Rolls-Royce Phantom IV

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Rolls-Royce Phantom IV
The first Rolls-Royce Phantom IV.jpg
Fotografía de hacia 1952 del primer P. IV con la reina Isabel II en su interior.
Fabricante Rolls-Royce Limited
Período 1950–1956
18 unidades fabricadas
Fábricas Bandera de Inglaterra Clan Foundry, Belper, Inglaterra, Reino Unido
Predecesor Phantom III
Sucesor Phantom V
Tipo Coche de Estado
Carrocerías Solo se suministraba el chasis, correspondiendo al cliente la elección del carrocero y tipo de carrocería
Propulsión 165 CV
Largo 5765,8 mm
Ancho 1955,8 mm
Altura 1879,6 mm (Dato correspondiente al primer P. IV. Varía según cada unidad y/o tipo de carrocería)
Distancia entre ejes 3683 mm
Peso 1496,86 kg (chasis)
Relacionado Silver Wraith
Motor 5,7 L y 6,5 L los tres últimos. L8 (Ocho cilindros en línea)
Transmisión Manual de 4 velocidades. A partir de 1954, automática de 4 velocidades.
[editar datos en Wikidata]

El Phantom IV fue el modelo más exclusivo de Rolls-Royce[1] y uno de los más elitistas de la historia de la automoción. Solo se fabricaron dieciocho unidades entre 1950 y 1956, diecisiete de las cuales fueron vendidas únicamente a miembros de la realeza y jefes de Estado. Dieciséis se conservan en colecciones públicas y privadas, así como en museos.

El diseño y producción de los chasis no fue en la fábrica de Crewe, sino en una factoría experimental denominada Clan Foundry (Fundición Clan)[2] [3] que la empresa tenía en Belper desde finales de 1939 y que había sido la sede de su división automovilística durante la Segunda Guerra Mundial.[4] [5]

Características[editar]

El Phantom IV supuso un cambio de orientación en la política del fabricante, ya que previamente había descartado producir un coche de alta gama y gran lujo después del fin de la Segunda Guerra Mundial.[5]

El chasis se diferenciaba del de los dos primeros modelos de posguerra, el Rolls-Royce Silver Wraith y el Bentley Mark VI, en tener un bastidor de mayores dimensiones, motor con mayor cilindrada y potencia, depósito de combustible con boca de llenado a ambos lados, un travesaño adicional en la parte central del bastidor y diez espárragos por cada rueda.[6]

Motor del Rolls-Royce Phantom IV, vista lateral 1.jpg
Motor del Rolls-Royce Phantom IV, vista lateral 2.jpg
Dos fotografías de 1949 correspondientes al motor de 8 cilindros en línea del primer chasis fabricado.

Para este proyecto se diseñó un motor de 5675 centímetros cúbicos y 165 caballos de potencia, suficiente para mover las más de dos toneladas que pesan estas auténticas "carrozas motorizadas". Este estaba basado en un motor de ocho cilindros perteneciente a la denominada gama B (compuesta de cuatro, seis y ocho cilindros en línea). Concretamente derivaba de un B80, los tres últimos de un B81, ambos utilizados en vehículos tanto militares como industriales.[7]

El P. IV es el único modelo de Rolls-Royce equipado con un motor de ocho cilindros en línea, que le permite recorrer largas distancias a muy baja velocidad, característica importante en un coche ceremonial y de desfile, aunque también puede alcanzar una velocidad máxima de 160 km/h.

Versión arrodillada del espíritu del éxtasis, producida entre 1934 - 1939 y de nuevo entre 1946 - 1956. Esta estatuilla se montó sobre la mayoría de radiadores del Phantom IV, excepto en las unidades 15 y 18.
Los dos grandes faros Lucas R.100 flanqueando el emblemático radiador tipo Partenón. La parte triangular de su carcasa y rejilla frontal presentan una curvatura ligeramente convexa para lograr una apariencia rectilínea, evocando el efecto óptico utilizado por los antiguos griegos en ese templo.[8]

Todas las carrocerías de esta serie fueron elaboradas por carroceros especializados (en menguante número después de la guerra) y la mayoría de capós coronados con la versión en posición genuflexa del Espíritu del Éxtasis, la cual ya había sido presentada en 1934[9] y empleada en diferentes modelos.

