Izquierda caviar

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Progresismo caviar»)
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Caviar del pez esturión es, generalmente por su poca producción y gran demanda, un producto de lujo y exclusivo.
Dispersión de una muchedumbre reunida en la Nevsky Prospekt de Petrogrado, Imperio Ruso. Julio de 1917.

Izquierda caviar es una expresión política de uso coloquial y peyorativo, utilizada para referirse a aquellos que proclaman tener ideas de izquierda pero que en realidad tienen una vida con ciertos lujos y acomodada, elitista, a la que realmente no le interesa los ideales que se suponen propios de una ideología progresista o socialista.[Nota 1]​ Por extensión, en algunos países se aplica el calificativo caviares, para referirse a las personas consideradas pertenecientes a la izquierda caviar.[1][2]

Tiene sus equivalentes en otros países e idiomas, por ejemplo en Suiza dicen toscana-zosi, en el Reino Unido utilizan champagne socialists y en Estados Unidos, Tom Wolfe los llamó radical chic, en Brasil la esquerda Ballantine's (por el whiskey Ballantine's) y en Chile, la red set.[1][3][4]

Origen del término[editar]

El término «izquierda caviar», de la expresión francesa gauche caviar[Nota 2], hace referencia a los políticos de izquierda de clase social privilegiada que, tras considerarse herederos de la revolución rusa, sólo conocen de Rusia el exclusivo caviar, que connota un alto poder adquisitivo y un desprecio por sus supuestos ideales. El caviar se convirtió en un elemento de distinción y buen gusto en las mesas de las clases sociales mas altas de Occidente tras la revolución rusa de 1917. Por un lado, hubo una emigración de gran parte de la perseguida aristocracia rusa al París de los años 1920. También los hermanos Petrossián, llegaron a un acuerdo con el gobierno ruso para la exclusiva de los derechos de exportación del caviar ruso, que dieron a conocer en la Exposición Universal de París de 1925.[5]

El uso de gauche caviar fue habitual por parte de críticos al presidente socialista de François Mitterrand. El término contestatario aparece en 1988, tras la carta de 30 hojas que publicó Mitterrand en abril,[6]​ en el panfleto Carta abierta a la generación Mitterrand que marcha al lado de sus pompas de Thierry Pfister, un periodista de izquierdas desencantado con la política del presidente francés. Describe así la situación: "La tecnocracia que nos gobierna a la sombra de un monarca que envejece, absorbido por la contemplación de sí mismo, emparenta más la realidad francesa con el crepúsculo de un franquismo manipulado por el Opus Dei que con el alba de una democracia revivificada."[7]

"Le Bébête show" fue un programa de televisión de marionetas satírico con la política francesa en la presidencia de Mitterrand, con otros personajes como Chirac, Giscard o Sarkozy.

En España el término se importa y aparece en diciembre de 1988 en el diario Cambio 16: «izquierda caviar que tras haberse considerado heredera de la revolución del 17 hoy ya no soporta de Rusia más que los huevos de esturión salados».[4]

En 2006 vuelve a aparecer el término en Francia de gauche caviar, tras la publicación del libro Historia de la izquierda caviar, en francés Histoire de la gauche caviar de Laurent Joffrin, director de redacción de Le Nouvel Observateur tras la corrupción, el fracaso del Tratado de Constitución para Europa, la guerra de Irak o Afganistán.[8]

La etiqueta en francés gauche champagne, o izquierda champán, surge como crítica de proponer frecuentes brindis por los socialistas famosos con champán, una bebida destinada en teoría para celebraciones especiales. En 1855, el socialista ruso Aleksandr Herzen escribe el ensayo Desde la otra orilla en 1848, el año de las fallidas revoluciones europeas, donde criticaba el abandono de los ideales radicales de la revolución francesa de 1789: «Son ellos, nadie más, los que se están muriendo de frío y de hambre... mientras tú y yo en nuestras habitaciones de la primera planta estamos charlando acerca del socialismo tomando pasteles y champán».

