Barry Horne

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Barry Horne
BarryHorne.gif
Nacimiento 17 de marzo de 1952
Flag of the United Kingdom.svg Reino Unido
Fallecimiento 5 de noviembre de 2001 49 años
Nacionalidad británico
Ocupación activista

Barry Horne (17 de marzo de 19525 de noviembre de 2001) fue un activista británico en favor de los derechos de los animales que murió a causa de una falla al hígado en el hospital Ronkswood, Worcester en noviembre de 2001, después de protagonizar 4 huelgas de hambre, mientras cumplía una sentencia de 18 años de cárcel por plantar dispositivos incendiarios. Horne dijo que su meta era persuadir al gobierno británico de llevar a cabo una discusión pública sobre las prácticas de prueba en animales en el Reino Unido, algo que el Partido Laborista prometió cuando llegó al poder en 1997.[1]

Trasfondo[editar]

BarryHorne-with-Rocky1.jpg
Horne y su hijo jugando con el delfín Rocky durante secretas visitas nocturnas, antes del intento de Horne de soltar a Rocky en el mar.

Siendo un ex recolector de basura de Northampton, divorciado y con un hijo pequeño, Horne atrajo la atención pública en los años 1980 después de un intento de rescatar a "rocky", un delfín nariz de botella mantenido en una pequeña piscina de concreto en Marineland, en Morecambe, Lancashire,[2] por lo que recibió una sentencia de 6 meses de cárcel.

Se le acusa de iniciar lo que los medios llamaron "una campaña incendiaria" a comienzos de los 90's, ya que se le imputa el incendio que destruyó propiedad de Boots the Chemists en Newport en la Isla de Wight (compañía que testea productos en animales) que causó un daño económico estimado en 3 millones de libras en 1994. También incendió tiendas en la isla, las cuales vendían abrigos de pieles, y eventualmente fue detenido por la policía portando un dispositivo incendiario.

Muerte[editar]

Barry Horne falleció el lunes por la mañana, el 5 de noviembre de 2001, debido a una falla en el riñón después de una huelga de hambre en la cárcel desde el 21 de octubre de ese año. Barry estaba cumpliendo una sentencia en prisión por 18 años por participar en una campaña por los derechos de los animales durante dos años que incluía el incendio premeditado como una estrategia.

Al momento de su muerte, a la edad de 49 años, Horne no había comido en 15 días, pero estaba debilitado por huelgas de hambre previas, de las cuales la más larga duro 68 días y lo dejó parcialmente ciego y con daño al riñón. En el funeral de Horne, activistas por los derechos de los animales, muchos de los cuales lo recuerdan como un héroe, sostenían un lienzo con las palabras "Labour lied, Barry died" ("Laborista mintió, Horne murió").

La reacción de los medios de comunicación a su campaña y a su muerte fue hostil. Kevin Toolis escribió en The Guardian: "En vida el fue un don nadie, un basurero convertido en incendiario. Pero muerto Barry Horne se alza como el primer verdadero mártir del más exitoso grupo terrorista que Bretaña ha conocido jamás, el movimiento por los derechos de los animales".[3]


Referencias[editar]

  1. New Labour, New Britain, New Life for Animals, Labour Party, 1996.
  2. Animal rights man dies on hunger strike - This Is Lancashire
  3. Toolis, Kevin. "To the death", The Guardian, 7 de noviembre de 2001.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]