Tahití

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Tahití
Tahití
Localización geográfica / administrativa
Archipiélago Bandera de la Polinesia Francesa Islas de la Sociedad
Océano
Pacífico
País(es) Bandera de Francia República Francesa
Colectividad de ultramar Bandera de la Polinesia Francesa Polinesia Francesa
Datos geográficos
Superficie 1.045 km²
Punto más alto 2.241 m (Monte Orohena)
Demografía
Capital Papeete (131 695 hab.)
Población 178.133 habitantes[1]
Densidad 170 hab./km²
Gentilicio tahitiano/a
Otros datos
Sitio web Oficina de Turismo
Coordenadas 17°40′00″S 149°28′00″O / -17.666666666667, -149.46666666667Coordenadas: 17°40′00″S 149°28′00″O / -17.666666666667, -149.46666666667
Mapa de localización
Karta FP Societe isl.PNG
[editar datos en Wikidata]

Tahití (históricamente llamada Otaheite y antiguamente, en España, conocida como la Isla de Manuel de Amat y Junyent) es la isla más grande de la Polinesia Francesa, un territorio de ultramar francés localizado en las islas de la Sociedad, en el sur del océano Pacífico. Forma parte del grupo de las Islas de Barlovento, y del archipiélago de la Sociedad. Esta alta isla y montañosa, de origen volcánico, está rodeada con un arrecife de coral. Su capital es Papeete y consiste principalmente en dos porciones de tierra conectadas por el istmo de Taravao: Tahiti Nui o Gran Tahití, ubicada al noroeste y Tahiti Iti o Pequeña Tahití, ubicada al sureste. En total el territorio comprende unos 1.042 km² y su punto más alto es el monte Orohena. En una expedición española de 1774 el navegante Domingo de Bonechea llegó a Tahití en una expedición organizada por el Virrey del Perú, Manuel de Amat y Juniet, en honor del cual la bautizó "Isla de Amat". En 2002 la isla tenía 169.674 habitantes, los cuales se dedican principalmente a la industria del turismo. La lengua oficial es el francés.

Geografía[editar]

La isla de Tahití se sitúa en medio de Pacífico Sur. Se halla a unos 4.400 km al sur de Hawái, a 7.900 km de la república de Chile y a 5.700 km de Australia. La isla francesa está a más de 15.000 km del territorio metropolitana francés, con una diferencia horaria de 11 horas en invierno y de 12 horas en verano. Tahití es la isla más grande de la Polinesia Francesa, situada al archipiélago de las islas de la Sociedad al sur de Oceanía. Históricamente fue conocida también como Otaheite. La capital es Papeete, situada a la cuesta noroeste de la isla.

La isla consta de dos partes centradas en volcanes apagados y conectadas por un corto brazo de tierra, el istmo de Taravao. Con 1.042 km2 de superficie, alcanza una longitud máxima de 60 km (sobre la diagonal noroeste - sureste, península incluida), y una anchura de 30 km en su zona principal. El perímetro total de la isla alcanza 190 km. Es la isla más poblada de la Polinesia Francesa, con un 69% de la población total. El punto más alto de la isla es el monte Orohena de 2.241 metros de altitud. La isla se compone de dos partes centradas sobre volcanes extintos y unidas por el istmo de Taravao. La parte noroccidental se denomina Tahiti Nui, o Gran Tahití, y la sur-oriental es Tahiti Iti, o Pequeña Tahití. Sólo la franja costera es habitada con una penetración máxima que no sobrepasa los dos kilómetros. Tahiti Nui está densamente poblada, sobre todo alrededor de la capítal Papeete, y dispone de buenas infraestructuras y fuerte influencia de la metrópoli francesa, mientras Tahiti Iti ha quedado más aislada manteniendo la cultura tradicional polinesia.

El francés es lengua oficial y el tahitiano, o reo mā’ohi, es reconocido como elemento fundamental de cohesión social y comunicación cotidiana, de uso libre con estatus de cooficial.

ubicación de la Polinesia Francesa en el Pacífico sur.
Isla de Tahiti.

Población[editar]

Tahití es la más poblada de las islas de la Polinesia francesa. Así pues, en el último censo de 2007, sobre los 259.706 habitantes quienes contaba Polinesia, Tahití albergaba 178.173, lo que representa el 69% de la población del territorio polinésico francés. La ocupació del ser humano de la isla se contrasta de sobra, señalada por una parte por la macrocefalia urbana de Papeete y por otra parte por la oposición entre un litoral muy poblado y equipado, y el interior de las tierras, casi inocupado. A causa de la atracción de Papeete, la densidad del hábitat costero se vuelve cada vez menos elevada a medida que se aleja de la capital. unmes

La isla está formada por 12 municipios, que recortan o reúnen los distritos tradicionales. De entre todos los núcleos de población, Papeete es la capital de Tahití y así mismo, de la Polinesia francesa. El municipio en sí mismo, que se extiende sobre 19 km2, sólo alberga 26.050 habitantes, lo que, aunque tenga la más fuerte densidad de población de la isla, en realidad que el segundo municipio más poblado de la isla, después de Faa'a. sin embargo, la aglomeración urbana de Papeete, que agrupa hoy los municipios de Arue, de Pirae y Mahina al Este; y de Faaa, Punaauia y Paea al Oeste, concentra a más de a 130.000 habitantes, sobre una franja de tierra de una sesentena de kilómetros de longitud, acuñada entre la laguna y los contrafuertes montañosos. El desarrollo macrocéfalo de la capital implica la integración progresiva de los municipios circundantes a lo largo del litoral. Esta aglomeración es el centro administrativo, político y económico de Tahití y la Polinesia francesa. El municipio reúne un 47% de los empleos y puestos de trabajo de la isla de Tahiti, y la aglomeración urbana concentra más de un 80% de los puestos y lugares de trabajo, polarizando así toda la actividad humana de la isla.

Puerto de Papeete. Isla de Tahiti.

Etnologicamente, la población humana de Tahití se distribuye en cuatro grupos diferentes: - el Polinesio, - los Europeos, - los Chinos, - los "demis" o mestizos, resultantes del mestizaje entre dos o tres grupos.

Clima[editar]

El clima de Tahití es de tipo tropical marítimo húmedo, o sea, cálido y húmedo todo el año. Sólo hay dos estaciones: la seca y la húmeda, dicha también de lluvias, de noviembre a abril. La duración de días y noches se mantiene sensiblemente constante todo el año, independientemente de las estaciones.

A Tahití, contrariamente a otras islas de Polinesia francesa, este ciclo se señala bien, con precipitaciones más importantes en temporada de calor que en temporada mas frescas. Las lluvias son importantes, en particular, durante los meses de diciembre y enero. Haay que tener en cuenta que existe sin embargo una diferencia de clima entre la parte oriental, al alisio y conocida como de “sotavento”, más húmedo, y la parte occidental de la isla, dicha “sotavento”, más seca. LLueve as,í por término medio, 3.550 mm. de agua al año sobre el municipio de Hitia' que esta en la costa oriental, mientras que del otro lado de la isla, como por ejemplo en el de Puna'auia, sólo llueve de 1.500 mm. de agua al año. Del mismo modo, llueve aún más sobre las alturas montañosas de la isla que sobre las costas.

Gnome-weather-few-clouds.svg  Parámetros climáticos promedio de Papeete, Tahitií WPTC Meteo task force.svg
Mes Ene Feb Mar Abr May Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic Anual
Temperatura máxima media (°C) 30.3 30.5 30.8 30.6 29.9 28.9 28.3 28.2 28.6 29.1 29.5 29.8 29.5
Temperatura mínima media (°C) 23.4 23.5 23.5 23.3 22.5 21.2 20.8 20.5 21.0 21.9 22.6 23.1 22.3
Lluvias (mm) 315.2 233.0 195.3 140.8 92.0 60.2 60.5 48.0 46.3 90.8 162.1 317.0 1761.2
Horas de sol 215.5 199.2 226.0 230.3 228.6 220.0 235.2 251.1 241.6 232.1 208.7 196.6 2684.9
Fuente: NOAA[2]

Las Mareas

costa tahitiana.

