The Book of Eli

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

The Book of Eli (El libro de Eli en España o El libro de los secretos en Hispanoamérica) es una película post-apocalíptica de 2010 dirigida por los hermanos Hughes, escrita por Gary Whitta y protagonizada por Denzel Washington, Gary Oldman y Mila Kunis. La película se estrenó en Estados Unidos el 15 de enero de 2010.

Argumento[editar]

Treinta años después de un apocalipsis nuclear que acabó con la capa de ozono y convirtió el mundo en un desierto tóxico, Eli (Denzel Washington) se desplaza a pie hacia la costa oeste de los antiguos Estados Unidos. En el camino se demuestra habilidades asombrosas de supervivencia y lucha. Eli da caza a la escasa fauna que queda y es capaz de derrotar con rapidez a un grupo de salteadores de caminos que tratan de tenderle una emboscada. En la búsqueda de una fuente de agua y hacer trueque, llega a un pueblo construido y gobernado por Carnegie (Gary Oldman), quien es un líder despiadado escudándose bajo un manto de bondad, que sueña con conquistar otras ciudades y tener control de las personas mediante el uso de las palabras de un determinado libro. Sus secuaces recorren este mundo desolado en busca del libro, pero siempre en vano.

En el bar local, una pandilla de motociclistas provocan y atacan a Eli, pero él, quien poco antes atestiguara como asesinaran a un hombre y violaran a su pareja en el camino, los mata a todos. Al darse cuenta que Eli es un hombre alfabetizado como él, Carnegie le pide quedarse ya que desea a un peleador tan hábil entre sus hombres, aunque dejando claro que la oferta no es negociable, pero como gesto de amabilidad le da una habitación para que descanse esa noche. La amante ciega de Carnegie, Claudia (Jennifer Beals) da a Eli algo de comida y agua, pero tras conocerlo comenta que es el tipo de hombre que no puede ser comprado, ante esto Carnegie obliga a Solara (Mila Kunis), la hija virgen de Claudia, a atender y seducir a Eli. El hombre la rechaza, pero para evitar que sea castigada le permite permanecer con él en la habitación toda la noche; Solara descubre que entre sus posesiones tiene un libro, pero el hombre se niega a no permite que ella lo vea.

Eli comparte su comida con Solara pero antes de comer, le enseña a orar agradeciendo por los alimentos, ritual que extraña a la joven ya que no comprende el concepto de Dios porque nunca lo había oído antes. Al día siguiente, Solara se reúne con su Claudia y trata de orar junto a ella agradeciendo y pidiendo bendiciones para su madre. Carnegie al oírla se da cuenta que las palabras de Solara pueden estar relacionados con el libro que ha estado buscando y amenaza la vida de Claudia para que la muchacha le diga como aprendió a rezar. Ella no sabe a que se refiere, pero le dice que Eli tiene un libro con un símbolo en forma una cruz. Carnegie comprende que se trata del libro que quiere.

Eli había escapado de su habitación y estaba saliendo del pueblo, así que Carnegie ordena a sus secuaces disparar, pero el viajero ignora las balas y estas al parecer no lo impactan, como si estuviera protegido. Como insisten en atacarlo Eli devuelve el fuego y mata una gran cantidad de pistoleros hiriendo también a Carnegie en la pierna con una escopeta para después marcharse sin encontrar oposición. Solara decide abandonar el pueblo y conduce a Eli al suministro de agua de la ciudad, esperando que lo pueda acompañar en sus viajes. Eli la encierra en su interior y continúa solo ya que considera que no está preparada para los peligros del camino.

Carnegie trata su herida mientras organiza una persecución para Eli. Desde su perspectiva, el libro que lleva el viajero es un arma, ya que aprovechando sus enseñanzas podrá sembrar la fe y esperanza en la gente para convertirlos en fanáticos que maten y mueran según lo que a él se le antoje; así, con un ejército incondicional y ciegamente obediente, podrá expandir su control sobre territorios aun mas grandes.

Solara escapa y continúa viajando sola pero es emboscada por salvajes que intentan abusar de ella y asesinarla, en el ultimo momento Eli la salva matando a los bandidos. Tras esto ambos continúan juntos el viaje y Eli explica su misión a Solara. De acuerdo con el hombre, su libro es la última copia que queda de la Biblia, todas las demás fueron destruidas intencionalmente después de la guerra nuclear, según las teorías esto se llevó a cabo para que la gente no pensara en un pasado que jamás no volvería, según otra el libro fue la causa de la guerra. Él dice que hace treinta años fue llevado al libro por una voz en su cabeza, que luego lo instó a viajar hacia el oeste hasta encontrar un lugar donde estaría a salvo. La voz le aseguró que estaría protegido en su viaje. Por lo tanto, durante las últimas tres décadas ha estado viajando al oeste, guiado por su fe, leyendo todos los días sin falta la Biblia. Solara nuevamente oye sin entender, ya que el concepto de la fe también le es incomprensible.

