Ryke Geerd Hamer

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Ryke Geerd Hamer
Información personal
Nacimiento 17 de mayo de 1935 Ver y modificar los datos en Wikidata
Mettmann, Alemania Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 2 de julio de 2017 Ver y modificar los datos en Wikidata (82 años)
Sandefjord, Noruega Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Alemana Ver y modificar los datos en Wikidata
Información profesional
Ocupación Médico (hasta 1986), alternative therapist y activista anti-vacunas Ver y modificar los datos en Wikidata
Área Medicina alternativa Ver y modificar los datos en Wikidata
[editar datos en Wikidata]

Ryke Geerd Hamer (Mettmann, 17 de mayo de 1935-2 de julio de 2017) fue un médico alemán inhabilitado,[1]​ creador de la controvertida pseudomedicina nueva medicina germánica, que critica la medicina basada en evidencias y promete un muy elevado porcentaje de éxito en la cura del cáncer, así como cualquier tipo de enfermedad. La Liga Suiza del Cáncer describe la práctica de Hamer como «peligrosa, especialmente porque da a los pacientes una falsa sensación de seguridad, por lo que abandonan los tratamientos efectivos».[2]

Hamer mantuvo la licencia para practicar medicina desde 1963 hasta 1986, cuando fue revocada por mala praxis. El sistema de Hamer atrajo la atención pública en 1995, cuando los padres de un chico con cáncer se negó al tratamiento médico para el cáncer a favor de los métodos de Hamer. Fue acusado y declarado convicto en varios países europeos.

Hamer afirma que su método es una alternativa "germánica" ante la corriente medicina clínica que él dice que es parte de una conspiración judía para diezmar a los no judíos.

Biografía[editar]

Ryke Geerd Hamer estudió medicina y teología en Tübingen. Según él mismo, ejerció varios años en las clínicas universitarias de Tübingen y Heidelberg, se especializó en medicina interna, trabajó en varias consultas junto con su esposa, también médica, y patentó varios inventos.

A las 3 de la madrugada del 18 de agosto de 1978, ante la isla de Cavallo (Córcega) y en el transcurso de una fiesta celebrada en un yate, un aristócrata italiano, el príncipe Víctor Manuel de Saboya, disparó, sin motivos ni causas aparentes, contra una persona desconocida que dormía en la cubierta de un barco cercano. Esa persona era Dirk Hamer, de 19 años, uno de los hijos del Dr. Hamer. El joven fue trasladado todavía con vida a Múnich (Alemania). Falleciendo cuatro meses después, el 7 de diciembre de 1978, en Heidelberg (Alemania).

La trágica muerte de su hijo unida a las dificultades de la investigación judicial que se llevó a cabo,[3]​ y al desarrollo de un complicado proceso posterior, afectaron profundamente a la familia Hamer.

Cuatro meses después Hamer se autodiagnosticó un cáncer testicular, en tanto que su esposa, la Dra. Sigrid Oldenburg-Hamer, recayó en varias enfermedades cancerosas hasta fallecer el 12 de abril de 1985, a causa de un infarto agudo de miocardio.

Hamer pensó que debía de haber una relación entre ambos acontecimientos. Según él, una amplia investigación posterior le llevó al desarrollo de la nueva medicina germánica. En 1986 le fue retirada la licencia para ejercer la medicina. Esta suspensión fue posteriormente confirmada por una sentencia en 2003. Más tarde se le acusó de seguir tratando pacientes ilegalmente y de la muerte de algunos de ellos.[4]

Cumplió 12 meses de prisión en Alemania de 1997 a 1998, después de lo cual se refugió en España, donde abrió otra clínica. En 2004 la policía lo detuvo en su domicilio en Málaga (España) y fue encarcelado en Madrid. El 18 de octubre de 2004 fue extraditado a Francia, donde era reclamado para cumplir una sentencia de cárcel de 3 años.[5]​ Salió de la cárcel francesa en febrero de 2006.

Tiene varias sentencias pendientes pero no ha sido posible su extraditación de España, hasta marzo de 2007, en que se trasladó a Noruega.[6]

Hamer ha intentado en varias ocasiones obtener una habilitación presentando una tesis sobre la nueva medicina germana, siendo rechazada por las universidades de Tübingen y Trnava.[7][8]

Hipótesis en las que se basa la nueva medicina germánica (NMG)[editar]

La nueva medicina germánica de Hamer se sustenta en las llamadas “cinco leyes biológicas” enunciadas por él. Aún hoy, tras el tiempo transcurrido, carecen de cualquier evidencia que permita tomarlas como una hipótesis de trabajo válida.

