Stefano Delle Chiaie

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Stefano Delle Chiaie (n. 13 de septiembre de 1936 en Caserta) es un extremista neofascista de nacionalidad italiana, que alcanzó notoriedad al participar en las operaciones Gladio y Cóndor.

Carrera terrorista[editar]

Ha sido descrito en Italia[1] (1959-1987), España[1] (1970-1977), Perú[1] (1983) Argentina[1] (1983-1984), Paraguay[1] (1985) y Venezuela[1] (1987).

En Europa[editar]

Stefano Delle Chiaie empezó como miembro del Movimiento Social Italiano (MSI). Su oposición a la política de entendimiento con la Democracia Cristiana que impulsó el secretario general del MSI, Arturo Michelini, llevó a Delle Chiaie a promover la corriente integrista Ordine Nuovo.

Ayudó a Junio Valerio Borghese en su fracasado golpe de 1970, y participo en la estrategia de la tensión que Gladio estaba implementando con la ayuda de la P2 de Licio Gelli y el SISMI, los servicios secretos italianos. Pero tuvo una carrera internacional. Después del golpe fallido, huyó a la España franquista (como Vincenzo Vinciguerra) con la protección de los servicios de inteligencia italianos, que le permitieron la huida. Allí continuará organizando su grupo Avanguardia Nazionale, y conoció a Léon Degrelle.

El símbolo de la organización fascista de Delle Chiaie es la “runa”, un rombo cuyos lados inferiores se entrecruzan; esta “runa” a su vez, era el símbolo de la juventud nazi. Este emblema y el del Movimiento Nacionalista Cubano tienen similitud.

España[editar]

En 1976 participó en los asesinatos de los militantes carlistas Aniano Jiménez Santos y Ricardo García Pellejero en el acto carlista de Montejurra (Estella-Navarra).[2] Actuó con total impunidad junto con otros miembros de la extrema derecha internacional como Rodolfo Almirón (miembro de la Triple A argentina), Jean Pierre Cherid (miembro de las OAS) y Pier Luigi Concutelli. Stefano Delle Chiaie declaró en una entrevista en 1983 a un periodista español: me decidí a dar la mano a la creación de un movimiento revolucionario internacional (...).

Portugal[editar]

Stefano Delle Chiaie participó en la "Aginter Press " de Yves Guérin-Sérac fundado en el Portugal de António de Oliveira Salazar en 1965.

En Hispanoamérica[editar]

Stefano delle Chiaie fue descrito por la CIA como el terrorista más buscado de derecha en 1983, era sospechoso de bastante actividad ilegal, pero sin ser demostrado y siempre fue absuelto.En el curso de sus actividades Delle Chiaie también fue conocido por una serie de alias, el más notable de las cuales fue ALFA y Alfredo Di Stéfano, por el célebre futbolista del mismo nombre.

Tras asistir en Madrid al funeral de Francisco Franco, en el año 1975, sostuvo reuniones secretas con Augusto Pinochet con el fin de preparar un atentado contra Carlos Altamirano. Según documentos declasificados de la CIA, después de ello Delle Chiaie se encontró con el agente de la DINA Michael Townley y el cubano Virgilio Paz Romero, para preparar el atentado contra Bernardo Leighton en Roma. Delle Chiaie desde entonces ha pasado la mayor parte de su tiempo de trabajo en América Latina. En el mundo del terrorismo italiano Stefano era conocido como Alfredo; Townley, como Andrés Wilson.

Golpe en Bolivia[editar]

Tiempo después se vio implicado en el golpe de estado contra la presidente Lidia Gueiler en Bolivia, encabezado por el general Luis García Meza, donde estuvo acompañado por el criminal de guerra alemán Klaus Barbie. En 1982 sostuvo reuniones con Abdullah Çatlı, un miembro de los Lobos Grises, en Miami.

Internacional terrorista negra[editar]

Durante la audiencia en 1997 ante la Comisión contra el terrorismo encabezada por el senador Giovanni Pellegrino, Stefano Delle Chiaie siguió hablando de una "internacional fascista negra" y su esperanza de crear las condiciones de una "revolución internacional". Habló de la Liga Anticomunista Mundial, pero dijo que después de asistir a una reunión en el Paraguay, la había abandonado. Afirmó que esta última era una fachada de la CIA.[3] Lo único que admitió haber tomado parte en la organización del Nuevo Orden Europeo (NOE), y negó haber trabajado con la Alianza Anticomunista Internacional en torno a 1974.

