Agua fósil

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El agua fósil es agua subterránea que ha permanecido en un acuífero por milenios. El agua puede permanecer bajo el subsuelo alojada en acuíferos durante miles y quizás millones de años. Cuando los cambios geológicos los sellaron impidieron su recarga y quedaron atrapados dentro, convirtiéndose así en agua fosilizada. El fechado con radiocarbono ha revelado que algunos acuíferos han permanecido así desde hace 40.000 años, desde antes de la última glaciación.

El agua fósil cuenta con varios complementos, el más notable es carbono.

Los acuíferos de Ogallala y Nubia se encuentran entre las más notables de las reservas de agua fósil. La extracción del agua fósil es algunas veces referida como agua de mina dado que es una fuente no renovable.

Descubrimientos recientes[editar]

2013 mayo[editar]

En las profundidades de un mina canadiense, próxima a la localidad de Timmins, a una profundidad de 2400 metros, se ha encontrado un bolsón de agua fósil cuyo origen procede del Precámbrico, es decir que tiene entre 1500 y 2640 millones de años.[1] La edad del bolsón de agua se determinó mediante el análisis de la composición isotópica del gas disuelto. La composición y las dimensiones del acuífero inducen a pensar que podría contener formas de vida microbiana aislada durante este período de tiempo.

El agua ha permanecido atrapada en fracturas de rocas del período precámbrico que forman la estructura geológica conocida como el escudo canadiense.[2]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Una fonte sotterranea vecchia miliardi di anni (en italiano). Consultado el 18/05/2013.
  2. La edad del agua fue determinada por un grupo de geólogos de la universidad de Manchester, Lancaster, Toronto y McMaster University a Hanilton —véase: Deep fracture fluids isolated in the crust since the Precambrian era (en inglés). Consultado el 18/05/2013—.