Torero

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
El torero José Tomás durante el brindis de una faena en Almería.

El torero es la persona cuyo oficio consiste en torear, es decir en lidiar en una plaza de toros una corrida de toros, siendo esta el nombre que recibe el conjunto de toros que se lidian en la plaza.[1][2][3]​ El torero también recibe el nombre de atoreador —usado antiguamente en Andalucía— o toreador.[4][5]

Torero hace referencia tanto al profesional que lidia a pie como al de a caballo. Entre los toreros a pie se distinguen según su jerarquía el matador de toros y los subalternos o banderilleros a las órdenes del matador. Entre los toreros a caballo se distinguen en primer lugar el rejoneador, que tiene la misma categoría que el matador de toros y los picadores que son subalternos del matador de toros a pie.[5]

El Reglamento Taurino distingue la clasificación entre todos los toreros, tanto de los matadores de toros, de los matadores de novillos con o sin picadores y de los rejoneadores, como de los subalternos banderilleros y picadores.[5]

Las primeras noticias sobre toreros profesionales en una corrida de toros datan del siglo XIV, dos hombres contratados por Carlos II el Malo, rey de Navarra en el mes de agosto del año 1385, a los que el monarca ordenó abonar cincuenta libras (castellanas), a pesar de las estar vetada la profesionalización de los lidiadores por las Partidas de Alfonso X El documento del que se extrae esta información está albergado en el Archivo de la Cámara de Comptos Reales de Navarra, cajón 49, número 62.[6][7]

Origen[editar]

Su tarea es llevar repetidamente las embestidas del toro de forma que resulte estéticamente vistosa, medirlo en la suerte de capote, dirigirlo a la pica, colocarle las banderillas, templarlo en la suerte de muleta y finalmente causarle muerte mediante la utilización de una espada llamada estoque de muerte. Antiguamente, al torero se le llamaba toreador y se refería a todo aquel que, a pie o a caballo, entraba a la plaza a lidiar con toros. Sin embargo el DRAE consigna hasta su edición de 1869 que toreador era el "que lidia los toros a caballo, a distinción del torero" y a partir de la edición de 1884 simplemente "el que torea". La ópera Carmen (francesa), de 1875, propagó el término "Toreador" de una manera más global.

El torero tiene varias etapas de formación desde edades tempranas, obtenida por la práctica. La primera etapa es la de novillero, en la que se lidia novillos debido a su menor tamaño y fuerza, comenzando sin caballos, para luego pasar a novilladas con picadores. La segunda etapa es la de matador, donde el torero ha conseguido destreza suficiente para desarrollar con estilo y técnica todos los tercios de la lidia. Cuando un novillero logra, en teoría, los méritos necesarios para alcanzar el grado de matador, realiza una corrida especial denominada alternativa. La alternativa se puede tomar en cualquier plaza de toros. Posteriormente se confirmará en la plaza de toros de Las Ventas en Madrid, y alguna otra como es el caso de la Plaza México. En ambas ceremonias, los compañeros de cartel harán las funciones de padrino y testigo en función de su antigüedad.

Toreros famosos[editar]

Joselito y Belmonte.


Siglo XX[editar]

Tras el dominio de Guerrita, retirado en 1899, se abrió un periodo de transición durante la primera década del siglo XX, con toreros como Antonio Fuentes, mencionado por Guerrita en la célebre cita en la que alude al toreo de Fuentes: «después de mí naide... después de naide, Fuentes [sic]»;[8]​ el del mexicano Rodolfo Gaona, quién universalizó el toreo mexicano y también el toreo español, haciendo de las corridas de toros un patrimonio universal; junto con Rafael González Madrid Machaquito o Ricardo Torres Bombita, Rafael Gómez, Gallo y Vicente Pastor que ocuparon los primeros puestos de los escalafones.[9]​ Esta fue la época dorada del toreo, que se extendió durante la década de 1910 a 1920 y que tuvo como máximas figuras a Juan Belmonte y a José Gómez Joselito. Ambos diestros están considerados los más importantes del toreo moderno por sus aportaciones al lidia, aportando lo mejor del toreo antiguo a la lidia de principios de siglo, fundamento técnico del modo de torear moderno.[10]

