Fiel de fechos

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El fiel de fechos era, en el Antiguo régimen, la persona habilitada para suplir al escribano público, al contable y al alguacil en los ayuntamientos de aquellas aldeas o municipios pequeños de España y sus colonias que no lo tenían. No debe ser confundido con el fiel de lides, el fiel cogedor o cillero, o el fiel almotacén.

Era, pues, principalmente, un fedatario o testigo de los hechos inscritos en los documentos legales. El oficio aparece en la administración borbónica española del XVIII para impedir abusos en las aldeas; quien lo detentara debía poseer cierta instrucción y por lo menos saber leer y escribir y las cuatro operaciones. Lo nombraba el Ayuntamiento, y el nombrado no podía rechazar el cargo sino a costa de cuantiosa multa; debía asistir a las sesiones del mismo y era un cargo anual que en teoría no debía repetirse en los tres años posteriores al mandato, aunque esta disposición se quebrantaba con frecuencia por la dificultad de conseguir los candidatos adecuados.

Entre sus misiones figuraban también revisar las cuentas de la aldea, anotar cantidades pagadas por cada uno de sus vecinos, ejercer como escribano y notario de la aldea y ser alguacil si hubiera que prender vecinos, custodiarlos, practicar diligencias preliminares de causas criminales (por ejemplo, reconocer cadáveres), o hacer el sorteo de quintas del ejército. En suma, eran oficiales auxiliares del Corregidor. En compensación percibían retribución por las diligencias en las que actuaban: dos tercios de lo que cobraban los escribanos, según Marcelo Martínez Alcubilla (1869). Ya en el siglo XIX el oficio fue sustituido por el de Secretario de ayuntamiento.[1]

En los concejos de la provincia de Álava, se conserva el cargo "fiel de fechos" que ejerce las funciones de secretaría, tanto de la Asamblea Vecinal como de la Junta Administrativa.[2]

Referencias[editar]

  1. Marcelo Martínez Alcubilla, Diccionario de la administración española, peninsular y ultramarina: compilación ilustrada de la novísima legislación de España en todos los ramos de la administración pública, 1869, vol. VI, p. 793: https://books.google.es/books?id=MqpDAAAAYAAJ&pg=PA795&dq=fiel+de+fechos&hl=es&sa=X&ved=0CC8Q6AEwA2oVChMI9c6pqOiMyQIVSzkaCh04DQjn#v=onepage&q=fiel%20de%20fechos&f=false
  2. Diputación Foral de Álava (1995). «Artículo 17.1 de la NORMA FORAL 11/1995, de 2O de marzo, de Concejos del Territorio Histórico de Álava». www.eudel.eus. Consultado el 23 de noviembre de 2016.