Viserys Targaryen

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Viserys Targaryen
Personaje de Canción de hielo y fuego
Primera aparición Juego de tronos (libros)
Se acerca el invierno (serie)
Última aparición Juego de tronos (libros)
Una corona de oro (serie)
Causa/razón • Muerto a manos de Khal Drogo
Creador(es) George R.R. Martin
Interpretado por Harry Lloyd
Información
Alias Viserys III Targaryen
El Rey Mendigo
Khal Rhaggat
Khal Rhae Mhar
Sexo Varón
Nacimiento 276 DC
Fallecimiento 298 DC
Título Rey de los Ándalos, los Rhoynar y los Primeros Hombres, Señor de los Siete Reinos y Protector del Reino
Aliados Illyrio Mopatis
Familia Casa Targaryen
Padres Aerys II Targaryen (padre) †
Rhaella Targaryen (madre) †
Familiares Rhaegar Targaryen (hermano) †
Daenerys Targaryen (hermana)
Rhaenys Targaryen (sobrina) †
Aegon Targaryen (sobrino)
Jon Nieve (sobrino) (solo en la versión televisada)
Estatus actual Fallecido
[editar datos en Wikidata]

Viserys Targaryen es un personaje ficticio de la obra Canción de hielo y fuego del escritor George R.R. Martin y de su adaptación televisiva, Game of Thrones, donde es interpretado por el actor británico Harry Lloyd.[1]

Viserys es representado como el legítimo heredero de la Casa Targaryen al Trono de Hierro y opositor al rey Robert Baratheon. Como pretendiente, Viserys vagó en el exilio por las Ciudades Libres junto a su hermana Daenerys demandando apoyo para conseguir la Corona, pero lo único que consiguió fueron promesas vanas y burlas a sus espaldas.

Concepción y diseño[editar]

Físicamente, Viserys es descrito en la obra con los rasgos típicos de la Casa Targaryen: pelo plateado y ojos color lila. El personaje de Daenerys Targaryen, su hermana, lo describe con rasgos duros y afilados que le daban un aspecto serio y adusto.

A lo largo de la obra se percibe que la única ambición de Viserys es recuperar el Trono de Hierro. Se considera a sí mismo el legítimo Señor de los Siete Reinos y demanda la obediencia y el respeto que ello merece. Sin embargo, Viserys es un hombre necio y arrogante que es totalmente ajeno a la realidad; cree que su linaje le otorga la legitimidad suficiente para sus aspiraciones y permanece ciego a la situación en la que se encuentra.

El personaje de Viserys es presentado como el arquetipo de lo que en la obra es denominada «Locura Targaryen», que creen que pudo heredar de su padre, el rey Aerys II Targaryen. En un principio, Daenerys se muestra temerosa de su hermano mayor, pero conforme es consciente de la personalidad de su hermano comienza a actuar en consecuencia. Otro personaje como Tyrion Lannister definía a Viserys como un necio idiota que era el auténtico heredero del infame legado de su padre.

La evolución del comportamiento de Viserys hacia Daenerys es algo que se menciona a lo largo de la obra. Viserys no perdonó que su madre falleciera en el parto de Daenerys; mientras fueron niños, Viserys mantuvo una actitud protectora y cariñosa respecto a su hermana menor, pero conforme lo hacía su edad, su impaciencia y su arrogancia, Viserys desarrolló un comportamiento abusivo con ella, que incluía maltrato físico y psicológico, lo que el personaje de Viserys denominaba «despertar al dragón». Daenerys también tenía asumido que llegada su edad fértil se casaría con él siguiendo las tradiciones ancestrales de los Targaryen.

Mi hermano visitó Pentos, Myr, Braavos... casi todas las Ciudades Libres. Los magísteres y arcontes lo alimentaron con vino y promesas, pero dejaron que su alma muriera de hambre.[2]

Daenerys sobre Viserys

Historia[editar]

Primeros años[editar]

Viserys nació el año 276 DC, en Desembarco del Rey, siendo el segundo hijo del rey Aerys II Targaryen y de la reina Rhaella Targaryen. Viserys había sido un niño muy deseado por el rey Aerys, después de varios abortos y niños muertos a los pocos días de nacer que había padecido la reina. Paranoico, el rey Aerys había ordenado a su Guardia Real que lo vigilara a todas horas, incluso prohibió a su propia madre que lo tocara.

Viserys era solo un niño cuando estalló la Rebelión de Robert. La locura del rey había ido incrementándose a medida que el conflicto avanzaba, de modo que su madre trató de mantenerlo apartado junto a ella. Tras la muerte del príncipe Rhaegar Targaryen en la Batalla del Tridente, el rey Aerys decidió enviar a su esposa y al joven Viserys a Rocadragón, ya que el ejército rebelde se aproximaba hacia Desembarco del Rey. Allí, Viserys fue testigo de cómo su madre moría al dar a luz a una niña llamada Daenerys. Ante la posibilidad de que la guarnición de Rocadragón entregara a los jóvenes Targaryen a Stannis Baratheon (hermano de Robert), Ser Willem Darry decidió partir junto a ellos rumbo a Braavos.