Son de baja amplitud. Tahití se encuentra sobre un nudo de resonancia de la marea lunar (punto anfidromico) lo cual lo anula completamente. Sólo permanece el componente de marea debido al sol, que es mucho más escaso y sincronizada con el astro en cuestión. Consecuencias: El cambio de mareas es muy escaso: la amplitud de la marea no excede 0,40 m. la marea es siempre baja la mañana, alta poco después del mediodía, baja la noche y alta de nuevo en medio de la noche.

Ciclones.

Tahití se sitúa en una zona donde existe riesgos de ciclón. Así pues, en 1983, en el huracán Veena, los vientos alcanzaron más de 230 km/h y, en el espacio de 48 h., 420 mm. de agua cayeron sobre la costa Este de Tahití.

El cambio climático

Es una tendencia regional y se ha comprobado como el recalentamiento climático existe, en particular, en los episodios dichos EL Niño; diciembre de 2009 así fue el mes más caliente nunca medido en las Islas de la Sociedad. La estación-meteorológica del aeropuerto de Faa'a ha registrado una media 29 °C para aquel mes (la marca previa era 28,9 °C en marzo de 1998). El 31 de diciembre, hizo 33,2 °C, nueva marca récord para un día de diciembre (en diciembre de 1990 ya se habían alcanzado 33,1 °C).

Paisajes Tahití y Moorea.[editar]

Tahití es la más alta isla de Polinesia. Es en Tahití Nui que se encuentra la más elevada cumbre de la isla: el monte Orohena, que culmina a 2.241 metros. Tahití Nui alberga otras cumbres: el monte Aora'i (2 066 m), el monte Mārau (1 493 m) y la Diadema (Te Tara o Mai'ao) (1 321 m). Por lo que se refiere a Tahití Iti, su más alta cumbre es el monte Ronui, que alcanza 1.332 metros. A causa de su interior extremadamente montañoso, vestigio de los antiguos volcanes, la isla mayoritariamente está habitada sobre una estrecha banda que bordea el borde de mar. Se considera así que sobre los 1.045 km2 de la isla, solos 150 km2 están habitados y explotados. Tahití es rodeada parcialmente por una barrera de coral. Se contabilizan así 33 pasos, y se sumerge toda una parte del arrecife, impidiendo en detrminadas zonas la formación de una verdadera laguna entre el arrecife y la costa. La laguna de Tahití alcanza sin embargo una superficie de 141 km21.

Monte Orohena o Aorai. Isla de Tahiti.

Moorea, la isla-hermana, se sitúa a 15 km al oeste de Tahití y mantiene estrechos vínculos con Tahití. Se lo percibe perfectamente desde la mayoría de los municipios del oeste de Tahití Nui y numerosos habitantes de Moorea trabajan en la aglomeración de Papeete.

Comunicaciones y Transportes[editar]

Aeropuerto y de transporte aéreo[editar]

El Aeropuerto de Tahití: la isla dispone del aeropuerto internacional Tahití Faa'a, situada a 5 km al suroeste de Papeete. Inaugurado en 1961, es el más importante aeropuerto de la Polinesia francesa, y el único aeropuerto internacional del territorio. Se trata pues del principal punto de entrada para la inmensa mayoría de los visitantes pero también para los habitantes de las otras islas de la Polinesia francesa. El aeropuerto de Tahití desempeñó un papel primordial en la ruptura del aislamiento de la isla (y del resto del territorio) y el desarrollo del turismo. El aeropuerto garantiza las conexiones con una decena de destinos internacionales: Los Ángeles, París, Auckland, Tokio, Rarotonga, Santiago de Chile, isla de Pascua, Noumea y Honolulu.El aeropuerto de Tahití es la placa giratoria del tráfico aéreo, puesto que la mayoría de los destinos se efectuan solamente por el aeropuerto de Tahití. La centralización de la red aérea acentúa pues la atracción y la influencia de Tahití y la aglomeración de Papeete sobre el resto de las islas polinesias.

aviones de Air Tahiti Nui.

Compañía aérea tahitiana: Consciente de la importancia de las líneas internacionales en el desarrollo económico de la isla y el país, el Gobierno inauguró en 1998 a su propia compañía aérea: Air Tahiti Nui (ATN), que sirve hoy 4 destinos a partir de Tahití: París, Los Ángeles, Tokio, Auckland (Nueva Zelanda). En cuanto a la navegación aérea interior, el aeropuerto sirve el conjunto de los archipiélagos de Polinesia. Air Tahiti es la única compañía que presta servicios regularmente a las islas polinesias, garantizando la conexión con una cuarentena de islas y atolones. La isla de Moorea se sitúa a 7 minutos de vuelo de Tahití.

Navegación marítima[editar]

El puerto autónomo de Papeete es el único puerto internacional que sirve al conjunto de las islas de la Polinesia francesa. Se dedica a la vez al transporte internacional y al transporte interior. Más de 1.900.000 toneladas / año son transportada por sus instalaciones. El transporte marítimo de la Polinesia francesa se centraliza también en Tahití y en particular, al puerto de Papeete. Las conexiones están garantizadas por buques de carga llamados “goletas” cuya principal misión es transportar la carga con destino a las islas. Estos servicios marítimos se efectúan en bucles, sistemáticamente desde Tahití. Para el transporte de los pasajeros, el único servicio marítimo regular es la línea Tahití-Moorea, garantizada varias veces al día por catamaranes y transbordadores. La sociedad Aremiti y la Sociedad de desarrollo de Moorea proponen ambas de los servicios de transportes de personas y mercancías entre Tahití y Moorea. En catamarán, la travesía toma alrededor de una media hora. Para las otras islas, algunos buques de carga aceptan pasajeros, pero se reservan sobre todo a la carga.

Red de carreteras[editar]

La red de carreteras está constituida principalmente por una carretera costera, que da la vuelta de Tahití Nuia, la carretera de cinturón. Esta carretera costera es adyacentes a numerosas vías y caminos de servicios, públicos y privadas, que connectan a zonas residenciales. Sin embargo, a causa de la ausencia de carreteras alternativas, el paso por la carretera costera es imprescindible para todo el desplazamiento. Eso impone la coexistencia de numerosos modos de transporte (coches, bicicletas, peatones) en una vía de circulación densa. A causa del desarrollo lineal del núcleo urbano, y de la concentración de los centros de trabajos en el municipio de Papeete, la red de carreteras se satura, en particular, sobre la costa occidental, señalada por importantes embotellamientos. Sobre esta parte de la costa, la red de carreteras ha sido completada por tramos de carril rápido con el fin de aligerar la vía de cinturón sin que eso baste a garantizar de manera eficaz el tráfico y la movilidad. Las debilidades de la red de carreteras plantean así dos problemas principales: embotellamientos importantes que alargan el tiempo de trayectos diario (en particular, los desplazamientos domicilio-trabajo) y una inseguridad de carreteras importante (3 a 4 veces superior a la del métropolis francesa). Desde el año 2010, la carretera del Monoï, primera carretera turística en Polinesia, propone todo el año una ruta turística sobre el tema del monoï.

Mercado en Papeete. Isla de Tahití.

