Bosque de Arenberg

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Trouée d'Arenberg»)
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Trouée d'Arenberg
Wallers, comunidad de la región de Alta FranciaBandera de Francia Francia
Trouée d'Arenberg.png
Bosque de Arenberg (en rojo)
Nord-Pas-de-Calais region location map.svg
Bosque de Arenberg
Datos de la ruta
Tipo Camino longitudinal
Inauguración 1968
Longitud 2400 metros (*****)
Ubicación 50°23′43″N 3°25′00″E / 50.395278, 3.416667Coordenadas: 50°23′43″N 3°25′00″E / 50.395278, 3.416667

La Trouée d'Arenberg (el Bosque de Arenberg, en su traducción al español; también conocido como Tranchée —trinchera— d'Arenberg o Trouée de Wallers-Arenberg),[1][2][3]​ es un tramo de carretera adoquinada de 2400 metros conocida por albergar, el segundo domingo de abril, a la París-Roubaix, el tercero de los cinco monumentos del ciclismo.

El Bosque de Arenberg se incluyó por primera vez en la edición de 1968, ganada por el belga Eddy Merckx. Desde entonces, ha estado presente en todas las ediciones salvo la de 2005 y el periodo entre 1974 y 1983, cerrado por la Oficina Nacional de Bosques.[4][3]

Pese a no tener un gran peso histórico en la carrera,[n 1]​ Arenberg es considerado como el emblema y la esencia de la carrera París-Roubaix, conocida como «El Infierno del Norte». Está situado próximo a la ciudad minera de Arenberg, al noroeste de Wallers, comuna de la región de Alta Francia, en Francia.[1][3][5][6]

La Asociación de Amigos de la París-Roubaix (Amis de Paris-Roubaix), creada en 1977, se encarga, entre otros sectores, de su mantenimiento y mejora.[1][3][n 2]

Historia[editar]

Plano picado del Bosque de Arenberg.

Construcción[editar]

El Bosque de Arenberg fue construido en la época de Napoleón Bonaparte, a principios del siglo XIX.[7]

Inclusión en la ruta de la París-Roubaix[editar]

Los orígenes de la inclusión del tramo adoquinado de la Trouée en la París-Roubaix datan de la década de 1960. El auge del automóvil durante la etapa de la posguerra provocó que los organismos, tanto gubernamentales como municipales, quisieran renovar a toda costa las carreteras arcaicas y pavimentadas, sustituyéndolas por el macadán, carreteras construidas en grava comprimida cuyo nombre proviene de su inventor, el ingeniero escocés John Loudon McAdam.[1]

En 1965, de los 265,5 kilómetros de «El Infierno del Norte», sólo 22 seguían adoquinados. El punto de inflexión llegó dos años después, en 1967, cuando Jan Janssen se impuso en Roubaix al sprint en un grupo de más de quince corredores. Debido a la falta de dificultades en el trazado, la selección entre los mejores no pudo producirse. Por ello, Jacques Goddet, director de la carrera, pidió a Albert Bouvet, ciclista de ruta recientemente retirado y nombrado diseñador de la ruta, que buscara nuevos sectores adoquinados.[1]

«Goddet estaba lívido. A pesar de que fue un final emocionante, no pudo comprender que una carrera así se decidiera por un sprint. Como resultado, le pidió a Albert Bouvet que buscara nuevos sectores de adoquines, incluso si eso significaba cambiar por completo el itinerario de la carrera»[1]

Pascal Sergent, historiador de ciclismo
Puente de la mina de Fosse d'Arenberg[n 3]​ que atraviesa el Bosque de Arenberg.
«Debo ser el único ciclista que haya pasado por debajo y por encima de este puente», bromeaba Stablinski a menudo[1]

