Punk en España

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El punk en España surgió a finales de la década de los setenta, impulsado por el auge del movimiento punk en el mundo anglosajón y poco después de la muerte del dictador Francisco Franco, cuando se había iniciado ya la Transición hacia una democracia parlamentaria. Sin embargo, a diferencia de lo ocurrido en el Reino Unido, donde emergió con enorme fuerza en pocos meses a partir de 1977, en España, como en el resto de Europa, se desarrolló más lentamente y en años inmediatamente posteriores.

Como primeros grupos que la crítica considera como pioneros del punk, surgen entre otros La Banda Trapera del Río y Kaka de Luxe, y es ya a principios de los ochenta cuando surgen escenas musicales con multitud de bandas inspiradas en el movimiento, con la llegada de la llamada Movida en Madrid, el Rock radical vasco, y el hardcore barcelonés. Desde allí surgirían otros focos por todo el país, en lugares como Vigo o Granada.

El punk trajo consigo la filosofía del hágalo usted mismo, contribuyendo a la aparición de las primeras compañías discográficas independientes, radios libres y fanzines en diferentes puntos del país.

Los pioneros[editar]

Enrique Sierra (Sir Henry), guitarrista de Kaka de Luxe. En la imagen en 1983, cuando ya pertenecía a Radio Futura pero aún conservaba la estética punk.

La capacidad transgresora del movimiento punk llegó España a finales de los setenta, como eco del apogeo que entonces tenía la primera oleada del punk, americano y especialmente británico, aunque su repercusión fue más gradual y comenzó en un círculo reducido de artistas relacionados con la literatura, la pintura o la historieta,[1] a veces ajenos a los ambientes musicales y alejados de los grandes medios de comunicación.[2] Éstos, por su parte, estaban alarmados por los titulares que llegaban del Reino Unido acerca de los aspectos extramusicales del punk.

Aunque los primeros grupos propiamente punk comenzaron a aparecer a principios de los 80, existe un pequeño puñado de pioneros que diferentes autores reclaman como los primeros punks en España. Entre estos pioneros se encuentran Mortimer, Basura, Peligro, Almen TNT (Barcelona) y Ramoncín y W.C. (Madrid), que editaron sus primeros discos en 1978;[3] pero sobre todo La Banda Trapera del Río[4] y Kaka de Luxe[5] son los más reconocidos como los primeros punks del país. Los orígenes de ambos conjuntos son bien diferentes, mientras los primeros se formaron en un barrio obrero de Cornellá de Llobregat (Barcelona), los segundos eran estudiantes de clase media de Madrid (aunque ambos se movían en ambientes callejeros). Mientras que la Trapera se encontró con el punk sin comerlo ni beberlo,[6] los miembros de Kaka de Luxe estaban más versados en las novedades discográficas, sobre todo de las provenientes del Reino Unido:

«En su día, los de Ciudad Satélite predicaban en el desierto; su impacto en el medio ambiente musical del momento, como el de todas las leyendas, fue imperceptible. Su público de base era el extrarradio urbano, salvedad hecha de la crítica golfa y unos medios que, en parte, saludaron la rudimentaria filosofía popular del traperismo como oráculo charnego del punk [...] Demasiado calorros incluso para la quinta del imperdible, el odio social que les impulsaba les confería una energía orgánica cercana al punk, pero ellos ni se enteraban»

Jaime Gonzalo[7]

«Los ecos que llegaban con cuentagotas del punk londinense y del neoyorquino habían alimentado un caldo de cultivo de donde parapetarse frente al sinfonismo y lo dinosaurio.
Olvido Gara, una mexicana de 13 años que en 1974 había llegado a España con sus padres, lo saboreó directamente de un par de viajes a Londres, de donde volvió contagiada de su espíritu.»[8]

Surgen así dos de las "vertientes" en las que se ha clasificado el punk hecho en España: punk politizado, solidario con la realidad sociopolítica del entorno y punk no politizado, más frívolo, buscando la diversión y la provocación más que la confrontación.[9] [10]

Entre 1978 y 1979 aparecieron las consideradas primeras grabaciones punk españolas, no exentas de polémica, como el primer LP La Banda Trapera del Río (Belter, 1979) y el primer single de la Banda Trapera, "La regla",[11] el primer EP de Kaka de Luxe,[12] "No seas lesbiana mi amor" de Basura[13] y "Ya nadie cree en la revolución" de Almen TNT.[14] Ninguno de estos discos tuvo apenas repercusión comercial. El honor de haber publicado en primer lugar recae, en todo caso, en los mencionados Ramoncín y W.C., que a comienzos de 1978 sacaron su primer single, "Rock and roll duduá", seguido por su primer LP, Ramoncín y W.C.? (EMI).