Transportes públicos de viajeros[editar]

El "Truck", (del inglés “camión”) que és un camión transformado para transporte colectivo, fue el medio tradicional mucho tiempo. Sobre el chassi del camión, se montaba una estructura en madera pintada de colores vivos, y equipada de asientos laterales y ventanas en plexiglás. Estos vehículos acogían entre 12 y 40 pasajeros. Con los tiempos, la evolución de la legislación implicó la sustitución de los "truck" por autobuses homologados, pudiendo acoger una cuarentena de personas. La mayoría de las líneas conectan los alrededores del mercado de Papeete a los otros municipios de la isla. A pesar de las distintas tentativas de modernización de los transportes públicos, la red se estructura muy poco y se administra de manera artesanal: ilegibilidad de las líneas, irregularidad de los horarios y paros, ausencia de cobradores.

Historia[editar]

La historia de Tahití se ha caracterizado, en primer lugar, por el asentamiento de la isla por los navegantes polinesios, de origen austronesio, luego por el descubrimiento de la isla por los exploradores europeos. Los intercambios con los Europeos permitieron a una familia tahitiana, la dinastía Pomare, imponer a su autoridad sobre el conjunto de la isla. A partir del final del siglo XVIII , algunos misioneros ingleses cristianizan la isla. Luego se convierte en protectorado francés a mediados del Siglo XIX . La isla se convierte en a continuación una colonia francesa, miembro de los Departamentos franceses de Oceanía, antes de estar vinculada en un conjunto de archipiélagos que se llaman la Polinesia francesa.

Los primeros pobladores[editar]

La población nativa es polinesia, y se estima que se estableció en la isla sobre el 300 antes de nuestra era, durante las migraciones y colonizaciones tempranas de todo el espacio polinesio a partir de los archipiélagos de Tonga y Samoa, y anteriormentes después de largas navegaciones desde el Sudeste asiático, Taiwan o Indonesia.

Esta hipótesis de las migraciones desde el Sudeste asiático es apoyada por numerosas pruebas lingüísticas, biológicas y arqueológicas. Por ejemplo, las lenguas de las Fiyis y de Polinesia pertenecen al mismo subgrupo oceánico, el de Fiyi-polinesio, él mismo que forma parte de la gran familia de las lenguas austronésiennes. Esta migración, a través de varios centenares de kilómetros de océano, fue posible por el empleo de piraguas a balancín que podían alcanzar varias decenas de metros de longitud y transportar familias, plantas en la tierra en cestas y animales domésticos. Así pues, en 1769, James Cook observa a Tahití un barco de 33 metros de longitud, pudiendo progresar a la vela o a con remos. En el año 2010, una expedición sobre una piragua simple a balancín y a vela efectuó con éxito, en revés, el camino de asentamiento, de Tahití a Asia.

las migraciones austronesias en el Indico y en el Pacífico.


Antes de la llegada de los Europeos, la isla se divide en distintos territorios bien precisos dominados por un clan. Estos territorios y sus caudillos eran vinculados entre ellos por lazos de lealtad basados en los vínculos de relación de sus dirigentes y su potencia guerrera. El clan más importante de la isla es el del Teva, cuyo territorio se extendía al sur de Tahití Nui hasta la península hacia Tahití Iti. El clan del Teva era compuesto del Teva i UTA (“Teva del interior”) y del Teva i TAI (“Teva del mar”), y sido dirigido por Amo y Purea. Un clan está formado por un jefe (ari'i y rahi), de nobles (ari'i) y de subjefes (Īato'ai). Los ari'i, considerados como descendientes de dioses polinesios, se invierten del mana (poder, potencia sobrenatural). Llevan tradicionalmente cinturones de plumas rojos, símbolo de este poder. El jefe de clan no tiene poder político absoluto: debe componer con los subjefes y nobles consejos o asambleas general, en particular, en caso de guerra. Cuanto más los nobles son distantes del jefe de clan, más son autónomos y hacen contrapeso a su autoridad. Se organiza a los clanes alrededor del “marae”, lugar de culto consagrado al aire libre. Este marae son verdaderamente el corazón de la vida religiosa y social del clan: se adoran a dioses, establecen a los jefes, se prepara la guerra y la pesca, se celebran los nacimientos y las muertes. Existe una jerarquía del marae, yendo del simple marae familiar al marae real. El tamaño del marae es proporcional a la influencia de la familia. Uno del marae reales de Tahití es Farepu. los maraes son protegidos por el tapu, (lo prohibido absoluto y consagrado) cuya transgresión atrae la maldición. El término pasará por otra parte en las lenguas occidentales: tabú.


El suelo fértil y la pesca abundante proveyeron un alimento fácil a los habitantes. La percepción del carácter relajado y alegre de los nativos y la caracterización de la isla como un paraíso impresionaron los primeros exploradores europeos, estableciendo un mito romántico y utópico en el mundo occidental que dura hasta hoy.

La llegada de los europeos[editar]

Se ha especulado que Tahití fuera la misma isla Sagitària que describió Pedro Fernández de Quirós el 1606. Pero el más probable es que esta se tratara de Rekareka situada al mismo paralelo a las Tuamotu. Oficialmente, se considera que la isla fue descubierta en 1606 por el marino y explorador español Pedro Fernández de Quirós. El primer europeo en desembarcar en ella fue Samuel Wallis, más de un siglo y medio después, concretamente el 19 de junio de 1767, dándole el nombre de Isla del Rey Jorge en homenaje a su rey Jorge III de Inglaterra. Unos meses más tarde, Louis Antoine de Bougainville desembarcó y le dio el nombre de Nouvelle-Cythère. Bougainville hizo Tahití famosa en Europa con la publicación del relato de su viaje. Denominándola Nueva Citera, en referencia en la isla griega de Citera donde nació Venus, describe la isla como un paraíso terrenal con un pueblo que vive feliz en la inocencia, lejos de la corrupción de la civilización. Sus descripciones ilustraban el concepto del noble salvaje de Jean-Jacques Rousseau, e influyeron en los pensamientos utópicos de filósofos como por ejemplo Denis Diderot.

Los buques británicos Resolution y Adventure, en la bahía de Matavay (Tahití)- 1776. 2ªExpedición de James Cook.

El capitán James Cook visitó Tahití diversas veces en sus tres viajes entre 1769 y 1779. Fue encargado en julio de 1768 por la Real Society para observar el tránsito de Venus delante del sol, fenómeno que debe ser visible desde Tahití el 3 de junio de 1769. Llega a Tahití a bordo del Endeavour en abril de 1769 y permanece sobre la isla durante 3 meses. Su base principal fue la bahía de Matavai, donde construyó el fuerte Venus para observar el tránsito del planeta. Todavía hoy el lugar se llama Punta Venus. Esta estancia permite realizar por primera vez a un verdadero trabajo científico de observación etnográfica y a naturalista de la isla. Asistido por el botánico Joseph Banks, y por el dibujante Sydney Parkinson, Cook reúne preciosa información sobre la fauna y la flora, así como sobre la sociedad, la lengua y los hábitos. Su equipo mantiene por otra parte relaciones amistosas con la Caudillo Oberea (Purea), en el origen de la dinastía Pomare. Cook vuelve de nuevo a Tahití entre el 15 de agosto y el 1 de septiembre de 1773, y una última vez entre el 13 de agosto y el 8 de diciembre de 1777. En esta última estancia, acompaña al jefe Tū (sobrino de la reina Oberea/Purea) en una expedición belicosa a Mo'orea (Aimeo). Cook se niega sin embargo a aportar su apoyo militar y se limita a visitar la isla.

