Vita (barco)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Vita
Banderas
Bandera de Estados Unidos Bandera de España Bandera de Estados Unidos Bandera de Israel Bandera de Italia
Nombres
Argosy
Vita
USS Cythera (PY-31)
Abril
Sátira
Ben Hech
INS Maoz (K-24)
Santa María del Mare
Rossy One
Historial
Astillero Germania Werft GmbH, Kiel (Alemania)
Tipo Yate
Características generales
Desplazamiento 1050 t
Eslora 62,20 m
Manga 9,20 m
Propulsión • 2 motores diésel
• 2 hélices
Potencia 2 × 1775 hp
Velocidad • 18 nudos (máxima)
• 12 nudos (crucero)
Autonomía 3000 mn a 13 nudos
Capacidad 145 000 l de combustible
Número OMI 5312599
[editar datos en Wikidata]

El Vita fue un yate, construido en 1931 en Kiel (Alemania), con el nombre de Argosy. En 1934 cambió su nombre al de Vita, siendo adquirido durante la Guerra Civil Española por Marino de Gamboa, simpatizante del nacionalismo vasco, que lo puso al servicio de las autoridades republicanas en los momentos finales de la contienda. Fue empleado para transportar objetos incautados por la Caja General de Reparaciones al término de la Guerra Civil Española, a instancias del presidente del gobierno republicano Juan Negrín.

Al contrario de lo que se ha sostenido legendariamente, el Vita no era el Giralda, antiguo yate real de Alfonso XIII, el cual de hecho, dejó de ser yate real en 1918, pasó luego a ser buque hidrográfico y en 1934 fue dado de baja, siendo desguazado en Sevilla en 1940.

Construido en 1931 en Kiel (Alemania) por la firma Germania Werft GmbH, con el nombre de Argosy, se trataba de un yate de propulsión diésel con una eslora máxima de 62,20 m, por 9,20 de manga. Fue vendido a un ciudadano filipino, navegando bajo pabellón estadounidense. En 1934 cambió su nombre al de Vita.

El «Tesoro del Vita»[editar]

A fines de 1938, Marino Gamboa, uno de los tantos «hombres de paja» utilizados por Juan Negrín, entonces Presidente del Consejo de Ministros de España, adquirió el buque y le puso el nombre de Vita.[1]

El Vita se hallaba de vacaciones en Holanda en febrero de 1939, cuando Marino de Gamboa recibió una orden de Juan Negrín, último jefe de gobierno de la Segunda República Española para fletar la embarcación. Gamboa llevó el Vita al puerto británico de Southampton para cerrar el contrato y de allí parte al puerto francés de El Havre, dejando allí el Vita a disposición de las autoridades españolas republicanas.

Carga del tesoro[editar]

Fletado en Barcelona, en marzo de 1939, fue puesto al mando del capitán José de Ordorica, relacionado con el Partido Nacionalista Vasco (PNV).[2]

El 28 de febrero de 1939 embarcó en el puerto francés de El Havre 120 maletas que contenían objetos incautados por la Caja General de Reparaciones durante la Guerra Civil Española y otros de diversa procedencia, un cargamento indeterminado de joyas, metales preciosos y objetos de valor. El Vita partió de El Havre el mismo día 28 de febrero de 1939, llevando un grupo de carabineros españoles leales a Negrín, dirigidos por el capitán Enrique Puente, con órdenes de anclar en el puerto de Veracruz, México.

Negrín encargó a Mariano Manresa, agregado comercial de la embajada española en Londres, la tarea de reunir el cargamento y de seleccionar la tripulación, compuesta casi totalmente por carabineros, cuerpo de reconocida lealtad a Negrín. El responsable de la operación, Enrique Puente, había sido el jefe de la llamada Brigada Motorizada, núcleo de la ampliación del Cuerpo de Carabineros.[3]

Llegada a México[editar]

El Vita llegó a Veracruz el 28 de marzo. En dicho puerto debía esperar la llegada del Vita el delegado oficial de Negrín en México, el doctor José Puche Álvarez, no estaba presente para recibir la carga. El 17 de marzo el Vita había hecho escala en la isla caribeña de Saint Thomas y allí Enrique Puente telegrafió a Negrín para preguntarle a quién debía entregarse la carga del Vita, pero Puente jamás obtuvo respuesta.

Así, ante la urgencia de descargar el fabuloso tesoro, el capitán Puente telegrafía al embajador de la República Española en México, el líder socialista Indalecio Prieto. Prieto contactó con el entonces presidente de México Lázaro Cárdenas y le convence que, como embajador tiene derecho a asumir la responsabilidad por la carga del Vita y controlarla. Así su cargamento se descargó en el puerto de Tampico y posteriormente fue trasladado a Ciudad de México, bajo el control y la responsabilidad de la JARE (Junta de Auxilio a los Republicanos Españoles), la entidad de ayuda al exilio republicano dirigida por el mismo Indalecio Prieto, apartándolo así de manos negrinistas y comunistas y rivalizando con el SERE (Servicio de Evacuación de los Republicanos Españoles), la entidad de ayuda dirigida por Juan Negrín y sus aliados.

