Principio de Pareto

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Principio de pareto»)
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

No debe confundirse con el Óptimo de Pareto

Vilfredo Pareto

El principio de Pareto,[1][2]​ también conocido como la regla del 80-20, ley de los pocos vitales,[3]​ describe el fenómeno estadístico por el que en cualquier población que contribuye a un efecto común, es una proporción pequeña la que contribuye a la mayor parte del efecto.[4]

Recibe uno de sus nombres en honor a Vilfredo Pareto, quien lo enunció por primera vez en su "Cours d’économie politique" de 1896.

Descripción[editar]

Pareto enunció el principio basándose en el denominado conocimiento empírico. Comprobó que la población se reparte entre dos grupos y estableció arbitrariamente la proporción 80/20 de modo tal que el grupo minoritario, formado por un 20% de población, se reparte el 80% de algo y el grupo mayoritario, formado por un 80% de población, se reparte el 20% de la misma riqueza o bien. En concreto, Pareto estudió la propiedad de la tierra en Italia y lo que descubrió fue que el 20% de los propietarios poseían el 80% de las tierras, mientras que el restante 20% de los terrenos pertenecía al 80% de la población restante.

Estas cifras son arbitrarias; no son exactas y pueden variar. Su aplicación reside en la descripción de un fenómeno y, como tal, es aproximada y adaptable a cada caso particular.

El principio de Pareto se ha aplicado con éxito a los ámbitos de la política y la economía. Se describió cómo una población en la que aproximadamente el 20% ostentaba el 80% del poder político y la abundancia económica, mientras que el otro 80% de población, lo que Pareto denominó «las masas», y tenía poca influencia política. Así sucede, en líneas generales, con el reparto de los bienes naturales y la riqueza mundial.

Cabe mencionar que si bien Pareto determinó esta relación basándose en sus estudios sobre la riqueza, la aplicación universal, es decir, la aplicación del principio a otras áreas fuera de la economía se debe al trabajo de Joseph Juran,[5]​ quién encontró la relación 80-20 y la aplicó a otros fenómenos.

Aplicaciones[editar]

El Principio de Pareto asegura que un pequeño número de vainas produce la mayoría de los guisantes.

Cuando un almacén tiene un inventario grande, para concentrar los esfuerzos de control en los artículos o mercancías más significativos, se suele utilizar el principio de Pareto. Así, controlando el 20% de los productos almacenados puede controlarse aproximadamente el 80% del valor de los artículos del almacén. La clasificación ABC de los productos también se utiliza para agrupar los artículos dentro del almacén en un número limitado de categorías, cuando se controlan según su nivel de disponibilidad. Los productos A, 20% de los artículos, que generan el 80% de los movimientos del almacén, se colocarán cerca de los lugares donde se preparan los pedidos, para que se pierda el menor tiempo posible en mover mercancías dentro de un almacén.

En control de calidad[editar]

No obstante, el principio de Pareto permite utilizar herramientas de gestión, como el diagrama de Pareto, que se usa ampliamente en cuestiones relacionadas con el control de calidad (el 20% de los defectos afectan en el 80% de los procesos). Así, de forma relativamente sencilla, aparecen los distintos elementos que participan en un fallo y se pueden identificar los problemas realmente relevantes, que acarrean el mayor porcentaje de error.

En ingeniería del software[editar]

De la misma manera, en el mundo de la ingeniería del software el principio de Pareto puede ser enunciado de diferentes formas:

  • Así por ejemplo cuando hablamos de los costes de desarrollo podríamos decir que «el 80% del esfuerzo de desarrollo (en tiempo y recursos) produce el 20% del código, mientras que el 80% restante es producido con tan solo un 20% del esfuerzo».
  • Si hablamos de pruebas de software, el principio nos dice que «el 80% de los fallos de un software es generado por un 20% del código de dicho software, mientras que el otro 80% genera tan solo un 20% de los fallos».

La regla del noventa-noventa es una variación humorística basada en el mismo principio.

En redes informáticas para ordenadores[editar]

Aplicando el principio de Pareto, el 80% de los riesgos pueden controlarse con el 20% de los controles de seguridad. Es decir, implementando un número reducido de medidas de seguridad, podrán evitarse reducirse las amenazas informáticas de forma proporcionalmente mucho mayor en una red informática.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. «Principio de Pareto, el secreto de la prosperidad». Consultado el 13 de junio de 2015. 
  2. «Diagrama de pareto - Que es el diagrama de pareto». www.quees.info. Consultado el 13 de junio de 2015. 
  3. THE APPLICATION OF THE PARETO PRINCIPLE IN SOFTWARE ENGINEERING. Ankunda R. Kiremire 19th October, 2011
  4. «Download Limit Exceeded». citeseerx.ist.psu.edu. Consultado el 2018-12-02. 
  5. Juran, Joseph (1975). «The Non-Pareto Principle; Mea Culpa». TPOK/Juran Institute.