La Corona de España, por orden del Virrey del Perú Manuel de Amat y Juniet, también la explora y decide tomar posesión de la isla en 1772, dándole el nombre de Isla de Amat. El objetivo es controlar la expansión de otras potencias europeas en el Pacífico, y evangelizar a su población. El Virrey envía una primera expedición capitaneada por Domingo de Boenechea, natural de Guetaria, en 1772-1773, que parte del puerto del Callao. Le sucede otra mucho más evangelizadora, con el mismo origen, en el bienio 1773-1774, con la misma nave llamada El Águila y el mismo capitán, y otro pailebote llamado Júpiter, bajo el mando de José Andía, propiedad de Juan Malo de Molina. Aún se suceden dos expediciones más unos años más tarde, pero la política laicista de Carlos III suspende de modo definitivo en 1775 la obra emprendida. Lo más notable de estas expediciones fue la redacción del "Diario" del soldado de marina Máximo Rodríguez, cubriendo un periodo de 12 meses, que narra muchos detalles etnológicos de los tahitianos del s.XVIII, siendo el documento más antiguo y completo que se conserva en este sentido.

La influencia británica y la ascensión de la dinastía Pomare[editar]

los amotinados del Bounty

El motín del Bounty.

El 26 de octubre de 1788, el buque británico Bounty, dirigido por el capitán William Bligh, llega a Tahití con misión de hacerse con los árboles a panes tahitianos (Uru) y llevar en grandes cantidades al Caribe. Joseph Banks, el botánico de la primera expedición de Cook, considera en efecto que esta planta sería ideal para alimentar a menor coste los esclavos africanos que trabajan en las plantaciones del Caribe. La tripulación permanece a Tahití alrededor de 5 meses, el tiempo de trasplantar de forma conveniente estos árboles. Tres semanas después de la salida de Tahití, el 28 de abril de 1789, la tripulación se amotina sobre la iniciativa de Christian Fletcher. Los amotinados se apoderan del buque y abandonan al capitán y los miembros de tripulación que han permanecidos fieles en una barca. En una hazaña extaordinaria, el capitán y lo que queda de la tripulación después de un viaje de miles de kilómetros alcanzan una colonia holandesa del sureste asiático, y desde allí Gran Bretaña. Mientras una parte de los amotinados vuelve de nuevo entonces instalarse en Tahití. Mientras que los exploradores se negaron a participar en los conflictos tribales, esta vez los amotinados del Bounty si que ofrecen sus servicios de mercenarios y proporcionan armas de fuego a la familia que se convertirá en la dinastía Pomare. El jefe sabe en efecto obtener partido de su presencia sobre los puertos preferidos de los navegantes. Gracias a la alianza con amotinados, llega a aumentar considerablemente su supremacía sobre la isla de Tahití. Hacia 1790, el ambicioso jefe Tū toma el título de rey y se da el nombre de Pomare. El capitán Bligh explicará que este nombre era un homenaje a su hija mayor, llamada así, y muerta recientemente de tuberculosis, una “enfermedad que la hacía, sobre todo la noche (pō), toser mucho (mare) (Pomare = toser mucho de noche). En 1791, el capitán Bligh regresa a Tahití con la esperanza de encontrar amotinados. El nuevo rey Pomare I le entrega a los rebeldes refugiados en Tahití. La salida del capitán Bligh señala el final de la aventura de los amotinados del Bounty sobre la isla de Tahití, pero su presencia habrá señalado duraderamente la historia tahitiana. Otra parte de los amotinados conseguirán la persecución.


El rey Pomare I.

Las escalas de los balleneros En los años 1790, buques y tripulaciones de los balleneros europeos comienzan a hacer escala a Tahití en sus campañas pesqueras en el hemisferio Meridional. La llegada de estos balleneros, unidos a continuación a la de los comerciantes originarios de los penales de Australia, será la primera convulsión principal de la sociedad tradicional tahitiana. Las tripulaciones introducen el alcohol, las armas y las enfermedades desconocidas en la isla, y fomentan la prostitución y la creación de destilerías. Estos primeros intercambios con los Occidentales tienen consecuencias catastróficas sobre la población tahitiana, que disminuye rápidamente, devastada por las enfermedades.


Los primeros misioneros

El rey Pomare II.


La llegada de los misioneros el 5 de marzo de 1797, de la London Missionary Society descargan a la punta Venus (Mahina) a bordo del buque Duff, con la intención de destruir los cultos maohi y de cristianizar a la población. La llegada de estos misioneros señala un nuevo cambio de dirección para la isla de Tahití, cuya cultura local y estructura social se trastorna profundamente. Los primeros años son duros para los misioneros, a pesar de su asociación con el Rey Pomare, cuya importancia conocen gracias a los relatos de los anteriores navegantes. En 1803, a la muerte de Pōmare I, su hijo Vaira'atoa le sucede y toma el título de Pomare II. Se asocia aún aún más con los misioneros, y desde 1803 estos últimos le enseñan a la lectura y los Evangelios. Los misioneros fomentan por otra parte su voluntad de conquista, con el fin de sólo tener que tratar con un único interlocutor político. La conversión al anglicanismo de Pomare II en 1812 inaugura el desarrollo del protestantismo en la isla. Hacia 1810, Pomare II casa a Teremo'emo'e, hija del jefe de Raiatea, para unirse a los caudillos de las Islas del archipiélago Sotavento. El 12 de noviembre de 1815, gracias a estas alianzas, Pomare II combate y vence en la batalla decisiva a Fe'i Pī (Punaauia), en particular, contra Opuhara, el jefe del potente clan del Teva, que era aún animista. Esta victoria permite a Pomare II coronarse como el Ari'i Rahi, es decir, rey de Tahiti. Es la primera vez que Tahití se unifica bajo la soberanía de una única familia. Es el final de la feudalidad tahitiana y la aristocracia militar, sustituida por una monarquía absoluta. En paralelo, el protestantismo se propaga rápidamente gracias al apoyo de Pomare II, y sustituye a las creencias tradicionales. Se enseñan desde 1817, los Evangelios que se traducen al idioma tahitiano y en las escuelas religiosas. En 1818, el Pastour Crook se funde la ciudad de Papeete, que será la capital de la isla. Los tahitianos se visten con ropa de acorde con los gustos de los misioneros (antes, las mujeres como los hombres llevaban solamente cinturones de palmas, abrigos en fibras, de las coronas de flores y ornamentos). En 1819, Pomare II, a iniciativa de los misioneros, instaura el primer código de leyes tahitianas, conocido bajo el nombre de Código Pomare. Los misioneros y Pomare II imponen entonces la obligación de llevar dado que se calificó prendas de vestir que cubren todo el cuerpo, la prohibición de las danzas y cantos, de los tatuajes y ornamentos de flores, todas estas tradiciones de “impúdicos”. En los años 1820, el conjunto de los Tahitianos se convierte al protestantismo. Duperrey, que atraca en mayo de 1823 a Tahití, da prueba de la transformación de la sociedad tahitiana en una carta con fecha del 15 de mayo de 1823: “Los misioneros de la Sociedad Real de Londres cambiaron completamente las costumbres y los hábitos de estos habitantes. La idolatría no existe ya entre ellos y profesan generalmente la religión cristiana. Las mujeres no vienen ya a bordo de los buques, son incluso de una reserva extrema cuando se los encuentra en tierra. (…) Las guerras sangrientas que este pueblo se suministraba y los sacrificios humanos no tienen ya lugar desde 1816. ” Cuando el 7 de diciembre de 1821 Pōmare II fallece, su hijo Pomare III sólo tiene un año. Su tío y los religiosos garantizan entonces la regencia, hasta el 21 de mayo de 1824, fecha a la cual los misioneros proceden a su coronación, ceremonia inédita a Tahití. Aprovechando la debilidad del Pomare, los jefes locales recuperan una parte de su poder y toman el título hereditario de “Ta'aventaron” (resultante del inglés governor). Los misioneros aprovechan también para modificar la organización de los poderes, y de interceder para que la monarquía tahitiana se asemeje a la de una monarquía constitucional sobre el modelo inglés. Crean así la asamblea legislativa tahitiana que funciona por primera vez el 23 de febrero de 1824. En 1827, el joven Pomare III fallece repentinamente, y es su hermanastra, Aimata, de 13 años, que toma el título de Pomare IV (1813-1877). Intenta en primer lugar una vuelta hacia la sociedad tradicional con la secta del Mamaia, pero es un fracaso. Los caudillos de clanes (Ari) cristianos le imponen su control y controlan el poder de acuerdo con el cónsul inglés, el Pasteur George Pritchard. Durante este período, la bahía de Papeete, lugar de implantación de una misión en 1818, se convierte en el fondeadero principal de la isla; una aglomeración, pequeña y activa se desarrolla en aquel lugr. La residencia de la reina Pomare permanece en primer lugar a Arue, luego a Tarahoi bajo Pomare IV. Es en aquellos tiemposo en que se desarrolla una política francesa de inicio de expanciónen el Pacífico, con el fin de limitar la extensión de la soberanía británica, instalada en Australia y que toma el control de Nueva Zelanda en 1840. El Pastor Pritchard, a la vez cónsul de Inglaterra, se convierte en su principal consejero e intenta interesarlo por los asuntos del reino. Pero la autoridad de la reina, menos carismática que su padre, es impugnada por los jefes de los clanes, que reconquistaron una parte importante de sus prerrogativas desde la muerte de Pomare II. El poder del Pomare IV se volvió más simbólico que real, y en sucesivas ocasiones la reina Pomare, protestante y anglófila, hizo peticiones que resultaron en vano para que Tahití fuese protectorado de Inglaterra.