A los problemas con las ventas se unía la reticencia de las discográficas establecidas a publicar un material semejante, tal y como ocurriera anteriormente en el Reino Unido, donde muchos grupos tuvieron al principio que editar en sellos independientes. La negativa de las discográficas se debía tanto a los contenidos como a la desconfianza que inspiraban en los artistas estrella de las compañías, que en caso de proceder del rock se identificaban más bien con la escena underground (conocida como "el Rollo" o "el rollo enmascarado") que miraba al punk con hostilidad o desprecio, en pocos casos se avinieron a colaborar musicalmente con los recién llegados, aunque fue precisamente un popular locutor de la escena rock española, Mariscal Romero, quien finalmente produciría la primera grabación de Kaka de Luxe en 1978:

«El punk estallaba en el Reino Unido, y los niños de papá ricos hispanos, como Kaka de Luxe, jugaban a hacer música. Lo que grabaron era demasiado: había una cuantas canciones muy fuertes que lo hacían impublicable. Pero eran tan divertidos como malos tocando. Alaska sólo tenía 14 años cuando grabó, y su guitarra abultaba tanto como su exuberante culo; El Zurdo cantaba como Tarzán llamando a sus elefantes»

Mariscal Romero, 1978

La década de 1990[editar]

Durante finales de los 1980 y principios de la década de los 90, la escena punk nacional se resintió de los bajones de las escenas vasca y madrileña. La mayor parte de las bandas se disolvieron o giraron hacia nuevos sonidos gracias a la llegada del rock de fusión y el mestizaje musical. Esto hizo que, a lo largo de la segunda mitad de los noventa, se abriese hacia nuevos estilos y sonoridades.

En el País Vasco BAP!! evolucionaron del hardcore al post-hardcore, Kortatu se disolvieron dando lugar a Negu Gorriak y adaptando el rap en su paleta estilística, Cicatriz evolucionaron hacia el hard rock. Aparecieron nuevas bandas en las que el punk se encontraba más mezclado con nuevos estilos, como Etsaiak, Anestesia, donde el poso del thrash metal al estilo de Poison Idea es evidente o de Dut, más en la onda post-hardcore. También hubo bandas que siguieron practicando la música que venían realizando en los 80 con mayor o menor evolución, como La Polla Records (que pasaron a llamarse La Polla o LPR) o Barricada. Otros grupos importantes fueron Señor No y Nuevo Catecismo Católico, ambos surgidos de la separación de La Perrera. Por último se fueron grandes como Eskorbuto, tras la muerte en 1992 de Iosu Esposito y Juanma Suarez, aunque Pako Galan decidió seguir tocando a nombre de eskorbuto pero con otros miembros. Cabe destacar a Piperrak (pimiento en euskera) procedente de la ribera navarra.

En Madrid destacaron Aerobitch, The Pleasure Fuckers o Psilicon Flesh y viejos supervivientes de la década anterior como Comando 9mm.

En Barcelona y Cataluña, el comienzo de la década de los 1990 estuvo protagonizado, aparte de por la continuidad de grupos como Subterranean Kids, L'Odi Social, Anti/Dogmatikss o HHH, por la presencia de algunos nuevos grupos como Tropel Nat, Corn Flakes, 24 Ideas o Rouse (estos últimos, un proyecto paralelo de los mencionados HHH). Hacia finales de la década aparecieron varias bandas de hardcore y post-hardcore en Barcelona agrupadas alrededor de la independiente Bcore, como Xmilk o Standstill, que recogieron el testigo dejado por Subterranean Kids y compañía.

Durante ésta década Valencia vivió un gran auge con grupos vinculados al movimiento okupa, pero también a otros movimientos sociales y políticos de orientación anarquista, sin dogmatismos. Algunos de ellos fueron los ya citados Nocivo, E.T.C, Alloraralaiglesia, Aberrunto, Waterfull (luego Wallride), Furious Planet, Oligofrenia, Agonizante Realidad, Zanussi y Disyouth.