El diestro Ignacio Sánchez Mejías aportó a la tauromaquia un después de las corridas de toros, es decir una vida fuera de las plazas de toros que traspasó a la sociedad intelectual del siglo XX. Ganaderos, escritores y poetas se interesaron por el toreo y a los toreros con otra perspectiva que le otorgó un carácter atractivo para los círculos sociales. La presencia de Sánchez Mejías en tertulias y eventos sociales coloca a las corridas de toros como referencia intelectual, donde autores de la talla de Federico García Lorca centraron el foco de parte de sus obras. Así queda unida a la cultura española formando un vínculo que dio lo destacadas obras en la prosa y la poesía de la generación del 27.[11][12][13]

Tras la Guerra Civil Española resurgieron las corridas de toros a través de Manolete, considerado uno de los toreros más completos del momento. Al mismo tiempo surgen figuras como Luis Miguel Dominguín, el mexicano Carlos Arruza, Pepe Luis Vázquez, Antonio Bienvenida, Pepín Martín Vázquez, Miguel Báez y Espuny El Litri, Julio Aparicio Martínez y Agustín Parra Parrita. Si bien esta época se cierra con el fallecimiento de Manolete en la tragedia de Linares.

Fue un periodo intenso con nuevas rivalidades entre toreros plasmadas en interesantes faenas en los ruedos, la más destacada fue la rivalidad entre los toreros Luis Miguel Dominguín y su cuñado Antonio Ordóñez. La pugna entre ambos espadas inspiró al Premio Nobel de 1954, Ernest Hemingway, a escribir en 1959 El verano peligroso obra póstuma que fue publicada en 1985. [14][15]

En los años cincuenta destacó el venezolano César Girón, líder del escalafón taurino español de 1954 y 1956 y su hermano Curro en 1959 y 1961 o el español Chicuelo II, líder del escalafón de 1955. Destacan en los años sesenta toreros como Paco Camino, Jaime Ostos y Diego Puerta y Santiago Martín "El Viti" torero que más puertas grandes ha abierto en Las Ventas, dieciséis veces.[16][17][18]

Con la llegada de Manuel Benítez El Cordobés se introdujo en la fiesta la heterodoxia o la disconformidad con las tradiciones conservadoras de las corridas de toros, torero provocador y polémico, con el que el espectáculo tomó otras formas que la alejaron de las antiguas tradiciones. Junto con Palomo Linares ambos diestros iniciaron el proceso para desvincularse de la industria taurina conocida hasta entonces que imponía las condiciones de los contratos. La respuesta del torero a dicha situación fue la de iniciar una batalla junto con Palomo Linares conocida como el año de los guerrilleros, en la que solamente torearon en plazas de segunda y tercera categoría fuera de la influencia de la industria. Con el Cordobés las masas llegaron a las plazas de toros.[19][16][17][20]

Las décadas de los setenta y los años ochenta los toreros se anunciaron en la mayoría de los ruedos españoles dentro de la expansión comercial del momento, El Cordobés se anunció en el Astrodome de Houston donde hizo el paseíllo junto al torero estadounidense, John Fulton.[21]​ En plena expansión y auge de la nueva tauromaquia surgieron otras grandes figuras como: Francisco Rivera Paquirri (lideró el escalafón de 1972) Curro Romero, Rafael de Paula que dominó el toreo técnico, Curro Vázquez con un toreo elegante, Manolo Vázquez, Manolo Martínez, Eloy Cavazos, Pedro Gutiérrez Moya El Niño de la Capea (lideró el escalafón en 1975, 1976, 1978, 1979 y 1981), Dámaso González (primero del escalafón 1980), Antoñete, Julio Robles con su dominio del capote y de la muleta, Francisco Ruiz Miguel quien abrió diez veces la puerta grande de Las Ventas, Juan Antonio Ruiz "Espartaco" (primero en el escalafón en 1982 y de 1985 a 1991), Paco Ojeda (primero en el escalafón en 1983), José Mari Manzanares (primero del escalafón en 1984).[16][17][22][23]