Características más destacadas:

  • Motor; monobloque de hierro fundido de 8 cilindros en línea de 5675 cc (diámetro x carrera: 88,8 mm x 114,3 mm) en las series A y B, con válvulas de admisión verticales y de escape 8 laterales, cilindros en cabeza de aleación de aluminio (RR.50) y alimentación por carburador Stromberg y 4 bombas de gasolina. La serie C —a la que pertenecen solamente los tres últimos Phantom IV— posee una versión potenciada de 6515 cc (diámetro x carrera: 95,25 mm x 114,3 mm). Era política de la empresa no revelar la potencia del motor, pero se le atribuye aproximadamente 165 CV, la serie C 195 CV.
  • Caja de cambios de 4 velocidades, la primera sin sincronizar, posteriormente caja de 4 velocidades automática Hydramatic (fabricada por RR bajo licencia de General Motors) de serie a partir de la unidad 4BP5.
  • Suspensión delantera independiente con resortes helicoidales y amortiguadores hidráulicos, y trasera de amortiguadores hidráulicos y ballestas semielípticas.
  • Frenos de tambor a las 4 ruedas servoasistidos.
  • Dirección de tornillo.
  • Ruedas de disco de 17 pulgadas en acero con neumáticos Dunlop Fort C de 7 x 17 pulgadas en la serie A. Las series B y C montan neumáticos de 8 x 17 pulgadas.
  • Velocímetro Smiths disponible en millas por hora (mph), kilómetros por hora (km/h), o con ambas unidades de medida.
  • Amplio y lujoso habitáculo provisto con las últimas comodidades de la época, a discreción del comprador.
  • Carrocerías de líneas clásicas, con una estética de los años 30 (excepto la unidad 4AF6). A pesar de su considerable tamaño fueron diseñadas de tal manera que resultasen proporcionadas.

Historia y orígenes[editar]

En julio de 1938 Rolls-Royce tuvo que publicar en la prensa del motor una nota negando que el Phantom III sería discontinuado en breve. La siguiente se publicó el 19 de julio de 1938 en la revista The Motor: "La compañía quisiera desmentir el rumor de que el Phantom III va a ser retirado y sustituido por un modelo de 8 cilindros o con otro motor".[10]

Sin embargo, desde 1937 se estaba desarrollando un proyecto, la Gama Racionalizada de coches, que bajo supervisión de W. A. Robotham, ingeniero jefe de la división de automóviles, tenía como fin que los distintos modelos de Rolls-Royce y Bentley (adquirida por RR en 1931) compartiesen tantos componentes del chasis como fuese posible para ahorrar costes de producción.[11]

Prototipo conocido como Big Bertha.

Como implementación de este plan de racionalización, se habían fabricado varios prototipos. Uno de ellos, creado en 1939, era una limusina Rolls-Royce (chasis 30-G-VII) de siete plazas carrozada por Park Ward y equipada con la versión de ocho cilindros en línea de la nueva gama racionalizada de motores de gasolina, denominada ulteriormente (hacia 1943) como la gama B.[12] Este automóvil, germen del Phantom IV,[13] fue llamado inicialmente Silver Wraith 80 y después Silver Phantom, aunque pronto fue conocido por el apelativo de Big Bertha (Gran Berta).[14]

Asimismo, en 1939 y antes de comenzar la contienda bélica, también se había montado un motor de ocho cilindros en línea en dos Bentley Mark V como parte del programa de pruebas. El primero de esos dos chasis experimentales, el 11-B-V con carrocería sedán de Park Ward[15] y dotado con una versión potenciada del motor de ocho cilindros de 6,3 litros, fue llamado oficialmente Comet (Cometa),[16] pero su formidable rendimiento y velocidad le valió el expresivo apodo de Scalded Cat (Gato Escaldado).[17] Esta unidad en particular jugaría posteriormente un papel crucial en la decisión de crear el Phantom IV.[18]

Chasis 4AF2 (Nabha) recién terminado, 1949.