En Galicia nacen en esta época varias bandas de punk en la ría de Vigo: Kaos (ahora soak) en El Morrazo, en 1989. En la ciudad de Vigo se forman Skacha en 1991,(estas dos bandas siguen en activo) y a mediados de los 90 nacen Disturbio77 (disuelta ya), y Keltoi (banda de oi!).

La década de 2000[editar]

Madrid[editar]

Durante los años 2000, pero sobre todo a partir de la segunda mitad de la década, se ha cocinado en Madrid una nutrida escena de rock underground, con una gran variedad de grupos y salas de conciertos en los que el punk ha sido un componente importante. En Madrid los centros del punk underground se fueron trasladando del centro (Malasaña o el Rastro) hacia la periferia con la apertura de una nueva hornada de bares, salas de conciertos y locales de ensayo. Especialmente importantes han sido Gruta 77 (entre Carabanchel y Aluche, regentado por El Indio, ex cantante de Tarzán) y Rock Palace (en Legazpi), además de otras salas como Wild Thing (Prosperidad), Barracudas (Ventas) o Wurlitzer Ballroom (Gran Vía).[15]

Motociclón en concierto el 19 de junio de 2008, en el Stones Bar de Vallecas.

La asimilación de influencias y la dispersión de estilos es notoria en la cantidad de nuevas bandas de esta creciente escena madrileña, dentro del punk hay grupos como Motociclón (con claras influencias del heavy metal[16] y de la Banda Trapera del Río), Muletrain (herederos de los desaparecidos Aerobitch), Chingaleros, Rojo Omega (grupo que mezcla hard rock y punk con influencias como Supersuckers o Ramones),[17] Bultacos (grupo de hardcore con ex miembros de Wipe Out Skaters y Safety Pins), Tres Delicias (grupo de garage punk) o ZINC. Grupos que tuvieron comienzos prometedores pero se quedaron en promesas fueron Thee Suckin’ Dicks (disueltos en 200? con un prometedor sencillo[15] y único álbum en su haber) y Adult Oriented Punk (cuya maqueta fue producida por Fernando Pardo)[15] Otros grupos como Rip KC, que empezaron haciendo punk rock clásico en la segunda mitad de la década de los 90, han girado hacia otros estilos como el rock psicodélico y el stoner rock.

El auge que el formato de vinilo ha experimentado a partir de la segunda mitad de década se ha notado también en el punk madrileño. Muchos grupos se han lanzado a la edición en vinilo abandonando en muchos casos el formato en CD, bien sea por autoedición, fundando sus propios sellos discográficos (Rizillos con Rizillos Líneas Aéreas o el Capitán Entresijos con Producciones Esporádicas) o a través de discográficas independientes entre las que destacan Beat Generation (en la órbita de Munster Records) o The Holy Cobra Society (caso de Juanita y los Feos o Turnomatics).[18]

En la escena Oi! Destacaron Guerrilla Oi! y Núcleo Terco, continuadores de Kaos Urbano y Non Servium, que empezaron sus carreras a finales de los 90 pero se consolidaron en la primera mitad de los 2000.

Durante la década también ha habido resurrecciones y reuniones de bandas clásicas de los años 80: La Broma de Ssatán, Commando 9mm o Delincuencia Sonora han publicado nuevos álbumes durante los 2000, y TDeK ha comenzado a dar conciertos y anunciaron nuevas grabaciones.

Si rascamos un poco más allá de la superficie, descubrimos que durante esta década en Madrid (y en buena parte de España) son una pequeña legión la cantidad de grupos Punk que han surgido y a los que la prensa musical más convencional no dedica apenas espacio por ser, en muchos casos, demasiado "subterráneos" y anticomerciales. Para descubrirlos debemos bucear en otro tipo de prensa más especializada, generalmente hecha por fans. Debemos echar un vistazo a fanzines y programas de radio especializados en Punk, como El Plan B (radio), Superpunk (zine), Mundo Subnormal (radio y zine), Pogo en Togo (zine), Pasión por el ruido (radio)... o, curiosamente, a programas de radio de locutores consagrados como Jesús Ordovás o Juan de Pablos, que, al contrario que sus compañeros de la prensa escrita, siempre se han fijado en todos estos grupos.