Se ha asociado a la expresión burguesía bohemia (con el acrónimo BoBo, del francés bourgeois y bohemian) que se puso de moda en París el verano de 2000 para referirse principalmente a los jóvenes que mezclan en sus compras artículos baratos y caros.[9]

Uso del concepto en otros lugares[editar]

Argentina[editar]

En Argentina se usa el término progre-caviar para referirse a lo que, en otras partes, se denomina con izquierda caviar. Esta expresión hace referencia directa a políticos de la izquierda, que a pesar de su origen socioeconómico alto, profesan políticas de izquierda radicales e incluso sus críticas más ácidas son dirigidas a gente de su mismo origen socioeconómico.

Brasil[editar]

En Brasil se emplea el término esquerda Ballantine's («izquierda Ballantine´s») de una manera análoga. Debido a las restricciones a la importación durante la dictadura militar brasileña este producto se equiparó con el caviar al ser producido en el extranjero y por tanto, caro y sujeto a aranceles. También es común el uso de esquerda festiva («izquierda festiva») con similares connotaciones. Hoy en día suele utilizarse para referirse a los dirigentes del Partido de los Trabajadores.

Chile[editar]

En Chile se usa el término red set (parodia del término jet set) o whisquierda[10]​ para referirse a lo que, en otras partes, se denomina con izquierda caviar.[11]​ Esta expresión hace referencia directa a políticos de la izquierda, que a pesar de su origen socio-económico alto, profesan políticas de izquierda radicales e incluso sus críticas más ácidas son dirigidas a gente de su mismo origen.[11]​ De forma similar en el último tiempo ha surgido el término cuico progre, debido a que cuico es un termino para referirse a las personas de clase alto o media alta y progre viene de la palabra progresista.[12]

El término contrario, es decir, personas de clase baja o clase media baja afínes a las ideas de derecha política son llamados fachos pobres[13][14]​ ó fascistas pobres,[15]​ para los migrantes venezolanos que huían del régimen chavista existe una variante, son llamados peyorativamente venefachos.[16]

Manifestación de empleados públicos en Madrid convocada por el sindicato UGT en 1982.

España[editar]

En la década de los sesenta y setenta en Barcelona se originó el grupo de intelectuales gauche divine ligado al movimiento cinematográfico denominado Escuela de Barcelona. Entre ellos se encontraban escritores y poetas como Félix de Azúa, José María Carandell, Ana María Moix, Terenci Moix, Jaime Gil de Biedma, José Agustín Goytisolo y Rosa Regàs, arquitectos y diseñadores como Óscar Tusquets, Ricardo Bofill, Oriol Bohigas y Elsa Peretti, cantantes como Guillermina Motta, Raimon y Serrat, fotógrafos como Colita o Xavier Miserachs y Oriol Maspons modelos como Teresa Gimpera o Isabel Gil Moreno de Mora, conocida como «Belle Bel» o «La niña Isabel» y considerada musa del grupo, editores como Jorge Herralde, Esther Tusquets o Beatriz de Moura, gente del mundo del cine como Gonzalo Herralde e integrantes de la Escuela de Barcelona como Gonzalo Suárez, Román Gubern y Vicente Aranda y otros como El Perich, Oriol Regàs, Eugenio Trías y Serena Vergano.

Durante los años 1980, en España se utilizó el término beautiful people para referirse a personas ligadas al Partido Socialista y favorables a una economía de mercado libre, como el entonces ministro Miguel Boyer.

