Plaza de toros

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
En primer plano el albero de Las Ventas.

Las plazas de toros, también conocidas como cosos taurinos y anteriormente como circos taurinos, son recintos cerrados, generalmente circulares y descubiertos, donde se celebran las corridas de toros. Sus estilos arquitectónicos son diversos de acuerdo al mayor o menor grado de antigüedad, si bien en la actualidad predominan las de estilo neomudéjar. Tienen su origen en la Europa antigua. Principalmente consiste en un anfiteatro cerrado de forma aproximadamente circular con graderías y servicios que rodean un espacio central donde se realiza el espectáculo taurino, llamado ruedo o redondel –un terreno de tierra batida (arena o albero)– rodeado de un callejón donde se preparan y refugian los toreros y subalternos. El callejón está separado del ruedo por una estructura o pared, generalmente de madera y de aproximadamente 150 centímetros del altura, que posee estribos hacia el ruedo y en ocasiones también hacia el callejón para facilitar el acceso de los alternantes en caso de emergencia. Dispone de portones de acceso batientes para la entrada y salida de los participantes (puerta de cuadrilla) y de los toros (puerta de toriles y de arrastre) aunque la cantidad y disposición de estos accesos varía de un recinto a otro.

También hay plazas de toros portátiles, construidas a base de una estructura metálica o de otro tipo para aislar un espacio y que se montan y desmontan tradicionalmente en pueblos y ciudades que no disponen de una plaza fija.

Historia[editar]

La plaza de toros de El Castañar, que data de 1711 (307 años), aunque su origen es de 1667 (351 años), en Béjar (Salamanca), es considerada el coso más antiguo de España.

El desarrollo de recintos con características específicas para la realización de corridas de toros está relacionado con la popularización y la profesionalización de los espectáculos taurinos.

La Arena de Nimes. 27 a. C.

Si bien en la antigüedad los anfiteatros romanos tenían características similares a las de las actuales plazas de toros, de hecho las plazas de toros de Nimes y Arlés, en Francia, son anfiteatros romanos, y el origen de las corridas está muy relacionado a las antiguas tradiciones romanas.[cita requerida]

La tauromaquia es la evolución de los trabajos ganaderos de conducción, encierro y sacrificio en los macelos o mataderos urbanos que comenzaron a construirse en España durante el siglo XVI. Estos profesionales de la conducción del ganado vacuno, entonces todo bravo, y los matarifes aportaron creatividad y virtuosismo a las tareas más arriesgadas, que inmediatamente fueron de interés para los más diversos espectadores. Las primeras noticias sobre estas suertes prodigiosas son del Matadero de Sevilla, en el cual además está documentada la presidencia encarnada por un representante de la autoridad municipal, situado en una torre mirador o palco proyectado por el arquitecto Asensio de Maeda y conocido por una importante cantidad de óleos que recogen la actividad taurina en ese momento. En el matadero sevillano también se proyectaron las primeras tribunas para espectadores en la segunda mitad del siglo XVI.[1]

Durante el establecimiento de la tauromaquia en la península ibérica las plazas de toros no fueron comúnmente utilizados para estos festejos. Cuando las fiestas taurinas eran principalmente realizadas a caballo, los espectáculos eran públicos y se realizaban en las plazas de las ciudades. Solo en el siglo XVIII, al evolucionar el toreo hacia la faena a pie con el surgimiento de figuras como Costillares, Pedro Romero y Pepe-Hillo y ante el desorden reinante durante estas fiestas, se hace imperante la creación de espacios que albergasen apropiadamente al público. De hecho tras ser autorizada en 1730 la construcción de la Plaza de toros de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla para realizar corridas de toros, el coso original tenía forma rectangular, y no se comenzó la estructura circular actual sino tres años después.

En 1764[2]​ se inaugura en Zaragoza la plaza de toros de "La Misericordia" mandada construir por Ramón Pignatelli.

Otro coso taurino de disposición circular, la Plaza de toros de Ronda, se comienza a construir en 1754, realizándose las primeras presentaciones en 1999.

La plaza más antigua es la de Béjar (Salamanca. Su primera construcción es de 1667, entonces era cuadrada, ya redonda desde septiembre de 2001.

Categorías[editar]

En España el Real Decreto núm. 145/1996[3]​ organiza las plazas de toros en tres categorías, según la antigüedad, tradición, tamaño y números de festejos anuales.

El Real Decreto también impone un peso mínimo de los toros y un número mínimo de sobreros y caballos según la categoría de la plaza. Las comunidades autónomas pueden añadir nuevas disposiciones según la categoría. La categoría de la plaza también afecta al precio de las entradas, los seguros y los profesionales que deben estar presentes durante la corrida.