De hecho el control del tesoro del yate Vita fue un elemento decisivo de la disputa política y personal de Prieto y Negrín dentro del exilio republicano, precipitando la permanente ruptura de relaciones entre ambos líderes y alimentando las numerosas censuras contra Negrín que lanzaron líderes republicanos como Francisco Largo Caballero. El presidente mexicano Lázaro Cárdenas era amigo personal de Indalecio Prieto, por lo tanto no hubo interferencia alguna del gobierno de México en la administración hecha por los exiliados españoles.

En enero de 1941, el presidente mexicano Manuel Ávila Camacho, sucesor de Cárdenas, ordenó que México asumiera el control de la JARE después de que salieran a la luz diversas irregularidades, como la fundición de monedas de oro de gran valor numismático, aunque no pudo realizarse ninguna auditoría por falta de documentación oficial.

La principal fuente a tal respecto, el propio Amaro del Rosal escribía:

...A estas alturas resulta ineludible la pregunta clave que deben hacerse los españoles: ¿Qué fue de todo aquello? Están por explicar los paraderos, el empleo que se dio al oro, a la plata, a los valores y a las joyas y, sobre todo, debe aclararse qué se hizo con los objetos de arte», para concluir: «Mucho nos tememos que una gestión irresponsable convirtiera en lingotes de oro o plata aquellas colecciones numismáticas de valor incalculable y que se hiciera lo mismo con los objetos religiosos...

Relación con las lagunas del Nevado de Toluca[editar]

En enero de 1941 el diario mexicano El Universal informó del hallazgo accidental de cajas de estaño con joyas y otros objetos de valor con la identificación del Monte Pío de Madrid, sumergidas en las aguas de las lagunas del Nevado de Toluca, en el estado de México, entre los valles de Toluca y Tenango, identificándolas como parte del cargamento del Vita.[4][5]​ Los ocasionales hallazgos prosiguieron en décadas posteriores, sin que haya una explicación formal para ello, aunque se ha apuntado al posible robo o extravío de parte del tesoro del Vita.[4]

Contenidos del tesoro del Vita[editar]

El valor de los bienes transportados en el Vita nunca ha podido ser determinado. Mientras que Negrín estimaba oficialmente su valor en 40 millones de dólares, algunos lo elevaban a 300. Su venta durante la Guerra Mundial rindió únicamente entre ocho y diez millones de dólares, menos de la cuarta parte de lo tasado por Negrín.[6]

El socialista Amaro del Rosal, único presidente de la Caja de Reparaciones y principal fuente al respecto, reproduce el siguiente inventario:

Bultos del 1 al 10. — Objetos entregados por la Caja de reparaciones.
11 — Depósitos Banco de España de gran valor.
12 — Monte de Piedad de Madrid. 2 — Gran valor.
13 — Monte de Piedad y Depósito Banco de España.
14 — Monte de Piedad y Depósito Banco de España, de gran valor.
15 — Depósitos Banco de España.
16 — Depósitos y una custodia de gran valor.
17 — Depósitos Banco de España.
18 — Depósitos Banco de España y una custodia Caja de Reparaciones.
19 — Depósitos Banco de España y especial de Caja de Reparaciones.
20 — Depósitos Banco de España y una custodia de Caja de Reparaciones.
21 — Depósitos Banco de España y dos custodias Caja de Reparaciones.
22 — Depósitos Banco de España y una custodia Caja de Reparaciones.
23 — Depósitos Banco de España.
24 — Depósitos Banco de España y una custodia de la Caja de Reparaciones.
25 — Objetos religiosos Caja de Reparaciones de excepcional interés.
26 — Depósitos Alicante.
27 — Depósitos Banco de España.
28 — Depósitos Bancos de España y objetos religiosos Caja de Reparaciones.
29 — Depósitos Bancos de España y dos custodias Caja de Reparaciones.
30 — Depósitos Banco de España y Castellón.
31 — Depósitos Banco de España.
32 — Depósitos Banco de España y entregas al Ministerio de Hacienda, de gran valor.
33 — Depósitos Banco de España y entregas al Ministerio de Hacienda.
34 — Depósitos Banco de España.
35 — Depósitos Banco de España y entregas Ministerio de Hacienda.
36 — Depósito.
37 — Objetos varios.
38 — Cajón entrega Generalidad Cataluña oro amonedado.
39 — Depósitos de Bancos y reliquias del Patrimonio Real. Todo el joyero de Capilla Real. El célebre Clavo de Cristo.
40 — Depósitos Monte de Piedad.
41 — Depósitos Banco de España y custodia.
42 — Depósitos Banco de España y lingotes oro.
43 — Depósitos Banco de España y lingotes oro.
44 — Depósitos Banco de España, y objetos históricos Catedral Tortosa.
45 — Depósitos Banco de España y objetos históricos Catedral Tortosa. Objetos religiosos y ropa de gran valor artístico e intrínseco.
47 — Objetos religiosos de gran valor artístico e intrínseco.
48 — Entrega Generalidad de Cataluña. Objetos de gran valor.
49 — Ropas y objetos religiosos procedentes de la Catedral de Toledo entre ellos el famoso Manto de las cincuenta mil perlas.
50 — Ropa y objetos religiosos de Toledo. Depósitos del Monte de Piedad de Madrid y tres sobres de la Caja de Reparaciones conteniendo brillantes de alta calidad y de gran valor.
51 — Depósitos Monte de Piedad de Madrid.
52 al 54 — Depósitos Monte de Piedad de Madrid.
55 — Depósitos Banco de España.
56 — Depósitos Banco de España.
57 — Una colección de relojes. Valor histórico y artístico.
58 — Colecciones de monedas de oro de valor numismático. Ejemplares únicos de incalculable valor histórico.
59 — Colecciones de monedas de oro de valor numismático. Ejemplares únicos de incalculable valor histórico.
60 a 80 — Depósitos del Monte de Piedad y Banco de España. Más colecciones de monedas y otros objetos de alto valor. Ministerio de Hacienda.
81 — Caja pequeña de madera conteniendo el monetario de la Casa de la Moneda de Madrid, de oro. Mucho valor.
82 al 84 — Depósitos Banco de España.
85 al 87 — Caja de Reparaciones. Objetos gran valor.
88 — Depósitos Bancos y Monte de Piedad. 89 — Entrega de la Generalidad y Monte de Piedad.
90 — Entrega de la Generalidad y Monte de Piedad.
91 — Depósitos Monte de Piedad. 92 — Depósitos Monte de Piedad.
93 — Depósitos Monte de Piedad.
94 — Entregas de acuerdo con Decreto. En depósito.
95 — Depósitos Generalidad y otros.
96 — Entregas de acuerdo con Decreto.
97 — Depósitos Monte de Piedad.
98 — Depósitos Monte de Piedad.
99 — Depósitos de la Generalidad y sacos con monedas de oro (sin revisar su valor numismático).
100 — Varios bultos objetos de valor.
101 — Objetos del Culto de la Capilla Real de Madrid.
102 — Objetos del Culto de la Capilla Real de Madrid.
103 al 110 — Depósitos Monte de Piedad.

