Hyperoartia

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Petromyzontidae»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Symbol question.svg
 
Lamprea
Rango temporal: Devónico-holoceno
Diversas lampreas.1 - Aquarium Finisterrae.JPG
Lampreas en la Sala Maremagnum del Aquarium Finisterrae (Casa de los Peces), en La Coruña, Galicia, España.
Taxonomía
Reino: Animalia
Filo: Chordata
Subfilo: Vertebrata
Superclase: Agnatha*
Clase: Hyperoartia
Orden: Petromyzontiformes
Familia: Petromyzontidae
Géneros
[editar datos en Wikidata]

Los hiperoartios (Hyperoartia) son una clase de agnatos (peces sin mandíbulas), conocidos vulgarmente con el nombre de lampreas. Son semejantes externamente a las anguilas, aunque no están emparentados con ellas; tienen el cuerpo gelatinoso, cilíndrico, sin escamas y muy resbaladizo. A pesar de compartir muchas características con los peces, taxonómicamente no se incluyen en este grupo sino que forman un grupo independiente y muy antiguo, situándose en la base del origen de los vertebrados. Son marinas o de agua dulce. Son ovovivíparas.

Junto a los mixines forman el grupo parafilético de los ciclóstomos, aunque hay nuevas evidencias que postulan nuevamente que sí estarían más estrechamente relacionados.[1]

Características[editar]

Las lampreas tienen una boca circular en forma de ventosa para fijarse a las presas de las que se alimentan. Poseen varios círculos concéntricos de dientes córneos, además de una lengua también córnea usada para raspar los tejidos. Estas características les permiten raspar la carne y sorber la sangre de animales tan diversos como los tiburones, salmones, bacalaos y mamíferos marinos. Están dotadas de una lengua que funciona como un émbolo: después de hacer el vacío sobre el abdomen de una presa dentro de su boca, succiona la sangre al retroceder.

Taxonomía[editar]

Boca de la lamprea en la que se observa los distintos círculos de dientes concéntricos y la lengua. Ambas estructuras son córneas.
Alimentación de la lamprea y morfología externa.

Dentro de los Hyperoartia se incluyen las lampreas modernas y sus más inmediatos antepasados; todas las especies actuales, unas 40, pertenecen al orden Petromyzontiformes y la familia Petromyzontidae:[2]

Pesca[editar]

Se pescan en los ríos, con arpón o fisga o mejor, para evitar su muerte y pérdida de sangre, en lugares acondicionados como "pesqueras" en los que, mediante muros de mampostería o trampas de madera, se canalizan las aguas para pasarlas a través de unas nasas llamadas "butrones". En el Bajo Miño y el río Ulla se utilizan unas construcciones únicas llamadas "pesqueiras" situadas a ambos lados del río en forma de paralelepípedos construidos de piedra que penetran en el cauce fluvial desde las dos riberas y cuya función es la de capturar distintas especies piscícolas, entre ellas la lamprea. Estas obras, construidas a base de sillares graníticos alineados oblicuamente al curso del río, originan las corrientes que facilitarán el camino a seguir por los peces en su ruta migratoria a contracorriente para el desove. El conjunto constructivo se compone de varios cuerpos llamados "poios" que dejan entre ellos unos callejones estrechos, entre los que se ubicarán una redes cónicas tipo nasa o "butrones". De las pesqueiras o pescos se habla ya en documentos del siglo XII aunque, probablemente, muchas de ellas se remontan a la época romana.

La veda concluye al llegar el mes de enero y el periodo de pesca finaliza en el mes de mayo. La lamprea fue abundante en todos los ríos de Galicia, pero hoy en día ya ha desaparecido de muchos de ellos. Siguen gozando de merecida fama las de Arbo, que en su honor celebra la fiesta gastronómica más antigua de Galicia, pero también las de Nieves, Salvatierra de Miño, Tuy y en toda la cuenca del río Miño situada por debajo del embalse de A Frieira entre España y Portugal, donde también se pescan, como sucede en Melgaço, Monção y Valença.

Usos[editar]

Arroz de lamprea, Portugal.
Lamprea a la bordelesa, servida con arroz cocido y picatostes

Su carne, aunque dura, es muy apreciada en Galicia (los romanos ya la consideraban verdaderamente exquisita). Con ella se hace empanada, se degusta guisada en su propia sangre como plato típico de la cocina de Galicia, denominado lamprea á bordelesa, o se cocina después de ser curada y seca para su conservación fuera de la temporada de pesca. Para ello, una vez limpia y abierta, se sala ligeramente, se lava y ahúma, se unta ligeramente con aceite y se seca para su conservación, manteniéndola colgada en un sitio seco y fresco hasta su consumo.

También se emplea, entre otros lugares, en la cocina de Borgoña (Francia) y en este caso el plato es conocido con la denominación de "lamprea a la borgoñesa".

Referencias[editar]

  1. Kuraku, Shigehiro; Hoshiyama, Daisuke; Katoh, Kazutaka; Suga, Hiroshi; Miyata, Takashi (diciembre de 1999). «Monophyly of Lampreys and Hagfishes Supported by Nuclear DNA–Coded Genes». Journal of Molecular Evolution 49 (6): 729-735. doi:10.1007/PL00006595. 
  2. Mikko's Phylogeny Archive - Hyperoartia

Enlaces externos[editar]