En efecto, en 1948 el Príncipe Felipe, Duque de Edimburgo, oyó hablar del "Gato Escaldado" y preguntó si podía probarlo. La compañía accedió y se lo prestó durante una semana.[19] Con este vehículo experimental recorrió grandes distancias, quedando tan impresionado que preguntó si sería posible que le fabicasen un chasis similar por encargo suyo y de la Princesa Isabel. Poco tiempo después de haberlo conducido, el 15 de noviembre de 1948[20] Rolls-Royce recibía el pedido de una limusina a través de The Car Mart Ltd., un concesionario oficial de la marca.[21] En un principio se pensó en fabricar solamente este único ejemplar de Phantom IV,[22] que se convertiría en el primer Rolls-Royce de las caballerizas reales (Royal Mews).

El fabricante, consciente de que Daimler tenía entonces la autorización real para el suministro de automóviles desde 1900, se aseguró de hacer el mejor coche posible con los medios a su alcance. Los directivos de la compañía ya habían pensado en un sucesor para el Phantom III, pero les preocupaba que un autómovil de grandes dimensiones y elevado costo no tuviese demanda en la depauperada economía de posguerra.

Royal Rolls-Royce article, p. 1.jpg
Royal Rolls-Royce article, p. 2.JPG
Royal Rolls-Royce article, p. 3.JPG
Royal Rolls-Royce article, p. 4.JPG
Royal Rolls-Royce, publicado el 7 de julio de 1950 en la revista británica The Autocar, donde se describe en detalle el primer P. IV y se dijo que; "por el momento no se aceptan más pedidos". Constituye el primer artículo escrito sobre el modelo, así como uno de los escasos que se publicaron en los años 50 sobre el mismo.

H. J. Mulliner & Co. fue el carrocero escogido por la pareja real, de modo que el 20 de julio de 1949[23] recibieron el chasis 4AF2, construido bajo el nombre en clave de Nabha para preservar la identidad del egregio cliente. El Duque de Edimburgo mostró un gran interés por la carrocería, consultando con el carrocero diversos detalles.[24] Una vez terminada la unidad en julio de 1950, su entrega fue acompañada de un anuncio público por el que se informaba que el Phantom IV había sido "diseñado a petición particular de Sus Altezas Reales, la Princesa Isabel y el Duque de Edimburgo".[4]

Como el coche era de uso privado cuando fue entregado al matrimonio, este fue pintado de verde. Posteriormente, la limusina se convirtió en coche oficial cuando la princesa Isabel ascendió al trono en 1952; y como tal, fue repintado en colores burdeos y negro.[4] Actualmente permanece en las caballerizas reales y es utilizado ocasionalmente por la familia real británica y en actos oficiales de Estado, como por ejemplo en la boda del príncipe Guillermo y Kate Middleton en 2011 para llevar al príncipe Carlos y Camila desde Clarence House a la Abadía de Westminster.

Se desconoce cuando se adoptó la decisión de vender este modelo estrictamente a la realeza y jefes de Estado, o si alguna vez la empresa estableció este requisito indispensable de manera explícita. Lo que si se sabe es que se llegó a la conclusión de que sería poco práctico y perjudicial para los otros modelos de la marca, el intentar producir más de tres al año.[25]

Phantom IV body drawing for James Melton.jpg
Phantom IV body drawing for Briggs Cunningham.jpg
Carrocerías diseñadas por H. J. Mulliner para James Melton (izquierda) y Briggs Cunningham (derecha).

