Wakan Tanka

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Wakan Tanka o Wakantanka, (lakota: Wakȟáŋ Tȟáŋka) es el término para lo sagrado o lo divino en la cosmovisión sioux. Suele traducirse como «Gran Espíritu». Sin embargo, según Russell Means su significado es más cercano a «Gran Misterio», ya que la espiritualidad Lakota no es monoteísta. Se lo considera la fuerza creadora del universo y de lo existente.

Etimología[editar]

La etimología del término «wakan» es discutida. Se encuentra formado por dos palabras: «wa», que determina algo que «es» o con lo que se puede «hacer» algo.[1]​ Mientras que «kan» se utiliza para señalar aquello que es viejo, de edad avanzada o perdurable.[2]​ Sin embargo, la palabra en su conjunto trasciende a ambas traducciones independientes y cobra un significado abstracto referido a un poder o características especiales que poseen ciertas cosas, animales, personas o actos que las hace inescrutables y dignas de respeto: lo sagrado, lo santo o lo misterioso.[3]​ Así, uno de los informantes oglagla del etnógrafo James Riley Walker definía el término «wakan» como «cualquier cosa difícil de entender» o «que alguien no entiende».[4]

Por su parte, «tanka» significa «grande, largo o extenso». De ahí, que se opte por traducir Wakan Tanka como «Gran Misterio» o «Gran Espíritu». Se ha empleado, también, para traducir el término cristiano «Dios».[5]

«Cómo fue hecho el mundo es Wakan Tanka. Cómo el sol fue hecho es Wakan Tanka. Cómo los hombres solían hablar con los animales y aves era Wakan Tanka. Dónde residen los espíritus y fantasmas es Wakan Tanka.»
Walker, 1991. p. 70

Cosmogonía lakota[editar]

Antes de la introducción del cristianismo, el término Wakan Tanka fue usado para referirse a una organización de las entidades sagradas, cuyas formas son misteriosas, por lo que el «Gran Misterio» normalmente se entiende como la energía o el carácter sagrado que se encuentra en todo, similar a otras muchas creencias animistas y panteístas. Wakan Tanka es el principio creador en las creencias lakotas, lo ha hecho todo y le ha otorgado espíritu a aquello que lo posee.

Este término describe también el conjunto de las cosas y aspectos sagrados, «wakan». Todo viene de Wakan Tanka, es Él el que ha colocado las piedras y minerales en el suelo y las plantas han salido de la tierra por su mano. También rige el cambio de las estaciones y el clima.

Según la mitología lakota, antes de la creación Wakan Tanka existía en un gran vacío llamado Han (oscuridad). Se sentía solo, y decidió crear compañeros para sí mismo. En primer lugar, el Gran Espíritu concentró su energía en una fuerza poderosa para formar Inyan (la piedra), luego utilizó a éste para crear a Inyan Maka (la tierra), a su vez estos se aparearon para producir a Skan (el cielo). Skan junto con Inyan y Maka crearon a Wi (el sol). Estos cuatro dioses eran distintos y de gran alcance, pero todos eran parte de Wakan Tanka.[6]

Si bien Wakan Tanka no es un ser personal, los lakotas se dirigen a él como «Ate» (Padre) y «Tunkašila» (Abuelo).[7]

Referencias[editar]

  1. Walker, James E. (1991). Raymond J. DeMallie & Elaine A. Jahner, ed. Lakota Belief and Ritual. Lincoln, NE: University of Nebraska Press. p. 69.  En Questia (suscripción requerida)
  2. Powers, William K. (1977). Oglala Religion. Lincoln, NE: University of Nebraska Press. p. 47. ISBN 0-8032-8706-2.  En Questia (suscripción requerida)
  3. Rice, Julian (1998). Before the Great Spirit: The Many Faces of Sioux Spirituality. Albuquerque: University of New Mexico Press. p. 21.  En Questia (suscripción requerida)
  4. Walker, 1991: 70.
  5. Walker, 1991: 73; Powers, 1977: 75.
  6. «Wakan Tanka». Myths Encyclopedia. Consultado el 1 de abril de 2013. 
  7. Powers, 1977: 47.

Enlaces externos[editar]