El protectorado francés y el final del reino de la dinastía Pomare[editar]

En 1836, el consejero de la reina, el Pasteur Pritchard hace expulsar dos misioneros católicos franceses, los padres Carrete y Laval. En reacción, Francia envía en 1838 al almirante Abel Aubert Du Petit-Thouars para obtener reparación. Una vez realizada la misión, el almirante del Petit-Thouars se dirige hacia las Islas Marquesa, que anexa en 1842 siguiendo los consejos de Jacques-Antoine Moerenhout, un comerciante y diplomático francés bien establecido en aquellos lugares. En agosto de 1842, el almirante del Petit-Thouars vuelve de nuevo hacer escala a Tahití. Se alía entonces con jefes de clanes de Tahití hostiles a la reina Pomare y favorables a establecer un protectorado francés. Les hace firmar una solicitud de protectorado en ausencia de su reina, antes de obligar esta última a ratificar el Tratado de protectorat. Incluso antes que el Tratado no esté ratificado por Francia, se nombra a Jacques-Antoine Moerenhout como el Comisario real ante la reina Pomare. En el marco de este Tratado, Francia reconoce la soberanía del Estado Tahitiano. La reina es responsable de los asuntos interiores, mientras que Francia dirige las relaciones exteriores, y garantiza la defensa y el mantenimiento del orden. Con la firma del Tratado de protectorado comienza una lucha de influencias entre los protestantes ingleses y los representantes de la República Francesa. Durante los primeros años del protectorado, los protestantes llegan a conservar una gran influencia sobre la sociedad tahitiana, gracias a su conocimiento del país y su lengua. Desde 1843, el consejero protestante de la reina, Pritchard, convence ésta a enarbolar la bandera tahitiana en lugar de la bandera del protectorado. En represalias, el almirante del Petit-Thouars declara la anexión del reino de Tahiti a Francia, el 6 de noviembre de 1843, y nombra como gobernador Armand Joseph Bruat como jefe de la noticia colonia. La anexión desencadena entonces el exilio de la reina a las islas de Sotavento, y después de un período de desórdenes, se produce una verdadera guerra franco-tahitiana que comienza en marzo de 1844. En abril de 1844, la resistencia tahitiana se amplía y el gobernador Bruat decide contratacar en masa enviando a Mahaena el conjunto de sus tropas. Es en estos combates cuando el teniente Nansouty halló la muerte. La guerra se termina en diciembre de 1846 en favor de los Franceses. La reina vuelve de nuevo de exilio en 1847 y acepta firmar un nuevo tratado que reduce considerablemente sus poderes en favor de los del gobernador francés. Los franceses se convienten a partir de entonces en dueños del reino de Tahití. En 1863, ponen fin a la influencia británica sustituyendo a las misiones protestantes británicas por la Sociedad de las Misiones Evangélicas de París.

Bandera de Tahiti.
Reina Pomare IV de Tahití.

Al mismo tiempo, alrededor un millar de chinos, mayoritariamente de Cantón, se reclutan a petición de un cultivador de Tahití, William Stewart, para trabajar en la gran plantación de algodón de Atimaono. Cuando la empresaquiebra en 1873, algunos trabajadores chinos vuelven a su país, pero un grupo importando permanece a Tahití y se mezcla a la población. En 1866 se crean los consejos de distritos, cargos electos, a los que les son asignados los poderes que tenían los jefes tradicionales hereditarios. En el contexto de la asimilación republicana, estos consejos intentan a pesar de todo de proteger el modo de vida tradicional de los nativos tahitianos. Pero de manera general, son años en los que la sociedad tradicional tahitiana sufre una crisis dura de transformación, donde las estructuras sociales antiguas van retrocediendo bajo la influencia misionera, y después por la de los laicos republicanos. En 1877, la reina Pomare fallece después de cincuenta años de reinado. Su hijo, Pomare V, le sucede entonces sobre el trono. El nuevo rey se muestra poco interesado en los asuntos del reino, y cuando en 1880 el gobernador Chessé, respaldado por jefes tahitianos, le impulsa a abdicar en favor de Francia, termina aceptando. Así, el 29 de junio de 1880, cede a Francia el reino de Tahití así como las demás islas del reino. Convertida en una colonia, Tahití pierde entonces toda soberanía. Tahití es sin embargo una colonia particular, puesto que todos los súbditos de la dinastía de los Reyes Pomares obtienen la ciudadanía francesa. El 14 de julio de 1881, Fiesta Nacional francesa, bajo las aclamaciones de “Viva de la República”, la muchedumbre celebra la pertenencia de Polinesia a Francia en el primer Tiurai (fiesta nacional y popular). En 1890, Papeete se convierte en un municipio de la República. En 1903, se crea los Departamentos (provincias) franceses de Oceanía, que reúnen Tahití, las demás Islas de la Sociedad, las Islas Australes, las Islas Marquesa y Tuamotu.

Tahiti y su historia más reciente[editar]

El pintor francés Paul Gauguin vivió en Tahití entre 1891 y 1901 inspirándose en los paisajes y los modelos polinesios. A Papeari hay un pequeño museo dedicado a Gauguin. Los escritores catalanes Aurora Bertrana y Josep Maria de Sagarra pasaron también una temporada en las décadas de los años 20 y 30 del siglo XX. Inmortalizaron sus experiencias a varios libros, de entre los cuales destacan Paraísos oceánicos (1930) y La ruta azul (1942).


Sede Parlamentaria de la Assamblea de la Polinesia Francesa - Tahiti.
Los efectos del bombardeo alemán el 22/09/1914.


A partir de 1903, la historia política de Tahití es indisociable de la de los Departamentos franceses de Oceanía. Durante este período, el desarrollo de la isla de Tahití y su capital, Papeete, se acelera. A partir de 1903, Papeete se convierte en el principal centro y emporio comercials de los Departamentos franceses de Oceanía; luego en su capital política y administrativa. El primer cuarto del Siglo XX siglo se caracteriza por una segunda ola de inmigración china. Dicha població en poco tiempo pasa de mano de obra barata hacia el sector del comercio y se integra menos de lo que lo hizo la primera oleada. Al inicio de la primera Guerra Mundial, el 22 de septiembre de 1914, dos cruceros alemanes, el Scharnhorst y Gneisenau, pretenden abastecerse en el puerto de Papeete. Ante la resistencia de la marina francesa dirigida por el teniente de navío Maxime Destremau, hunden un buque francés, la Cañonera Zélée, y bombardean el centro urbano de Papeete. En noviembre y diciembre de 1918, Tahití es devastado por una epidemia de gripe española. Durante la Segunda Guerra Mundial, la colonia se suma desde 1940 a la Francia libre y el comandante Félix Broche reúne varios centenares de voluntarios para unirse a las Fuerzas francesas libres.

