El cabo primero

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
El cabo primero
El cabo primero
Caballero.png
Autor Carlos Arniches
Género zarzuela
Actos 1 acto, 4 cuadros
Publicación
Idioma Español
Música
Compositor Manuel Fernández Caballero
Puesta en escena
Lugar de estreno Teatro Apolo
Fecha de estreno 24 de mayo de 1895
Personajes véase Personajes
Libretista Carlos Arniches y Celso Lucio

El cabo primero es una zarzuela cómica en un acto, dividido en cuatro cuadros. Con libreto de Carlos Arniches y Celso Lucio, y música del maestro Manuel Fernández Caballero. Se estrenó con gran éxito en el Teatro Apolo de Madrid, el 24 de mayo de 1895.

Comentario[editar]

Esta obra es un ejemplo de los temas militares llevados al terreno de la zarzuela. Carlos Arniches utiliza todas sus habilidades y recursos, para crear una obra interesante, con una trama sencilla pero bien llevada, creando personajes cómicos tan entrañables como el soldado Parejo y situaciones divertidas de gran efecto.

Por la parte musical, Manuel Fernández Caballero crea una variedad de números musicales en donde se puede apreciar la maestría a la hora de crear música popular. Se puede destacar de ella la romanza de Rosario, el Coro de Rancheros, o la divertida instrucción de las muchachas, que hoy en día se siguen recordando con agrado.

Personajes[editar]

Personaje Tesitura Reparto del estreno, 24 de mayo de 1895
Parejo, soldado torpe y sobrino de Fabian actor Manolo Rodríguez
Juan, soldado enamorado de Rosario actor José Riquelme
Juan, soldado enamorado de Rosario actor José Riquelme
Fabián, tío de Parejo y hombre con un hijo ilegítimo tenor José Mesejo
Victorio, médico militar y amigo de Fabián actor
Melindres, soldado amigo de Parejo actor
Rosario, novia de Juan soprano Joaquina Pino
Simona, criada fiel amiga de Rosario actriz Pilar Vidal

Argumento[editar]

Acto único[editar]

La acción se desarrolla en un campamento militar cercano a un pueblo de Salamanca, en la época del estreno (1895)[1]

Cuadro primero[editar]

En el campamento, los reclutas se preparan para la instrucción. Parejo, le dicta una carta a Juan, el cual es el escribano de los soldados; al llamar al toque todos marchan. Llega Fabian, buscando a Victorio, el médico militar. Cuando llega, le pide urgente un permiso para el soldado Parejo, revelando que en realidad es hijo suyo, al cual nunca ha visto y quiere reconocerlo como legitimo, ya que Parejo lo conoce solo como su tío .Don Victorio encuentra una solución, fingiran que está enfermo y lo mandará a la casa de Fabián, en el pueblo.

Juan ha observado la conversación y comenta con Simona, la criada de Fabián, la extrañeza de la visita al campamento, presupone que es por sus relaciones con Rosario, la hija de Fabián, a las cuales se opone. Simona le da una cita de Rosario, en el jardín de la casa, y que esta, en caso de alarma, imitará a un perro. Mientras, Victorio trata de convencer a Parejo de su enfermedad para mandarlo a casa, a lo que él accede con alegría marchándose con el pelotón de torpes.

Cuadro segundo[editar]

A las afueras del campamento, está Rosario con sus amigas, las cuales tratan de animarla. Entra Simona con noticias de Juan, el cual ha aceptado la cita. Fabián comenta a Colas, un pretendiente de Rosario, sobre el amor de ella, asegurándole su afecto, cosa que Colas no termina de creer.

Llegan los soldados y realizan la instrucción, causando sorpresa en las muchachas, retando a los soldados a hacer la instrucción. Al final desfilan las muchachas ante las órdenes del sargento.

Cuadro tercero[editar]

En el bosque cercano al campamento, Juan corre a su cita con Rosario. Por otra parte, Parejo comenta con Melindres su buena suerte, al poder ir a casa de su tío y disfrutar de un poco de descanso, suscitando la envidia de Melindres.

Cuadro cuarto[editar]

En una sala de la casa de Fabián, están todos preparándose para dormir, Fabián está nervioso por quedarse a solas para ver a Parejo, el cual vendrá esa noche.

Al quedar la escena sola, entra Juan por la ventana, buscando a tientas la entrada al cuarto de Rosario, provocando mucho ruido. Entra Fabián y abraza a Juan pensando que es su hijo, corre a llamar a los demás para presentarlo. Rosario y Simona reconocen a Juan y tratan calmaro, y que siga la farsa, llega Parejo causando el terror en los demás, le suplican que marche y no revele su visita, él se niega en rotundo. Rosario lo convence y lo esconde dentro del armario, al llegar Fabián ensalza a Juan y le anima a abrazar a Rosario.

Colas entra y cuenta todo lo que ha visto desde la ventana donde se había escondido, Fabián monta en cólera y trata de pegar a Parejo, pensado que es el novio que ronda a su hija. Juan pide calma y se revela que Parejo no es el hijo, sino que el verdadero hijo llegará pronto en otro regimiento, y Juan demuestra la verdad de su cariño a Rosario, conmoviendo a Fabián. Concluye la obra con la felicidad de Rosario y Juan.

Números musicales[editar]

  • Acto único[2]
    • Introducción, Sargento y coro general: "Ta, tarara, taratatata"
    • Rancheros: "Hoy nos ha salido el rancho muy bueno"
    • Coro: "Cuéntanos Rosario todos tus pesares"
    • Romanza de Rosario: "Yo quiero a un hombre con toda el alma"
    • Sargento y Coro general: "¡De frente! ¡Qué tipos tan raros!"
    • Bis (Orquesta)
    • Rosario, Parejo, Simona y Juan, Final: "¡Ah, se pue pasar!"

Referencias[editar]

  1. Carlos Arniches. Obras Completas-Tomo II (Teatro. 1895-1900). Ed. Biblioteca Castro. Turner. Madrid. 1995
  2. Varios autores. Diccionario de la zarzuela. Ed. ICCMU. Madrid. 2002