Crisis de las tijeras

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

La crisis de la tijera de precios es el nombre con el que se conoce un suceso que afectó a la economía de la Unión Soviética en su primeros años y que consistió en la existencia de un gran diferencial entre el precio de los productos industriales y agrícolas.

Del mismo modo que las dos hojas de una tijera, los precios de los bienes industriales y agrícolas divergieron, alcanzando la máxima diferencia en 1923 cuando los precios industriales llegaron a ser un 276 % más altos que en 1913 mientras que los bienes agrícolas sólo aumentaron un 89 %.

La crisis se debió a que la producción agrícola había aumentado mucho desde la hambruna de 1921-1922 y la Guerra Civil Rusa, pero la industria necesitó más tiempo para recuperarse debido a la necesidad de reconstruir las infraestructuras. El problema sólo se solucionó con la intervención del gobierno.

Para superar la crisis, el gobierno redujo los costes industriales mediante disminuciones de plantillas, la racionalización de la producción, el control de los salarios y la reducción de la influencia de los intermediarios.

Como resultado de estas acciones, el desequilibrio comenzó a disminuir. En abril de 1924, los precios agricolas aumentaron un 92 % con respecto a 1913 mientras que los precios industriales cayeron a un 131 %.