Nuestra Señora de Częstochowa

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Virgen de Częstochowa»)
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Nuestra Señora de Czestochowa
Nuestra Señora de Czestochowa recubierta de Orfebrería.jpg
Estampa de Nuestra Señora de Częstochowa
Veneración Iglesia Católica Devoción Mundial
Santuario Jasna Góra
Festividad 26 de agosto
Simbología Hodegetria
Patrona de Patrona de los polacos metrópolis de Częstochowa, la ciudad de Częstochowa, de los pintores, de los estudiantes de preparatoria, de las niñeras, de los abogados, de los meritorios de la facultad de derecho (persona que trabaja sin sueldo para obtener una plaza), de las mujeres que sin ser madres lo son, de los que buscan misericordia y de los imposibles
Fecha de la imagen año 66 o 67
Estilo Icono
Mosaico en Jasna Góra, Częstochowa.

La Virgen Negra de Częstochowa (en polaco, Czarna Madonna o Matka Boska Częstochowska, en latín, Imago thaumaturga Beatae Virginis Mariae Immaculatae Conceptae, in Claro Monte, en eslavo eclesiástico: Ченстоховская икона Божией Матери) es un icono de la Virgen María, que es la más venerada reliquia de Polonia y uno de sus símbolos nacionales.

Icono[editar]

Los orígenes del icono, así como la fecha de su composición, suscitan aún acaloradas discusiones entre los especialistas. La dificultad en datarlo radica en el hecho de que la imagen original fue repintada después de un serio daño hecho por expedicionarios husitas en 1430. Los restauradores del Medioevo no estaban familiarizados con el método encáustico de pintura del original, por lo cual las pinturas aplicadas por ellos dañaron ciertas áreas del cuadro ("simplemente deshizo la imagen", de acuerdo al cronista medieval Risinius), por lo que su solución consistió en borrar la imagen y repintarla sobre la madera original, la cual se consideraba sagrada por su origen legendario como mesa de la casa de la Sagrada Familia.

La pintura desarrolla una tradicional composición bastante conocida en los iconos de la Iglesia ortodoxa. Se muestra a La Virgen María como la "Hodegetria" ("La que muestra el Camino"). En el icono, la Virgen dirige su atención fuera de ella, señalando con su mano derecha a Jesús como la fuente de la salvación. A su vez, el Niño extiende su mano derecha hacia el observador en señal de bendición, levantando un libro con los evangelios en su mano izquierda. El icono muestra a Nuestra Señora con un manto adornado con flor de lis.

Revestimiento de Oro del Icono[editar]

Desde tiempos inmemoriales el icono de Nuestra Señora de Czestochowa ha sido adornado con revestimientos de Oro u Ámbar y solo hay nueve de estos revestimientos ya que debido a las guerras que Polonia ha sufrido se han perdido muchos de ellos. El revestimiento de caracteriza por dar forma al vestuario original del icono solo que más adornados con símbolos Cristianos y Nacionales como el Águila Bicéfala y en la mayoría de vestidos el niño Jesús viste de Naranja y en Vestido de la Virgen casi siempre es de color Rosa. El fondo de cada revestimiento sobresalen 5 escenas.

La primera a la derecha de la virgen en dirección a su corona es donde Jesús es ultrajado en casa de Caifas por cuatro soldados, uno de ellos le venda los ojos, otro lo abofetea y otros dos a forma de burla lo señalan y bailan.

La segunda que está en dirección del rostro de la virgen a su derecha es el Nacimiento de Jesús, sólo se ve una casa con la Virgen María de rodillas y el pesebre del Niño Jesús con una estrella arriba y un conejo corriendo.

A la izquierda en dirección de la corona de la virgen es La Anunciación del Ángel a la Virgen María, La Virgen María esta de rodillas mientras San Gabriel sobrevuela sobre ella, aún lado se ve al espíritu Santo a la derecha y al fondo a la izquierda una mesa con una Biblia en un porta biblias.

Abajo en la Corona del Niño Jesús se ve la Escena donde e es Azotado en la Espalda por dos Soldados, a Jesus se le aprecia semi desnudo atado a una columna.

Y por último a un costado del brazo izquierdo del Niño Jesús se ve la imagen de Santa Edwiges teniendo como fondo una torre de un castillo.

Lista de los Revestimientos de la Virgen[editar]

De todos los revestimientos de la virgen que eran muchos, debido a invasiones que violaron la soberanía Polaca solo han quedado nueve, no se sabe a ciencia cierta cuantos revestimientos tenía la imagen pero se dice que eran cientos.