Se conservan varios dibujos de carroceros, como H. J. Mulliner en especial, que jamás llegarían a materializarse. Estos diseños fueron propuestos por Mulliner para determinadas personalidades, como por ejemplo el rey Faruk de Egipto, los marajás de Baroda y Mysore, el piloto Briggs Cunningham o el cantante James Melton. Es evidente que ciertos clientes fuera del círculo de la realeza y jefes de Estado creyeron que el coche estaría disponible para la compra. Sobre como comunicó (o si llegó hacerlo) RR a estas personas la noticia de que no suministraría el chasis del Phantom IV para la construcción de esas carrocerías, y ofrecerles otro modelo, está abierto a conjeturas.[26]

Rolls Royce Phantom IV 1952.JPG
Phantom IV.jpg
Coches del Agan Khan III (izquierda) y del príncipe regente de Irak (derecha).

El P. IV dejó de fabricarse en 1956, por entonces ya se habían vendido varios Silver Wraith para uso oficial, un modelo más rentable. Por el contrario el P. IV, con 18 chasis confeccionados de forma artesanal durante meses y carrocerías hechas a medida de exigentes clientes, nunca dio pingües beneficios. Si bien contribuyó a reforzar la imagen de prestigio que la firma británica buscaba.[27]

Las tres unidades del Ejército de Tierra de España[editar]

Vista de las piezas históricas delante del Palacio Real de El Pardo. Los automóviles destacan por sus sobrias y elegantes carrocerías.

La idea de adquirir unos coches “de estado” apropiados surgió del que fuera jefe de la Casa Civil de S. E. el Jefe del Estado. Este, después de buscar en el mercado, propuso Rolls-Royce al general Franco, quien al parecer se limitó a decir que los comprase si los consideraba necesarios.[28] El encargo, compuesto de dos limusinas y un descapotable blindados, se formalizó el 18 de octubre de 1948[29] en Carlos de Salamanca S. A., un concesionario oficial con tienda en la Avenida José Antonio 61 (hoy Gran Vía) que tramitó la importación y entrega de los vehículos en Madrid.

El ministerio de asuntos exteriores británico (Foreign Office) sugirió a la casa que no rechazase el pedido,[30] de modo que la compañía optó por fabricarlos como Phantom IV pues el pesado blindaje hubiese sobrecargado el chasis del Silver Wraith producido entonces.

El carrocero recomendado por RR para este encargo fue H. J. Mulliner, cuyo blindaje estándar resultó ser del todo inadecuado al ser fácilmente atravesado por balas durante las pruebas llevadas a cabo en España por militares. Entonces la English Steel Corporation (Corporación Inglesa del Acero) proveyó un blindaje alternativo, que Bill Allen, del departamento de diseño de Rolls, procedió a disparar con un rifle, pero el resultado tampoco fue satisfactorio al provocar varios agujeros. Finalmente, el gobierno español suministró muestras del blindaje deseado, que en este caso si pasaron todas las pruebas a las que fueron sometidas, así que la English Steel Corporation adaptó sus planchas a las especificaciones requeridas por España.[31]

Sin pretenderlo, el gobierno de España con su triple pedido, que se sumaba al encargo del primer Phantom IV por parte del Duque de Edimburgo, contribuyó probablemente a dar un impulso decisivo a la existencia del susodicho modelo, como apuntan Martin Bennett en su libro "Rolls-Royce & Bentley: The Crewe Years" y Andrew Pastouna en su artículo "On Her Majesty's Service" publicado en la revista británica Classic Cars en septiembre de 1990.[32]