Ya a finales de la década anterior, unos cuantos grupos sirvieron de punta de flecha para todo el aluvión de grupos que vendrían después. Me refiero a gente como Baby Horror (especializdos en horror punk crampiano), Webelos o Capitán Entresijos (ambos con muchísimo sabor a Punk ibérico de los 80), Pili y sus Lechones (aberrantes y míticos)o todos los grupos ramonianos como Fast Food, Sugus o Frogger. (Quitando a webelos y los lechones, todos siguen en activo hoy). Precursores todos ellos de la riada de grupos que no ha dejado de surgir durante esta década: Perturbados, La Stasi, Concepción Glory Boys, Isa y los Antihéroes, Coprolitos, Von Grapa, Los Niñatoss, Naughty Zombies, Rumanía, Grupo Sub-1, Asiatics, X-Prays, Mano de Mono, Juanita y los Feos, Viernes 13, Mártires de Uganda, Shoolins, La Familia Heenan, Paralelo Pop, Turnomatics, Regiones Devastadas, Fabuloso Combo Espectro, C'mon Tuthankamon, Neo Junco, Juana Chicharro, Policías Polis, Donantes Sanguinarios, Rey Muerto, Mass Volumen, Rejects, Silla Eléctrica, Sudor, Pure de Zelevros, los famosos Freskagarria, quienes alcanzan una cierta fama en unos pocos meses gracias a su sistema de difusión basado en la publicidad abusiva... y un largo etc.

A principios de la siguiente década, podemos hablar de una nueva hornada de bandas comos Los Put0s Frimans, Juventud Juché, Biznaga, Curro Jimenez, Teenage Mutant Trash o Penetrazion Sorpressa entre otros.

Tampoco podemos olvidarnos de mencionar a los pequeños sellos madrileños que dedican su tiempo y dinero a plastificar en vinilo a todos estos grupos. Sellos como Hillside Strangler, Blondes Must die, Discos Regresivos, Discos de Mierda, Bowery...

Málaga[editar]

Músicos con ganas de hacer cosas distintas y origen en finales de los 70, cimentaron los orígenes del punk malacitano, entre las bandas punk & "new wave" con este espíritu podemos citar a Adrenalina o Sociedad Anónima, bandas seminales de proyectos de pop rock de los 80 como los grupos Cámara y Danza Invisible. En los 80 aparecieron bandas como Deskarriados (con otros miembros formaron antes Fredy Nurky y Komando Suicida), Excomunión, Mucho Morro, DDT, Desamparados En Guirilandia, Capitán Kavernikola, liderada por Ramone que terminaría haciendo portadas e interviniendo como músico colaborador en proyectos de Extremoduro en los 90, a partir del final de la década de 2000, Ramone reaparece con un nuevo proyecto llamado Superlumpen. Posteriormente, desde mediados de los 90 y hasta bien entrada la década de 2000, aparecieron 12 Aullidos, Rotten Heads, 3 De Bastos, Kataplasma, The Endrogaos, No Picky, Airbag, Kausas Sociales, Malakalaña, La Pila Punk, Enterradores, Kmorra, Smoking Victims, La Plaga (banda), Jarrea, The Castro Zombies & The Mutant Phlegm, Victima O Verdugo, Peste Y Mierda, Pankomio o Peligro Sozial. Incluso hay un proyecto y disco recopilatorio, que hace referencia alegórica a la movida más alternativa y transgresora de la capital de la Costa del Sol, englobada en la filosofía "Hazlo tú mismo" con denominación de Collector's Series [19] . El primer volumen se titula The Incredibles Stories About As The Punks Came From Outer X-pain. Iberian Rock Cities, Collector's Compilation Vol. 1. En dicho disco autoeditado por las propias bandas de la escena más garage y punk del Sur, aparecen bandas como: Toxic Womb, Smoking Victims, Sado After Dead, Mr. Moto, Dirty Sánches, Bodega Caníbal, Devil's Dandruff, Hairy Nipples, Icarus Crash o MG15 (en los comienzos de los 80 Slips & Sperma). Sin olvidarnos de importantes colaboraciones foráneas, como la participación del actual proyecto de Silvia Escario de Último Resorte, llamado Algo Tóxico; la legendaria banda de garage punk lusa, Clockwork Boys; los vizcaínos del rock urbano, Salamandras y el nu metal con reminiscencias del hardcore melódico de los asturianos Zurdha.

