Tratado Hay-Quesada

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Tratado Hay-Quesada es el acuerdo logrado entre los gobiernos de Cuba y Estados Unidos, en el cual este último reconoce la soberanía cubana sobre el territorio de la Isla de Pinos, hoy Isla de la Juventud.[1][2][3]

El 21 de febrero de 1901 se concluyó la creación de la segunda Constitución de la República de Cuba, que sería inaugurada el 20 de mayo de 1902. A pesar de ser bastante avanzada para la época, dicha constitución contenía la llamada Enmienda Platt (derogada en 1934), que limitaba la soberanía del país, además de que no mencionaba a la Isla de Pinos como parte del territorio nacional. Por esta razón el gobierno de los Estados Unidos reclamó como propio este territorio. En 1903 Gonzalo de Quesada, embajador de Cuba en Washington, logró convencer al gobierno norteamericano de que dicha isla había sido parte del territorio cubano desde 1511; sin embargo el Tratado Hay Quesada no fue ratificado por el senado hasta el 13 de marzo de 1925.

Referencias[editar]

  1. «Una isla siempre cubana». www.granma.cu. Consultado el 26 de abril de 2019. 
  2. D’Mares, Dr Arturo Sorhegui (29 de julio de 2015). «El Tratado Hay-Quesada; consideraciones históricas». Revista de la Biblioteca Nacional José Martí 0 (1). ISSN 1683-8939. Consultado el 26 de abril de 2019. 
  3. Sarmiento, Blanco (2015). «En el filo de una nueva comprensión de las relaciones internacionales de la República Cubana hasta 1925: Cosme de la Torriente y el andamiaje diplomático republicano». ESTUDIOS HISTÓRICOS –CDHRPyB-Año VII. Consultado el 26 de abril de 2019.