Los automóviles tardarían en servirse más de tres años, siendo recibidos en distintos meses de 1952 por Carlos de Salamanca S. A., luego la antigua Dirección General de Transportes del Ministerio del Ejército entregaría cada uno de ellos a la Casa Militar de S. E. el Jefe del Estado, en virtud de lo ordenado por el Ministro del Ejército. Las dos limusinas 4AF14 (matrícula ET-42927-O) y 4AF16 (ET-42926-O) son muy parecidas, aunque la primera es de cinco plazas (una es un asiento abatible) y la segunda es de seis (de las cuales dos son asientos abatibles). La unidad 4AF18 (ET-42928-O) de 4 plazas es la descapotable. Las tres matrículas militares fueron asignadas el 22 de marzo de 1963.[33]

Estas joyas automovilísticas son propiedad del Ejército de Tierra de España, no de Patrimonio Nacional, y desde sus fechas de entrada en servicio en 1952 han servido como vehículos de alta representación a la jefatura del Estado. La unidad 4AF14 es la empleada con mayor frecuencia en visitas oficiales de Estado, mientras que la 4AF16 suele ser la asignada al monarca; utilizada en actos de importancia institucional, como por ejemplo la apertura de cada legislatura en el Congreso de los Diputados, la constitución del nuevo Gobierno, así como en el desfile y los actos del 12 de octubre, Día de la Hispanidad.

Las dos limusinas las custodia y presta servicio con ellas la Compañía de Transportes del Grupo de Logística de la Guardia Real, mientras que el descapotable se encuentra expuesto en la sala de vehículos históricos y de representación de la Sala Histórica de la Guardia Real, ambas situadas en El Pardo (Madrid).

Tabla de las 18 unidades[editar]

