Soi Fon

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Soi Fon
砕蜂
(Soifon)
Sexo Femenino
Fecha de nacimiento 11 de febrero
Bleach
Nombre real Shaolin Fong
Altura 1,50 m
Peso 38 kg
Ocupación Shinigami
Capitana del 2º División
Familia Todos sus hermanos mayores fallecidos.
Seiyū Tomoko Kawakami - Houko Kuwashima (segunda voz)
Doblador(es)

Bandera de España Mar Roca

Bandera de México Karla Falcón
Habilidades especiales
Zanpakutō
  • Shikai: Suzumebachi
  • Bankai: Jakuhō Raikōben

Shaolin Fong (蜂 梢綾, Pinyin Fēng Shaolíng), mejor conocida como Soi Fon (砕蜂, Pinyin Sùifēng, jyutping Seoi3 fung1 ), es un personaje del manga y anime de Bleach. Es la capitana de la 2ª División y su teniente es Marechiyo Ōmaeda.

Apariencia y personalidad[editar]

Soi Fon es una mujer fuerte y dura, con un cuerpo atlético, especializada en operaciones especiales. Debido al "Respira" de Barragan, perdió el brazo izquierdo. Bajo el uniforme estándar de capitán shinigami lleva el uniforme del comandante de los Ejecutores, caracterizado por no tener tela en la espalda ni en los hombros. Porta su zanpakutō a la espalda, costumbre poco habitual entre los shinigamis, como Harribel. Lleva el pelo largo azulado, el cual parece corto debido a que está atado con dos largas trenzas envueltas en tela con una anilla atada en el extremo de cada una.Al contrario de los Haori de los otros capitanes, el suyo está sin mangas y es de color blanco. Las únicas cualidades estándar de su uniforme son un cinturón sash de color amarillo anudado por encima del Haori y unos zapatos chinos tradicionales muy ligeros y adaptados especialmente para entrenar en artes marciales.

Soi Fon es leal y firme. Cree en el trabajo duro y en cumplir a rajatabla las órdenes, sin pararse a divagar en si éstas son justas o injustas. Es fría y reservada, pero de sentimientos muy intensos con respecto a los pocos que se ganan algún lugar en su corazón. Su máxima aspiración es cumplir con su deber y acabar con todo aquel que se interponga entre ella y su misión como oficial de la Corte de los Espíritus Puros, incluso aunque sean sus propios subordinados.

Historia[editar]

Pasado[editar]

Soi Fon (cuyo nombre de nacimiento es Shaolin Fong) pertenece al clan Fong, una familia de nobles menores afiliada al Clan Shihouin, al que servían como miembros del Cuerpo de Operaciones Especiales (o Cuerpo Secreto). De hecho, aquellos que no conseguían entrar en el escuadrón de los Ejecutores (el primer escuadrón del Cuerpo Secreto) eran expulsados del clan. Gracias a su esfuerzo Soi Fon consiguió entrar y, tras años de duro trabajo y el presenciar el trágico sacrificio de sus cinco hermanos mayores (sus 2 primeros hermanos murieron en su primera misión, los otros 2 en la segunda y finalmente su último hermano en la sexta misión), pasó a formar parte del destacamento de guardaespaldas de la Comandante Suprema, Yoruichi Shihouin un poco más de 100 años antes de la saga actual. Ésta acogió a la joven Soi Fon como su protegida, enseñándole muchas de sus técnicas y llevándola consigo a las misiones. A pesar de que Soi Fon se menospreciaba muy a menudo, su progreso fue muy rápido y la única queja que tenía Yoruichi de ella era su insistencia en llamarla con títulos honoríficos en vez de simplemente "Yoruichi". Soi Fon, que adoraba a su comandante como a una verdadera diosa, era feliz con esa vida pese a los peligros de su trabajo.

Esta felicidad se rompió cuando Yoruichi ayudó a escapar de la Sociedad de Almas a su amigo Kisuke Urahara, convirtiéndose ella misma en una exiliada y viéndose obligada a partir precipitadamente. Esa "traición" hirió profundamente a Soi Fong, que la sucedió en el mando del Cuerpo Secreto.