Albert Bouvet contactó con Jean Stablinski,[n 4]​ ganador de, entre otras grandes victorias, la Vuelta a España de 1958 y el Campeonato del Mundo de Ciclismo en Ruta de 1962, natural de Norte-Paso de Calais (con su fusión con Picardía pasaría a denominarse región de la Alta Francia), región por donde trascurre la carrera, para que localizara nuevos sectores adoquinados.[1]Stablinski, que antes de ser ciclista profesional había trabajado en la mina de carbón —Fosse d'Arenberg, cerrada en 1989[8][n 3]​—, cerca del bosque de Raismes-Saint-Amand-Wallers,[n 5]​ y que conocía bien el área, recomendó a Bouvet el tramo de adoquinado de la Trouée.[1][2][11]

Después de ver el tramo, el emblemático director del Tour de Francia y de L'Equipe,[n 6]Jacques Goddet, no estaba muy convencido sobre la inclusión del tramo en la ruta ya que pensaba que no era posible que los ciclistas pasaran por allí debido a su peligrosidad y dificultad. Tras un largo debate con Bouvet y Stablinski, Goddet finalmente acepto incluir el tramo en la París-Roubaix.[1][12]

Introducido en 1968, el sector se retiró del curso en 1974, regresando para siempre en 1983. Por la degradación del tramo, Arenberg tuvo que excluirse del recorrido en la edición de 2005 para realizar trabajos en un tramo de 200 metros que excedía los límites de la seguridad.[1]​ Las autoridades públicas regionales y locales se gastaron 250.000 euros en la reforma del sector.[11][4]

Por la contribución de Jean Stablinski a la París-Roubaix , el 7 de abril de 2008, un después de su muerte (22 de julio de 2007), se inauguró un monumento en su memoria, erigido a la entrada de la Trouée d'Arenberg, a la izquierda de la carretera.[1][13][3]

Descripción[editar]

La Fosse d'Arenberg,[n 3]​ situada escasamente a unos centenares de metros del tramo homónimo.

Nombre original[editar]

Su nombre oficial, tal como se indica en los mapas, es la Drève des Boules de Hérin.[14][11][n 7]

«No la llamábamos de ninguna manera. Fueron los periodistas que hicieron evolucionar el término a lo largo de los años»[1]

Pascal Sergent, historiador de ciclismo

Ficha técnica[editar]

  • Longitud: 2.400 metros
  • Dificultad: 5 estrellas (*****)
  • Sector: 19-18 aprox. (95,5 km de meta aprox.)
«Paris-Roubaix no se gana en Arenberg, pero a partir de ahí se selecciona el grupo con los ganadores» – Jean Stablinski[3]

El Bosque de Arenberg, de 2400 metros y un desnivel negativo de 6 metros,[n 8]​ cuenta con 5 estrellas, máxima dificultad en los tramos adoquinados de la París-Roubaix. Solo la Trouée d'Arenberg, Mons-en-Pévèle y Carrefour de l'Arbre ostentan este rango.[1][15][5]​ A pesar de su gran distancia hasta el velódromo de Roubaix —95,5 Km aproximadamente—, suele ser un sector decisivo en el porvenir de la carrera.[3][16]

Características[editar]

Adoquinado de Arenberg.

François Doulcier, presidente de la Asociación de Amigos de la París-Roubaix describe que Arenberg, «objetivamente, es el tramo con el peor adoquinado»:[1]

  • 1. El perfil: «La superficie de rodadura no es plana, es irregular y está abombada. Los adoquines están mal tallados. El término técnico exacto es abujardado. Cuando se fabricaron los adoquines, según la calidad de corte deseada, se cortaba más o menos la banda de rodadura. Esta, tiene el corte más irregular que pueda existir».
  • 2. El grosor de las juntas: «Arenberg, es uno de los tramos de la carrera donde el grosor de las juntas entre filas de adoquines es el más grande. Cuanto más gruesas son las juntas, más resalta el efecto del borde. Si los adoquines están muy juntos, es más liso. Aquí, las juntas son más anchas y acentúan el efecto de borde».
  • 3. La colocación: «Además de estar deformados, están mal colocados. Independientemente del grosor de las juntas, cuando comparamos una fila de adoquines con otra, existe como mínimo una diferencia de 1 o 1,5 cm. Es en cierta medida como subir una micro-acera».[1]
«Básicamente, corríamos al lado del adoquinado. Quizás de los 2400 metros, hacíamos 400» – Thierry Gouvenou[1]

