Pereña de la Ribera

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Pereña de la Ribera
Localidad y municipio de España
Flag of None.svg
Bandera
Escudo de Pereña de la Ribera (Salamanca).svg
Escudo
Pereña de la Ribera ubicada en España
Pereña de la Ribera
Pereña de la Ribera
Ubicación de Pereña de la Ribera en España.
Pereña de la Ribera ubicada en Provincia de Salamanca
Pereña de la Ribera
Pereña de la Ribera
Ubicación de Pereña de la Ribera en la provincia de Salamanca.
Apodo: El balcón de Las Arribes
País Flag of Spain.svg España
• Com. autónoma Flag of Castile and León.svg Castilla y León
• Provincia Bandera de la provincia de Salamanca.svg Salamanca
• Comarca La Ribera
• Partido judicial Vitigudino
• Mancomunidad Arribes del Duero
Ubicación 41°14′24″N 6°31′27″O / 41.24, -6.5241666666667Coordenadas: 41°14′24″N 6°31′27″O / 41.24, -6.5241666666667
• Altitud 682 msnm
• Distancias 92 km a Salamanca
9 km a La Cabeza
10 km a La Peña
10 km a Masueco
7 km a Villarino
Superficie 48,82 km²
Población 454 hab. (2014)
• Densidad 9,3 hab./km²
Gentilicio pereñano, -a
Código postal 37175
Alcalde (2015) Luis Rodríguez (PSOE)
Patrona Nª Sª del Castillo
(14 de mayo)
Nª Sª de los Ángeles
(8 de septiembre)
Sitio web perenadelaribera.es
[editar datos en Wikidata]

Pereña de la Ribera es un municipio y localidad española de la provincia de Salamanca, en la comunidad autónoma de Castilla y León. Se integra dentro de la comarca de Vitigudino y la subcomarca de La Ribera (Las Arribes). Pertenece al partido judicial de Vitigudino.[1] [2]

En algunas ocasiones se le referencia como «el balcón de Las Arribes». Está formado por un solo núcleo de población, ocupa una superficie total de 48,82 km² y según datos del padrón municipal elaborado por el INE en 2014, cuenta con una población de 454 habitantes.

En su límite fronterizo con el término municipal de Masueco de la Ribera se encuentra el Pozo de los Humos, una imponente cascada que destaca a nivel provincial como uno de los lugares de mayor atractivo turístico dentro del Parque natural de Arribes del Duero. También son de importancia turística el Pozo Airón, la ermita de Nuestra Señora del Castillo, la Fuente Santa y la iglesia parroquial de Santa María.

Etimología[editar]

Pereña podría ser un topónimo latino, formado en época romance por repobladores cristianos, entre los siglos X y XII. El origen podría ser el antropónimo «Pero» (Pedro) que posteriormente sufriría un proceso de derivación con el añadido del sufijo locativo «eña» (lugar de Pero). Otras teorías basan su origen en el vocablo latino «petrinea» (hecho de piedra), entendido como una adjetivación de «fonte petrinea» o de «ponte petrinea». El nombre se sustantiva desde el momento en que se elimina el término referenciado.

Símbolos[editar]

Representación heráldica del blasón aprobado

Escudo[editar]

El escudo heráldico que representa al municipio fue aprobado el 29 de septiembre de 1999 con el siguiente blasón:

«Escudo Heráldico: El campo queda partido en tres cuarteles llamados: Derecho, izquierdo e inferior, estando éste en punta y caído.

Cuartel derecho o principal. Izquierdo según se mira. De plata, llevando por armas un racimo de uvas al natural.

Cuartel izquierdo o secundario. Derecho según se mira. Esmaltado de gules llevando por Armas un casco de hidalgo colocado de perfil y claveteado de oro y perfilado de lo mismo. Visera abierta, dejando ver tres rejillas forradas de gules.

Cuartel inferior entado de punta y caído. Por armas cubriendo el campo ondeando de plata y azur»
Boletín Oficial de Castilla y León nº 191 de 2 de octubre 2000[3]

Bandera[editar]

El ayuntamiento no ha adoptado aún una bandera para el municipio.