La siguiente década, la de los noventa, fue un periodo intenso en cuanto a número de corridas celebradas, incluso toreros de escalafón llegaron a torear en corridas de toros celebradas en plazas portátiles, las masas continúan acudiendo a las plazas, se abandona la ortodoxia del toreo para buscar complacer al espectador desviándose de la pureza y la tradición que se habían visto hasta entonces en los ruedos, las faenas de los diestros buscaron más la eficacia que la belleza. Destacaron toreros como, Enrique Ponce (primero en el escalafón de 1992 y 1993) quien superó el número de corridas de toros toreadas por el Cordobés, ciento veintiuna, con un total de ciento cincuenta y tres festejos realizados por Ponce. César Rincón, destacó por su personalidad en el ruedo y por tener una técnica depurada, en su trayectoria profesional, el espada colombiano logró abrir un total de seis puertas grandes en Las Ventas, (cuatro de ellas en el mismo año, 1991) .[22][24][25][26][27][28]


Entre los diestros que perdieron la vida en los ruedos en el siglo XX se encuentran José Mata, José Falcón, Francisco Rivera Paquirri y José Cubero Yiyo.[29]

Siglo XXI[editar]

Durante el siglo XXI surgen nuevos toreros que se unen a los ya consolidados en años anteriores, presentando gran diversidad en estilos y trayectoria profesional, destacron toreros como Julián López El Juli (primero escalafón en los años 2000, 2002 y 2019), Finito de Córdoba (lideró el escalafón de 2001), César Jiménez (primero del escalafón de 2003 y 2004), David Fandila  El Fandi quien lideró los escalafones desde el año 2005, 2006, 2008 al 2012 y 2015, Juan José Padilla (lideró escalafón de 2013-2014 y 2017), López Simón (escalafón de 2016) o Andrés Roca Rey (escalafón de 2018).[30]

A estos toreros se le sumaron otras grandes figuras comoManuel Jesús "El Cid", Cayetano Rivera Ordóñez, Sebastián Castella, Miguel Ángel Perera, Morante de la Puebla, José María Manzanares o José Tomás, quién el 5 de junio de 2008 cortó las cuatro orejas a los dos toros de su lote en una misma tarde en la plaza de toros de las Ventas, logró que no había sido conseguido por ningún otro torero desde hacía treinta y seis años, cuando 22 de mayo de 1972 en la misma corrida de toros los diestros Sebastián Palomo Linares obtuvo las cuatro orejas y un rabo y Curro Rivera Agüero obtuvo cuatro orejas de los toros lidiados.[31][32]

En el inicio del siglo XXI tan solo dos toreros perdieron la vida en el ruedo, los espadas Víctor Barrio o Iván Fandiño.[33]

Estadística en España y Francia desde 1901 hasta 2016[editar]