  • Vestido de diamante del siglo XVII.
  • Vestido de rubí (manto verde) del siglo XVII
  • Vestido de corales de color negro, cabe resaltar que este revestimiento de lo regalaron ciudadanos de a pie que no tenían dinero como para financiar joyas, por lo cual lo adornaron con corales de mar, esto en la década de los 40 al final de la segunda guerra mundial.
  • Vestido dorado con detalles rojos
  • Vestido de seda azul con rombos dorados
  • Vestido dorado completo
  • Vestido azul turquesa
  • Vestido rojo con azul
  • Vestido azul con flores de liz

El cambio de revestimiento de hace cada año en Jueves Santo, los Religiosos Paulinos cierran el Santuario y bajan el icono, le quitan el vestido y le ponen el otro mientras todos en coro cantan las letanías Lauretanas. Con respecto a la cortina dorada está es quitada en determinadas horas del día para que los peregrinos puedan verla y se esconde cuando el Santuario se va a cerrar, todo bajo el son de trompetas como muestra de devoción a la Madre de Dios.

Historia[editar]

Estampa de la Virgen de Częstochowa

Aunque el Icono de Nuestra Señora de Częstochowa ha estado íntimamente ligado a Polonia en los últimos seiscientos años, su historia previa a su arribo está rodeada de numerosas leyendas que remonta el origen del icono hasta san Lucas quien lo habría pintado sobre una madera de ciprés de la casa de la Sagrada Familia.

Uno de los documentos más antiguos de Jasna Góra establece que la pintura viajó desde Jerusalén, vía Constantinopla, hasta llegar finalmente a Częstochowa en agosto de 1382. A la Virgen Negra se le atribuye la milagrosa salvación del Monasterio de Jasna Góra (español: Monte Brillante) de la invasión sueca del siglo XVII mediante El Diluvio, que cambió el curso de la guerra. Antes de la batalla, el icono fue llevado en secreto al castillo de Lubliniec y más tarde al monasterio paulino de Mochów entre las localidades de Prudnik y Głogówek.[1]​ Este evento condujo al Rey de Polonia Juan II Casimiro Vasa a "coronar" a Nuestra Señora de Częstochowa ("la Virgen Negra") como Reina y Protectora de Polonia en la Catedral de Leópolis el 1 de abril de 1656.

Otra leyenda concerniente a la Virgen Negra de Częstochowa es que la presencia de la sagrada pintura salvó a su templo de ser destruido por el fuego, aunque las llamas oscurecieron los pigmentos de la obra. La leyenda concerniente a los dos rasguños sobre la derecha del rostro de la Virgen Negra dice que un asaltante husita blandió su espada sobre la imagen y le infligió dos cortes profundos. Cuando el asaltante trató de infligir un tercer corte, cayó al piso y tembló en agonía hasta que murió. La leyenda cuenta que ha habido intentos de reparar los daños pero estos vuelven a reaparecer una y otra vez.

Otra leyenda señala que como el asaltante cortó la pintura dos veces, el rostro de la Virgen María empezó a sangrar, con pánico los asustados husitas retrocedieron y dejaron la pintura.

Debido a la Virgen Negra, Częstochowa es considerado como el más popular santuario de Polonia, por el peregrinaje que realizan cada año muchos católicos polacos. Con frecuencia, la gente se alinea a cada lado de la carretera dando provisiones a los peregrinos quienes caminan durante un día entero hacia Częstochowa y llevan pocas cosas para sí mismos.

Culto[editar]

El 13 de abril de 1904, el papa Pío X, a petición del obispo polaco Stanisław Zdzitowiecki aprobó la fiesta de la Virgen de Częstochowa, que desde 1906 se celebra el 26 de agosto.

En honor a una visita que hizo el papa Juan Pablo II a Guadalajara Jalisco en 30 de enero de 1979 se erigió una parroquia en Guadalajara Jalisco se encuentra en la calle de Velino M. Presa número 2105, colonia Guadalajara Oriente atrás del Panteón Guadalajara.

Lecturas de la misa de Nuestra Señora de Czestochowa[editar]

Memoria obligatoria y solemne para Polonia y las Iglesias y lugares del resto del mundo donde ella sea la patrona aunque fuera domingo estas sustituyen a las del tiempo ordinario.