Geografía[editar]

El municipio tiene una superficie de 48,82 km² y una altitud media de 682 m sobre el nivel del mar. Es una zona de paisajes graníticos y escarpados con gran desnivel: el casco urbano se encuentra a 697 m; el Alto de Fuente Santa a 721 m y al pie el Duero a la cota de 320 m de la presa de Aldeadávila. La temperatura media anual del pueblo ronda los 13 °C, en cambio en el Duero, el clima es mediterráneo y la temperatura media está en torno a los 17 °C.

La belleza paisajística es el principal atractivo turístico de Pereña y de la comarca. Tras el Teso de la Barrera (789 m) la zona más elevada, al sureste, hacia la ribera de Cabeza de Framontanos, está conformada por valles y prados dedicados fundamentalmente a la actividad ganadera. Al norte, al borde del Duero y junto al Alto de Fuente Santa está el Teso de la Ermita de Nuestra Señora del Castillo a la que se procesiona en romería desde el pueblo el 14 de mayo. Junto a la ermita se encuentra un mirador que ofrece una vista privilegiada sobre el río encajonado.

Al oeste, el río Uces con numerosas caídas de agua o cachones para salvar el desnivel. El Pozo de los Humos es uno de los parajes emblemáticos de la zona. El nombre hace referencia al efecto producido por la espuma del agua tras caer desde una gran altura y se puede observar en su plenitud en primavera. En las cercanías existen restos de asentamientos prehistóricos, aunque no se encuentran en buen estado de conservación.

Término municipal de Pereña de la Ribera
Pereña de la Ribera (rutas).svg
  1. Ermita
  2. Pozo de los Humos
  3. Iglesia parroquial

Ubicación[editar]

Pereña de la Ribera se encuentra situada en el noroeste salmantino. Hace frontera con Portugal. Dista 92 km de Salamanca capital.

Se integra dentro de la comarca de La Ribera.[1] Pertenece a la Mancomunidad Arribes del Duero y al partido judicial de Vitigudino.

Su término municipal se encuentra dentro del Parque natural de Arribes del Duero, un espacio natural protegido de gran atractivo turístico.[4]

   Noroeste: Peredo da Bemposta (Portugal)    Norte: Peredo da Bemposta (Portugal) Noreste: Villarino de los Aires
Oeste: Aldeadávila de la Ribera Rosa de los vientos.svg Este: Cabeza de Framontanos
Suroeste: Masueco de la Ribera Sur: Fuentes de Masueco Sureste: La Peña

Naturaleza[editar]

Flora[editar]

La vegetación de este territorio, y por tanto su paisaje, está fuertemente condicionada por su ubicación en términos altitud y por las fuertes pendientes que, en ocasiones, superan frecuentemente el 20%. Además, cuenta con una climatología continental en la zona de penillanura y mediterránea en el valle, condicionando de esta forma la vegetación existente.

La zona de penillanura, caracterizada por su mayor altitud media, cuenta con la presencia predominante de robles y quejigos. En las zonas en las que la penillanura comienza a perder altitud, aparece la encina, en un principio intercalada con quejigos y más tarde, como especie dominante. Si bien este es el paisaje natural de estas tierras, su existencia ha sido modificada por las labores agrícolas propias de los cultivos de secano y por la creación de pastizales ganaderos que han favorecido la expansión del matorral. De esta forma, el matorral es la especie dominante de las laderas de los cortados de los cañones aunque también resaltan ciertas especies arbóreas como el enebro, madroño y el acebuche. Además, algunas laderas han sido aprovechadas para cultivar frutales, entre los que destacan el almendro, el olivo, el cerezo y, en menor medida, la vid.

Fauna[editar]

El clima peculiar de los valles, junto con la inaccesibles de sus cañones, proporciona un adecuado refugio y tranquilidad a la fauna salvaje existente, contribuyendo de esta forma a su gran diversidad zoológica, especialmente entre las aves. Muchas de estas especies están protegidas y algunas de ellas en peligro de extinción.

