Presión fiscal

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Presión tributaria o presión fiscal es un término económico para referirse al porcentaje de los ingresos que los particulares deben aportar al Estado en concepto de impuestos. De ese modo, la presión tributaria de un país es el porcentaje del PIB recaudado por el Estado por impuestos. La presión tributaria se mide según el pago efectivo de impuestos y no según el monto nominal que figura en las leyes, de tal modo que, a mayor evasión impositiva menor presión, aunque formalmente las tasas impositivas puedan ser altas. De hecho en países con alta tasa de evasión, el Estado usualmente eleva la presión impositiva sobre los habitantes con menos posibilidades de evasión, usualmente los consumidores.

En general puede decirse que en las economías desarrolladas, la presión tributaria total se ubica por encima del 30% y hasta el 50% en países como Suecia.[1]

Véase también[editar]

Fuentes[editar]

Referencias[editar]

  1. "Todos los países los que le va bien están trabajando con una presión tributaria del 30, 40 y hasta del 50 por ciento como en Suecia". Alberto Abad. Argentina: Recaudación tributaria fue récord con 14.535,3 millones, Asteriscos, 1 de febrero de 2007.

Enlaces externos[editar]