Nº de Chasis Nº de motor Primer propietario/usuario Carrocero Tipo de carrocería Número de carrocería/diseño Color de fábrica Tapicería Fecha de entrega Otros datos Fotografía de la unidad
4AF2 P1A Princesa Isabel y el Duque de Edimburgo H. J. Mulliner Limusina de 7 plazas 5034 / 7162 Verde oscuro con una franja roja a cada lado; repintado con los colores reales burdeos y negro en 1952 Asientos delanteros: Retapizados en paño azul marino, traseros: Paño gris blanquecino 6 de julio de 1950 Para este automóvil se fundió en plata el adorno de capó que representa a San Jorge matando al dragón, este puede ser transferido a cualquier coche de la flota real en función del que utilice la reina en ese momento. Techo solar. El asiento trasero se puede desplazar hacia adelante mediante una manivela. Equipado con caja de cambios automática en 1955. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF2.jpg
4AF4 P2A Rolls-Royce Ltd. Park Ward Camioneta ~ Gris ~ 1 octubre de 1950 Vehículo de pruebas y de reparto utilizado por la fábrica. En 1952 le instalaron el motor B81 de 6515 cc y caja de cambios automática. Desguazado a finales de 1963. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF4.jpg
4AF6 P3A Mohamed Reza Pahlevi, Sha de Persia H. J. Mulliner Descapotable de 4 plazas 5077 / 7205 Celeste metalizado Cuero blanco 8 de marzo de 1951 El único P. IV que no tenía los dos faros delanteros exentos Lucas R.100 (fabricados especialmente para RR), sino insertados como los del Silver Dawn. Devuelto a Rolls Royce en 1959, que desguazó el chasis, la carrocería se vendió por separado y se montó posteriormente sobre el chasis (3BT15) de un Phantom III. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF6.jpg
4AF8 P4A Abdullah III Al-Salim Al-Sabah, Hakim de Kuwait H. J. Mulliner Sedán de 5 plazas 5153 / 7206 Azul de medianoche y naranja claro Cuero beige Julio de 1951 No presenta la mampara entre los asientos delanteros y traseros. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF8.jpg
4AF10 P5A Príncipe Enrique, Duque de Gloucester Hooper Limusina de 7 plazas 9663 / 8292 Negro Cuero marrón 1 de septiembre de 1951 Techo solar. Apareció en dos películas de 1966: "Arabesco"[34] y "Fumo di Londra". Rolls-Royce Phantom IV, 4AF10.jpg
4AF12 P6A Lord Ernest Hives, presidente de Rolls-Royce Ltd., luego vendido a la Princesa Marina, Duquesa de Kent Hooper Limusina de 7 plazas 9719 / 8307 Azul Asientos delanteros: Retapizados en cuero marrón. Asientos traseros: Paño gris 1 de julio de 1951 El coche fue utilizado por Hives esporádicamente, prefiriendo su Bentley R Type. Venía originariamente con una caja de cambios manual que se cambió a automática a finales de 1953, antes de venderse a la aristócrata en 1954. En la colección de Ion Țiriac, Rumanía. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF12.jpg
4AF14 P7A Generalísimo Francisco Franco de España H. J. Mulliner Limusina de 5 plazas 5035 / 7181 Negro Paño gris 23 de junio de 1952 Blindada. Reposabrazos central fijo en el asiento trasero.
4AF16 P8A Generalísimo Francisco Franco de España H. J. Mulliner Limusina de 6 plazas 5036 / 7181 Negro Paño gris 11 de julio de 1952 (fecha de entrada en servicio: 17/07/1952) Blindada. Reposabrazos central fijo en el asiento trasero. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF16.jpg
4AF18 P9A Generalísimo Francisco Franco de España H. J. Mulliner Descapotable de 4 plazas 4945 / 7183 Negro Cuero verde 28 de marzo de 1952 Parte trasera, bajos y laterales blindados. Reposabrazos central fijo en el asiento trasero. El único cuyas cuatro puertas no son del tipo suicida. La capota es de accionamiento eléctrico que sólo el conductor puede activar desde su posición. En 2004 con motivo de la boda del príncipe Felipe y Letizia se sustituyó la capota original por una de cristal blindado y se le instaló un sistema de climatización. Ambas modificaciones fueron hechas en España, devolviéndose posteriormente el vehículo a su estado original. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF18.jpg
4AF20 P10A Aga Khan III Hooper Sedanca de Ville de 7 plazas 9750 / 8293 Verde oscuro con una franja de verde más claro Cuero rojo 6 de abril de 1952 Entre otras comodidades, cuenta con micrófono de mano para comunicarse con el chófer y dictáfono incorporado. En la colección de Ion Țiriac. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF20.jpg