Sociedad de almas[editar]

Soi Fon se vuelve a encontrar con su antigua líder después de que Ichigo aborte la ejecución de Rukia. Yoruichi se lleva a Soi Fon a un bosque donde ambas pelean usando todas las técnicas a su alcance. Soi Fon, para su ataque final, decide usar una técnica que proclama haber inventado hace poco y a la que ni siquiera ha dado nombre todavía. Para su desgracia, Yoruichi conocía esa técnica de mucho tiempo atrás y con un dominio superior al de Soi Fon, a la que neutraliza con facilidad. Entonces Soi Fon se derrumba y confiesa entre lágrimas que la verdadera razón de su odio hacia Yoruichi no es que ésta "traicionara" a la Sociedad de Almas o su supuesta arrogancia de creerse la mejor, sino que Yoruichi no la llevase con ella cuando se escapó 100 años atrás.

Después ambas intervienen para detener a Aizen, pero éste se escapa gracias a un rayo de transporte utilizado por los Menos para llevarle a él y su grupo de traidores al mundo de los hollows. Para cuando Yoruichi vuelve al mundo humano con Ichigo y compañía, ambas han hecho las paces y Soi Fon ha pasado del odio a la admiración (como lo era antes) hacia su antigua maestra.

Los Bount (solo ánime)[editar]

Tras ayudar a Yoruichi a recolectar datos sobre los Bound para la Sociedad de Almas, Soi Fon se encarga de aumentar paulatinamente la seguridad del Seireitei por precaución. También actúa como enlace entre Yoruichi y Urahara. Cuando los Bound atacan el Seireitei, los miembros de su división son los primeros en responder, pero caen derrotados. Mientras, Soi Fon se dirige a los agentes de las fuerzas especiales, pero varios de éstos han caído bajo el dominio de Rizu, la mascota del Bound Mabashi. Uno de ellos le lanza un bitto, que le inyecta veneno de fuerza espiritual corrompida. El veneno le impide pelear bien contra Mabashi que, no queriendo arriesgarse, la abandona para dejarla morir lentamente. Entonces Soi Fon recuerda que puede usar el veneno de Suzumebachi para contrarrestar el de bitto. Así, cuando Mabashi vuelve, Soi Fon finge estar moribunda y, rápidamente, clava su zanpakutoh sobre la houmonka que le había grabado antes. Tras dos minutos de agonía, Mabashi muere y con él su mascota, liberando de paso a todos los shinigamis controlados.

Batalla por Karakura[editar]

No se le vuelve a ver sino hasta que tiene lugar la batalla por Karakura en la que le hace un comentario sarcástico a su teniente instándolo a huir si siente que no puede hacer algo contra Aizen y sus secuaces. Luego, se dispone a luchar contra un Arrancar de la fracción de Barragan, Ggio Vega, con el cual después de muchos envistes y golpes de gran potencia logra vencer a su contrincante de una forma poco habitual, para lo cual parece que se prepara para enfrentarse a Barragán; el espada logra arrinconar a una exhausta Soi Fon y a su teniente, después este le pregunta a su capitana por que no se quitan los limitadores y poder enfrentarse con todo su poder, pero la shinigami le explica a Ōmaeda que desde el comienzo han estado usando todo su poder, a lo que el espada se decepciona del nivel de sus contrincantes y saca su enorme zanpakutō; después de que Barragan deja herida a Soi Fon, le explica a la capitana que cada espada representa un aspecto de la muerte y que él representa el aspecto de la vejez (o sea el tiempo) y le enseña su habilidad tocándole el brazo y este se rompe ya que la habilidad del espada es controlar el tiempo de todo lo que lo rodea y decide ponerle fin a la batalla liberando su resurrección Arrongante; Soi Fon queda sorprendida al ver la esquelética apariencia del arrancar, a lo que éste ejecuta una técnica llamada "Respira" creando una especie de atmósfera que lo pudre todo, a lo que Soi Fon huye pero aun así le alcanza el brazo izquierdo que previamente Barragan le había roto carcomiéndole todo el brazo reduciéndoselo hasta los huesos. Desesperada, Soi Fon le pide a Ōmaeda que le corte el brazo, a lo que el arrancar al ver la escena, ironiza que incluso un shinigami (que significa “Dios de la muerte”) le teme a la muerte;[1] Soi Fon le encomienda a Ōmaeda distraer al espada para tener tiempo de pensar una estrategia; para que luego Soi Fon libera su bankai logrando sacar a su teniente de grandes aprietos, y diciendo estas palabras: “yo no quería mostrar mi bankai por que daña mi orgullo; ya que es demasiado grande para ocultarlo, demasiado pesado para moverse, y su ataque es demasiado llamativo para ocultarlo al enemigo”, lanza un gran proyectil impactando en Barragan.[2] [3] Despues de que aparece Wonderweiss quién disipa con su grito la densa humareda de la explosión del Bankai, se comprueba que Barragan no ha muerto.La situación parecía desfavorable para Soi Fong y el resto de capitanes Shinigami cuando en ese mismo momento llegan Shinji Hirako y el resto de los Vizards a salvar la situación aliandose en favor de los Shinigamis en contra de Aizen.Hachigen Ushoda, uno de los Vizards decide aliarse con Soi Fong, más ésta al llegar él, hace de cuenta que no le reconoce pero aun así, decide ayudar a su antigua amiga.Es entonces cuando se enfrenta con Barragan encerrándolo en una barrera cuando para su sorpresa este usa su Respira, y cuando el Espada le argumenta que el Kidoh también envejece, este se ve en apuros y le pide a Soi Fon que le ayude con su Bankai, ésta le pregunta que quién le había dicho de eso, y piensa en Kisuke Urahara, al cual afirma que odia. El Vizard le propone un trato para que lo pueda ayudar.