Antifona de entrada[editar]

Las puertas de Sión, ama el Señor más que todas las moradas de Jacob. Sal. 87 1-2

Oración Colecta[editar]

Dios todopoderoso y misericordioso, que en la Santísima Virgen María, diste al pueblo polaco una maravillosa ayuda y protección y glorificaste su santa imagen en Jasna Góra con la extraordinaria veneración de los fieles te rogamos por su intercesión gozar de la vida eterna en el paraíso, Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Primera Lectura[editar]

Pr 8,22-35 María, la sede de la sabiduría

Lectura del Libro de los Proverbios


El Señor me creó fue el inicio de su obra antes de todas las criaturas, desde siempre. Antes de los siglos fui formada, desde el comienzo, mucho antes que la tierra. Aún no existían los océanos cuando yo nací, no había fuente alguna de donde brotaran los mares. Las montañas no habían aparecido, ni tampoco había colinas cuando fui dada a luz. El Señor no había hecho ni la tierra ni el campo, ni siquiera el primitivo polvo del mundo. Yo ya estaba allí cuando puso los cielos en su lugar, cuando trazó en el océano la circunferencia de los continentes, cuando formó las nubes en las alturas, y reguló el fondo de los mares el caudal de sus aguas, cuando le impuso sus fronteras al mar, un límite que no franquearían sus olas. Cuando puso los cimientos de la tierra, yo estaba a su lado poniendo la armonía. Día tras día encontraba en eso mis delicias y continuamente jugaba en su presencia. Me entretengo con este mundo, con la tierra que ha hecho, y mi gusto más grande es estar con los humanos. Pues bien, hijos míos, oíganme. ¡Felices los que siguen mis caminos! ¡Acepten mi enseñanza y sean sabios, no la menosprecien! Feliz el que me escucha, que aguarda cada día junto a mi puerta y permanece a la espera, en el umbral. Porque el que me encuentra ha encontrado la vida, sobre él vendrán los favores del Señor"

Palabra de Dios.

Salmo Responsorial[editar]

Sal 48: 2-3.9-11.13-15

Coro: Eres el orgullo de nuestra nación.

Grande es el Señor y digno de alabanza en la ciudad de nuestro Dios, su monte santo.

Lo que habíamos oído lo hemos visto en la ciudad del Señor omnipotente, en la ciudad de nuestro Dios: Dios la ha afirmado para siempre.

Oh Dios, nosotros revivimos tu amor en medio de tu templo; tu alabanza, como tu nombre, oh Dios, cubre la superficie de la tierra; tu diestra está llena de justicia.

Dad vueltas a Sión, enumerad sus torres; admirad sus murallas, fijaos en sus palacios, para contar a las generaciones venideras que este Dios es nuestro Dios por los siglos de los siglos. Él nos guía.

Segunda Lectura[editar]

Ga 4,4-7 Dios envió a su Hijo, nacido de mujer

Lectura de la Carta del Apóstol San Pablo a los Gálatas

Pero, al llegar la plenitud de los tiempos, envió Dios a su Hijo, nacido de mujer, nacido bajo la ley, .para rescatar a los que se hallaban bajo la ley, y para que recibiéramos la filiación adoptiva. La prueba de que sois hijos es que Dios ha enviado a nuestros corazones el Espíritu de su Hijo que clama: ¡Abbá, Padre! De modo que ya no eres esclavo, sino hijo; y si hijo, también heredero por voluntad de Dios.

Palabra de Dios

Aclamación antes del Evangelio[editar]

San Lucas 1:28 Aleluya, aleluya, aleluya

Dios te salve María, llena eres de gracia, el Señor es contigo, bendita tú entre las mujeres.

Aleluya aleluya aleluya

Evangelio[editar]

San Juan 2,1-11 Las bodas en Caná de Galilea

Del Santo Evangelio según San Juan

Había una boda en Caná de Galilea, y estaba allí la madre de Jesús. Jesús y sus discípulos también fueron invitados a la boda. Y cuando se acabó el vino, la madre de Jesús le dijo: "No tienen más vino". Jesús respondió: "¿Es asunto mío o tuyo, mujer? Mi hora aún no ha llegado". Entonces su madre dijo a los sirvientes: "Haced lo que él os diga".

Allí había seis tinajas de piedra destinadas para los rituales de purificación de los judíos, cada una de las cuales contenía cien litros de agua. Jesús les dijo: "Llenen las tinajas de agua". Y los sirvientes las llenaron hasta el borde. Entonces les dijo: "Saquen ahora y llévenselo al mayordomo". Y ellos se lo llevaron.

