Gran Huracán de 1780

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El Gran Huracán de 1780, Huracán San Calixto[1] o Gran Huracán de las Antillas[1] es considerado como el primer huracán con mayor número de víctimas mortales de los que se tienen datos. Alrededor de 22 mil personas murieron cuando la tormenta azotó Martinica, Sint Eustatius y Barbados entre el 10 de octubre y el 16 de octubre de 1780 [1]. Miles de muertes ocurrieron también en el mar, entre las flotas británicas, francesas que se disputaban el área por la Revolución Americana, holandesas y españolas.

Recorrido de la tormenta[editar]

La tormenta se originó en el mar Caribe y persistió cerca de Barbados por dos días. La flota comandada por el almirante británico George Brydges Rodney, que había zarpado de Nueva York a las Indias Occidentales, fue dispersada y dañada por la tormenta. Al llegar a Barbados, el almirante Rodney encontró que ocho naves de guerra, de las 12 que había dejado allí, estaban completamente perdidas y la mayoría de sus tripulaciones se había ahogado.

La destrucción fue tan extensa que un explorador británico, enviado para calibrar los daños, creyó erróneamente que un terremoto había acompañado a la tormenta. La isla fue arrasada casi completamente. Docenas de pesqueros no regresaron de sus viajes. Casi todas las familias que vivían en la isla perdieron a alguno de sus miembros en la tormenta.

En Martinica el huracán causó 9.000 muertes y en Sint Eustatius, cuatro o cinco mil. Posteriormente avanzó por Puerto Rico, La Española y se acercó a Florida.

Referencias[editar]

  1. a b Mújica-Baker, Frank. «Huracanes y Tormentas que han afectadi a Puerto Rico». Estado Libre Asociado de Puerto Rico, Agencia Estatal para el manejo de Emergencias y Administracion de Desastres. pp. 8.