Zacarías González

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Zacarías González (Salamanca, 11 de febrero de 1922 - Alicante, 4 de octubre de 2003) es un pintor español.

Biografía[editar]

Sus dotes artísticas se manifiestan desde muy temprana edad. A los 14 años ya es contratado como ilustrador en La Gaceta Regional. Cursa los estudios de Magisterio en Salamanca y los de Bellas Artes en Madrid y Sevilla.

En 1949 realiza su primera exposición individual en la Escuela de San Eloy, en la que ya era profesor de dibujo y donde también realiza en 1984, con motivo de su jubilación docente, su importante exposición retrospectiva. Obtiene en 1960 el Premio Biosca y en 1986 la ciudad de Salamanca le concede la Medalla de Oro de la Ciudad.

Su obra se expone en España y en el extranjero (Francia, Suiza, Italia, Japón, Hispanoamérica...). Zacarías González es uno de los artistas más importantes que ha dado la ciudad de Salamanca. Su obra es de una gran personalidad y extraordinaria calidad técnica. Vivió apasionadamente entregado a la pintura. Fue un artista inmerso en la contemporaneidad a la vez que en la historia de la pintura y de la cultura.

Falleció en 2003 durante una de sus estancias habituales de descanso en Alicante. Su familia donó a la Fundación Caja Duero la obra y propiedades del artista con la finalidad de que la Fundación se encargara del mantenimiento, conservación y difusión de la obra intelectual y artística del pintor. La donación se formalizó el 28 de julio de 2005 y se puede contemplar en la Casa Museo de Zacarías González.

Obra[editar]

La obra de Zacarías González se puede dividir en tres grandes etapas.

Primera Figuración 1940-1958/60[editar]

En esta época el artista desarrolla un proceso muy personal de indagación y también de estudio y asimilación de influencias variadas: Cezanne, Picasso, Palencia, Solana, Zabaleta... y pintores de la Escuela de Madrid. El pintor citaba a Poussin y a Vermeer como referentes de los que había aprendido.

Su pintura comienza con bodegones que dan paso a obras más personales y de madurez después del descubrimiento de los movimientos de vanguardia durante su estancia en Madrid. Al final de esta etapa, la figuración comienza a entremezclarse con la abstracción, lo que será un indicio claro de la transformación hacia su siguiente etapa pictórica.

  • Bodegón de la alcuza (1947)
  • La pianista (1955-1956)
  • Puerto de Barcelona II (1956)

Abstracción 1958/60-1965/67[editar]

Alterna o simultáneamente diferentes modalidades que oscilan entre geometría/materia en función del predominio de una u otra y del añadido de elementos plásticos (collage). Los comienzos de esta etapa son un trabajo continuo de búsqueda, en los que combina características de su etapa figurativa anterior con nuevos planteamientos compositivos, así como con un desarrollo substancial de la clave matérica como elemento fundamental.

En el transcurso de esta etapa se consolida su nueva estética abstracta que, sin embargo, evolucionará hacia un tipo de collages con objetos claramente reconocibles siendo indicio claro de su deseo por retornar a una expresividad figurativa y empezar por lo tanto lo que será su tercera gran etapa pictórica.

Segunda Figuración 1965/67-2003[editar]

Por la forma que tiene de acercarse a la figuración desarrolla un realismo intimista con la incorporación de matices de concepto surrealista, a veces cercano al realismo mágico. Enlaza con planteamientos plásticos de anteriores períodos: iconografía y algunas líneas de trabajo de la Primera Figuración así como con composiciones geometrizantes e interés por la materia de la etapa abstracta. Es, sin duda, la etapa de consagración de Zacarías González.

La figura humana cobra gran importancia en la temática utilizada por el artista en este período.

  • La pareja silenciosa (1970)
  • Danae falsificada (1973)
  • Los bidones (1976)
  • Interior (1982)
  • Fachada de Alicante (1998)
  • Niño (2000)

Premios[editar]

  • Premio Biosca (1960).
  • Medalla de Oro de la Ciudad de Salamanca (1983).