Historia[editar]

La Reconquista de la zona, hasta entonces bajo dominio musulmán, la realiza el Reino de León, que surge a partir del Reino de Asturias de Don Pelayo y del que luego se subdividirían y/o desgajarían el Condado de Castilla, el Reino de Galicia y el Reino de Portugal. La repoblación de las tierras conquistadas llevada a cabo por los reyes leoneses planteó una disposición muy distinta de la actual, basando su desarrollo en el modelo repoblador gallego, que consistía en disponer muchas aldeas de pequeño tamaño y muy próximas entre sí, esquema que a la larga hizo insostenibles económicamente a muchas de ellas. En documentos de 1265 están registradas «Simirera», «Aveto» o «Robredo de las Casas» (posteriormente «Robredo de Santo Domingo»). En los siglos XIV y XV existieron con parroquia propia las de «Quadrilleros» (en Corporario de la Ribera), la de «Alcornocal» (próxima al Teso Alcornoque de Aldeadávila) y la de «La Revilla de Aldeadávila», que fueron abandonadas hacia los siglos XVII y XVIII. Finalmente perduraron hasta el siglo XIX las de «La Verde» (o «Santa Marina») y la de «Robredo de Santo Domingo». Gracias a los esfuerzos de vecinos de pueblos como Aldeadávila de la Ribera y La Zarza de Pumareda se están empezando a rescatar restos medievales de tumbas y ermitas.[5]

La historia nos cuenta que Pereña, al igual que el resto de localidades salmantinas fronterizas con Portugal y ribereñas del Duero, perteneció al concejo de Ledesma durante la Edad Media, habiendo sido representado por sus señores medievales o de realengo en las Cortes del Reino de León de 1188, consideradas la cuna del parlamentarismo a nivel mundial.

El primero, o uno de los primeros documentos históricos que se conservan, en los que aparece nombrada Pereña, data de 1265, copia documental de 1345, en el que se refiere por parte de la «Yglesia catedral de la ciudad de Salamanca» al préstamo para la construcción de la iglesia de «Perenna», Bidola, Penalfange, Massoco y otras poblaciones de la zona.

En 1262 el lugar es donado por Alfonso X el Sabio, como Señorío, a Martín Alfonso, un hijo de Alfonso IX de León.[6] Posteriormente, en documentos de la celebración de las Cortes de Castilla y León el día 22 de julio de 1315 en Burgos, se nos dice que los representantes de la villa de Ledesma piden la restitución al concejo, con todos sus derechos, de las aldeas de Dieza -Mieza de la Ribera-, Aldea d'Avila -Aldeadávila de la Ribera-, Darios -Corporario-, Cabeza de Furamontanos -Cabeza de Framontanos-, Penna -Pereña de la Ribera- y Villarino de Arias -Villarino de los Aires-, algo a lo que la regencia del futuro rey Alfonso XI accede. Las Cortes de Valladolid de 1322, ya muerto el infante Pedro, confirman el traslado de la comarca de La Ribera de nuevo al concejo de Ledesma. Estos antiguos textos nos hacen pensar que estas aldeas fueron fortificadas en dicha época, para evitar nuevas ocupaciones portuguesas como las que realizó en 1296 el rey Dionisio I de Portugal, que ocupó hasta Simancas (Valladolid) y se anexionó posteriormente toda la comarca de Riba-Coa.

Su nombre se indica como «Penna» o «Perenna» en las Cortes de Burgos y de Valladolid de 1313, 1315 y 1322, por lo que podría tratarse de la «Penna» que reconquistó y repobló Ramiro II de León en el siglo X y que no ha quedado claro de qué localidad se trata. La torre del campanario, es de los mejores ejemplos de reutilización de un castillo medieval, puesto que no se demolió y puede admirarse claramente la estructura rectangular y bellamente embellecida en la balconada. Se observa la puerta primitiva cegada, no así los ventanales, por lo que podría tratarse de un alcázar de la época del infante Pedro. Hubo castillos importantes en Vilvestre, Barruecopardo (anterior a 1212), Mieza de la Ribera, Masueco y Aldeadávila de la Ribera. Durante los reinados de Alfonso XI, Pedro I y Enrique II, el territorio de las Arribes del Duero vuelve a señorializarse y a tener sentido militar. Es donado a una sucesión de infantes bastardos y futuras reinas y reyes, entre ellos al infante Fernando Alfonso y a la reina Leonor de Alburquerque que se casa con Fernando I de Aragón en 1393, uniendo su señorío al de las «cinco villas».[7]