Perú[editar]

La expresión izquierda caviar se popularizó en Perú al ser usada frecuentemente por algunos grupos políticos y periodistas para criticar a sus oponentes o para descalificar sus ideas.[17]​ Concretamente fue popularizada en 2006 por el entonces candidato a la presidencia regional de Lima Kenji Fujimori, quien durante un mitin suyo acuso de "izquierda caviar" a la izquierda peruana (particularmente crítica contra su padre Alberto Fujimori, en ese momento en proceso de extradición de Chile a Perú). A partir de entonces, y sobre todo tras la sentencia de culpabilidad de Fujimori en 2009, la expresión "caviar" fue repetida profusamente por la derecha y el fujimorismo como una etiqueta agresiva aunque sin saber claramente su significado.[18]

Así, el término "caviar" en Perú ha conservado su sentido peyorativo, pero con significado distinto. Para el catedrático Wilfredo Ardito "ha pasado a designar hoy [2009] a sectores comprometidos con temas sociales, civiles, éticos. El término se usa aquí [Perú] con demasiada amplitud”.[19]​ La acusación de "caviar" ha incluido a casi toda la izquierda limeña, pero también a personas que carecen de filiación con el izquierdismo: como Mario Vargas Llosa, llamado "caviar" por su apoyo al proyecto de construir un Museo de la Memoria en 2009, cuya financiación era rechazada por el gobierno aprista de turno.[20]​ O a la periodista Rosa María Palacios, llamada "caviar" en 2011 luego que su programa Prensa Libre fuese el único que en televisión invitó a víctimas del Fujimorato (caso Masacre de La Cantuta) a que opinaran sobre el intento de indulto al preso Fujimori,[21]​ única posibilidad de libertad (y facultad presidencial) que había sido planteada y apoyada por políticos fujimoristas y apristas[22]​ durante toda la campaña electoral 2011[23][24]​ (incluso tras el balotaje se buscó el indulto antes que Humala asuma el mando),[25][26]​ y tema ya bastante comentado durante los meses electorales por la prensa peruana. La entrevista se realizó tras finalizar el conteo de votos del balotaje. Pocos días después su programa fue cancelado.[27]
Otro caso relevante es el de Diego García-Sayán, llamado "caviar" por haber sido presidente de la Corte IDH (2010-2014), y porque en retrospectiva siendo Ministro de Justicia del gobierno de transición (2000-2001) liberó vía procedimientos regulares a 155 inculpados de terrorismo (con detenciones arbitrarias y condenados irregularmente).[28][29]

Según el libro Peruanismos de Martha Hildebrandt: "se moteja de izquierda caviar a la que sabe vivir como aristócrata, pero saca provecho de un supuesto compromiso social".
Para el periodista de derecha Aldo Mariátegui el 'caviar' es "ese sujeto que defiende los DDHH, que se 'acomoda' en las ONG donde hace dinero y se siente revolucionario 'a pesar' de su condición de 'blanquito' [en sentido racial-social]". Agrega un matiz: los "caviares" son una "izquierda blanca" (racial) que "despreció a Patria Roja por cholos", siendo además personas que consumen bienes y servicios caros.
En 2012 Mariátegui describió en el diario Correo un perfil de la persona señalada por la derecha peruana como "caviar" (en sustantivo), según él son "caviares" también los jóvenes que se sienten "subyugados por lo 'políticamente correcto' porque se sienten especiales, inteligentes, interesantes y nada generosos si son 'zurdillos'; porque sus románticos idealismos los vuelven 'socialconfusos'; porque no han gozado de las 'mieles' de las políticas de izquierda (Velasco, Sendero, la hiperinflación) y han tenido todo fácil; porque los derechos humanos están de moda; porque hay que dar la contra; porque les gustan las marchas; porque la moda zurda (anteojitos raros, bufandas, etc...) es más chic; porque hay que ser ecologistas, 'gatófilos' y hasta medios panteístas con los cerros y lagunas; porque la izquierda es supuestamente más permisiva con las conductas sexuales y las drogas".[30]
Para el sociólogo Gonzalo Portocarrero "el uso del término [caviar] revela un tono autoritario, que pretende silenciar toda oposición al conservadurismo neoliberal. Se acusa de hipocresía a quien pretende hablar a favor de las víctimas sin ser una de ellas, al defensor de causas que no son propias, pues se presume que es solo un manipulador de la compasión y la culpa, alguien que se esconde para perseguir sus intereses".
Según el periodista Jonathan Diez "en el Perú político de hoy [2014], se ha vuelto irrelevante el origen de clase en la definición caviar (...). La definición operativa de caviar, en la batalla entre izquierda y derecha, tiene como hito principal la caída del gobierno de Alberto Fujimori. Los que clamaban justicia por los delitos de lesa humanidad -jueces, periodistas, intelectuales, empresarios- son los caviares por excelencia. Es una forma sofisticada y más amplia social e ideológicamente del viejo mote de «terruco» (terrorista senderista).[31]
En 2014, durante la audiencia del Estado Peruano ante la Corte IDH para exponer el caso de la sentencia emitida por el juez Javier Villa Stein a favor del Grupo Colina, el magistrado Pérez Pérez preguntó por el significado de 'caviares', epíteto aplicado por Villa Stein a los organismos de DDHH. El procurador del Estado peruano respondió que no sabía y pidió que los abogados de las víctimas respondan. Tras ello, una de las representantes de las víctimas del terrorismo comentó: "Esa es una expresión que se está utilizando de manera digamos despreciativa para determinados organismos de derechos humanos así algunos sectores de la izquierda, señalando que pueden expresar una vinculación hacia los derechos humanos o hacia los pobres pero que en el fondo les gusta vivir de una manera diferente, holgada, comiendo exquisiteces como el caviar"[32]

