Pirazolona

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Estructura química del pirazol
Estructura química del metamizol

Las pirazolonas son un grupo de medicamentos que se emplean principalmente para el tratamiento del dolor y la fiebre, incluyen el metamizol o dipirona, propifenazona, fenilbutazona y oxifenbutazona. El más empleado es el metamizol o dipirona. Este grupo de fármacos han sido usados ampliamente para el tratamiento del dolor, sin embargo se han retirado del mercado en varios países por provocar agranulocitosis y anemia aplásica, efectos secundarios graves, pero de aparición muy infrecuente.[1]

Estructura química[editar]

La estructura química deriva del pirazol, un heterocíclico aromático de 5 miembros que contiene 2 átomos de nitrógeno en posiciones contiguas.

Acciones farmacológicas[editar]

Tienen propiedades analgésicas y antitérmicas, el metamizol posee una acción relajante del músculo liso por lo que es útil en el tratamiento del cólico nefrítico. La fenilbutazona posee también propiedades antiinflamatorias, pero debido a sus efectos secundarios, su empleo no está recomendado en ningún proceso reumático.

Efectos secundarios[editar]

Los de mayor gravedad consisten en agranulocitos y anemia aplásica, el riesgo de su aparición es más alto en personas de edad avanzada y cuando se utilizan a dosis elevadas. También pueden provocar reacciones alérgicas y otros efectos nocivos, como toxicidad renal y hepática.

Referencias[editar]

  1. Lorenzo Velázquez B.: Farmacología básica y clínica. Editorial Medica Panamericana, ISBN 978-84-9835-168-2, 2008.