La expulsión de los judíos tuvo aquí una de sus historias más importantes en 1480: «Igualmente los justicias de Ledesma recibieron orden de ir a Pereña, o donde fuera necesario, para prender a Pedro de Miranda, que era pasador de los judíos fuera de los caminos señalados, y a García de Ledesma, y a Pedro Herrero, quienes habían intentado matar a Alonso de Sejas, encargado de que se cumpliera la salida de los judíos por los caminos estipulados para tal cosa en el término de la mencionada villa -Ledesma- y en Vilvestre». El cronista Pulgar nos dice también que la Reina Isabel mandó detenerle en 1481 y ajusticiarle: «Cuarenta y seis fortalezas fueron derribadas entonces, y veinte más tarde: ajusticiados como principales malhechores Pedro de Miranda y el mariscal Pero Pardo...». Poco después comienzan las obras para reconvertir la fortaleza de Pereña en iglesia. El desarrollo económico y demográfico de esta época se vio favorecido por Enrique IV al dictar en 1465 la exención de impuestos en el concejo de Ledesma, así como a partir de 1530 con el retorno de parte de los judíos conversos portugueses, que se dedicaron al comercio de tejidos y a los estancos de variados productos.[8]

La comunicación de la parte norte de la comarca histórica de La Ribera con Ledesma y Salamanca, siempre fue a través del puente de Masueco, en la ruta L-5 que unía Ledesma con Aldeadávila y el convento de La Verde, ruta que atrajo población y peregrinos jacobeos, algo que ha quedado reflejado en el estilo arquitectónico isabelino, principalmente en Pereña y Masueco.

Con la división territorial de España de 1833 en la que se crean las actuales provincias, Aldeadávila queda encuadrada dentro de la Región Leonesa, formada por las provincias de León, Zamora y Salamanca, de carácter meramente clasificatorio, sin operatividad administrativa, que a grandes rasgos vendría a recoger la antigua demarcación del Reino de León (sin Galicia ni Asturias).[9]

Demografía[editar]

Gráfica de evolución demográfica de Pereña de la Ribera entre 1900 y 2000
Fuente Instituto Nacional de Estadística de España - Elaboración gráfica por Wikipedia.

Economía[editar]

La actividad vitivinícola ha sido la más característica y todavía persiste a pesar del envejecimiento acusado de la población. Además de la Bodega Cooperativa eran numerosas las bodegas particulares, e incluso en los últimos años se han abierto nuevas bodegas dedicadas a la producción de vinos de calidad. No hay que olvidar la presencia de parcelas dedicadas al cultivo del Olivo y el Almendro. Los cultivos de Naranjos y Limoneros no tienen mucha fama en Pereña, aunque existen zonas cerca del río para cultivarlos debido al microclima mediterráneo.

En 2009 se publica el Proyecto de Concentración Parcelaria de la zona de Pereña de la Ribera.[10]

Junto a las explotaciones ganaderas, la fábrica de quesos ha desarrollado una importante actividad y a pesar del traslado a Vitigudino, el queso de Pereña conserva este nombre y es ampliamente conocido.

En el ámbito de los servicios orientados al turismo, está el camping Balcón de Las Arribes, saliendo del pueblo por el camino de la Ermita; las casas rurales de la Almofea, Casa de tía Matilde y ``La Plazuela´´, y establecimientos de hostelería donde se ofrecen comidas.

Administración y política[editar]

El resultado de las elecciones municipales celebradas el 27 de mayo de 2007 fue de 4 concejales para el PSOE y 3 para el PP por lo que la corporación del ayuntamiento fue dirigida con mayoría absoluta desde entonces por el primer edil del PSOE, José Luis Rodríguez Caballero, pero el 13 de marzo de 2010, el PP presentó una moción de censura debido, según las razones esgrimidas, a discrepancias en la labor del equipo de gobierno. Gracias al voto del concejal socialista tránsfuga Olegario Vicente Martín, la moción desbancó de la alcaldía al PSOE, pasando a ocupar el cargo de alcalde desde ese momento, el edil popular José Ortigosa, que fue echado del partido junto con los otros dos populares, en cumplimiento del Pacto Antitransfuguismo.[11]

En las elecciones municipales de 2011 resultó ganadora la lista del PP, encabezada por el readmitido José Ortigosa Alonso, que logró 4 concejales, mientras que el PSOE consiguió 3. En las elecciones municipales de 2015, el resultado fue el opuesto al anterior, otorgando la alcaldía al socialista Luis Rodríguez Herrero.

