Roturación

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Roturación del terreno

La roturación del suelo es la acción agrícola de arar o labrar la superficie del terreno. Con esta dura tarea se consigue oxigenar el terreno y permitir la entrada de otros agentes introducidos por la acción humana o natural. Es la apertura progresiva de nuevas tierras.[1]

La necesidad de conservar los montes y bosques para asegurar el equilibrio de los agentes atmosféricos, mantener las corrientes, manantiales y cursos de agua y oponer un obstáculo a las inundaciones torrenciales ha conducido a dictar medidas legislativas que restringen o limitan los derechos de los propietarios.[2]

Referencias[editar]

  1. Hernández Alonso, César (2001). Diccionario del castellano tradicional. Valladolid: Ámbito. p. 113. ISBN 84-8183-108-5. 
  2. Conservación de los bosques