Usuario:Pembyq/brudnopis

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Plantilla:En edicion

HALOTERAPIA[editar]

Existen dos tipos de terapias de sal: la haloterapia y la espeleoterapia. La haloterapia reproduce el microclima de las minas de sal y la espeleoterapia es un tratamiento llevado a cabo en las minas de sal bajo tierra. Ambas terapias confieren un beneficio para la salud.

QUÉ ES LA HALOTERAPIA[editar]

La haloterapia es una terapia natural, que consiste en respirar un ambiente saturado por micro partículas de Sal Natural (100% natural, no tratada o “purificada”). Sus efectos beneficiosos son muy populares en UE, USA, Canadá, los países del Báltico, sobre todo Rusia y Polonia, donde observaron que las personas que trabajaban en las minas de sal eran inmunes a las enfermedades que afectaban a sus familias. Tras muchas investigaciones se llegó a la conclusión de que el ambiente que respiraban, impregnado de micro partículas de sal, era lo que les protegía. El aire de las “cámaras de sal”, “cuevas de sal”, "minas de sal" (“salt rooms”, “salt caves” y "salt mines" en inglés) mejora nuestra condición física y alivia la sintomalogía del asma bronquial, enfermedades pulmonares, estrés, insuficiencia del aparato circulatorio, estadios de infarto, hipertensión, gastritis, alergias, etc.

MATERIALES USADOS EN LAS CÁMARAS DE HALOTERAPIA[editar]

Estos depósitos naturales del mineral halita proceden de antiguos lagos y mares evaporados. La sal de roca sin refinar, principalmente cloruro de sodio, también incluye concentraciones variables de otras sales minerales tales como calcio y magnesio, manganeso y sulfatos que tienen propiedades terapéuticas adicionales.

HISTORIA[editar]

sanatorio en las minas de sal de Wieliczka

En el año 1843, Feliks Boczkowski, médico y cirujano polaco, trabajaba como doctor en las minas de sal de Wieliczka. En base a sus estudios realizados a través de muchos años fue el primero que confirmó la influencia positiva del microclima de aire salado para la salud. En el año 1958 se creó el primer sanatorio en las minas de sal de Wieliczka, cerca de Cracovia, en Polonia.

CÓMO FUNCIONA[editar]

En las cámaras de sal se obtienen pequeñas cantidades de aerosol de sal con una concentración media de 0,45 mg de NaCl/m3 e indetectables cantidades de yodo. Comparando estos valores con el microclima alrededor de las torres de graduación salina, donde la concentración promedio de aerosol es de 8,8 mg de NaCl/m3, durante una tormenta en la playa de 4,70 mg/m3 y en las grutas de Wieliczka de 22,0 mg/m3 se pueden ver enormes diferencias. La creación de un microclima artificial en las cámaras de sal requiere un aparato adicional que produzca el aerosol.

TRATAMIENTOS[editar]

La haloterapia está indicada para personas de cualquier edad y condición física, para los niños y personas mayores, deportistas que quieren mejorar sus propias condiciones físicas, etc.

Está recomendada para la mayoría de trastornos respiratorios. El aerosol de cloruro de sodio estimula el movimiento de los cilios, ayuda a las reacciones naturales defensivas del organismo humano. Se han realizado numerosos estudios sobre la eficacia de este método. Uno de ellos consistía en examinar a 596 niños con asma bronquial. Después de permanecer en la cámara de sal solamente por unos 3-4 días, el 92% sintió una notable mejoría.

La Haloterapia es también útil en el tratamiento de las alergias. Entre otros métodos, la haloterapia resultó eficaz en un 82% al tratar a pacientes alérgicos al polen. Sus efectos ventajosos eran igualmente afirmados en los casos de enfermos con recaídas de urticaria, psoriasis, acné y dolencias micóticas. Indirectamente tiene una influencia positiva sobre el estado de inmunidad humoral y celular tanto así como en los procesos inmunológicos no específicos del organismo.

La Haloterapia tiene un efecto positivo sobre el sistema circulatorio, endocrino, aparato digestivo, y las membranas mucosas del aparato respiratorio. Para obtener los mejores resultados se debe consultar con un doctor acerca de la estancia en la cámara de sal.

La haloterapia está recomendada para personas con problemas respiratorios como:
asma, resfriados, bronquitis, faringitis, sinusitis, fibrosis quística, etc.
También enfermedades de la piel como:
psoriasis, acné, dermatitis atópica. Igualmente para toda clase de alergias.
Trastornos neurológicos, fatiga, fibromialgia...
Aumenta el sistema inmunológico.
Mejora el rendimiento en el deporte, etc.

NOTAS Y REFERENCIAS[editar]

Categoría:Medicina alternativa