Línea Hindenburg

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

La Línea Hinderburg fue un vasto sistema defensivo de trincheras en el noroeste de Francia construido por los soldados de Alemania durante la Primera Guerra Mundial.

Historia[editar]

La Línea fue construida entre 1916 y 1917 y se extendía a lo largo de 160 km, empezando por Lens cerca de Arras hasta el río Aisne cerca de Soissons por medio millón de civiles alemanes y prisioneros de guerra rusos.[1]

La idea de construir la línea fue de los Generales Paul von Hindenburg y Erich Ludendorff durante las etapas finales de la Batalla del Somme. Se planeó construir la línea defensiva a través de un saliente del frente alemán; de esta manera al retroceder a estas posiciones defensivas, la longitud del frente alemán se acortaba en 50 km, lo que permitía enviar a reserva a 13 divisiones alemanas. La retirada a la Línea Hindenburg se realizó en febrero de 1917, y el territorio entre el antiguo frente y el nuevo fue dejado devastado, siguiendo la política alemana de tierra quemada. Las fortificaciones incluían búnkers de cemento con emplazamiento para ametralladoras, líneas de alambres con púas, túneles para el movimiento de las tropas, profundas trincheras y puestos de mando. A un kilómetro al frente de la línea estaban estacionadas tropas para escaramuzas, que debían retrasar el avance enemigo.

La Línea Hindenburg podía dividirse en cinco secciones:

De las cinco, la Línea Sigfrido o Siegfried Stellung fue considerada la más fuerte.

La Línea Hindenburg cayó en septiembre de 1918 durante la Ofensiva de los Cien Días aliada. Justo después una revolución obrera en Berlín presionó al gobierno alemán a firmar el armisticio que puso fin a la guerra y al II Imperio Alemán, Segundo Reich.

Referencias[editar]