Con la llegada de la 5ª República, el final de los años cincuenta y el principio de los años sesenta se efectua un cambio decisivo para el desarrollo económico de la isla. Tahití está dotada con importantes infraestructuras: construcción a partir de 1958 del Aeropuerto Internacional Tahití Fa' a' tiene, instalación en 1962 del cuartel general del Centro de Experimentación del Pacífico (CEP), ampliación consecutiva del puerto de Papeete. El rodaje de la superproducción el Motín del Bounty con Marlon Brando contribuye al desarrollo económico de la isla. El Estado francés hace también grandes inversiones para desarrollar los equipamientos y los servicios públicos, lo que, combinado con la ruptura del aislamiento de la isla, causa a la vez un éxodo rural hacia Papeete, y una afluencia masiva de población sobre la isla. El sector terciario se refuerza considerablemente en la capital. En 1977, Polinesia obtiene un estatuto de autonomía, reforzado en 1984 (estatuto de autonomía interno).

En 1973, los Chinos de Tahití se ven asignar la nacionalidad française. A partir de los años setenta, una nueva dinámica cultural surge sobre la isla, con un renacimiento de la cultura tahitiana, que se refiere a una “edad de oro précolonial”. Para volver a entablar con la identidad cultural abandonada tras la llegada de los misioneros, de numerosas instituciones y manifestaciones se crean: la Casa de los Jóvenes y de la Cultura (Fare Tahití Dañar), la Academia tahitiana (Fare Vāna', fundada en 1975), el Museo de Tahití y las Islas (creado en 1977). Este renacimiento se expresa también por la multiplicación de las excavaciones arqueológicas, las exposiciones artesanales y el nuevo desarrollo del tatuaje maohi a partir de los años ochenta. Del mismo modo, las festividades del Heiva, cada mes de julio, vuelven a poner al honor las danzas, los juegos y los deportes tradicionales.

El crecimiento de Tahití se vio impulsado por la decisión de trasladar el ensayo de armas nucleares francesas desde Argelia a los atolones de Mururoa y Fangataufa, a unos 1500 km al Eeste. Esto originó, en particular, en el desarrollo de la ciudad de Pappete, y del único aeropuerto internacional en la Polinesia Francesa.

El 5 de septiembre de 1995, el gobierno de Jacques Chirac reanudó la última serie de ensayos nucleares y detonaciones frente a las costas de Mururoa (situado también en la Polinesia Francesa). Esto provocó violentos disturbios durante dos días que sumieron a la ciudad en el caos. Los manifestantes, en su mayoría independentistas, atacaron sobre todo intereses franceses, dañaron el aeropuerto internacional, además de 40 personas heridas y el alejamiento del turismo por temor a las revueltas. (Similares disturbios se produjeron después del otro ensayo nuclear francés en la misma zona en 1987).

Desde el 2004, Tahití junto con la Polinesia Francesa, tiene el estatus de país de ultramar.

Tahití en la actualidad[editar]

Los tahitianos son ciudadanos franceses con completo acceso a derechos civiles y políticos. Tanto el idioma tahitiano como el francés son usados por los habitantes de la isla. Tahití forma parte de la Polinesia Francesa (Polynésie Française), cuyo estatus es el de un territorio semiautónomo de Francia, con su propia Asamblea, Presidente, presupuesto y leyes. La influencia de la metrópolis se limita a proveer subsidios, educación y seguridad. El actual Presidente de la Polinesia Francesa, Oscar Temaru, es partidario de la total independencia de Francia. Sin embargo sólo cerca del 20% de la población está a favor de dicha idea.

Cascada Vaimahuta, Tahití.

Durante una conferencia de prensa en junio de 2006, en el marco de la segunda Reunión Francia-Oceanía, el presidente Jacques Chirac dijo no creer que la mayoría de los tahitianos quisieran la independencia. Se remitió a afirmar que mantendría la puerta abierta para un posible referéndum en el futuro, pero sin precisar cuándo. Las elecciones para la Asamblea de la Polinesia Francesa se efectuaron el 23 de mayo de 2004. En un resultado sorpresivo, la coalición progresista independentista de Oscar Temaru formó gobierno con una mayoría de un solo escaño en el parlamento (obtuvo 29 escaños contra 28 del Partido Conservador encabezado por Gaston Floose). En octubre de ese año, este partido presentó una moción de censura contra el gobierno, provocando una crisis política. Un punto mayor de controversia es si el gobierno nacional francés podría o no usar su poder excepcional de llamar a elecciones anticipadas para un nuevo gobierno local, en caso de una grave crisis política.

Fauna, Flora y patrimonio[editar]

Festival Cultural anual de Heiva, en Papeete.

El patrimonio natural

Dotada de una flora rica pero amenazada, con 495 especies de plantas indígenas (incluidas 224 endémicas), la isla de Tahití contribuye mucho a la diversidad de la flora en el archipiélago polinesio (que cuenta con 959 especies indígenas, incluidas 560 endémicas). La mayoría de las plantas endémicas de la isla se sitúa en las alturas de las montañas tahitianas, entre 600 y 1.500 m de altitud. Tahití conoce sin embargo graves problemas de disminución de la biodiversidad vinculada a la urbanización, a las contaminaciones, a la falta de purificación del agua, a la sobreexplotación de los recursos pesqueros, y también a la introducción de especies invasivas. La biodiversidad de Tahití es amenazada, en particular, por la invasión del Miconia calvescens, verdadera peste vegetal. Introducida sobre la isla en 1937, colonizó progresivamente las zonas húmedas y de baja altitud y se extiende ahora en las zonas más elevadas, amenazando más de 70 plantas endémicas de la isla.

playa de arena negra. Tahití.


El parque natural de Te Fa'aiti, se delimitó e implanto con el fin de contribuir a la protección del patrimonio natural tahitiano, en el año 2000. Este parque protegido, que se extiende sobre 750 hectáreas, se sitúa en el valle del Papeno'o. El parque tiene por objeto no sólo proteger algunas especies indígenas o endémicas, preservar los ecosistemas y los paisajes, sino también conservar el patrimonio cultural, arqueológico e histórico del valle. Lugares notables como la Punta Venus y las playas de arena negra; los Lavatubes; el Agujero del soplador; el lago Vaihiria; la cascada del valle del Fautaua (la 28ª en la lista de las 50 cascadas más altas de caídas del mundo); los toboganes naturales del Fautaua y el Maroto.

El patrimonio arqueológico

marae de Ta'ata (Tahiti).


Tahití alberga importantes vestigios de la civilización preeuropea, como: El marae Ta'ata, uno del el más importante de la isla, restaurado en 1973. También cuanta con el marae de 'Ārahurahu, lugar de culto secundario restaurado en 1954; el de Mahaiatea, situado sobre el antiguo territorio del Teva; el de Tahinue y el marae de Anapua.

esculturas en marae de Arahurahu, Tahiti.

Cultura[editar]

El pintor francés Paul Gauguin vivió en Tahití en los años 1890, plasmando en sus obras los paisajes y la gente de la isla. Hoy, la villa de Papeari tiene un pequeño museo con obras de Gauguin.

Mujeres tahitianas en una pintura de Paul Gauguin, 1891.

Tahití posee una universidad, la Université de la Polynésie Française.

