancient object of art made of a Chinga iron meteorite fragment». Meteoritics & Planetary Science (en inglés) 47 (9): 1491-1501. doi:10.1111/j.1945-5100.2012.01409.x.