4AF22 P11A Príncipe Talal de Arabia Saudita Franay Descapotable de 6 plazas ~ Verde y crema Cuero verde Junio de 1952 El único con carrocería francesa. Dispone de un sistema hidráulico que permite mover hacia adelante y girar 90 grados, tanto el asiento del copiloto como cada una de las dos mitades del sillón trasero, para mejor acceso y salida del coche. Rolls-Royce Phantom IV, 4AF22.jpg
4BP1 P1B Rey Faisal II de Irak Hooper Limusina de 7 plazas 9890 / 8361 Negro Cuero rojo 31 de marzo de 1953 La serie B difiere por tener llantas más anchas de 20,32 cm. Fabricado con motivo de su coronación celebrada el 2 de mayo de 1953. Durante la Guerra de Irak, fue descubierto en mal estado en un garaje de Bagdad en la primavera de 2003. Rolls-Royce Phantom IV, 4BP1.jpg
4BP3 P2B 'Abd al-Ilah, Príncipe regente de Irak Hooper Limusina de 7 plazas 9891 / 8370 Negro[35] Cuero celeste grisaceo 31 de marzo de 1953 Construido para la coronación de su sobrino, el rey Faisal II. Años más tarde todos los miembros de la familia real fueron asesinados durante el golpe de estado de 1958. En esas fechas el automóvil se encontraba en Londres en el taller de Hooper para mantenimiento, finalmente fue vendido en EE.UU. Se expone en el Museo Real del Automóvil, Amán, Jordania. Rolls-Royce Phantom IV, 4BP3.jpg
4BP5 P3B Rolls-Royce Ltd., posteriormente vendido a la Reina Isabel II del Reino Unido Hooper Landaulet de 7 plazas 9941 / 8399 Burdeos y negro Asientos delanteros: Paño azul marino, traseros: paño gris blanquecino 1 de mayo de 1954 Techo solar. Rolls-Royce reservó el coche para uso exclusivo de la reina y retuvo la propiedad del mismo hasta enero de 1959, cuando finalmente fue adquirido por la soberana. Se fabricó con ocasión del 50 aniversario de la marca 1904 - 1954, de ahí que recibiera el sobrenombre de Jubileo. Cedido en calidad de préstamo indefinido a la fundación Sir Henry Royce Memorial Foundation, Paulerspury, Reino Unido. Rolls-Royce Phantom IV, 4BP5.jpg
4BP7 P4B Princesa Margarita, Condesa de Snowdon H. J. Mulliner Limusina de 7 plazas 5686 / 7368 Negro Paño beige claro 16 de julio de 1954 La princesa escogió como adorno de capó a Pegaso, diseñado por Edward Seago y fundido por Louis Lejeune Ltd., Londres. Como a veces prefería conducir ella misma, se especificó que la columna de dirección fuese un poco más baja que la habitual. Tanto el asiento del conductor como el trasero son regulables en altura y en longitud. Techo solar en el compartimento trasero. Rolls-Royce Phantom IV, 4BP7.jpg
4CS2 P1C Abdullah III Al-Salim Al-Sabah, Hakim de Kuwait H. J. Mulliner Sedán de 7 plazas 5724 / 7376 Verde claro y verde blanquecino Cuero verde claro Noviembre de 1955 La serie C tiene los frenos de tambor delanteros más anchos y las llantas son iguales en dimensiones a las de la serie B. Cuenta con aire acondicionado refrigerado. Expuesto en el Museo Nethercutt, Sylmar, California, EE.UU.
4CS4 P2C Abdullah III Al-Salim Al-Sabah, Hakim de Kuwait H. J. Mulliner Sedán de 7 plazas 5725 / 7376 Beige dorado y gris plateado Cuero beige Enero de 1956 Dispone de un quinto faro de color rojo sobre el parachoques delantero, que se encendía cada vez que el Jeque viajaba dentro. Las cerraduras de las puertas tienen un sistema de protección contra la arena. Expuesto en el Museo de Coches Antiguos y Clásicos Torre Loizaga, Barrio de Concejuelo, Galdames, Vizcaya, España. Galdames (Vizcaya)-Museo de coches antiguos-18-Rolls Royce Phantom IV (1954).JPG
4CS6 P3C Mohamed Reza Pahlevi, Sha de Persia Hooper Limusina de 7 plazas 10177 / 8425 Negro Cuero gris 11 de diciembre de 1956 La figurilla está de pie, no arrodillada. Faros antiniebla más pequeños. En 1977[36] se estaba reparando en el Reino Unido, tres años más tarde continuaba allí. Hubo una disputa sobre su pertenencia entre el depuesto Sha y representantes de la embajada de Irán que alegaban que pertenecía al país. Finalmente la familia Pahlevi en el exilio perdió el pleito ante los tribunales británicos. Se expone en el Museo Nacional del Automóvil de Irán, Teherán. Rolls-Royce Phantom IV, 4CS6.jpg