Plazas de toros en el mundo[editar]

Las principales plazas de toros se encuentran localizadas en Europa –casi exclusivamente en España, Portugal y el sur de Francia– y América del Sur y México.:

Angola[editar]

Argelia[editar]

Colombia[editar]

  • Plaza de toros de Santamaría, Bogotá. La plaza más importante de Colombia;[cita requerida] situada en el barrio Sandiego. Posee un museo taurino.
  • Plaza de toros Cañaveralejo, Cali. Es la plaza más grande de Colombia con un aforo aproximado de 18.000 espectadores. En ella se realizan diferentes eventos culturales entre los que se destacan conciertos, exposiciones artísticas y, sobre todo, la Feria Taurina de Cali que celebra novilladas desde finales de noviembre y corridas de abonos la última semana de diciembre y primera de enero. Entrega anualmente el trofeo Señor de los Cristales.
  • Plaza de toros La Macarena, Medellín. Es la única plaza de toros techada de Colombia. Un mecanismo retráctil permite la apertura y cierre de la techumbre. Inaugurada en 1945, fue remodelada a fines del siglo XX, pero se le conservó su estilo mudéjar en el aspecto exterior. La Plaza de Toros La Macarena, de Medellín, alberga la Feria Taurina de La Candelaria, en honor a la Virgen de Nuestra Señora de la Candelaria, patrona de la ciudad; que se desarrolla en la época de enero-febrero de cada año. Allí, a lo largo del año, de cumplen espectáculos y eventos de diversa índole, como conciertos, exposiciones, y actividades culturales y religiosas. Tiene una capacidad de unos 15 mil asientos, pero la actividad taurina está reducida en los últimos tiempos a los tendidos bajos, que albergan unos 8 mil espectadores.
  • Plaza de toros El Bosque, Armenia.
  • Plaza de toros de Manizales, Manizales. También conocida como "La monumental".
  • Plaza de toros La Pradera, Sogamoso.
  • Plaza de toros de Vistahermosa, Bucaramanga.
  • Plaza de toros Monumental Señor de los Milagros, Girón.
  • Plaza de toros de Cartagena, Cartagena de Indias.
  • Plaza de toros César Rincón, Duitama.
  • Plaza de toros Pepe Cáceres, Ibagué.
  • Plaza de toros de San Fermín, Pamplona.
  • Plaza de toros de Cúcuta, Cúcuta.
  • Plaza de toros Agustín Barona , Palmira.

Costa Rica[editar]

  • Plaza de toros de Zapote, San Jose. La plaza más importante del país, cada fin de año se realizan en el los festejos de San Jose, que van del 25 de diciembre al seis de enero.
  • Plaza de toros de Palmares, Alajuela. Ubicado en palmares de Alajuela, es sede de las Fiestas Cívicas Palmareñas de mediados a fines del mes de enero, en el año 2006 fue totalmente techado.

Ecuador[editar]

España[editar]

Francia[editar]

Marruecos[editar]

  • Plaza de toros de Tanger, Tanger (1950). 13.013 espectadores. En la parte baja se disponía de cuadras de caballo, corrales, almacenes, toriles, quirófano, enfermería, capilla, baño, sala de toreros y vivienda para el conserje.
Desaparecidas

México[editar]

Ruedo de la Monumental Plaza de toros México.
Plaza de toros "El Pinal", Teziutlan, Puebla
Desaparecidas

Mozambique[editar]

Perú[editar]

  • Plaza de toros de Acho, Lima, una de las más antigua de América y la más importante del país.[5]​ inaugurada el 30 de enero de 1766, 14.000 espectadores.
  • Monumental Plaza de Toros de Huari, Ancash 13 000 espectadores.[6]
  • Plaza de toros Monte Carmelo (Huallanca - Ancash), 3500 espectadores.
  • Plaza de toros Jorge Piedra Lozada (Cutervo - Cajamarca), 9.000 espectadores.
  • Plaza de toros "San Lorenzo" (Cutervo - Cajamarca). 3500 espectadores.
  • Plaza de toros "Monumental Plaza de Toros Tacabamba" (Tacabamba - Cajamarca); 9000 espectadores
  • Plaza de toros "Monumental Plaza de Toros Bambamarca" (Bambamarca - Cajamarca); 7500 espectadores
  • Plaza de toros "El Vizcaíno" de Chota, Cajamarca, 12.500 espectadores.
  • Plaza de toros "Monumental Santa Ursula", (Viraco) Arequipa, 5000 espectadores
  • Plaza de toros de Sicaya, Huancayo, 10 000 espectadores.
  • Plaza de toros de El Coliseo, Huancayo, 3500 espectadores.
  • Plaza de toros "El Coliseo", Trujillo, 8.000 espectadores.
  • Plaza de toros de Guadalupe, Ica, 3500 espectadores.
  • Plaza de toros de Puquío, 1971, Ayacucho, 6500 espectadores.
  • Plaza de toros de la Unión, Huánuco, 3000 espectadores.
  • Plaza de toros de Tumán - Lambayeque. 3000 espectadores.
  • Plaza de toros "Allinccapac" (Puno). 12 000 espectadores.
  • Plaza de toros "Plaza de toros de Ollachea" (Carabaya - Puno). 3500 espectadores aprox.

Portugal[editar]

Sáhara Occidental[editar]

Desaparecida

Uruguay[editar]

Venezuela[editar]

Referencias[editar]

Bibliografía[editar]

  • Antonio J. Albardonedo Freire, La Génesis de la Tauromaquia Moderna: la Presidencia de la Autoridad y la Construcción de Tribunas, en Laboratorio de Arte, Núm. 18, 2005, pp. 397-416.

Enlaces externos[editar]