Statu quo ante bellum

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Statu quo ante bellum es un término latino que significa ‘el estado en que las cosas estaban antes de la guerra’.

Es un principio usado en tratados internacionales para referirse a la retirada de las tropas de los campos de batalla y al retorno a las condiciones previas a la guerra. Significa que ninguno de los bandos combatientes perdió o ganó territorio, derechos políticos o económicos a causa del conflicto armado.

Se diferencia claramente del uti possidetis iure, principio según el cual cada bando hace suyos los territorios o propiedades que controle al finalizar la guerra

Ejemplos[editar]

Casos de statu quo ante bellum se han presentado en:

  • La guerra anglo-estadounidense de 1812: esta finalizó con el Tratado de Gante. Aunque los británicos deseaban aplicar el uti possidetis iure, la victoria estadounidense en la batalla de Plattsburgh pesó a la hora de firmar el tratado que dejó sin pérdidas ni ganancias territoriales a ningún bando.
  • La guerra entre Perú y Bolivia de 1841-1842: Agustín Gamarra, presidente del Perú intenta anexar Bolivia (la ex Audiencia de Charcas), lo que costó la vida en la batalla de Ingavi. El Ejército boliviano, al mando del general José Ballivián, ocupa las provincias sureñas peruanas. La retirada de las tropas bolivianas del Perú se lograría por la mayor disponibilidad de recursos materiales y humanos del enemigo. Al final de la contienda se firma el Tratado de Puno.
  • La guerra Irán-Irak: tras casi 8 años de guerra, Irak aceptó finalmente la posesión iraní sobre Shatt al-Arab, dejando las fronteras en las mismas condiciones previas a la guerra.
  • La guerra de Kargil: en este conflicto, tropas pakistaníes invadieron territorio de la India. La guerra finalizó cuando todas las tropas de Pakistán fueron expulsadas de territorio indio.