Referencias[editar]

  1. (c) 1997-99 K.-J. Rossfeldt, ALL RIGHTS RESERVED. «Rolls Royce Phantom IV, Rolls-Royce and Bentley, Photos, Reports and Books from the archives of K. J. Roßfeldt». Rrab.com. Consultado el 05-10-2012. 
  2. Reginald James Spencer, "Rolls-Royce at Clan Foundry, Belper", Rolls-Royce Enthusiasts Club
  3. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Postwar Phantoms IV, V, VI", p. 175, (2008)
  4. a b c Pigott, Peter (2005). Royal Transport: An Inside Look at the History of Royal Travel. Dundum Press. pp. 125–126. ISBN 978-1-55002-572-9. Consultado el 25-06-2013. 
  5. a b James Carrington. «Rolls Royce Phantom IV». Darkforce. Consultado el 05-10-2012. 
  6. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Postwar Phantoms IV, V, VI", p. 18, (2008)
  7. Reginald James Spencer, "Rolls-Royce at Clan Foundry, Belper", Rolls-Royce Enthusiasts Club
  8. David Scott, "World's Fussiest Car Factory", Popular Science, p. 97, (Mayo 1960)
  9. Rolls-Royce Motor Cars Limited, "The Spirit of Ecstasy: The Lady behind the myth", p. 31, (2013)
  10. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Post-War Phantoms IV, V, VI", p. 171, (2008)
  11. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Post-War Phantoms IV, V, VI", p. 15, (2008)
  12. W. A. Robotham, "Rolls-Royce News", Volume 11 No. 138, (1963)
  13. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Post-War Phantoms IV, V, VI", p. 15, (2008)
  14. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Post-War Phantoms IV, V, VI", p. 172, (2008)
  15. Martin Bennett, "Bentley Continental: Corniche & Azure 1951-2002 (Edición revisada)", p. 12, (2009)
  16. Martin Bennett, "Bentley Continental: Corniche & Azure 1951-2002 (Edición revisada)", pp. 10-12, (2009)
  17. Philip C. Brooks, "Phantoms in a Postwar World", The International Club for Rolls-Royce & Bentley Owners, p. 35, (2011)
  18. Philip C. Brooks, "Phantoms in a Postwar World", The International Club for Rolls-Royce & Bentley Owners, p. 35, (2011)
  19. Andrew Pastouna, "On Her Majesty's Service", Classic Cars, p. 98, (Septiembre 1990)
  20. Philip C. Brooks, "Phantoms in a Postwar World", The International Club for Rolls-Royce & Bentley Owners, p. 35, (2011)
  21. Royal Rolls Royce, The Autocar, p. 763, (7 julio 1950)
  22. Philip C. Brooks, "Phantoms in a Postwar World, The International Club for Rolls-Royce & Bentley Owners", p. 35, (2011)
  23. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Post-War Phantoms IV, V, VI", p. 23, (2008)
  24. Andrew Pastouna,"On Her Majesty's Service", Classic Cars, p. 98 (Septiembre 1990)
  25. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Post-War Phantoms IV, V, VI", p. 48, (2008)
  26. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Postwar Phantoms IV, V, VI", pp. 48-51, (2008)
  27. Pablo Gimeno Valledor, "Rolls-Royce Phantom IV: Puro Prestigio", Coches Clásicos, p. 62, (Agosto 2014)
  28. Información facilitada por fuentes que conocieron el proceso
  29. Ramón Roca, "Las Carrozas del Estado Español, Los Rolls Royce Phantom IV", (2014)
  30. Philip C. Brooks, "Phantoms in a Postwar World", The International Club for Rolls-Royce & Bentley Owners, p. 35, (2011)
  31. Martin Bennett, "Rolls-Royce: The Post-War Phantoms IV, V, VI", pp. 28-30, (2008)
  32. Ramón Roca, "Las Carrozas del Estado Español, Los Rolls Royce Phantom IV", (2014)
  33. José Alberto Santos Márquez, "El Rolls-Royce Phantom IV, Un vehículo para las grandes ocasiones", Alabarda, n. 25/2014, p. 54, (2014)
  34. «Internet Movie Cars Database: 1951 Rolls-Royce Phantom IV Limousine Hooper [4AF10]». Imcdb.org. Consultado el 2012-10-05. 
  35. http://www.rrab.com/nov03.htm
  36. Craig Unger, "Persian Rugs Up; Shah Car Hostage", New York, 17 de marzo de 1980

Enlaces externos[editar]

Vídeos[editar]