En general el término "caviar" es usado por la derecha política peruana, y con particular ahínco por Rafael Rey, José Barba, Phillip Butters, Aldo Mariátegui, Jaime Chincha (en Willax), Víctor Andrés Ponce (en El Montonero), Diethell Columbus, entre otros. Variantes del término son "caviarones", "hoz y martini", "molusco" (en alusión a adultos mayores de izquierda), "caviarada", etc. Hay constancia de que en Perú inicialmente la expresión "caviar" fue utilizada una vez por Herbert Mujica Rojas en 2004, quien recordó que la expresión gauche caviar fue antes utilizada por el periodista francés Alain de Benoist,[33][34]​ aunque inicialmente se atribuyó el origen del término a Mujica[35]​ y a partidarios de Alberto Fujimori.[36]

El uso frecuente del término ha dado lugar a que algunas de las personas aludidas por dicha expresión afirmen su pertenencia a este grupo de la sociedad, desvalorizando el carácter descalificativo del término.[37]​ Sin embargo, esta expresión sigue utilizándose con intención crítica por parte de personas que no forman parte de este grupo de la sociedad, situación que es interpretada por personas de la llamada izquierda caviar como una demostración de falta de argumentos para combatir sus ideas.[38]

Venezuela[editar]

En Venezuela se emplea el término «boliburguesía» que denota a aquellas persona que por medios del Gobierno venezolano, autoproclamado socialista, han logrado amasar grandes fortunas por medios fraudulentos o de dudosa procedencia. También se les denomina «bolichicos», que quiere decir «nuevos ricos bolivarianos». Aunque realmente los llamados «boliburgueses» o «bolichicos» no tengan nada que ver con el concepto, sino más bien con el del «vivo criollo» ya conocido en Venezuela durante la llamada IV República y la llamada cultura «adeca» del «pónganme en donde haiga» que con el cambio de régimen simple y llanamente han mutado de color.

El concepto de «izquierda de cafetín» o «izquierda exquisita» muy en boga durante las décadas de los ochenta y noventa. Tiene una relación bastante más directa con el concepto de «izquierda caviar» que el de «bolichico». Fueron conocidos de esa forma, ya que los mismos solían reunirse, por ejemplo, en los cafés de la céntrica zona caraqueña de Sabana Grande.

Véase también[editar]

Notas[editar]

  1. Desde el punto de vista del marxismo, el proletariado y la burguesía son clases sociales antagónicas debido a que sus intereses son contradictorios. Producto de ese enfrentamiento, mediado por la historia, surge la lucha de clases.
  2. "Izquierda caviar" es la traducción literal de la expresión en francés Gauche caviar. La palabra caviar tiene el mismo significado en ambos idiomas.

