Viveza criolla

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Viveza criolla es una frase hecha o frase literal de español de cuño particularmente argentino, que describe una especial manera de enfocar la vida en Perú, Chile, Argentina, Paraguay, Uruguay, y Venezuela.[1]​ La llamada viveza criolla, cuyo significado es muy específico en la zona de influencia del Río de la Plata,[2][3][4][5][6][7]

La expresión contempla y engloba una especial filosofía de vida, de querer siempre obtener alguna ventaja, de querer siempre recorrer la línea de mínima resistencia y mayor comodidad, la que en algunas zonas tanto de Argentina como de Paraguay y Uruguay se extiende en todos los niveles socioeconómicos, priorizándose este aspecto respecto de cuestiones éticas, morales, y de principios.[8]​ El concepto así expresado es bastante similar al jeitinho brasileiro, expresión de uso corriente en Brasil.[9]

La "viveza criolla" incluye:

  • Falta de respeto para otros e indiferencia al bien común, en un marco de intereses principalmente individuales o a lo sumo familiares.[8]
Federico Luppi y Julio De Grazia en el film Plata dulce.
  • Existencia de una notoria corrupción política y administrativa, más o menos extendida en todas las instituciones nacionales, y bajo muy diversos aspectos, y entre otros, apropiación de fondos públicos por parte de funcionarios y jerarcas deshonestos, favoritismos de todo tipo, mala administración de recursos estatales, atención de cuestiones personales y familiares desde los propios puestos de trabajo, etc.[8]​ Ello incluye el soborno a las autoridades.
  • Individualismo extremo con mezcla de confianzas y desconfianzas e incluso de intrigas, y con cierta ligera capacidad de cooperación y acompañamiento en objetivos socio-comunitarios, con la finalidad tal vez de parecer otra cosa, o de desviar la atención, o de intentar lavar las propias culpas[8]​ (la confianza en las personas es un componente clave de capital social, que es crucial para el desarrollo económico y el apropiado funcionamiento de las instituciones democráticas, pero si el mismo falla y en forma generalizada, todo se derrumba).[8]
  • Anomia o debilitamiento de la moralidad, y frecuentes desviaciones sociales, como el punto de partida de la general aceptación de un comportamiento anómalo de la sociedad.[8]
  • Hábito generalizado de culpar a los otros y/o a las circunstancias como forma de disimular los propios errores.[8]
  • Actitudes contrarias a los principios éticos.

Frases hechas para recordar[editar]

  • Hecha la ley, hecha la trampa.
  • Total, si no robo yo, robará otro.
  • El vivo vive del zonzo y el zonzo de su trabajo.

Ejemplos[editar]

Véase también[editar]

Notas y referencias[editar]

  1. Diccionario del Español del Uruguay: Viveza criolla, Academia Nacional de Letras, Ediciones de la Banda Oriental (2011), ISBN 9974-1-0709-1 y 9789974107090.
  2. Pedro A. Lemos, La viveza criolla, sitio digital 'Informe Uruguay'.
  3. Viveza Criolla a la Uruguaya Archivado el 28 de marzo de 2014 en Wayback Machine., sitio digital 'ParticipaciónElPaís', 1 de mayo de 2009.
  4. Viveza criolla, sitio digital 'PortalUruguay', 29 de octubre de 2009.
  5. [http://www.futbol.com.uy/notdeportes_140081_1.html | título= "Viveza Criolla" en Argentina | editorial= sitio digital 'LatinamericanStudies' | fechaacceso = }}
  6. Marcos Aguinis, La viveza criolla, una tragedia argentina : "La cáustica picardía".
  7. Osvaldo Teodoro Hepp, La viveza criolla, una tragedia argentina : "Picardía y viveza criolla".
  8. a b c d e f g Error en la cita: Etiqueta <ref> no válida; no se ha definido el contenido de las referencias llamadas latinamericanstudies
  9. La Viveza Criolla: Cómo ser vivo sin ser inteligente, sitio digital 'Como ser feliz en Argentina', 1 de enero de 2010.

Enlaces externos[editar]