Hachi hace diversas Barreras para mantener encerrado a Barragan y le dice que anteriormente se escapó del Bankai de la capitana porque había usado su Respira para hacer envejecer el ataque antes de que llegara a él, y así la explosión no lo pudiera alcanzar, y por eso lo encerró en las barreras, para que así la explosión lo pudiera alcanzar gracias a que descubre que Barragan sólo puede usar su habilidad cada ciertos periodos de tiempo.Así pues Soi Fon libera el Bankai y le dice a Hachi que confirme su trato, el cual consiste en encerrar a Kisuke Urahara en una prisión de Kido durante un mes. Hachi acepta la oferta y así Soi Fon dispara su Bankai y el Espada los maldice, el ataque acierta tal como Hachi lo predijo, Barragan no pudo usar su Respira para disminuir el daño del ataque de su enemigo y recibe de lleno el impacto más no llega a morir.No es sino hasta cuando Barragan llevado por la furia, comienza a usar Respira sobre sus enemigos y en ese momento uno de los ataques de Barragan alcanza el brazo de Hachi quién inteligentemente usa esta desventaja a su favor teletransportando su brazo infectado al interior del cuerpo del Arrancar matándolo finalmente.

Tras este combate Soi Fon admite que no puede usar su Bankai seguido ya que como ella dice, sólo puede utilizarlo una vez cada tres días y haberlo usado dos veces la dejó exhausta por completo.Aunque está físicamente agotada después de su combate con Barragan, Soi Fon se dispone a combatir contra el propio Sōsuke Aizen, junto a otros muchos Shinigamis y Vizard, con el fin de proteger a Ichigo Kurosaki, evitar que éste contemple el shikai de su enemigo y permitirle aprovechar cualquier descuido de Aizen para abatirle.

Antes de comenzar su lucha contra Aizen, Soi Fon le dice a Ichigo que cualquier apertura en la defensa de Aizen, solo durará breves segundos y que perderá cualquier oportunidad de acertar cualquier ataque.Así mismo le revela que el propósito de estar a esta guerra es meramente para sobrevivir y que la idea de proteger el mundo o ayudar a los demás son meras excusas morales para quedar bien con el resto.La Capitana de la 2ª División se enfrenta cara a cara con Aizen, quien critica una actitud tan impropia de alguien de su jerarquía dentro de las fuerzas especiales. Soi Fong se niega a tomar en consideración las palabras del Shinigami traidor y mediante su increíble velocidad, crea un gran número de clones con los que ataca de forma simultánea a su oponente. Antes de que Aizen pueda reaccionar, Soi Fon le golpea dos veces en el mismo lugar con su shikai. Aizen alaba una técnica como aquélla, mas le da una enorme sorpresa a Soi Fon al decirle ominosamente que los combates de Shinigamis son combates de poder espiritual, y que con el suyo puede cancelar una habilidad tan letal como es el Nigeki Kessatsu. Aun así, los esfuerzos de Soi Fon combinados con los de Shunsui Kyōraku, Shinji Hirako y Tōshirō Hitsugaya parecen dar sus frutos, al ser Aizen atravesado por la espalda por la Zanpakutō del joven Capitán de la 10ª División. Desgraciadamente, todo resulta ser una ilusión proyectada por el propio Aizen, que había hecho que Hitsugaya atravesase en realidad a su amiga Momo Hinamori.Ante el cambio tan radical de la situación, Soi Fon no tiene tiempo de reaccionar y es herida junto con sus compañeros Shinigami por Aizen en un instante.