Referencias[editar]

  1. a b «¿Cómo nació el uso del término 'caviar' en la política peruana?». Diario El Comercio del Perú. 03/Dic/2010. 
  2. «Ecos » Crisis en la izquierda. La izquierda caviar y la izquierda mortadela» (en inglés estadounidense). Consultado el 25 de febrero de 2019. 
  3. «Dieci modi per dire "radical chic"». Rivista Studio (en it-IT). 16 de julio de 2018. Consultado el 25 de febrero de 2019. 
  4. a b Ríos, Francisco (26 de mayo de 2018). «La izquierda caviar». La Voz de Galicia. Consultado el 25 de febrero de 2019. 
  5. «History of Petrossian». Petrossian.fr (en inglés). 30 de noviembre de 2016. Consultado el 25 de febrero de 2019. 
  6. País, Ediciones El (7 de abril de 1988). «Mitterrand publica una carta abierta a los franceses para iniciar la campaña electoral». El País. ISSN 1134-6582. Consultado el 25 de febrero de 2019. 
  7. País, Ediciones El (8 de diciembre de 1988). «Tribuna | Horas bajas para la 'Tontonmanía'». El País. ISSN 1134-6582. Consultado el 25 de febrero de 2019. 
  8. País, Ediciones El (12 de julio de 2006). «Columna | Caviar». El País. ISSN 1134-6582. Consultado el 25 de febrero de 2019. 
  9. Remeseira, Claudio Iván. Los nuevos ricos de la era global La Nación (Argentina). Publicado el 08/07/2001.
  10. «Roxana Miranda critica a Boric y a nuevos referentes de izquierda: “Ellos son la whiskierda”». https://www.facebook.com/eldesconciertocl/. Consultado el 7 de noviembre de 2017. 
  11. a b Mostrador, El. «Los rojos del redset…». El Mostrador. Consultado el 7 de noviembre de 2017. 
  12. «Cuico progre pidió disculpas por “nacer en el barrio alto”, se puso a llorar por “la desigualdad” y ex empleada lo desenmascaró en Twitter por malos tratos – Cronica Chile». www.cronicachile.cl. Consultado el 29 de octubre de 2019. 
  13. «¿Qué es ser un facho pobre?». www.theclinic.cl. Consultado el 28 de octubre de 2019. 
  14. Mostrador, El (21 de diciembre de 2017). «Fachos pobres». El Mostrador. Consultado el 28 de octubre de 2019. 
  15. «Barack Obama y Hillary Clinton: el carisma no se hereda». piensaChile. 12 de noviembre de 2016. Consultado el 28 de octubre de 2019. 
  16. «Campaña xenófoba contra venezolanos». La Tercera. 27 de febrero de 2019. Consultado el 28 de octubre de 2019. 
  17. Adrianzén M., Alberto (2-9-2006), La “izquierda caviar" y sus “críticos”, La República (Perú). «hay que reconocer que la palabra “izquierda caviar” ha tenido un éxito mundial. Basta “entrar” a Google para darnos con la sorpresa de que existen decenas de páginas sobre este tema. Pero lo más sorprendente no es sólo eso sino también la cantidad de sectores políticos, todos ellos de signo distinto, que la condenan. La llamada “izquierda caviar” hoy es atacada en el mundo por los neoliberales, los conservadores, los fascistas, los ultraizquierdistas europeos, por los católicos fundamentalistas, etc. En Perú sucede una cosa parecida: la “izquierda caviar” también es atacada por los fujimoristas, los montesinistas, los apristas, los comunistas, los neoliberales, la derecha, los senderistas, los católicos conservadores del Opus Dei, etc. A ello se suman diarios como Expreso, Correo, La Razón, La Primera y otros más; así como columnistas también de diversas tiendas políticas y corrientes ideológicas».
  18. https://diariocorreo.pe/politica/defensa-peruana-no-supo-explicar-termino-cav-237486/
