Vipassana

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Buda meditando

Vipassana hace referencia a una de las técnicas de meditación más antiguas de la India y una de las principales del budismo theravada, aunque también aparece en formas algo distintas en el budismo mahāyāna y vajrayāna.[1]

Vipassana es el proceso de autopurificación mediante la autoobservación.[2] [3]

Vipaśhiana significa ‘ver las cosas tal como son’,[4] siendo vi un aumentativo; y pashia: ‘ver, contemplar, comprender correctamente’.[5]

Al mismo tiempo, se afirma que cualquier persona puede practicarla libremente, ya que no crea conflictos de comunidad, raza ni religión.[2] La meditación Vipassana puede enseñarse tanto en centros budistas como laicos.

La técnica[editar]

La meditación vipassana es una técnica de autodiscernimiento basada en la observación de la mente y la materia y sus aspectos de impermanencia, insatisfacción y falta de una esencia inherente e independiente o «yo».

Es un método de autobservación y meditación budista. Se comienza observando la respiración natural para concentrar la mente y luego, con la conciencia agudizada, se procede a observar la naturaleza cambiante del cuerpo y de la mente y se experimentan las verdades universales de la impermanencia, el sufrimiento y la ausencia de ego.

En la meditación Vipassa, como en otras prácticas espirituales, es importante seguir un buen comportamiento moral para poder llevar a cabo la meditación de manera satisfactoria. “Las condiciones previas indispensables para el desarrollo de la meditación de la calma mental son: vivir en un lugar favorable, limitar los deseos propios y practicar la satisfacción, no implicarse en muchas actividades, mantener una moralidad pura y eliminar completamente el apego y cualquier otro tipo de pensamiento conceptual”[6]

La causa del sufrimiento[editar]

"Todo en el mundo tiene una causa. Nada surge sin una causa. [...] Cuando el omnisciente Buda alcanzó la iluminación, descubrió que la causa del sufrimiento es el apego (tanha). La palabra "tanha" significa literalmente sed, que cubre los significados de avaricia, lujuria, deseo, apego y similares".[7] En español, se puede utilizar la palabra apego para referirse a tanha.

La práctica en la vida diaria[editar]

Como puede apreciarse a continuación, en la enseñanza de la meditación Vipassana se utilizan muchas metáforas.

Cuando las personas le decían a Ajahn Chah que encontraban imposible practicar en la sociedad, él les preguntaba: ¿si presionara tu pecho con una vara ardiente, dirías que de hecho estás sufriendo, pero como vives en la sociedad no puedes apartarte de eso?.[8]

Así mismo, Buda contaba la historia de un hombre al que le habían disparado una flecha. El hombre herido no permitía que nadie la retirara hasta que hubiera respondido sus preguntas sobre la flecha, el arco y el arquero. Sin embargo, el hombre estaba herido e iba a morir antes de poder dar respuesta a sus preguntas. El hombre tenía que darse cuenta de que estaba sufriendo y por morir, y que tenía que hacer algo pronto. Ajahm Chah enfatizaba mucho sobre este punto: estás sufriendo, haz algo al respecto.[8]

Beneficios[editar]

Chanmyay Sayadaw Ashin Janakabhivamsa menciona siete beneficios de la meditación Vipassana:

  • La purificación
  • Superar el arrepentimiento y las preocupaciones
  • Superar los lamentos
  • El cese del sufrimiento físico
  • El cese del sufrimiento mental
  • Alcanzar la iluminación
  • Estar seguro de haber alcanzado el estado conocido como nirvana.[9]

Por otra parte, en un análisis realizado por investigadores de la Universidad Johns Hopkins y publicado en el JAMA Internal Medicine se encontró lo siguiente:

