Quinto Ligario

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Quinto Ligario (en latín, Quintus Ligarius) fue un militar romano, que vivió hacia el año 50 a. C. Fue acusado de traición por haberse opuesto a Julio César en una guerra en África, pero fue defendido tan elocuentemente por Cicerón que obtuvo el perdón y se le permitió volver a Roma. Más tarde conspiró con Bruto en el asesinato de Julio César.

Guerra civil[editar]

Quinto Ligario fue miembro de los Équites de una familia sabina. Fue destinado a África, como legado del gobernador provincial, Gaius Considius Longus, que más tarde volvió a Roma, dejándole el control.[1]​ Después de que César derrotara a Pompeyo en la Batalla de Farsalia,[2]​ el aliado de Pompeyo, Publio Accio Varo ocupó África, esperando restaurar la causa pompeyana. Ligario se convirtió en uno de sus asistentes en la continuación de la guerra contra César. Estuvo presente en la Batalla de Tapso. Tras la derrota de los pompeyanos, fue capturado en Hadrumeto. Fue perdonado por César, pero no se le permitió volver a Italia.[3]

Enlaces externos[editar]

Referencias[editar]

  1. John Hazel, Who's Who in the Roman World, Routledge, London, 2001, p.168.
  2. Darrouy, Fernando Villegas (1 de febrero de 2012). Julio Cesar para jovenes y no tanto. Penguin Random House Grupo Editorial Chile. ISBN 9789562623841. Consultado el 27 de diciembre de 2017. 
  3. Harold C. Gotoff, Cicero's Caesarian Speeches: A Stylistic Commentary, University of North Carolina Press, 1993, p.xxxiii.