Religión en China

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
     Irreligión 51.9%      Religiones tradicionales 21.6%      Budismo 17.2%      Cristianismo 5.8%      Religiones étnicas minoritarias 1.2%      Islam 2.3%
Pintura de la dinastía Song (siglo XII) representando a un budista, un taoísta y un confuciano riendo juntos

Las religiones predominantes de China son el budismo, el taoísmo, el confucianismo y la religión tradicional china que, en muchos casos, son practicadas conjuntamente y una forma de sincretismo religioso. Sin embargo, una gran mayoría de la población no se identifica con ninguna religión, siendo agnósticos, ateos o tan sólo personas espirituales no adscritas a ninguna religión.

Las estadísticas sobre religión varían según la fuente. En el año 2007 el gobierno chino daba la cifra oficial de 100 millones de creyentes en el país, lo que significaría menos del 10% de la población.[1]​ Sin embargo, un estudio de ese mismo año de la Universidad de Shanghái encontró que un 31,4%, unos 300 millones de chinos, se declaraban religiosos.[1]​ Al contrario que lo que sucede en los países desarrollados, se ha encontrado que existen segmentos de población joven con un mayor índice de religiosidad que segmentos de población más envejecida.[1]​ Según el think tank estadounidense Pew Research Center en el año 2007 un 81% de la población no era religiosa, un 5% NS/NC y un 14% era fiel a alguna religión —un 12% de la población sería budista, un 3% cristianos, un 1% musulmán y un 1% taoísta.[2]

Budismo[editar]

Templo budista en Shanghai

Según datos de TheDharma.com la cantidad de budistas en China puede variar del 60% al 80% (entre 600 y 1000 millones) pero es probable que se refiera a los que siguen el budismo de forma sincrética con otras religiones tradicionales así como aquellos que lo siguen más como una filosofía que como una religión. El gobierno brinda cierto apoyo al budismo, como por ejemplo, el patrocinio del Foro Mundial Budista.

El Foro Mundial Budista fue celebrado en las ciudades de Hangzhou y Zhoushan, provincia de Zhejiang, con el apoyo del gobierno chino y la participación del Panchen Lama designado por el gobierno chino. Se realizó entre el 13 y el 16 de abril del 2006. Participantes:

  • Venerable Maestro Yi Cheng, Presidente, Asociación Budista de China.
  • Losang Jigmê Tubdain Qoigyi Nyima, 6th Jamyang Zhepa y Abad del Mona* Huba Longzhuangmeng, Abad del Monasterio Xishuangbanna.
  • Venerable Maestro Wei Chueh, Fundador del Monasterio Chung Tai Shan de Taiwán.
  • Venerable Maestro Sheng Hui, Vicepresidente y Decano de la Academia Budista de China.
  • Venerable Maestro Kok Kwong, Presidente de la Asociación Budista de Hong Kong.
  • Qoigyijabu, el Panchen Lama designado por el gobierno chino.

El budismo tibetano o lamaísmo es practicado en Tíbet y Mongolia Interior, pero tiene un fuerte control estatal para impedir que haya sentimientos independentistas. El gobierno chino designó a un Panchen Lama (segundo jerarca del lamaísmo después del Dalái Lama) y continúa teniendo tensas relaciones con el Dalái Lama a quien consideran un líder subversivo.

Las tradiciones budistas chinas más practicadas son de tipo Mahāyāna, entre las cuales destaca el budismo zen y Tierra Pura.

Taoísmo, confucianismo y la religión tradicional china[editar]

Algunos recuentos calculan que el taoísmo tiene unos 400 millones de seguidores,[3]​ aunque el dato nunca ha sido exacto. En Adherents.com se establece que la religión tradicional china cuenta con unos 300 millones de seguidores, pero es difícil saber el número exacto de tradicionalistas chino principalmente porque muchos de estos se declaran como budistas. Tampoco hay datos sobre la cantidad de confucianos.

En términos generales, la mayoría de los chinos practican simultáneamente el budismo, el taoísmo, el confucianismo y la religión tradicional china, aunque también existen muchos que siguen el budismo exclusivamente, siendo ésta la religión “organizada” más grande de China y una de las pocas que goza de patrocinio estatal.

Cristianismo[editar]

Padre nuestro en chino
Iglesia en Hubei

Según una encuesta realizada en 2007 por la Universidad Normal del Este de China, se declaran religiosos el 31,4% de los chinos mayores de 16 años: En 1949 la población cristiana católica en China era de 3 a 4 millones.El Centro De Estudios Espíritu Santo estima que es de 12 millones. El fervor por el cristianismo no implica una ruptura con la tradición. En China las religiones occidentales aceptan aspectos de la cultura local, incluida la veneración por los antepasados.[4]

En el 2005, la Asociación Americana de Ayuda a China (CAA) estrenó su primer informe anual sobre la situación de las religiones en China para exponer la persecución a las iglesias en esa región. Bob Fu, presidente de CAA, dijo a La Gran Época que debido a estadísticas incompletas, en el 2007 los números representan solamente una pequeña parte de los cristianos perseguidos por el régimen chino.

Incluso con datos incompletos, las estadísticas indican una tendencia clara de la creciente persecución a las iglesias familiares.