  19. https://larepublica.pe/archivo/394630-el-estigma-de-caviar/
  20. https://rpp.pe/politica/actualidad/flores-araoz-crear-museo-de-la-memoria-no-es-prioridad-para-el-peru-noticia-166846
  21. https://www.youtube.com/watch?v=I4rlM-VR8Tw
  22. https://larepublica.pe/politica/546836-aprista-jose-vargas-pide-que-alan-garcia-indulte-a-fujimori/
  23. http://udep.edu.pe/hoy/2011/indulto-a-fujimori-podria-enturbiar-el-ambiente-democratico/
  24. http://derechoshumanos.pe/2011/02/impunidad-en-campana/
  25. http://idehpucp.pucp.edu.pe/notas-informativas/opinion-victor-quinteros-marquina-2/
  26. http://derechoshumanos.pe/2011/06/la-utilizacion-politica-del-indulto-para-alberto-fujimori/
  27. https://www.youtube.com/watch?v=H2jQFOQxxDY
  28. https://lum.cultura.pe/cdi/video/canciller-diego-garc%C3%ADa-say%C3%A1n-niega-la-liberaci%C3%B3n-irregular-de-terroristas
  29. https://ideeleradio.pe/lo-ultimo/garcia-sayan-fujimori-reconocio-error-de-jueces-sin-rostro-y-fue-el-que-mas-inocentes-condenados-libero/
  30. https://diariocorreo.pe/opinion/caviar-dicese-de-237564/
  31. http://sudamericahoy.com/cronicas/que-es-ser-caviar-en-peru/
  32. https://diariocorreo.pe/politica/defensa-peruana-no-supo-explicar-termino-cav-237486/
  33. Bueno León, Eduardo (5/9/2003), Izquierda caviar, no es izquierda democrática, sino izquierda degenerada, La Fogata. «Señal de Alerta por Herbert Mujica Rojas».
  34. Serrano Torres, Jorge (1/11/2006), El Poder Judicial y las ONG neomarxistas en el Perú, Agencia IPI. «el periodista peruano Herbert Mujica Rojas, los calificó con acierto, aunque solitariamente al principio, como “izquierda caviar” en Perú, recordando la expresión formulada por el periodista francés Daniel Benoits, respecto al sinuoso proceder de la clase política izquierdista en Francia, hace unos 20 años».
  35. Mujica Rojas, Herbert (21/6/2004), Rebuzna la izquierda caviar, Agencia IPI. «me otorga un mérito que no tengo: la invención del hermoso diploma cívico otorgado a los farsantes de la izquierda caviar».
  36. Susana Villarán, una cuestión de espiritualidad, La República (12/2/2006), Perú. «La imagen de una izquierdista “caviar”, como dirían sus detractores. “Al principio me molestaba porque el insulto venía de los fujimoristas, pero el que no la debe no la teme, y yo no la debo"».
  37. Tuya Jara, Alfredo, ¡Soy caviar!, Huaraz Noticias. «Hace un buen tiempo en el escenario político, se viene utilizando el término que sectores intolerantes y antidemocráticos recurren para descalificar a quienes han osado cuestionar sus fechorías, y el término es "izquierda caviar" o simplemente "los caviares" [...] Con este término demuestran una solapada discriminación y de paso la falta de argumentos para tratar de justificar las fechorías de Fujimori...»
  38. Gargurevich, Juan (9/4/2007), La izquierda caviar, Agencia Perú. «Piensan ‘a gauche’ pero viven ‘a droite” dicen que es una buena definición de lo que hoy algunos llaman “Izquierda caviar” para desvalorizar a liberales no proletarios que apuestan por una visión crítica del estado de cosas. Las derechas conservadoras se burlan con “son los niños bien que se portan mal”. [...] Señalar a políticos como “izquierda caviar” es un recurso desvalorizador que comienza precisamente a desvalorizarse por el uso excesivo...».