Debido al extremado de la superficie de Arenberg, muchos corredores evitaban el adoquinado trascurriendo por los bordes de barro o incluso por detrás de los espectadores que presenciaban la carrera. Por ello, en los años 90, se decidió poner vallas, que hoy en día siguen utilizándose, para obligar a ciclistas trascurrir sobre el pavimento.[1][6]

Infortunios[editar]
«No podemos entender lo que es Arenberg sin haber corrido la París-Roubaix. Es imposible describirlo. Allí, estamos realmente en el Infierno del Norte» – Filippo Pozzato[1]

Las peculiares características que presentan los adoquines del Bosque de Arenberg, sumado al desnivel negativo que presenta y al nerviosismo que se produce en los kilómetros previos a su entrada por la disputa de una buena colocación entre corredores, que llegan a alcanzar velocidades de hasta 60km/h, hacen que sea un tramo peligroso, propenso a pinchazos y a caídas, destacando históricamente la del belga Johan Museeuw y el francés Philippe Gaumont.[1][11]

El pelotón pasando por el Bosque de Arenberg en la París-Roubaix de 2008.

En la edición de 1998, Johan Museeuw, que partía de Compiègne —ciudad donde se inicia la carrera— como uno de los máximos favoritos para ganar la París-Roubaix después de conseguir tres victorias de prestigio —E3 Harelbeke, A Través de Flandes y el Tour de Flandes— durante la semana flamenca de ciclismo, se fracturó la rótula izquierda en cuatro partes en Arenberg, estando a punto de sufrir la amputación de la pierna a causa de la gangrena. Debido a la grave caída sufrida por el belga, la organización invirtió, al año siguiente, el orden de entrada en el tramo para evitar el desnivel negativo con el objeto de reducir la alta velocidad a la que se accedía al Bosque, aunque sin éxito y volviendo a su entrada clásica en la edición del año 2000, que fue ganada por el propio Johan Museeuw, quien dos años más tarde, en 2002, conseguiría su tercera y última victoria en la «clásica de las clásicas».[1][4][3][17][11]

Johan Museeuw señalándose, en la línea de meta de la París-Roubaix del año 2000, la rodilla que se fracturó dos años antes en el Bosque de Arenberg.[18]

En el año 2001, Gaumont se fisuró el fémur de la pierna derecha después de estrellarse contra los adoquines en la parte inicial del tramo.[11][19]

«Si hubiera habido un accidente en 1968 como el de Museeuw o Gaumont, la Trouée habría desaparecido del recorrido al año siguiente»[1]