Año Torero N°. de
corridas
1901 Antonio Fuentes 60
1902 Ricardo Torres «Bombita» 57
1903 Antonio Fuentes 60
1904 Rafael González «Machaquito» 65
1905 Ricardo Torres «Bombita» 61
1906 Rafael González «Machaquito» 65
1907 Ricardo Torres «Bombita» 51
1908 Ricardo Torres «Bombita» 63
1909 Ricardo Torres «Bombita» 54
1910 Rafael González «Machaquito» 62
1911 Rafael González «Machaquito» 66
1912 Rafael Gómez "El Gallo" 74
1913 José Gómez "Joselito" 80
1914 José Gómez «Joselito» 74
1915 José Gómez «Joselito» 102
1916 José Gómez «Joselito» 104
1917 José Gómez «Joselito» 103
1918 José Gómez «Joselito» 103
1919 Juan Belmonte 109
1920 Ignacio Sánchez Mejías 90
1921 Manuel Granero 94
1922 Marcial Lalanda 79
1923 Manuel García «Maera» 64
1924 José García «Algabeño» 50
1925 Marcial Lalanda 75
1926 Cayetano Ordóñez «Niño de la Palma» 78
1927 Cayetano Ordóñez «Niño de la Palma» 65
1928 Manuel Jiménez Moreno «Chicuelo» 81
1929 Marcial Lalanda 85
1930 Marcial Lalanda 87
1931 Domingo Ortega 93
1932 Domingo Ortega 91
1933 Domingo Ortega 68
1934 Domingo Ortega 79
1935 Manuel Mejías Rapela «Bienvenida»
y Fermín Espinosa «Armillita Chico»
64
1936 Domingo Ortega 45
1937 Domingo Ortega 35
1938 Jaime Noáin y
El Estudiante
25
1939 Juanito Belmonte 39
1940 Domingo Ortega 57
1941 Pepe Luis Vázquez 68
1942 Pepe Luis Vázquez 68
1943 Manuel Rodríguez «Manolete» 73
1944 Manuel Rodríguez «Manolete» 93
1945 Carlos Arruza 108
1946 Luis Miguel Dominguín 62
1947 Agustín Parra «Parrita» 71
1948 Luis Miguel Dominguín 100
1949 Manuel González Cabello 78
1950 Manuel dos Santos 80
1951 Luis Miguel Dominguín 98
1952 Antonio Ordóñez 74
1953 Pedro Martínez «Pedrés» 48
1954 César Girón 54
1954 José Mejías Silva «Calvo» 67
1955 Manuel Jiménez «Chicuelo» 67
1956 César Girón 68
1957 Gregorio Sánchez 73
1958 Gregorio Sánchez 87
1959 Curro Girón 81
1960 Diego Puerta 71
1961 Curro Girón 74
1962 Jaime Ostos y
Diego Puerta
79
1963 Paco Camino 76
1964 Santiago Martín «El Viti» 77
1965 Manuel Benítez «El Cordobés» 111
1966 Paco Camino 95
1967 Manuel Benítez «El Cordobés» 109
1968 Miguel Márquez 101
1968 Antonio Sierra Doblas "El Carnicero" 101
1969 Miguel Márquez 97
1970 Manuel Benítez «El Cordobés» 121
1971 Manuel Benítez «El Cordobés» 87
1972 Francisco Rivera «Paquirri» 86
1973 Pedro Gutiérrez «Niño de la Capea» 84
1974 Antonio José Galán 91
1975 Pedro Gutiérrez «Niño de la Capea» 92
1976 Pedro Gutiérrez «Niño de la Capea» 86
1977 José María Manzanares 86
1978 Pedro Gutiérrez «Niño de la Capea» 80
1979 Pedro Gutiérrez «Niño de la Capea» 76
1980 Dámaso González 70
1981 Pedro Gutiérrez «Niño de la Capea» 67
1982 Juan Antonio Ruiz «Espartaco» 69
1982 Juan José Leyton Pérez 20
1983 Paco Ojeda 84
1984 José María Manzanares 72
1985 Juan Antonio Ruiz «Espartaco» 91
1986 Juan Antonio Ruiz «Espartaco» 88
1987 Juan Antonio Ruiz «Espartaco» 100
1988 Juan Antonio Ruiz «Espartaco» 82
1989 Juan Antonio Ruiz «Espartaco» 87
1990 Juan Antonio Ruiz «Espartaco» 107
1991 Juan Antonio Ruiz «Espartaco» 80
1992 Enrique Ponce 100
1993 Enrique Ponce 110
1994 Jesús Janeiro «Jesulín de Ubrique» 153
1995 Jesús Janeiro «Jesulín de Ubrique» 161
1996 Jesús Janeiro «Jesulín de Ubrique» 121
1997 Enrique Ponce 108
1998 Manuel Díaz «El Cordobés» 108
1999 Julián López «El Juli» 135
2000 Julián López «El Juli» 106
2001 Juan Serrano Pineda, «Finito de Córdoba» 102
2001 Ángel Muñoz Leyton 20
2002 Julián López «El Juli» 112
2003 César Jiménez 94
2004 César Jiménez 106
2005 David Fandila «El Fandi» 107
2006 David Fandila «El Fandi» 108
2007 Manuel Díaz «El Cordobés» 97
2008 David Fandila «El Fandi» 111
2009 David Fandila «El Fandi» 98
2010 David Fandila «El Fandi» 95
2011 David Fandila «El Fandi» 75
2012 David Fandila «El Fandi» 73
2013 Juan José Padilla 64
2014 Juan José Padilla 67
2015 David Fandila «El Fandi» 67