Después de probar el agua convertida en vino, el mayordomo llamó al novio, pues no sabía de dónde provenía, a pesar de que lo sabían los sirvientes que habían sacado el agua. Y le dijo: "Todo el mundo sirve al principio el vino mejor, y cuando ya todos han bebido bastante, les dan el de menos calidad; pero tú has dejado el mejor vino para el final." Esta señal milagrosa fue la primera, y Jesús la hizo en Caná de Galilea. Así manifestó su gloria y sus discípulos creyeron en él.

Palabra del Señor

Oración sobre las ofrendas[editar]

Dios todopoderoso, mira con deleite las oraciones y los dones que te presentan tus fieles al venerar a la Santísima Virgen María, Madre de Dios, y por tu misericordia, socorrenos. Por Cristo nuestro Señor. Amén.

Prefacio de la Santísima Virgen María, Reina de Polonia[editar]

En verdad, es justo y necesario que te demos gracias siempre y en todo lugar y que te alabemos, venerando a María Santísima, siempre virgen. Al aceptar el testamento del amor de Dios bajo la cruz, ella tomó como hijos suyos a todos los hombres que habían nacido para la vida eterna por medio de la muerte de Cristo. Elevado a la gloria celestial abraza con amor maternal al Pueblo que la eligió como su Reina, defiendelo en los peligros, se consuelo en sus aflicciones y sostenlo en la búsqueda de la patria eterna, hasta que llegue el día esplendoroso del Señor. Por eso, unidos a los coros de los Ángeles te alabamos, cantando con alegría: Santo, Santo, Santo...

Antifona de la Comunión[editar]

De ti se dicen cosas admirables, ciudad de Dios Sal. 2-3

Oración después de la comunión[editar]

Señor Jesucristo, ayuda a las personas que se refrescan con tu cuerpo y sangre: por intercesión de tu Santísima Madre, líbralas de todo mal y peligro y protege todas sus buenas obras con tu protección. Tu que vives y reinas por los siglos de los siglos. Amén.[2]

Oración a Nuestra Señora de Czestochowa[editar]

¡Oh gloriosísima reina del cielo y de la tierra, Santa María de Częstochowa! He aquí, a tu siervo indigno que está delante de ti; Levantando hacia Ti mis manos suplicantes , y desde el fondo de mi corazón, clamo: ¡Oh, Madre Llena de Compasión! Sálvame, porque en Ti está mi esperanza; sí no me escuchas a quien voy a recurrir? Sé, Madre querida, que Tu corazón compasivo será tocado por mi súplica en mi necesidad, porque la escucha la omnipotencia de Dios que descansa en Tu mano, cuyo gozó está en Ti.

¡Entonces, María! Te lo ruego, levántate y usa Tu gran poder, disipando todos mis sufrimientos, derramando un bálsamo dichoso en mi alma adolorida. Oh noble Consoladora de todos los afligidos; y por lo tanto mi Guardián especial. Aunque siento bien en el fondo de mi alma que soy indigno por mis pecados para alcanzar misericordia, Aún así te lo ruego, ¡Madre querida! No me mires a través de estos mis pecados, sino mira a través de los méritos de Tu amado Hijo ya través de Su Santísima Sangre, Él que derramó por mí en la cruz; acuérdate, mi amada Madre, del dolor que sufrió Jesús estado bajo la cruz y murió y tu amada Madre mirando la muerte de tu amado Hijo. Entonces, al recordar todo esto, ¡oh Madre! No recháces mi humilde petición, sino escúchala con bondad, y siendo cumplida por Ti, te adoraré con un corazón agradecido hasta que este deje de latir. Amén.

Devoción a la Virgen Negra de Częstochowa en otras tradiciones[editar]

En el vudú, una descripción común de su aspecto es su asociación a la figura de Erzulie Dantor, que podría tener sus raíces en copias del ícono de la Virgen Negra de Częstochowa traídas a Haití por soldados polacos, quienes lucharon en ambos bandos en la Revolución Haitiana desde 1802.[3]

En su aparición de carácter Petro es asociada con la figura de Erzulie Dantor, donde a menudo es representada como una mujer de cuerpo cicatrizado y aspecto obeso, sosteniendo a un infante de forma protectora en una mano y en la otra empuñando un cuchillo. En ésta figuración se le describe con un carácter guerrero y particularmente en el credo común hacia esta representación, se le adora como una figura protectora acérrima de mujeres y niños.

En la santería, esta imagen está referida a la Santa Bárbara Africana.[cita requerida]

Los ucranianos también tienen una especial devoción a la Virgen de Częstochowa.[4]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Bibliografía[editar]

Enlaces externos[editar]