Asesinato de Bernardo Leighton[editar]

Según documentos de la CIA, en Madrid, Stefano Delle Chiaie también se reunió con Michael Townley, un agente de la DINA y Virgilio Paz Romero, un cubano de Miami, con conexiones en Chile, para preparar, con la ayuda de la policía secreta de Francisco Franco, el asesinato de Bernardo Leighton, un Demócrata Cristiano de Chile. El 6 de octubre de 1975 Leighton y su esposa resultaron gravemente heridos por disparos, mientras que vivían en el exilio en Roma.[4] Delle Chiaie, junto con su compañero extremistas Vincenzo Vinciguerra, también testificó en Roma en diciembre de 1995 ante la juez María Servini de Cubría que Enrique Arancibia Clavel (un ex agente de la policía secreta chilena procesado por crímenes de lesa humanidad en 2004[5] ) y Michael Townley (un agente d ela DINA y de la CIA de lacionalidad norteamericana) estaban directamente involucrados en este asesinato.[6]

Michael Townley ha afirmado que el agente de la DINA Enrique Arancibia Clavel, condenado en Argentina por el asesinato en 1974 del general Carlos Prats, había viajado a California en el otoño de 1977 disfrazado de un miembro del sector bancario para verse con ALFA, un alias Stefano Delle Chiaie.[7]

Arrestado[editar]

Fue finalmente arrestado en un restaurant del Centro Comercial Chacaito, en 1989 en Caracas, después de haber sido monitoreado por anos en diferentes países de Sur America, por la Division de Contrainteligencia de DISIP, un Organismo de Inteligencia de Estado Venezolano, y deportado a Italia para ser juzgado por su papel en el atentado de la Piazza Fontana de diciembre de 1969, que empezó la "estrategia de la tensión", pero fue absuelto el mismo año. Junto a Licio Gelli y Francesco Pazienza, fue también acusado de haber participado la masacre de Bolonia en 1980.

Asesinato del General Carlos Prats[editar]

Algunos indicios apuntan a que estuvo involucrado en el atentado contra el general Carlos Prats en Buenos Aires en 1974. Delle Chiaie testificó ante la jueza federal argentina María Romilda Servini de Cubría que Enrique Arancibia Clavel (un ex agente de la DINA juzgado por crímenes contra la humanidad en 2004) y Michael Townley, un agente secreto de nacionalidad estadounidense estaban implicados directamente en el asesinato.

Investigación en Argentina[editar]

La jueza María Servini de Cubría citó como involucrados en el atentado contra Prats a:

Por otra parte, "las investigaciones periodísticas y de derechos humanos sobre el caso mencionan específicamente a Stefano Delle Chiaie, del ultraderechista movimiento Avanguardia Nazionale, de Italia, y al argentino Martín Ciga Correa de la Triple A (quien con el nombre de Mariano Santamarina participó con otros militares en Honduras bajo mandato de la CIA en la guerra contra Nicaragua sandinista)", según el diario mexicano La Jornada.[8]

Investigación en Italia[editar]

En una investigación judicial italiana, Delle Chiaie, declaró haber actuado, en el contexto de la Red Gladio, contra refugiados políticos vascos. En dicha declaración, hizo referencia expresa al secuestro, interrogatorio, torturas, y posterior ejecución y desaparición de un refugiado vasco en el Sur de Francia a mediados de los años 70. En 1976, fue secuestrado Eduardo Moreno Bergaretxe, "Pertur", y 32 años después continúa desaparecido. La Audiencia Nacional, a través del Juez Andreu, inició una investigación para esclarecer esta desaparición.[9] En la misma declaración, también asumió el atentado con bomba contra otro refugiado vasco a finales de los 70,[9] que por los datos ofrecidos podría tratarse del atentado mortal en diciembre de 1978 contra Joxe Miguel Beñaran Ordeñana. Ambos hechos fueron reivindicados por el BVE.

Referencia y notas de pie[editar]

Bibliografía[editar]

Enlaces externos[editar]