En la zona de la Axarquía, han ido apareciendo bandas como Not Only Punk, Me Voy Ke Me Estoy Kagando o Running With Scissors. Posteriormente, habrá un segundo volumen titulado "The Beauty Full Monsters" y multitud de actos promovidos por el colectivo, distro Collector's Series y colaboradores afines a la autogestión y filosofía DIY en donde intervendrán bandas históricas no solo de la tierra boquerona, sino que contará con una buena selección de bandas garage, hard y punk rock de Andalucía, repartidos entre las provincias de Sevilla, Málaga y Cádiz. Además, quedaron plasmadas en el disco colaboraciones de lujo, como la de Sherpa, que se alió con Johnny B. Nasty de Barna o Advermix de Murcia de otras escenas, que al igual que en el primer volumen quisieron sumarse al espíritu más visceral del invento. Trabajo de pura arqueología musical, como es el caso de la recuperación de las demos de la escena punk gaditana de Los Makarras, Chupa Der Buka, y Txuminos Imberbes. En la escena más extrema, Staydown de la escena HC del Sur peninsular. En total 16 grupazos de buen ROCK con mayúsculas en sus diferentes concepciones y propuestas musicales que se suman a los actos promovidos por la distro Collector's Series con epicentro en Málaga: Advermix (Heavy Metal, Murcia) – Chupa Der Buka (Punk Rock, Xerez, Cádiz) – Dirty Sánches (Garage Blues Rock, Málaga) – El Bueno, El Feo y El Malo (Garage Rock, Málaga) – Historial Psiquiátrico (Punk Rock, Málaga) - Johnny B. Nasty & The Rock Circus + Sherpa (Metal, Barna) - La Pila Punk (Punk Rock, Málaga), La Plaga (banda) (Power Pop/Punk, Málaga) - La Quinta Del Sordo (Soul/blues Rock, Málaga) - Los Makarras (Punk Rock, Pto. Sta. María, Cádiz) – Operación Mutante (Metal, Torremolinos, Málaga) – Staydown (Hardcore, Málaga)- The Blackberry Clouds (Hard Rock/blues Garage, Málaga) – The Castro Zombies & The Mutant Phlegm (Punk Rock, Málaga) – The Smoggers (Garage, Psychedelia, Sevilla) – Txuminos Imberbes (Punk Rock, Xerez, Cádiz).

En el verano de 2013, el volúmen III de Collector's Series (Málaga, Andalucía), que en colaboración con sellos como Malditos Vinilos (Asturies) y Ediciones Tercer Mundo de Chile, junto a medios colaboradores como La Factoría del Ritmo (Cantabria), Sancocho Webzine Musical (Canarias) y The Noise Hour Radio Show (Canarias), apareció gracias a la participación en la coedición y promoción de "It's Only Punk. Collector's Compilation Vol. III". La edición fue limitada a 250 copias en vinilo negro de toda la vida. Las bandas participantes fueron Enterradores (Álora/Pizarra - Málaga) aportaron cuatro temas especialmente seleccionados de su segunda maqueta "Trabajo Acumulado", The Castro Zombies & The Mutant Phlegm (Málaga), hicieron lo propio con dos temás inéditos, más dos remezclas extraídas del album también split "Colección de Kretinos Vol.1". Sex Fürers (Sevilla) también eligieron cuatro temas de su album CD "Una, Grande y Zombie" y para culminar tan gratas colaboraciones y esta buena selección de artistas y temas, Algo Tóxico y Familia Cretina desde Cataluña, que aportaron dos bombazos sonoros totalmente inéditos hasta el momento de la edición. El plástico fue masterizado por el músico y técnico de sonido Salva Martínez (La Pila Punk) y el diseño y artwork, tanto de la carpeta díptica, como del insert, fue realizado por MB Neave. Este tercer volumen, cierra la colección iniciada por Collector's Series sobre 2008, viendo sus frutos en 2009 con la edición del primer volúmen y justo, dos años después, en 2011, con la consiguiente edición del segundo.