Pascal Sergent, historiador de ciclismo

Mas recientemente, otro incidente a destacar es el del ciclista australiano Mitch Docker, en 2016, cuando por culpa de un choque colectivo en el tramo se cayó de bruces al suelo, perdiendo varios dientes y necesitando cirugía para reparar las diversas fracturas sufridas en la cara —nariz, pómulos... — a causa de la colisión.[20][21][22][23]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. a b c d e f g h i j k l m n ñ o p q r s t u v w «París-Roubaix: Arenberg, un viaje al corazón del Infierno del Norte». Eurosport Espana. 31 de diciembre de 2016. Consultado el 16 de enero de 2018. 
  2. a b Álvarez, Juan Carlos. «La leyenda de Arenberg». La Opinión de A.Coruña. Consultado el 16 de enero de 2018. 
  3. a b c d e f g h «Trouée d'Arenberg (Arenberg Forest) - Cycling Passion». Cycling Passion (en inglés estadounidense). 5 de abril de 2013. Consultado el 19 de enero de 2018. 
  4. a b c «Les Amis de Paves». BIELALIBRE. 4 de abril de 2016. Consultado el 20 de enero de 2018. 
  5. a b «PARIS-ROUBAIX 2016». Plataforma Recorridos Ciclistas. 10 de abril de 2016. Consultado el 31 de enero de 2018. 
  6. a b «A breakdown of Hell: The pavé of Paris-Roubaix | Cyclingnews.com». Cyclingnews.com (en inglés británico). Consultado el 31 de enero de 2018. 
  7. Primo Genis, Nacho (11 de abril de 2014). «Paris - Roubaix: los otros 28 protagonistas». VAVEL.com. Consultado el 30 de enero de 2018. 
  8. a b c «Il y a 25 ans, le film "Germinal" offrait une nouvelle vie au site minier d'Arenberg» (en francés). Consultado el 18 de febrero de 2018. 
  9. a b Centre, UNESCO World Heritage. «Centro del Patrimonio Mundial -». whc.unesco.org. Consultado el 18 de febrero de 2018. 
  10. Málaga, La Opinión de. «La leyenda de Arenberg». Consultado el 19 de febrero de 2018. 
  11. a b c d e f «Iconic Places: The Forest of Arenberg - Cycling Weekly». Cycling Weekly (en inglés estadounidense). 5 de abril de 2011. Consultado el 20 de enero de 2018. 
  12. «Arenberg: a trip to the heart of hell». Eurosport UK. 8 de abril de 2017. Consultado el 17 de enero de 2018. 
  13. «Google Maps: monumento en memoria de Jean Stablinski». Google Maps. Consultado el 17 de enero de 2018. 
  14. «Google Maps: ubicación exacta del Bosque de Arenberg con su nombre oficial». Google Maps. Consultado el 17 de enero de 2018. 
  15. «La París-Roubaix más adoquinada - Marca.com». Marca.com. Consultado el 20 de enero de 2018. 
  16. Web, 1&1 Editor. «Paris-Roubaix 2013 - 39X28 ALTIMETRÍAS». 39x28altimetrias.com. Consultado el 30 de enero de 2018. 
  17. «On a retrouvé… Johan Museeuw». Le Monde.fr (en francés). Consultado el 30 de enero de 2018. 
  18. París-Roubaix: La revancha de Johan Museeuw, el 'Maldito de Arenberg', 1 de abril de 2017, consultado el 17 de febrero de 2018 
  19. «www.cyclingnews.com news and analysis». autobus.cyclingnews.com. Consultado el 30 de enero de 2018. 
  20. AS, Diario (12 de abril de 2016). «Brutal caída de Docker en Arenberg en la París-Roubaix». AS.com. Consultado el 18 de febrero de 2018. 
  21. Rédaction. «L'impressionnante chute de Mitchell Docker dans la trouée d'Arenberg». L'ÉQUIPE (en fr-FR). Consultado el 18 de febrero de 2018. 
  22. Edmund, Sam (16 de diciembre de 2016). «Mitch Docker could have been killed in horror cycling accident but it has given him a new focus». Herald Sun (en inglés). Consultado el 18 de febrero de 2018. 
  23. «Update on Mitch Docker: “He’s pretty lucky, all things considered” - Ride Media». Ride Media (en inglés estadounidense). 13 de abril de 2016. Consultado el 18 de febrero de 2018. 

Notas[editar]

  1. La París-Roubaix data del año 1896.
  2. La Asociación goza del apoyo y respaldo del gobierno local y de los propios organizadores de la carrera en su afán de preservar y mantener, mediante trabajos voluntarios, los tramos adoquinados.
  3. a b c d La Fosse d'Arenberg, cerrada en 1989, fue catalogada como monumento histórico de Francia en 2010 y como Patrimonio Mundial de la UNESCO en 2012.[8][9]
  4. Su nombre realmente es Stablewski. Por error, un periodista le cambió el apellido, quedándose como Stablinski para siempre.[10]
  5. Es el bosque que atraviesa el tramo adoquinado de Arenberg.
  6. Jacques Goddet fue director del Tour de Francia desde 1936 hasta 1986 (50 años) y director de L'Équipe desde 1946 hasta 1984 (38 años).
  7. Una drève es una línea recta transitable bordeada por árboles.[1]
  8. La entrada (en la ruta de la París-Roubaix) del Bosque de Arenberg está situada a 25 metros sobre el nivel del mar y la salida a 19 metros.[1]

Videoteca[editar]

Enlaces externos[editar]