Liquidificación

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Liquidificación, a pesar de no estar incluido en el diccionario de la RAE,[1] se está utilizando en el léxico coloquial, para designar la técnica por la cual, una materia en estado sólido se transforma al estado líquido. La técnica, conocida en inglés como "Resomation", se realiza en una cámara de cremación en la que se sumerge el cuerpo, que a su vez se coloca en un ataúd de seda, lana o cuero, en agua mezclada con hidróxido de potasio a una temperatura de 180 °C, para obtener así una pila de cenizas, similares al proceso de cremación. La diferencia es que la descomposición ocurre en cuestión de 2 ó 3 horas, mientras que de forma natural el proceso puede durar hasta 20 años; y en relación a la cremación, su beneficio es, que es más silencioso y menos contaminante al medio ambiente pues su huella de carbono es mucho menor ya que utiliza 8 veces menos energía.

Química del proceso[editar]

La hidrólisis puede ser catalizada por enzimas, sales de metales, ácidos o bases. Las bases son típicamente soluciones acuosas de hidróxidos de metales alcalinos tales como hidróxido de sodio (NaOH) o hidróxido de potasio (KOH). Con el calentamiento de los componentes se acelera drásticamente la hidrólisis. Al igual que las proteínas, ácidos nucleicos, carbohidratos y lípidos poliméricos, fueron hechas por los organismos a través de la condensación de bloques de construcción, por lo que se les puede despolimerizar, o deshacer, por hidrólisis. 

Para formar péptidos y proteínas, los aminoácidos se unem el uno al otro en un enlace peptídico en el que el grupo carboxilo de un aminoácido se condensa con el grupo amino de otro aminoácido con la eliminación de agua. Todos los polipéptidos están formados, principalmente, por carbono, hidrógeno, nitrógeno y oxígeno, junto con cantidades más pequeñas de otros elementos, principalmente de azufre y fósforo. La hidrólisis invierte la condensación de los aminoácidos en las proteínas por la ruptura, en medio ácido o alcalino-catalizada, de los enlaces peptídicos y la adición de agua. El hidróxido de potasio o mezclas de hidróxido de potasio e hidróxido de sodio son las soluciones alcalinas preferidas debido a la inestabilidad de las soluciones de concentrado (50%) del stock de soluciones de NaOH a temperaturas por debajo 20 °C. Todas las proteínas, independientemente de su origen, son destruidos por la hidrólisis alcalina.

Referencias[editar]

  1. No debe confundirse con licuefacción, aceptado por la RAE- es Licuefacción.

Enlaces externos[editar]