Los pequeños permanecieron en Braavos bajo el cuidado de Ser Willem durante cinco años, hasta que éste murió. Por entonces, se firmó un pacto secreto entre Ser Willem y el príncipe Oberyn Martell de Dorne por el que Viserys quedaba comprometido con la princesa Arianne Martell, a cambio del apoyo de Dorne cuando los Targaryen volvieran a reclamar el Trono de Hierro. Sin embargo, Viserys permaneció ajeno a este acuerdo. Tras la muerte de Ser Willem, los hermanos Targaryen quedaron a la intemperie, vagando por las Ciudades Libres acogidos por mercaderes, arcontes y nobles locales. Pero a medida que pasaba el tiempo, los anfitriones empezaron a escasear y se quedaron sin dinero. Viserys tuvo que vender todas sus posesiones, incluyendo la corona de su madre; pronto comenzó a ser apodado El Rey Mendigo.

Juego de Tronos[editar]

Viserys y Daenerys son acogidos en Pentos por el magíster Illyrio Mopatis. El magíster arregló el matrimonio de Daenerys con Khal Drogo, un poderoso Khal de los Dothraki que a cambio le daría 10.000 guerreros a Viserys con los que conquistar los Siete Reinos. Viserys aún permanecía creyendo que cuando desembarcara en Poniente multitud de Casas nobles se pondrían de su parte, alimentado por las promesas que le daba el propio Illyrio.

En Danza de Dragones se revela que Viserys trató de tomar la virginidad de su hermana en la noche anterior a su boda; sin embargo, Illyrio había situado guardias en sus aposentos para que lo impidieran y así evitar que Viserys arruinara años de planificación.

Viserys asiste a la boda entre Daenerys y Drogo donde conoce a Ser Jorah Mormont, un caballero exiliado que se pone al servicio de los Targaryen. Tras la boda, Viserys insiste en viajar junto al khalasar de Drogo como forma de asegurarse de que éste cumpliera con su promesa, a pesar de las recomendaciones de Illyrio y Ser Jorah de que permaneciera en Pentos.

Las relaciones entre Drogo y Viserys no son buenas, pues Viserys cree que Drogo está dilatando la hora de cumplir su parte del trato. Ser Jorah le explica que los Dothraki no creen en la compra-venta y que Drogo considera a Daenerys un regalo, que le será devuelto cuando considere oportuno. Pese a todo, Viserys era demasiado terco e impaciente como para entenderlo. Por otro lado, la propia Daenerys comienza a cambiar su actitud respecto a Viserys. Siendo una muchacha asustadiza que temía a su hermano cuando se enfadaba, comenzó a dejar de temerle; un ejemplo vino cuando Viserys se enfureció de que Daenerys le diera una orden, por lo que la golpeó, a lo que Daenerys ordenó a los Kos de su esposo que lo obligaran a volver caminando junto al khalasar, una gran deshonra dentro de la cultura Dothraki. Viserys le ordenó entonces a Ser Jorah que castigara a Daenerys por su insolencia y eliminara a los Dothraki, pero Ser Jorah rehusó, justificándose en que «Rhaegar era un dragón, Viserys es menos que la sombra de una serpiente». Daenerys acepta entonces que su hermano nunca conseguirá el Trono de Hierro.

Ya en Vaes Dothrak, Viserys se convierte en el hazmerreír de los Dothraki, que lo apodan Khal Rhaggat («El Rey del Carro») o Khal Rhae Mhar («Rey de los Pies Sangrantes»). Viserys trata de robar los huevos de dragón de Daenerys (regalo de bodas de Illyrio) con los que poder contratar un ejército de mercenarios y una flota; Ser Jorah lo impide. Poco después, Viserys interrumpe un banquete visiblemente borracho y empuñando una espada, algo prohibido en Vaes Dothrak. Viserys amenaza a Daenerys con matar a su hijo nonato si Drogo no le otorga la corona que le prometió. Drogo replica que tendrá una corona, a lo que ordena a sus hombres que sujeten a Viserys mientras él derrama un caldero lleno de oro fundido sobre la cabeza de Viserys. Ante el cadáver de su hermano, Daenerys exclama: «No era un dragón, el fuego no mata a un dragón».

Eventos posteriores[editar]

Tras la muerte de Viserys, Daenerys queda como la única superviviente conocida de la Casa Targaryen. Después de que los tres dragones surgieran de los huevos, Daenerys decide ponerle a uno de ellos el nombre de Viserion, en honor a su hermano.

Finalmente se había dado cuenta de que Viserys había sido estúpido y malvado; aun así, a veces lo echaba de menos. No al hombre cruel y débil en el que se había convertido en los últimos tiempos, sino al hermano que alguna vez le leyó cuentos por las noches y le permitió resguardarse en su cama, al niño que le contaba historias sobre los Siete Reinos y hablaba de lo maravillosas que serían sus vidas cuando fuese rey.[3]

Daenerys recordando a Viserys

Referencias[editar]

  1. «Harry Lloyd as Viserys Targaryen» (en inglés). HBO. 
  2. Tormenta de Espadas, Capítulo 23, Daenerys II
  3. Tormenta de Espadas, Capítulo 8, Daenerys I