Uso posterior del buque[editar]

El Vita fue adquirido el 14 de julio de 1942 por la Armada de los Estados Unidos que lo rebautizó USS Cythera (PY-31), utilizándolo como buque de patrulla durante la Segunda Guerra Mundial, fue puesto en reserva el 3 de enero de 1944 y dado de baja el 14 de marzo de 1946, tras lo cual fue vendido, y recibió los nombres de Abril, Sátira y posteriormente Ben Hech, transportando con ese nombre a 600 refugiados al Mandato británico de Palestina, siendo interceptado por el destructor HMS Chieftain (R32) el 16 de marzo de 1946, tras lo cual fue remolcado a Haifa.

Fue reformado y utilizado como cañonero por la armada de Israel con el nombre INS Maoz (K-24), en la que causó baja en 1956, tras la Guerra del Sinaí.

Desde ese año, prestó servicio como ferry en la isla de Capri con el nombre de Santa María del Mare y bandera italiana, cesando en dicha actividad en 2002. El buque fue totalmente reformado y modernizado como yate de lujo en 2009, siendo propiedad de Allship Verwaltungs- und Beteiligungs GmbH & Co. de Hamburgo, Alemania. Fue rebautizado Rossy One y tiene Nápoles como puerto de registro.

Referencias[editar]

Notas[editar]

  1. Marino Gamboa fue uno de los tres directores de la empresa naviera del gobierno republicano Midi-Atlantic, adquirida en Londres por Campsa-Gentibus.
  2. El nombre de José Luis Artorica Ruiz de Azúa no consta en la documentación firmada tras la venta del barco. Este nombre lo cita, sin documentar, Guillermo Cabanellas en su obra La guerra civil y la victoria.
  3. Heine, 1983, p. 31-32.
  4. a b El tesoro del barco español… Y del Nevado mexicano, diario El País, 6 de julio de 2016.
  5. En laguna de Toluca buscan tesoro republicano, diario El Universal, 14 de abril de 2011.
  6. Mateos, 2009, pp. 51.

Bibliografía[editar]

  • Heine, Hartmut Heine (1983). La oposición política al franquismo. De 1939 a 1952. Grijalbo: Crítica. ISBN 84-7423-198-1. 
  • Mateos, Abdón (2009). La batalla de México. Final de la Guerra Civil y la ayuda a los refugiados, 1939–1945. Madrid: Alianza. ISBN 9788420682679. 
  • Olaya Morales, Francisco (2004a). El expolio de la República. De Negrín al Partido Socialista, con escala en Moscú: el robo del oro español y los bienes particulares. Barcelona: Belacqua. ISBN 84-95894-83-1. 
  • Olaya Morales, Francisco (2004b). La gran estafa de la Guerra Civil: la historia del latrocinio socialista del patrimonio nacional y el abandono de los españoles en el exilio. Barcelona: Belacqua. ISBN 84-96326-09-8. 
  • Rosal, Amaro del (1977). El oro del Banco de España y la historia del Vita. Barcelona: Grijalbo. ISBN 84-253-0768-6. 

Enlaces externos[editar]