Circo romano de Tarraco

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Conjunto arqueológico de Tarraco
UNESCO logo.svg Welterbe.svg
Nombre descrito en la Lista del Patrimonio de la Humanidad.
Tarragona.Circo.Romano.jpg
Circo de Tarraco.
Coordenadas 41°06′56.9″N 1°15′24.5″E / 41.115806, 1.256806
País Bandera de España España
Tipo Cultural
Criterios ii, iii
N.° identificación 875rev
Región Europa
Año de inscripción 2000 (XXIV sesión)
[editar datos en Wikidata ]
Una de las vueltas interiores.
Cabecera oriental.

El Circo romano de Tarraco es un edificio romano conservado en la actual Tarragona (España). Se construyó impulsado políticamente por el Concilium provinciae Hispaniae citerioris, reunión anual de los representantes de la provincia Citerior, y se ubicó muy cerca del Fórum Provincial de Tarraco, dentro del recinto amurallado en la terraza inferior de la Parte Alta de la ciudad de Tarraco, capital de la provincia Hispania Citerior Tarraconensis. Es una de las localizaciones del Lugar Patrimonio de la Humanidad de la Unesco denominado «Conjunto arqueológico de Tarraco», en concreto identificado con el código 875-004.

Historia[editar]

Fue construido a finales del siglo I d.c. bajo el mandato del emperador romano Domiciano, en él se celebraban los ludi circenses (carreras de caballos). Su construcción supuso la culminación de la trasformación urbanística propiciada por la construcción de la sede del Concilium Provinciae. La organización de los juegos era asumida fundamentalmente por los sacerdotes encargados del culto imperial. Su localización urbana permitía clausurar muchas ceremonias imperiales, iniciadas en la sede conciliar, con las carreras de carros. El circo se mantuvo en uso hasta mediados del siglo V, momento en que la arena y las bóvedas perimetrales fueron trasformadas en nuevos espacios residenciales (La ciudad se recogió en la "parte alta" a partir del siglo V debido a la creciente desestabilidad del imperio romano, ocupando las antiguas instalaciones del forum provincial y del circo). Durante la edad media, a partir de la conquista y repoblación cristiana en el siglo XII el recinto es conocido como El Corral y se utiliza como sede de Ferias y transacciones comerciales. Durante las siguientes épocas se aprovecharon progresivamente las estructuras originales como soporte de las nuevas construcciones, de manera que el circo acabó por incrustarse en el mismo centro urbano de Tarragona, lo que curiosamente facilitó que sea probablemente el mejor conservado del mundo.

Se conserva y es visitable la parte de la cabecera oriental, donde se sitúa la puerta triunfalis y buena parte del graderío. Además, son visitables varias de las vueltas interiores del circo, que aguantaban el graderío superior, cuya dimensión conservada es también un récord sobre los demás circos romanos conservados. Estas vueltas se adentran en muchos casos en las entrañas del casco antiguo.

Uso del circo[editar]

  • Carreras de cuadriga (carros tirados con cuatro caballos) y bigas (con dos caballos) conducidos por los áurigas.
  • Ludi circenses (Juegos del circo).
  • Juegos teatrales.

Características técnicas[editar]

Aforo: 25.000 personas.

Forma arquitectónica: forma alargada con remate circular en uno de los lados.

Medidas: 325 metros de largo y unos 115 de ancho.

Estructura con bóvedas estructurales que hacían la función de graderío y de sillares en el pódium, las escaleras y la fachada.

Estancias y partes del circo: Podium (escenario)

Carceres (estancias con salidas hacia la arena usadas por los carros)

Spina (división longitudinal con mármol y mosaicos de la arena)

Porta Triunphalis (puerta principal)

Porta Livitensis (puerta para la salida de los heridos)

Pulvinar (tribuna presidencial)

Caveae (hileras de asientos)

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]