Instrucciones por ciclo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

La unidad IPC o Instrucciones por ciclo (en inglés Instructions per cycle) indica la cantidad de instrucciones que un procesador ejecuta en un ciclo de reloj.

Normalmente se trata de un valor medio, ya que la cantidad de instrucciones ejecutadas en un ciclo de reloj en la mayoría de arquitectura de procesadores varía. Adiciones sencillas, por ejemplo, pueden ejecutarse más rápidamente que una cantidad de instrucciones con coma flotante. Para el cálculo se suelen ejecutar primero una gran cantidad de instrucciones que se dividen entonces en los ciclos de reloj (que resultan del ritmo de reloj del procesador y de los tiempos requeridos).

El Z1 de Konrad Zuse tenía, por ejemplo, un ámbito de IPC de entre 0,05 y 1.

Este valor sirve como referente para medir la eficiencia de una arquitectura, porque el producto del IPC y de la frecuencia de reloj es la cantidad de instrucciones ejecutadas por segundo (MIPS). Así, un procesador con un IPC=1 y f=500 MHz teóricamente ejecuta tantos intrucciones como otro con un IPC=0,5 y f=1000 MHz. Sin embargo, factores como pipeline de datos limitan la comparatibilidad de forma considerable.

También cabe destacar que algunos fabricantes con un ciclo o ciclo de reloj no se refieren al período de la signal de reloj, sino a un valor muy superior.

En la bibliografía especializada también se habla del valor recíproco, CPI o Ciclos por instrucción (en inglés Cycles per Instruction).

Enlaces externos[editar]