Modelos anglosajones de contabilidad de costes

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Los modelos anglosajones de contabilidad de costes son aquellas técnicas y procedimientos de cálculo y determinación del coste que durante muchos años se han utilizado en la literatura estadounidense.

Evolución[editar]

En un principio, estos modelos se basaban solo en una estructura de costes inorgánica que como ya sabemos ofrece una información escasa y poco operativa para la toma de decisiones empresariales. Sin embargo, estos modelos han perdurado a lo largo de siglo y medio, no apareciendo hasta periodos muy recientes en EE. UU., esquemas más evolucionados que proponen un tratamiento diferente pero que en definitiva, no son más que otra versión de los modelos orgánicos.

Modelos[editar]

En los modelos anglosajones, al igual que en los germanos, se distingue entre orgánico e inorgánico, presentando los anglosajones los siguientes modelos:

  • 1 Sistema por órdenes de trabajo o pedidos (por órdenes de fabricación)

Este solo se desarrolla de forma inorgánica y es aplicable cuando la producción tiene características heterogéneas. Viene a ser el equivalente al de por pedidos germano, solo que este último se desarrolla tanto orgánico como inorgánicamente.

  • 2 Sistema de costes por procesos

Este es el modelo orgánico y se caracteriza por ser aplicable cuando los productos obtenidos son homogéneos en serie. Es el equivalente aproximado al de modelo por secciones germano.

  • 3 Sistema de costes mixtos o híbridos

Contempla parte de las dos características anteriores. Dentro de este tenemos:

    • Modelo de costes por operaciones

Los cambios experimentados provocan que se adopten los modelos a las nuevas circunstancias y surgen otros modelos.

    • Modelo ABC (Activity Based Costing)
    • Modelo de costes por retrocesos Cuya implantación está totalmente subordinada a la existencia de un sistema de producción denominado Just in time JIT. El modelo de costes por retroceso se considera adjunto al JIT.
    • Modelo de costes Estándar

Los dos primeros modelos pueden considerarse como esquemas fundamentales mientras que los mixtos combinan las características de los dos anteriores.

Características[editar]

Esquemáticamente, los rasgos característicos de estos modelos son:

  • Sistema por órdenes de trabajo o pedidos y el sistema de costes por procesos.

Se enmarcan dentro de un sistema monista de contabilidad de forma que el cálculo de costes da lugar a la valoración de los inventarios y está información es directamente trasladada de la contabilidad de costes a la contabilidad financiera o externa. Ambos responden a los dos tipos de producción que existen:

  • La producción por pedidos que presenta características heterogéneas
  • La producción por proceso o en serie, que se caracteriza por la homogeneidad de los productos obtenidos.
  • Los sistemas mixtos son sistemas que se sitúan entre la orden de fabricación individualizada y la fabricación en serie, tratándose de fabricación por lotes, es decir, encargos pero no de grandes cantidades.

Todos estos modelos no constituyen unos procedimientos de cálculos absolutamente diferentes a los propuestos en Europa (germanos). Podrían ser aplicados a cualquier tipo de empresa, pero nuestro análisis se basará en empresas industriales.

Véase también[editar]