De acuerdo con el informe de CAA, la persecución a los cristianos fue documentada en al menos 18 provincias y un municipio. Se registraron 60 casos en el 2007, que es un 30 por ciento más que en el 2006. El número de víctimas en 2007 aumentó a 788 personas, un 18 por ciento más. Además del número récord de 17 casos de abuso físico, el número de personas arrestadas ascendió a 693.

Además, al menos 84 misioneros extranjeros fueron arrestados, interrogados, deportados o recibieron otras formas de persecución. La grave persecución a la Iglesia ha crecido hasta un dramático 68,6 por ciento desde 2006.

De acuerdo con Fu, el gobierno chino ejecutó su persecución hacia los cristianos de manera particular. Fu reveló que primero se concentran en los líderes de las iglesias, especialmente aquellos que son considerablemente estimados. En segundo lugar, la persecución a cristianos occidentales en China ha alcanzado el máximo punto, siendo la supresión más grande a partidarios religiosos chinos desde 1954.

Liao Tianqi, el editor del centro de información de China en Estados Unidos, dice que mientras la constitución de China estipula que las personas tienen libertad religiosa, en realidad, el gobierno solamente permite que existan solo las organizaciones religiosas aprobadas por el estado.

“Tenemos datos que confirman que los fieles religiosos en China alcanzaron varios decenas de millones –explicó Liao– y debido a que muchos fieles no reconocen a la iglesia aprobada por el partido, ha provocado la aparición de supuestas familias e iglesias clandestinas una tras otra en toda China. El régimen es irracional e ilógico en sofocar a estas iglesias simplemente porque los considera medios de influir en la opinión pública y desafiar su poder”.

De acuerdo con Liao, un profesor de derecho y cristiano devoto de Washington que fue a China con su esposa para hacer trabajo misionero, fue acosado y arrestado por ayudar a iglesias establecidas en diferentes hogares de la región. Según indicó Liao el hombre “fue condenado por la ‘Conducción de actividades religiosas ilegales’ y luego deportado”.

Islam[editar]

Mezquita en Yinchuan

El Islam es la religión tradicional de diferentes pueblos y nacionalidades de China como los musulmanes uigures y los hui, aunque sólo representan el 1% de la población y fueron perseguidos durante la Revolución Cultural de Mao (destrucción y cierre de mezquitas, quemas del Corán, etc.). La región de Xinjiang tiene más de 15.000 mezquitas y centros de oración, uno por cada pueblo musulmán.

En la República Popular China la Región Autónoma Uigür de Xinjiang, que cuenta con una importante población musulmana sufre un conflicto violento vinculado a las aspiraciones independentistas de los uigures. La región fue temporalmente independiente desde 1933 a 1945. A partir de 1949, año en el que triunfaba la Revolución China liderada por Mao Zedong, Xinjiang pasaría a estar incorporada al territorio de la República Popular y bajo gobierno comunista quedando restringida la práctica del Islam. A mediados de los años noventa con la transformación internacional del yihadismo hacia objetivos globales, se experimentó una intensificación del activismo terrorista por parte de uigures radicalizados que querían volver a los tiempos del Turkestán Oriental independiente. Iniciándose la perpetración de atentados en la región y en otros lugares de China, incluyendo un ataque bomba que estalló en Pekín en 1997 provocando 2 muertos. El conflicto empezó a conocerse internacionalmente tras hacerse un hueco en los medios de comunicación occidentales tras el 11 de septiembre. Si bien el conflicto se dio firmemente a conocer con la cadena de atentados que los yihadistas iugures cometieron durante los juegos olímpicos, aprovechado como era de prever, el alto impacto mediático.[130] Los atentados son los siguientes: 3 policías asesinados el 12 de agosto; un policía asesinado, dos heridos y 10 asaltantes yihadistas muertos el 10 de agosto en el marco de un atentado suicida perpetrado con una moto contra una instalación policial en la ciudad de Kuqa y al que siguieron diversas escaramuzas; y 16 policías muertos el día 4 del mismo mes en un puesto aduanero de Kashgar, dentro de la provincia musulmana de Xinjiang, atestiguan este incremento en la visibilidad del terrorismo yihadista en China.

Judaísmo[editar]

Otras religiones[editar]

Templo zoroastriano aniguo en Shanxi

China recibió la visita en el pasado remoto de comunidades de judíos, zoroastrianos, maniqueos y cristianos nestorianos que han desaparecido prácticamente. Las prácticas chamanistas son seguidas por muchas de las nacionalidades (como los Yugur que, sin embargo, también practican en gran parte el budismo tibetano).

Una de las mayores polémicas religiosas en China es el Falun Gong, un nuevo movimiento religioso muy perseguido en China y que es ilegal en ese país. El gobierno aduce que se trata de una secta apocalíptica peligrosa, pero organizaciones de Derechos Humanos y los propios seguidores (llamados Falun Dafa) aseguran que se trata de una persecución religiosa.

Referencias[editar]

  1. a b c «Survey finds 300m China believers». BBC. 7 de febrero de 2007. Consultado el 12 de enero de 2015. 
  2. «Religion in China on the Eve of the 2008 Beijing Olympics» (en inglés). Pew Research Center. 2 de mayo de 2008. Consultado el 12 de enero de 2015. 
  3. «Rebirth of Taoism fills spiritual void in rush to consumerism» (en inglés). A6 National. 30 de abril de 2007. Consultado el 12 de enero de 2015. 
  4. Adam Minter, El despertar de la religión, National Geographic España, agosto de 2008

Enlaces externos[editar]