  • 1.ª "ley" o “ley de hierro”: según esta hipótesis, las enfermedades graves serían consecuencia de un acontecimiento vital traumático, agudo y experimentado en soledad. Esto provocaría un "conflicto biológico" que se podría localizar en el cerebro por medio de una imagen obtenida con un escáner TAC, —iniciales de Tomografía Axial Computarizada en forma de varios anillos concéntricos. En realidad, la aparición de estos anillos no tiene relación con ninguna anomalía biológica y es un artefacto común en las imágenes de TAC, llamado, precisamente, artefacto de anillos, y se debe a defectos en la calibración del escáner.[9]
  • 2.ª "ley" o carácter bifásico de las enfermedades: tras el primer evento, llamado "enfermedad fría" y que se manifestaría con signos de origen simpático, el afectado que lograse resolverlo entraría en la segunda fase de curación, con predominio de signos del sistema nervioso parasimpático, manifestados como una enfermedad que Hamer denomina "enfermedad caliente", de tipo reumático, infeccioso o alérgico. En esta segunda fase el “conflicto biológico” se manifestaría en forma de edema y ocasionalmente con la proliferación de células de la glía. Según esto un tumor sería un signo de que el conflicto está en proceso de curación.
  • 3.ª "ley" o sistema ontogenético de las enfermedades: según ella, diferentes partes del encéfalo controlarían —de alguna forma que no se describe— la evolución de diferentes enfermedades, por una supuesta relación con los tejidos desarrollados a partir de cada una de las tres capas embrionarias. Los conflictos cuyo foco se hallase en el tronco cerebral —que controlaría los tejidos derivados del endodermo— o en el cerebelo —que controlaría una parte de los tejidos originados a partir del mesodermo— provocarían proliferación celular en la fase de "conflicto activo", y destrucción de los tumores resultantes en la "fase de curación". En los conflictos controlados desde el cerebro, —que afectarían a los tejidos derivados del mesodermo no controlados por el cerebelo y a todos los procedentes del ectodermo— se produciría, bien la destrucción tisular —en forma de necrosis o úlceras—, bien una pérdida o alteración de su función.
  • 4.ª "ley" o papel de los patógenos: según esta "ley" los microbios no serían patógenos, —es decir, no causarían las enfermedades—, sino que serían un mero instrumento —si están disponibles— a las órdenes del cerebro, cuya función sería ayudar en la fase de curación, según un esquema también definido sobre las tres capas embrionarias. Así, los hongos y las micobacterias tendrían a su cargo los tejidos controlados por el cerebelo, las bacterias los tejidos mesodérmicos y los virus lo harían en los tejidos del ectodermo.
  • 5.ª"ley" o “quinta esencia”: cada par de enfermedades establecido según las dos primeras "leyes" sería un “programa especial de la naturaleza" desarrollado a lo largo de la evolución con un objetivo definido: permitir a los organismos lidiar con situaciones particulares de emergencia.

Alegaciones de conspiración sionista[editar]

Especialmente controvertida es la afirmación de Hamer de que hay una conspiración sionista genocida que quiere silenciarlo. Según él, los sionistas se curan con la nueva medicina germánica e impiden a los no judíos usarla, en lo que llama «el crimen más repulsivo de la historia de la humanidad». Dice no afirmar esto por racismo ni fanatismo religioso, y explica que «quiere ayudar a todos, sin importarle quiénes son» y que «un crimen es un crimen independientemente de que lo perpetren chinos, esquimales o, como en este caso, judíos».

El 17 de diciembre del 2008, Iwan Götz ―haciéndose pasar por rabino de la Unión Mundial para un Judaísmo Progresista― firmó un documento confirmando sus acusaciones. Iwan Götz es un negador del holocausto alemán activo en el Movimiento Revitalista del Reich Alemán. Ha sido acusado y condenado por tribunales alemanes bajo cargos de negación del holocausto, fraude, difamación, mal uso de un título académico (al usar el título de rabino), y falsificación de documentos entre otros.

Referencias[editar]

  1. Muss Virenleugner 100 000 Euro zahlen?
  2. Swiss Study Group for Complementary and Alternative Methods in Cancer, SCAC (2001). «Hamer's "new medicine"» (PDF). Swiss Cancer League. Consultado el 7 de mayo de 2011. «In 1986 Hamer lost his approbation in Germany. In Switzerland, alternative practitioners are neither allowed to order nor to carry out radiographs or CT scans.» 
  3. Video en el que el príncipe Víctor Manuel confiesa el asesinato del hijo de Hamer.
  4. Archivo de caso número 34 Js 85/86 - 34 Js 178/95 - 34 Js 221/96 Fiscalía de Colonia (Alemania).
  5. [free-news.org/hamer43.htm El Dr. Hamer extraditado a Francia por el Gobierno Español y condenado a 3 años de prisión por el Gobierno Francés]
  6. «La NMG no solo para los hebreos». Archivado desde el original el 23 de noviembre de 2015. 
  7. ruling of a german court about this matter documented on Pilhars page
  8. Correspondence on Pilhars page: http://web.archive.org/web/20060216141839/http://www.pilhar.com/Hamer/Korrespo/1999/990208.htm
  9. Radiopaedia (en inglés)