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]

  1. Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española (2014). «Torero : 3. m. y f. Persona que por profesión ejerce el arte del toreo.». Diccionario de la lengua española (23.ª edición). Madrid: Espasa. ISBN 978-84-670-4189-7. 
  2. Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española (2014). «1. intr. Lidiar los toros en una plaza. U. t. c. tr.(Usado también como transitivo)». Diccionario de la lengua española (23.ª edición). Madrid: Espasa. ISBN 978-84-670-4189-7. 
  3. Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española (2014). «4. f. Esp. Conjunto de toros que se lidian en una corrida.». Diccionario de la lengua española (23.ª edición). Madrid: Espasa. ISBN 978-84-670-4189-7. 
  4. Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española (2014). «1. m. Hombre que torea.». Diccionario de la lengua española (23.ª edición). Madrid: Espasa. ISBN 978-84-670-4189-7. 
  5. a b c Nieto Manjón, Luis (2004). Diccionario Espasa: términos taurinos. Madrid: Espasa. p. 623. ISBN 8467014202. OCLC 55060738. Consultado el 19 de septiembre de 2019. 
  6. Imprenta y litografía de Julián Palacios, ed. (1885). Almanaque taurino de la lidia para 1886. Madrid. p. 63. Consultado el 19 de septiembre de 2019. 
  7. «Institución, historia y sede». camaradecomptos.navarra.es. Consultado el 19 de septiembre de 2019. 
  8. Lyon, William (20 de mayo de 1988). «"Después de mí, 'naide"». El País Cultura. ISSN 1134-6582. Consultado el 3 de agosto de 2019. 
  9. Alameda, José (1989). «26. Un gran torero de transición: Fuentes y 27. Un espectáculo más que nacional (Rodolfo Gaona)». El hilo del toreo. Madrid: Espasa-Calpe. p. 141-160. ISBN 8423954234. OCLC 22419899. Consultado el 3 de agosto de2019. 
  10. Cossío, José María de (1996). «Joselito-Sobre el toreo de Belmonte». Los toros. Madrid: Espasa-Calpe. p. 201-211. ISBN 8423996115. OCLC 36293808. Consultado el 4 de agosto de 2019. 
  11. Cossío, José María de (1996). «Breve semblanza de Ignacio Sánchez Mejías». Los toros. Madrid: Espasa-Calpe. p. 216-219. ISBN 8423996115. OCLC 36293808. Consultado el 4 de agosto de 2019. 
  12. Torres, Jacobo Cortines (1998). «Tauromaquia y Literatura en la Generación del 27». Revista de Estudios Taurinos (7): 13-40. ISSN 1134-4970. Consultado el 4 de agosto de 2019. 
  13. Martínez, Teruel; María, Susana (11 de julio de 2014). «Ignacio Sánchez Mejías : torero y escritor. Su relación con la Vanguardia y con la Generación del 27». Proyecto de investigación:. Consultado el 4 de agosto de 2019. 
  14. «Antonio Ordóñez y Luis Miguel Dominguín, cuñados y rivales en los ruedos». abc. 6 de junio de 2019. Consultado el 31 de agosto de 2019. 
  15. País, Ediciones El (25 de julio de 1986). «Amigos y estudiosos de Hemingway ven su pasión por el toreo como plasmación de su temor al sexo y la muerte». El País (Santander). ISSN 1134-6582. Consultado el 31 de agosto de 2019. 