Habilidades[editar]

Al igual que Yoruichi, Soi Fon es una experta en el combate mano a mano y en artes demoníacas (kidō). Para el asombro de su mentora, ha descubierto por su propia cuenta como combinar ambas en una técnica muy poderosa, peligrosa y de difícil control llamada shunkō (瞬閧 Grito Instantáneo?). Aunque ella creía haberla inventado, en realidad Yoruichi lo había hecho mucho antes y le había dado el nombre. De hecho, el uniforme de Comandante de los Ejecutores fue diseñado en base a dicha técnica, pues mediante el shunkō se concentra gran cantidad de magia demoníaca en la espalda y los hombros, desintegrando cualquier tela que haya sobre ellos.

Soi Fon también es muy hábil en el uso de shunpo, un paso tan veloz que parece teletransportarse. Aunque no alcanza el nivel de Yoruichi, que le ha granjeado a ésta el título de Diosa de la Velocidad, ha mejorado notablemente desde su juventud hasta el punto de sorprender a su misma maestra en su reencuentro.

Zanpakutō[editar]

Shikai: Suzumebachi[editar]

Su zanpakutō recibe el nombre de Suzumebachi (雀蜂 Avispa?) y el comando para liberarla es: Aguijonea a tus enemigos hasta la muerte (尽敵螫殺 jinteki shakusetsu?).En su primera liberación o shikai, Suzumebachi, antes una espada mezcla entre Wakizashi y sable chino, adopta la forma de un aguijón de color dorado y negro engarzado en su mano. Suzumebachi posee un ataque llamado Muerte en dos pasos (二击 决杀 Nigekki Kessatsu?) con el cual al golpear a un enemigo, tatúa en su piel y su ropa una marca en forma de mariposa denominada hōmonka (蜂紋華 marca de la abeja?) alrededor del punto del golpe. Si Suzumebachi vuelve a alcanzar ese mismo punto, el enemigo muere sin remisión, aunque, como demostró Aizen, si su oponente es notablemente más poderoso que ella, puede neutralizar esta habilidad. Si bien en su juventud las houmonka tenían un límite de tiempo, ahora sólo desaparecen cuando Soi Fon así lo desea.

Bankai: Jakuhō Raikōben[editar]

La liberación completa de Suzumebachi recibe el nombre de Jakuhō Raikōben (雀蜂雷公鞭 Látigo de trueno de la avispa?) adquiriendo la apariencia de una armadura protectora sujeta al brazo derecho en forma de gran cañón el cual tiene adosado un enorme misil cuyo tamaño supera a la propia Soi Fon. La razón por la cual la shinigami no utiliza su bankai es porque en sus propias palabras "me ofende como integrante de la segunda división, ya que con su gran tamaño me es imposible esconderme, con su enorme peso me es difícil moverme y la forma en la que ataca es demasiado llamativa para ser considerada asesinato sigiloso " (dado que los miembros de la segunda división son especialistas en asesinatos sigilosos). A diferencia de Suzumebachi, Jakuhō Raikōben es un arma para atacar a larga distancia, al poder lanzar el misil en un inmenso despliegue de poder espiritual. Una vez disparado, del misil surgen algunas placas que aumentan más si cabe su velocidad, e impacta contra su objetivo formando una enorme explosión, que genera una ráfaga de energía tan potente que es capaz de lanzar a varios metros de distancia a todos los que se encuentran en su alrededor, el impacto es tan devastador que es capaz de romper la tela de acero que Soi Fon usa para evitar la fuerza de retroceso que provoca su Bankai al ser disparado, aunque no se sabe si esta es la primera vez que la utiliza. El nombre de esta tela es Ginjōtan (銀条反 Banda de plata invertida?). El disparo de Jakuhō Raikōben parece requerir un gran esfuerzo a la Capitana de la 2ª División, llegando a perder ésta el aliento una vez que ha efectuado su ataque. Según la misma capitana, sólo puede utilizar su bankai una vez cada tres días y durante la pelea contra Barragán lo usó dos veces seguidas, quedando casi exhausta.

Referencias[editar]

  1. Bleach 357: The Colossus of Fear
  2. Bleach 360 : Shock of the Queen
  3. Bleach 361 : I hate loneliness, but it loves me