Elecciones municipales[editar]

Resultados de las elecciones municipales en Pereña de la Ribera[12] [13]
Partido político 2003 2007 2011 2015
% Votos Concejales % Votos Concejales % Votos Concejales % Votos Concejales
Partido Socialista Obrero Español (PSOE) 56,98 298 4 54,68 228 4 37,98 128 3 60,14 178 4
Partido Popular (PP) 40,54 212 3 38,37 160 3 61,72 208 4 39,53 117 3
Izquierda Unida (IU) - - - 6,24 26 0 - - - - - -
Unión del Pueblo Salmantino (UPSa) 2,10 11 0 - - - - - - - - -

Monumentos y lugares de interés[editar]

El Pozo de los Humos en enero.
Vista del Duero desde el mirador pereñano de la Ermita de Nuestra Señora del Castillo.
Iglesia de Santa María en fotografía anterior a la caída del rayo de 2009.
Ermita de Nª Sra. del Castillo.

Miradores[editar]

En Pereña de la Ribera existen varios miradores desde los que se pueden obtener unas amplias vistas panorámicas.

  • El mirador del cerro de la Fuente Santa. No se puede acceder a él en coche. Se trata de un cerro alto desde el que se obtiene una amplia vista del Duero. No dispone de murales explicativos del paisaje ni de ningún punto de información. Para acceder a él hay que seguir por el camino indicado que sale desde la carretera que se dirige hacia la Ermita de Nuestra Señora del Castillo. Según cuenta la leyenda, en este cerro se le apareció la imagen de la Virgen del Castillo a un pastor sediento. Le dijo que posicionara el bastón sobre una peña y al hacerlo comenzó a emanar agua. Supuestamente desde ese momento existe un nacimiento de agua conocido como la fuente santa desde la que todavía hoy sale agua y en la que se ha habilitado un pequeño remanso donde se retiene un poco de agua a modo de fuente.
  • El mirador de la Ermita de Nuestra Señora del Castillo. Se accede a él desde Pereña siguiendo las indicaciones de la Ermita de Nuestra Señora del Castillo. Se trata de un cerro sobre el que se sitúa la Ermita de Nuestra Señora del Castillo en el que se ha habilitado una barrera de seguridad para observar las arribes del Duero pero no tiene ningún punto de información. En el cerro se encuentra la ermita y una pequeña casa donde antes vivía el ermitaño que cuidaba la ermita y la mostraba a los peregrinos. Hoy ya no vive nadie en esa casa por lo que en la puerta de la ermita se ha puesto un cristal para que la gente pueda ver la virgen. Todos los 14 de mayo los pereñanos peregrinaban y continúan peregrinando hasta la ermita para pasar el día allí en compañía de familia y amigos. Esta tradición era especialmente seguida antiguamente puesto que iban en burro muchas personas de otros pueblos a pasar el día allí también.
  • El mirador del Pozo de los Humos. En muchas ocasiones está cerrado el acceso en coche porque la zona es un área sensible para la conservación de especies protegidas. Cuando esto ocurre hay que aparcar el coche en un merendero situado a 1,7 km del mirador y continuar andando. El mirador y el camino que accede hasta él está perfectamente indicado y en él existe un mural explicativo de la zona. Desde el mirador se puede observar frontalmente el Pozo de los Humos, la vista más espectacular y famosa de esta imponente cascada situada en las arribes del río Uces.

Iglesia parroquial de Santa María[editar]

Ya en el pueblo, sobresale la torre de espadaña de la iglesia parroquial de Santa María, construida en el siglo XVI. Situada en su parte más alta, la torre marca la silueta del pueblo visible desde los distintos caminos.