  16. a b c «La Tauromaquia de los grandes maestros - Taurología». www.taurologia.com. Consultado el 4 de agosto de 2019. 
  17. a b c «ESCALAFÓN DE TOREROS DEL S. XX Y S. XXI». www.ganaderoslidia.com. Consultado el 4 de agosto de 2019. 
  18. Zabala de la Serna (30 de mayo de 2019). «El Viti: "Todos mis compañeros eran más inteligentes. Yo les copiaba"». El Mundo (España). Consultado el 18 de septiembre de 2019. 
  19. González Viñas, Fernando; Clementson, Carlos, (2007). «9.1 El Cordobés: sol y toros: turismo y desarrollo». Los califas del Toreo : historia y vida (2a ed edición). Córdoba: Egartorre, Circulo de Iniciativas y Proyectos Culturales de Córdoba. p. 345-351. ISBN 8487325858. OCLC 159598588. Consultado el 4 de agosto de 2019. 
  20. «Orden por la que se dictan normas para el desarrollo de la de 4 de abril de 1968, sobre Registro de Nacimiento de Reses de Lidia.». BOE» núm. 301, de 16 de diciembre de 1968, páginas 18072 a 18073. 1968. Consultado el 4 de agosto de 2019. 
  21. «John Fulton Is Dead at 65; Spain's First U.S. Matador». The New York Times. 23 de febrero de 1998. 
  22. a b Sancho y Martín, Lucio de; Cossío, José María (1996). «1995: luces y sombras entre dos siglos». Los toros. Madrid: Espasa-Calpe. p. 327-342. ISBN 8423996115. OCLC 36293808. Consultado el 5 de agosto de 2019. 
  23. «Las Ventas recuerda las Puertas Grandes y la Corrida del siglo de Ruiz Miguel». 
  24. «Cesar Rincón, la feria de San Isidro que en 48 horas lo puso en primera figura - Retazos de Historia». www.taurologia.com. Consultado el 5 de agosto de 2019. 
  25. Redacción (5 de octubre de 2010). «César Rincón abre por cuarta vez consecutiva la puerta grande de Las Ventas». Aplausos Revista de toros. Noticias toreros y corridas. Consultado el 5 de agosto de 2019. 
  26. «elmundo.es - César Rincón abre la Puerta Grande diez años después». www.elmundo.es. Consultado el 5 de agosto de 2019. 
  27. «Las Venatas:  Historia, Puerta Grande, Anécdotas.». www.ganaderoslidia.com. Consultado el 18 de septiembre de 2019. 
  28. «6 toros 6 para la historia de San Isidro». El Independiente. 4 de mayo de 2018. Consultado el 18 de septiembre de 2019. 
  29. «Iván Fandiño, segundo torero español muerto en la plaza en el siglo XXI: la lista de las tragedias en el ruedo - EcoDiario.es». ecodiario.eleconomista.es. 17 de junio de 2017. Consultado el 5 de agosto de 2019. 
  30. «Escalafón». Consultado el 5 de agosto de 2019. 
  31. burladero.com estadística
  32. «Hacía 36 años que un torero no cortaba cuatro orejas en Las Ventas». Libertad Digital. 6 de junio de 2008. Consultado el 5 de agosto de 2008. 
  33. «Iván Fandiño, segundo torero español muerto en la plaza en el siglo XXI: la lista de las tragedias en el ruedo - EcoDiario.es». ecodiario.eleconomista.es. 17 de junio de 2017. Consultado el 5 de agosto de 2019.