Notas y referencias[editar]

  1. "El futuro ya está aquí" música pop y cambio cultural en España. Madrid 1978-1985 (Tesis). Fouce H., Complutense, 2002, ISBN 84-669-2188-5, pp. 25 y ss.
  2. Sólo se vive una vez. Esplendor y ruina de la movida madrileña, Madrid: Árdora, 1991, pp. 90-103 (en http://www.losclaveles.info)
  3. Drogas, Sexo, Y Un Dictador Muerto: 1978 on Vinyl in Spain en shit-fi.com (en inglés)
  4. Lenore, Víctor: «La Banda Trapera del Río. Con punk las penas son menos», en LDNM 26, otoño/invierno de 2007, pp. 34-36.
  5. Cf. Farrés, 2004, p. 433.
  6. De hecho, la Banda Trapera renegó oficialmente de la etiqueta «punk» con la que se les señaló desde la prensa. Según el propio Morfi Grey:

    «Nosotros no somos punk. Eso va con otra sociedad, con otro mundo, no queremos ser una ferretería ambulante. Nuestra historia es de la de la gente de Viladecans, de Sant Boi, de Cornellá, de Bellvitge, que es donde vivimos y trabajamos.»



    Morfi Grey. Cf. Lenore, op. cit.
  7. Notas interiores de Directo a los cojones, cit. en: GONZALO, Jaime (2006), Escupidos de la boca de Dios, Bilbao: Munster Books. ISBN 978-84-611-7695-3
  8. SUAREZ, Félix: «La Movida. De qué hablamos cuando hablamos de movida», en Rockdelux 223, p. 40.
  9. Cf. Gras, 2005, pp. 75-76
  10. Cf. Farrés, 2004, p. 435.
  11. La Banda Trapera del Río - «La regla», en el blog Históricos del Punk nacional, 9 de mayo de 2004.
  12. Kaka De Luxe - «Rosario EP», Históricos del Punk nacional, 28 de octubre de 2004.
  13. Basura - «No seas lesbiana, mi amor», Históricos del Punk nacional, 16 de mayo de 2004.
  14. Almen TNT - «Ya nadie cree en la revolución», Históricos del Punk nacional, 17 de julio de 2004.
  15. a b c J.F. León, «Madriz 2004. Falta gente y sobran opiniones.», en Ruta 66 nº 207, julio-agosto de 2004, pp. 10-14.
  16. Los propios Motociclón se definen como un grupo de heavy-punk. Cf. mySpace de Motociclón. Cf. también la reseña de Himnos de extrarradio en Ruta 66, nº 243, p. 65.
  17. Cf. entrevista a Rojo Omega en «Rockeando en los Madriles», Todas las Novedades nº 143, enero de 2006, p. 11.
  18. Luis F. Mayorala, «El vinilo no está rayado», Calle 20 nº 26, marzo de 2008, pp. 36-41.
  19. Artículo de Collector's Series, La Factoría del Ritmo, 17 agosto de 2014.[1]

Bibliografía[editar]

  1. ALFONSO, J.A. y otros (2002). Hasta el final. 20 años de punk en España (2ª ed. edición). Libros Zona de Obras/SGAE. ISBN 84-931607-5-X. 
  2. FARRÉS, Esteve (2004). «El indie pendiente. Penas y alegrías de la causa alternativa en España». En Javier Blánquez y Juan Manuel Freire coords. Teen Spirit. De viaje por el pop independiente (1ª ed. edición). Barberá del Vallés: Reservoir Books-Mondadori. ISBN 84-397-1038-0. 
  3. GRAS, Marc (2005). Punk: tres décadas de resistencia (2ª ed. edición). Llinars del Vallés: Quarentena Ediciones. ISBN 84-933891-0-2. 
  4. MOSO, Roberto (2003). Flores en la basura. Los días del Rock Radikal (2ª ed. edición). Algorta: Hilargi Ediciones. ISBN 9788460795445. 
  5. PORRAH, Huan (2006). Negación punk en Euskal Herria. Tafalla: Editorial Txalaparta. ISBN 84-8136-468-1. 

Videografía[editar]

  1. José A. Alonso y Alberto Bocos Oyarbide: No Acepto!!! 1980-1990: diez años de hardcore, punk, ira y caos (Música Autónoma/Producciones Zambombo, 2007). Documental de 4 horas y media sobre la explosión del punk en España durante los años 80.
  2. Documental sobre RIP en Punkaren 25 Urteko Historia Bizia. Historia viva del Punk (Goiena-Hotsak, 2006). Gran parte de este material está incluido en No Acepto!!!.
  3. Ángel L. Gómez: "Morfi Grei. El Rey del Punk de España", Documental que indaga en la figura de Morfi Grei en la actualidad. Producido en 2013. Con la colaboración de Munster Records, Madrid.