El Heiva de Tahití .

Son muy numerosas las tradiciones existente en la cultura maohi. Las leyendas isleña representan la historia de la cultura y la isla, a través de numerosos cuentos. El mes de julio es propicio al descubrimiento de estas tradiciones puesto que se organizan numerosas manifestaciones culturales en el marco o al margen del Heiva. El Heiva de Tahití es el mayor festival cultural de la Polinesia francesa, y agrupa competiciones de cantos y danzas, así como competiciones deportivas y artesanales (preparación de la copra, trenzado, etc). El Heiva de Tahití ptencia y recuerda la artesanía del conjunto de los archipiélagos polinesios, a través de exposiciones y demostraciones. Cada mes de julio, el Festival de Heiva en Papeete celebra la cultura polinésica y la conmemoración de la toma de la Bastilla en Francia.

El cultivo de perlas negras es también una fuente sustancial de ingresos. La mayoría de las perlas son exportadas a Japón, Europa y los Estados Unidos.

Recientemente, ha surgido una fuerte presión por revivir el modo de vida más tradicional de antaño y por redescubrir las costumbres culturales. Los instrumentos musicales tradicionales incluyen el pahu, los toere (tambores), y el vivo (especie de flauta nasal). Las guitarras y ukeleles fueron introducidos por los europeos, pero se han incorporado al folklore local que tiene bastante similitud con la música popular de Hawái, debido a que se trata de dos culturas muy emparentadas en el idioma y en las costumbres. La indumentaria típica para bailar (tamure) ha vuelto a aparecer en la vida de los polinesios, pero, lamentablemente, el arte de hacer tapa (papel de corteza y ropa), practicado en todo el Pacífico, ya casi no se utiliza.

la laguna y costa de Papeete.

El museo de Tahití y las Islas Creado en 1974 y situado a Punaauia, valoriza y presenta el patrimonio natural y cultural polinesio. Gracias a su asociación con el museo del muelle Branly, participa en la proyección internacional del patrimonio cultural polinesio.

Idiomas[editar]

Aunque el francés sea la única lengua oficial de la Polinesia francesa, la gran mayoría de la población es bilingüe, hablando a la vez francés y tahitiano (reo maohi).De manera general, Tahití habla un poco más francés y algo menos tahitiano que el conjunto de Polinesia. Esta diferencia se explica sobre todo por el mayor número de metropolitanos y extranjeros sobre esta isla. Según el censo del 2007,78,4% de la población de la isla hablan el francés en el núcleo familiar, mientras que 20,1% utilizan alguna lengua polinesia (generalmente el tahitiano). Esta media oculta sin embargo una realidad más contrastada. Así pues, el tahitiano se habla aún más sobre la vertiente Este de Tahití Nui (municipio de Hitia'a O Te Ra) y sobre la península (municipios de Tai'arapū-Este y de Tai'arapū Oeste), donde ese usa coloquialmente por parte del 35% de la población. Si a Tahití, el tahitiano no es ya la primera lengua utilizada en el ámbito familiar, sigue siendo sin embargo extendida. En efecto, aunque un 16,5% de la población de la isla no tienen ningún conocimiento del idioma, el reo maohi es conocido perfectamente por un 70% de los tahitianos, y puede ser hablado por cerca de un 80%.

Deporte[editar]

Los deportes más populares de Tahití, son generalmente los mismos que en el resto de la Polinesia Francesa. Se destacan principalmente el piragüismo de tipo va'a (piragüismo polinesio) y el fútbol. En los Juegos del Pacífico y en la FIFA a la Polinesia Francesa se la reconoce como «Tahití» o «Tahití Nui».


El país acogió los Juegos del Pacífico, cuando recibían la denominación de Juegos del Pacífico Sur, en dos ocasiones: 1971 y 1995. Además, es el segundo país que más medallas ha conseguido en la historia de la competición.

Futbol .

Véanse también: Selección de fútbol de Tahití y Primera División de Tahití.

La selección tahitiana de fútbol ganó la Copa de las Naciones de la OFC 2012 y representó a Oceanía en la Copa FIFA Confederaciones 2013, donde fue derrotada 6-1 ante Nigeria, 10-0 frente a España y 8-0 a manos de Uruguay. Ese mismo año, se organizó en el país la Copa Mundial de Fútbol Playa, en la que el seleccionado francopolinesio terminó en cuarto lugar. Dos años después, en 2015, fue subcampeón tras perder la final con Portugal 5-3-

La Primera División de Tahití fue fundada en 1948 y desde entonces el club que más títulos conquistó es el AS Central Sport, con 20 coronaciones.

Religiones[editar]

Catedral católica de Papeete (Tahiti).

La población polinesia ha sido y sigue siendo muy religiosa. Desde el Siglo XIX , pasó de los cultos tradicionales ma'ohi a distintas formas de cristianismo por iniciativa de los misioneros protestantes (a partir de 1797); luego católicos (hacia 1830).

Templo de Poafai (Tahiti).

Son protestantes un 50% de la población; son católicos (del 25% al 35%) y el resto se comparte entre el “sanitos” (o Comunidad del Cristo), los mormones, los Adventistas del séptimo día, a los Testigos de Jehová.

De los antiguos cultos ma'ohi, sigue conservándose vestigios de piedra (marae y tikis), así como hábitos y creencias aún vivas.

Economía[editar]

La economía de Tahiti, como centro principal de la Polinesia francesa, por sus características, permite que se clasifica a esta colectividad de ultramar francesa en el rango de los países desarrollados.

Tahití concentra la parte fundamental de la actividad económica de la Polinesia francesa. La economía de la isla es caracterizada por la parte preponderante del sector terciario y el peso de las actividades no comercial (administración, educación y salud, en particular,). Sin embargo, la actividad económica de la isla dista mucho de resumirse en estos dos sectores, puesto que Tahití es el primer productor también agrícola de la Polinesia francesa, y acoge también una gran parte de la industria del territorio.El turismo y la cultura de la perla son las principales actividades económicas de estas islas.

La moneda del territorio es el Franco Pacífico (Franco CPF) cuya paridad es fija con relación al euro: 1 € = 119,33 XPF. El euro se acepta en la mayoría de las transacciones.

Tahití pasó de una economía propia de un emporio colonial a una economía que ha ido progresando con la instalación del Centro de Experimentación del Pacífico (CEP), fundamentadas en las investigaciones nucleares. Cuando las CEP han cesado sus actividades, Francia firmó el “Pacto de Progreso” con el Gobierno territorial con el fin de compensar la pérdida de recursos financieros. Inicialmente estaba previsto por 10 años (1996-2006) y para un importe de cerca de mil millones de francos franceses al año (alrededor de 150 millones de euros, alrededor de 18 mil millones de francos pacífico al año); este límite se prorrogó a continuación y luego persistió en el 2010 en forma de tres dotations. Las transferencias financieras directas de la metrópolis hacia la colectividad Polinesia francesa en 2006 correspondían, según el tribunal de cuentas francés, a 590 millones de euros: 232 millones de euros en forma de subvenciones y 357 millones de euros por medio de los salarios de los profesores. En comparación el valor de las exportaciones era de 12,5 mil millones de francos (de los cuales 7,6 mil millones vinculados a las perlas) en 2009.

El Estado francés publica cada año el importe de los gastos del Estado en Polinesia francesa: 179 mil millones de francos en 2010, o 1,5 mil millones de euros (alrededor de 34 % del PIB o sensiblemente el nivel del final de los años ochenta). Este importe está formado esencialmente por salarios de los profesores, del pago de las pensiones a los agentes del Estado instalados en el territorio, de los costes de los servicios públicos estatales asumidas por el Gobierno de la República: Justicia, Ejército, Seguridad… Ningún impuesto o exacción se percibe por el Estado en el territorio. El tipo de las exacciones obligatorias (fiscalidad y exacciones social) es por lo tanto bastante moderado pero aumentó considerablemente, pasando de 27 % en 1995 a 38 % del PIB en 20105, del hecho, en particular, de la instauración de la protección social generalizada y de la multiplicación de establecimientos públicos.