La obra de la parte central de la iglesia fue dirigida a mediados de siglo por el cantero vizcaíno Pedro de Lanestosa «el viejo», aunque la torre sería anterior. Entre las obras de la familia de los Lanestosa se encuentran también en la comarca las iglesias de Masueco, Saucelle, Vilvestre y Vitigudino, o en Salamanca la Iglesia de San Boal. La portada original queda parcialmente oculta por un soportal realizado en el siglo XVIII y la cruz que remataba la torre fue colocada a finales del siglo XX en reparación de los efectos del tiempo y los rayos.[14]

El 24 de mayo de 2009 una nueva tormenta vuelve a descargar sobre la torre y las piedras caídas causan importantes daños sobre el techo de la iglesia.[15]

Ermita de Nuestra Señora del Castillo[editar]

En la cumbre del Berrocal junto a la ermita actual se encuentran evidencias de asentamientos desde épocas prehistóricas. Dice la tradición que, con la llegada de los musulmanes en el año 711, la imagen de Nuestra Señora de los Ángeles conocida como Nuestra Señora del Castillo fue escondida y enterrada por los pereñanos antes de entregarse, bajo uno de los cubos de la fortaleza allí existente. En la primera mitad del siglo XIV, durante el reinado de Alfonso XI de León, la figura fue recuperada y a partir de ese momento se convierte el Teso de la Ermita en lugar de peregrinación destacado del condado de Ledesma y de las tierras lusitanas al otro lado del río Duero.

Junto a la talla en piedra policromada se conservó una segunda piedra aparentemente encontrada junto a la figura de la Virgen, usada ocasionalmente como peana. El 14 de mayo de 1721 esta segunda pieza se rompió y "apareció" una tablilla en piedra de color alabastro, que representa la figura mayor: es la Virgen Chica. A partir de ese momento se redobla el fervor de los peregrinos, especialmente en la fecha señalada del 14 de mayo.[16]

Pozo de los Humos[editar]

Pozo Airón[editar]

Pereñanos ilustres[editar]

Véase también[editar]

Localidades cercanas[editar]

Referencias[editar]