Finalmente, Eli y Solara descubren una casa aislada que parece abandonada cayendo en un pozo oculto, pero los residentes, Martha (Frances de la Tour) y George (Michael Gambon) le perdonan la vida y les invita a tomar el té. Cuando Eli se da cuenta que son una pareja de caníbales, intentan salir. Carnegie y su pandilla llegan y rodean la casa. En el tiroteo que siguió, George, Marta y algunos de los hombres de Carnegie son asesinados. Eli y Solara son capturados. Cuando Carnegie amenaza con matar a Solara, Eli le entrega la Biblia pero aún así Carnegie le dispara en el estómago y lo abandona moribundo llevándose de vuelta a Solara. Ya en carretera la joven logra escapar, matar algunos de los hombres de Carnegie y robar un vehículo para volver con Eli. En lugar de perseguirla, Carnegie prefiere regresar a la ciudad ya que su vehículo se está quedando sin combustible y con la Biblia en su poder no considera importante a la chica.

Solara recoge a Eli, quien a pesar de su grave estado continúa caminando al oeste, mientras viajan Solara le pregunta como es que después de todo lo que debió pasar todos esos años renunció a la Biblia tan fácilmente, Eli simplemente responde que había vivido tanto tiempo cuidando el libro que había olvidado que debía vivir según lo que enseñaba hasta que la conoció a ella y comenzó a apreciarla, recordando que la Biblia le había enseñado a poner al prójimo por sobre sus intereses.

Después de conducir hasta los restos del puente Golden Gate reman en un bote hasta la antigua prisión de Alcatraz, donde encuentran un grupo de personas que intentaban salvar lo que puedan de la civilización, especialmente libros abandonados en las ruinas. Eli dice a los guardias que lleva una copia de la versión de la Biblia del rey Jacobo.

Mientras tanto, de vuelta en la ciudad, Carnegie abre la Biblia que estaba cerrada y asegurada, para descubrir que es una versión en Braille, por lo tanto inútil para él.

De vuelta en Alcatraz, Eli comienza a dictar toda la Biblia de memoria para Lombardi (Malcolm McDowell), el líder del grupo, quien hace poco ha terminado de construir una imprenta con la que podrían ya no solo recopilar libros, sino también imprimir nuevos ejemplares. Solo en este momento se muestra el rostro de Eli de cerca descubriendo que en realidad es ciego.

Carnegie ordena a Claudia que la lea en voz alta para él, pero ella se niega en cuanto toca las hojas y descubre de qué libro se trata, fingiendo que tras tanto tiempo no recuerda como leer, lo que lleva al hombre a amenazarla, pero Claudia señala a Carnegie que su pierna herida está infectada y él inevitablemente moribundo; además su persecución contra Eli ha mermado el número de sus secuaces lo suficiente para que los habitantes del pueblo se levanten matando al resto de sus hombres.

En el santuario, Eli ha muerto por sus heridas, pero no antes de dictar la Biblia completa; con sus últimas palabras eleva una oración agradeciendo a Dios lo que vivió, el haberlo elegido para su misión, la fuerza para llevarla a cabo, la amistad de Solara y el permitirle descansar tras una vida tan dura. Aunque Lombardi le ofrece quedarse, Solara decide continuar viajando ya que siente que debe regresar a casa de la misma forma en que Eli sentía que debía viajar al oeste; es así que tras rezar en la tumba de su amigo y vistiendo la ropa de éste y portando sus armas y posesiones inicia ahora su propio viaje.

La imprenta en Alcatraz comienza a funcionar y la historia acaba con Lombardi colocando la primera copia de la Nueva versión de la Biblia del Rey Jacobo en un estante con la Torá y el Tanaj en un lado y el Corán en el otro, mientras se oye el final de la oración de Eli, donde agradece a Dios permitirle descansar de una vida lo ha agotado, pero de la que se siente orgulloso ya que a pesar de todo y en sus propias palabras: "...ahora iré a descansar sabiendo que he hecho lo correcto con mi tiempo en esta tierra. Peleé la buena batalla, terminé la carrera... mantuve la fe".

Producción[editar]

En mayo de 2007, los Hermanos Hughes firmaron con Columbia Pictures y Warner Bros para dirigir El Libro de Eli, basada en un guión de Gary Whitta (La última película que los hermanos habían dirigido fue From Hell en 2001). Posteriormente Anthony Peckham reescribió el guión y en septiembre de 2008 Denzel Washington obtuvo el papel principal; en octubre del mismo año, Gary Oldman fue elegido para protagonizar junto a Washington.

Las grabaciones comenzaron en febrero de 2009 y se llevaron a cabo en Nuevo México. Alcon Entertainment financió la película y co-produjo con Silver Pictures. Jeff Imada coreografió las escenas de lucha complejas utilizando movimientos de Eskrima. Denzel Washington entrenó durante meses con Dan Inosanto y Jeff Imada para su papel.

Enlaces externos[editar]