El Producto Interior Bruto (PIB) franco-polinesio es de cerca de 1.598.200 francos CPF / por habitantes (fuentes ISPF 2006). El P.I.B total es de 536 mil millones CFP (ISPF 2006) (en 1991 era de 330 mil millones CFP, pero desde 2006 el PIB real está en recesión según las evaluaciones llevadas por la Universidad de Polinesia francesa). Tahití, y toda la Polinesia Francesa forma parte de los países y territorios más ricos de Pacifique Sur después de Australia, Nueva Zelanda y Nueva Caledonia.


Sector primario[editar]

La agricultura, la ganadería y la silvicultura

La isla de Tahití es un centro esencial de la agricultura alimentaria de Polinesia Francesa. Es así la principal productora hortifrutícola donde en 2007, la isla produjo 79 % de las verduras polinésias (esencialmente del taro, el boniato y el plátano fe'i, y también el tomate, de la ensalada, el pepino, la col verde y la col china, etc). Tahití participa también en el sector de la copra mediante la Aceitería de Tahití, situada a Papeete, que compra el conjunto de la producción de copra de Polinesia para transformarla en aceite. Este organismo, poseído y subvencionado por el gobierno territorial, destina la parte fundamental de su producción a la exportación, y una parte a los fabricantes locales de Monoï de Tahití denominación de origen Mono'i. En cuanto al noni (morinda citrifolia), que estuvo durante un tiempo fuente de grandes esperanzas para la economía polinesia, tiene actualmente su producción en caída libre desde 2005. La isla de Tahití conserva a pesar de todo algunas explotaciones de noni, y sobre todo la fábrica de transformación de la sociedad Morinda, ubicada en el municipio de Papara. En 2008, se trató 1.924 toneladas de nono, muy inferior a las 8.200 toneladas del año 2005.

la meseta de Taravao, en Tahiti, donde se produce el 90% de la producción lechera de la Polinesia Francesa.

Tahití es el principal lugar ganadero también polinesio, con, en particular, la ganadería vacuna (los dos tercios de la producción se localizan a Tahití), la producción de huevos, la cría de pollos (la única explotación polinesia se sitúa a Papara), y la producción de leche (en la meseta de Taravao).

Además de sus múltiples explotaciones alimenticias, la isla es un gran productora también de madera, que se explota en la serrería de Papara. El cultivo de la vainilla, hasta entonces concentrada en las islas de Sotavento, se desarrolla poco a poco sobre la isla.


La pesca

La pesca representa un sector principal de la economía de la isla. En el año 2008, el puerto de Papeete exportó 402,2 toneladas de pescados por un importe de 255,1 millones de Francos CFP. Desde los años noventa, el puerto pesquero de Papeete, parte integral del puerto autónomo de Papeete, aprovechó de numerosas inversiones públicas y privadas para desarrollar sus infraestructuras. Por otra parte, con el fin de apoyar el sector, de numerosos dispositivos de concentración de pescado se han establecido alrededor de la isla.

Ayuntamiento de Paea.

Sector secundario[editar]

La industria

El sector industrial representa 9 % del PIB comercial en 2006.Se basa esencialmente en cuatro polos: -sector agroalimentario, - construcción naval - obras y bienes intermedios para la construcción, - y actividades de transformación (muebles, industria textil, imprenta…).


Energía electríca

Tahití produce (y consume) alrededor de 77 % de la producción energética polinesia. Las tres cuartas partes de la electricidad tahitiana se producen en la central térmica situada en el valle del Punaruu, al oeste de Tahití; mientras que la central de Vairaatoa, en el centro de Papeete, sirve de central de apoyo y refuerzo. El último cuarto es producido por la energía hidroeléctrica. Las presas del valle del Papenoo proporcionan más 50 % de la hidroelectricidad producida sobre Tahití.

La producción de energía de origen eólica es inexistente.

La energía solar ha iniciado el despegue en estos últimos años, sobre todo en viviendas y particulares (calefacción-agua solares, los paneles fotovoltaicos para la autoproducción,…).


Sector terciario[editar]

El turismo

Passage obligado cuando se llega a la Polinesia francesa, Tahití es por lo tanto la isla más visitada por los turistas. Las estadísticas de capacidad hotelera dan prueba también del peso de la isla en el sector turístico polinesio, puesto que cerca de 40 % de las habitaciones de hoteles de la polinesia francesa se establecen a Tahití.

Así pues, 91,4 % de los turistas que fueron a Polinesia en el año 2004 visitaron la isla de Tahití (o sea 193.753 personas); que han bajado al 81% al 2013. A causa de esta fuerte implicación en el turismo, la isla de Tahití fue afectada duramente por la crisis que sufre ahora este sector desde hace unos años. Entre los años 2006 y 2013, la frecuencia turística cayó de alrededor 28 %, alcanzando a 160.447 turistas en 2009; y 132.466 en el 2013, su más bajo nivel desde hace 15 años. El cierre del hotel Hilton Tahiti por razones económicas en marzo de 2010; y el cierre de los hoteles Sofitel Maeva Beach y Manihi Pearl Beach Resort and EPA en 2012, dan prueba de la mala salud del sector.

La procedencia de los turistas (año 2009), era:

  • 1º Norteamérica: ( los Estados Unidos - el Canadá)
  • 2º Francia
  • 3º Europa Occidental: 3.1 Italia - 3.2 España - 3.3 el Reino Unido - 3.4 Alemania
  • 4º Japón
  • 5º Oceanía: 5.1 Australia - 5.2 Nueva Zelanda - 5.3 Nueva Caledonia
  • 6º Sudamérica: 6.1 Brasil - 6.2 Chile - 6.3 Argentina


Administración y Servicios Públicos

Tahití es también el centro administrativo y capital de la Polinesia francesa, en la cual se sitúa la inmensa mayoría de las instituciones políticas y administrativas del territorio. El sector representa pues una parte preponderante de la isla. A título orientativo, la Administración pública emplea 32,4 % de la población activa polinesia y el Estado francés participa en aproximadamente el 30 % de los ingresos del PIB de la Polinesia francesa. El Estado y el Territorio son los más importantes patronos de la isla y la Polinesia francesa. En 2009, la función pública territorial, descontando los establecimientos públicos, daba ocupación a 5.841 empleados públicos en toda Polinesia. Por lo que se refiere a la sanidad y salud, Tahití acoge las infraestructuras principales. Así pues, en 2007, de las 613 camas de hospitalización del sector público polinesio, 480, lo que representa 78,6 %, se sitúan sobre la isla de Tahití (entre los cuales 436 en Papeete, en el centro hospitalario territorial). La situación es aún más pronunciada en el sector privado, puesto que la totalidad de los establecimientos de hospitalización privados se sitúa en Tahití, y más concretamente en la aglomeración urbana de Papeete. Esta concentración es posible por el principio de continuidad territorial, que permite a los habitantes de las demás islas hacerse abonar el coste de su trayecto por parte de la Seguridad Social polinesia, cuando una consulta médica a Tahití es necesaria.

Referencias[editar]

  1. Institut Statistique de Polynésie Française (ISPF). «Recensement de la population 2007» (PDF) (en francés). Archivado desde el original el 29 de noviembre de 2015. Consultado el 2 de diciembre de 2007. 
  2. «Tahiti FAA Climate Normals 1961-1990». National Oceanic and Atmospheric Administration. Consultado el 12 de mayo de 2013. 

Enlaces externos[editar]