  1. a b Llorente Maldonado, Antonio (1976). Centro de Estudios Salmantinos, ed. Las comarcas históricas y actuales de la provincia de Salamanca. p. 157. Consultado el 15 de diciembre de 2014. «Dos comarcas salmantinas de las que se ha tenido siempre consciencia plena, y se sigue teniendo, son La Ribera y El Abadengo. Se trata además, de dos comarcas de gran personalidad, con muchas características diferenciales, y que se distinguen, entre otras cosas, por la riqueza y peculiaridad de sus manifestaciones folklóricas, y por los rasgos lingüísticos dialectales y arcaizantes que presentan. La Ribera se lama a toda la orilla izquierda del Duero, desde la confluencia del Tormes, entre Fermoselle y Villarino, a la confluencia del Yeltes (o Huebra), entre Saucelle e Hinojosa: Los pueblos incluidos en La Ribera son Villarino, Pereña, Masueco, Corporario, Aldeadávila, Mieza, Vilvestre y Saucelle (página 60)». 
  2. «Guía de buenas prácticas para la observación del paisaje agrario como espacio patrimonial en el oeste peninsular». Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. «La comarca de Vitigudino, a la que pertenece Brincones, cuenta con las subcomarcas de Las Arribes, El Abadengo, la Ramajería y Vitigudino (página 14)». 
  3. Junta de Castilla y León, ed. (1994). «Ayuntamiento de Pereña de la Ribera (Salamanca), Edicto relativo a la aprobación del Escudo Heráldico de este municipio» (pdf). Boletín Oficial de Castilla y León. Consultado el 21 de septiembre de 2014. 
  4. «Ley 5/2002, de 11 de abril, de Declaración del Parque Natural de Arribes del Duero (Salamanca-Zamora)». Boletín Oficial del Estado. 2002. 
  5. Bienvenido García, Martín (1982). Universidad de Salamanca, ed. El proceso histórico de despoblamiento en la provincia de Salamanca. p. 163. 
  6. Mínguez, José María (Coord.) (1997). Historia de Salamanca. II Edad Media. Salamanca: Centro de Estudios Salmantinos. Pág. 249
  7. Real Academia de la Historia (1836). «Cortes de Burgos 1315». Colección de cortes de los reynos de Leon y de Castilla (Imprenta de D. Marcelino Calero y Portocarrero edición). «Otrosí que las villas é los logares que fueron de Don Alfonso fijo del Infante Don Fernando, é de Don Sancho fijo del Infante Don Pedro, que son Beiar, é Montemaior, é Miranda, é Granada, é Galisteo, é Alba, é Salvatierra é Ledesma con todos sus términos, que estas dichas villas que non sean dadas á Reynas, nin á infanzones, nin á ricos omes, nin á infanzonas, nin á órdenes, nin a cavalleros, nin á los dichos Don Alfonso nin á Don Pedro que se lama fijo de Don Sancho, nin á otro ninguno de los regnos nin de fuera de 1оз regnos, nin sean metidos á juicio, mas que finquen Reales segunt en tiempo del Rey Don Fernando que ganó á Sevilla. Otrosí confirmamos al conceio de Ledesma que haian sus aldeas que son estas: Penna, Villarino, Darios, La Cabeza de fuera mercados, Aldea de Avila, Mieza». 
  8. Miñano, Sebastián. Diccionario geográfico-estadístico de España y Portugal, tomo VI. p. 511. «Pereña: L.S. de España, provincia y obispado de Salamanca, part. de Ledesma, roda de Vilariño. A.P., 310 vec., 1,150 hab., 1 parr. de escelente arquitectura, 2 ermitas, 1 pósito. En este pueblo hay vestigios del tiempo de los romanos, y está situado en terreno llano por la parte E.S.E. y no así por la del O.N.O., pues á corta distancia de dicho pueblo empiezan los arribes del Duero, que es una bajada hasta dicho río, sumamente escabrosa y precipitada, aunque no por eso sus naturales se arredran no solamente á subirla y bajarla cargados de frutos, sino que todos aquellos sitios los tienen cultivados con laboriosidad y fertilidad, encontrándose una cascada más grandiosa y admirable que las de los sitios. Consta de solas dos calles pero bien largas. Los productos naturales se reducen a 4 minas de azufre, y una de ellas contiene también antimonio: una multitud de yerbas medicinales, muchas encinas, robles, quejigos, fresnos, jaras y madroñeras; los agrícolas son toda clase de granos y legum., patatas y hortalizas, con algún lino, abundantes pastos con que se mantienen de 4 a 5,000 cabezas de ganados de todas clases; pero la principal riqueza consiste en la vinatería, de la cual sacan de 20 a 25,000 cántaros de vino de buena calidad; también se coge algún aceite, aunque no dejan de destruir bastantes olivos los ganaderos. Ind.: fábrica de aguardiente, telares de lienzos, costales y alforjas; antiguamente, según consta por tradición y por varios escritos parroquiales, se llamaba este pueblo Zurita de Duero, y era una ciudad situada á la falda de un cerro próximo á la actual población, cuyo sitio se conoce con el nombre de Azafranada; en él se descubren vestigios que confirman dicha tradición, cuales son molinos de mano, cimientos de casas, y monedas romanas; y se cree que pereció en la irrupción mahometana. Se halla en los confines de Portugal. Dista 14 leguas de la capital y 9 de Ledesma, de cuya villa está al O.N.O., al N. de la Peña y al E. del Duero. Contr. 6,918 rs. 17 mrs. Drec. enag. 1,615 rs. 5 mrs». 
  9. «Real Decreto de 30 de noviembre de 1833 sobre la división civil de territorio español en la Península e islas adyacentes en 49 provincias». Gaceta de Madrid. 1833. 
  10. Proyecto de Concentración Parcelaria de la zona de Pereña de la Ribera.
  11. «José Ortigosa, del PP, alcalde de Pereña al prosperar la moción de censura con un trásfuga socialista». Salamanca 24 Horas. Consultado el 4 de enero de 2012. 
  12. «Resultado Elecciones Municipales en Pereña de la Ribera». El País. 2011. 
  13. «Resultado Elecciones Municipales en Pereña de la Ribera». El Mundo. 2003. 
  14. *Casaseca Casaseca, Antonio (1975). Centro de Estudios Salmantinos, CSIC, ed. Los Lanestosa: tres generaciones de canteros en Salamanca. ISBN 978-84-00-04265-3. 
  15. «Un rayo derriba la espadaña de una iglesia en un pueblo de Salamanca». El Mundo. 2009. Consultado el 4 de noviembre de 2010. 
  16. *Sánchez Casanueva, José (1991). Marrè, ed. Nuestra Señora del Castillo en la historia y tradición de Pereña. ISBN 8485060172. 

Enlaces externos[editar]