Aparentemente, practicar tan solo 30 minutos de meditación al día [no necesariamente Vipassana] decrece significativamente los síntomas de ansiedad y depresión. [..] Un programa de entrenamiento de 8 semanas en meditación de la conciencia plena (mindfulness) ayudó a reducir la ansiedad, depresión y el dolor. Y las mejoras continuaron durante los 6 meses posteriores al entrenamiento. Para la depresión y la ansiedad, los efectos de la meditación fueron tan fuertes como aquellos logrados con medicamentos antidepresivos. Sin embargo, la meditación no afectó de manera significativa [otras] condiciones, como enfermedades cardiovasculares o cáncer.[10]

[Estos investigadores] encontraron que aunque la meditación parece disminuir moderadamente la ansiedad, la depresión y el dolor, se necesitan trabajos de mayor calidad antes de poder juzgar el efecto de la meditación en otras dolencias.[11]

Centros de meditación vipassana en México[editar]


La Casa de Meditación Vipassana se funda en México en el año 1985, bajo la guía espiritual del Muy Venerable Ajahn Tong Sirimangalo (Venerable Chao Khun Phra Raja Prommajahn); es entonces cuando se transmiten por primera vez en nuestro país las enseñanzas de la tradición del Budismo Theravada y la práctica de la meditación de introspección Vipassana, legadas por los Theras, o monjes más antiguos, y que son las más cercanas a las enseñanzas del Buda Histórico (Sidharta Gautama).[12]

Dhamma Vihara El Dhamma Vihara es un Monasterio Buddhista Theravada, ubicado en una agradable zona boscosa en el Municipio de Jilotepec, Veracruz. [www.dhammavihara.org]

Dhamma Makaranda fue el primer centro de meditación Vipassana que se construyó en América Latina. Está ubicado en San Bartolo Amanalco, a pocos kilómetros de Valle de Bravo, un pequeño pueblo colonial a orillas de un lago.[2]

Maestros principales de vipassana[editar]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. «Meditación Vipassana o meditación Penetrante». Consultado el 3 de junio de 2015. 
  2. a b c «Acerca de Dhamma Makaranda». Consultado el 3 de junio de 2015. 
  3. «Acerca de Dhamma Makaranda». Consultado el 13 de junio de 2015. 
  4. Ver la definición de «Vipaśyana», en el primer renglón de la tercera columna de la pág. 974 en el Sanskrit-English Dictionary del sanscritólogo británico Monier Monier-Williams (1819-1899).
  5. Ver la definición de «Paśya», 27 renglones antes del final de la segunda columna de la Budag pág. 611 en el Sanskrit-English Dictionary del sanscritólogo británico Monier Monier-Williams.
  6. Dalai Lama (2005). La meditación paso a paso. Random House Mondadori. p. 94. 
  7. Chanmyay Sayadaw (1985). Vipassana Meditation. Lectures on Insight Meditation. Chanmayay Yeiktha Meditation Centre. p. 6. 
  8. a b Ajahn Chah (1994). No Ajahn Chah, Reflections. Dhamma Garden. p. 1. 
  9. Chanmyay Sayadaw Ashin Janakabhivamasa. Vipassana Meditation. Lectures on Insight Meditation. Chanmyay Yaiktha Meditation Centre. pp. 44-77. 
  10. Christie Nicholson (27 de enero de 2014). «Review Finds Meditation Somewhat Effective against Anxiety and Depression» (en inglés). Scientific American. Consultado el 10 de mayo de 2015. 
  11. Wenner Moyer (1 de mayo de 2014). «Is meditation overrated?» (en inglés). Scientific American. Consultado el 10 de mayo de 2015. 
  12. «Casa de Meditación Vipassana». Consultado el 3 de junio de 2015. 
  • Dalai Lama (2005). La meditación paso a paso. España: Random House Mondadori, S.L.
  • Dhamma Garden (1994). No Ajahn Chah, Reflections. Kuala Lumpur: Dhamma Garden.
  • Chanmyay Yaiktha Meditation Centre(1985). Vipassana Meditation. Lectures on Insight Meditation. Myanmar: Chanmyay Yeiktha Meditation Centre.

Enlaces externos[editar]