Península ibérica

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Península Ibérica»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Península ibérica
(Península ibérica / Península ibèrica /
Iberian Peninsula / Péninsule ibérique)
Península
España y Portugal.jpg
Imagen de la península ibérica tomada desde un satélite artificial.
Localización administrativa
División(es)
Localización geográfica
Continente (o subcontinente) Europa

Mar (océano) Mediterráneo, Cantábrico y Atlántico
Estrecho Gibraltar

Superficie 583 832 km²
Mapa(s) de localización
Mapa físico-político de la península ibérica.
Mapa físico-político de la península ibérica.
Coordenadas 40°18′00″N 3°43′00″O / 40.3, -3.7166666666667Coordenadas: 40°18′00″N 3°43′00″O / 40.3, -3.7166666666667
[editar datos en Wikidata]

La península ibérica[1] se encuentra situada en el sudoeste de Europa; está rodeada por el mar Mediterráneo y el océano Atlántico, y unida al resto del continente europeo por el noreste. El istmo (el lugar más estrecho) se ha establecido convencionalmente a lo largo de la línea divisoria de aguas, si bien técnicamente la línea recta más estrecha entre el Atlántico y el Mediterráneo sería la diagonal comprendida entre la ciudad de Bayona y la localidad de Cambrils (Tarragona). Otro convencionalismo lo situaría tradicionalmente entre las costas gasconas del golfo de Vizcaya y la costa de Narbona en el golfo de León, en la zona sur de Francia, al norte de los Pirineos.

Políticamente, ocupan casi toda su superficie dos países, España y Portugal, además de Andorra, el territorio británico de Gibraltar y los valles pirenaicos de la Alta Cerdaña, en Francia.

Históricamente, se ha denominado península ibérica, Iberia, península hispánica[2] o península hespérica[3] al territorio continental situado «más allá» de los Pirineos.

Toponimia[editar]

Su nombre proviene del río Íber, probablemente el actual Ebro, aunque también pudiera ser otro río de la provincia de Huelva, donde textos muy antiguos citan un río Iberus y un pueblo al que llaman iberos. En un principio, en la Grecia arcaica los griegos pudieron llamarla Hesperia, ya que Hesperia era descrita como la zona más occidental del Mediterráneo, aunque no se sabe con certeza si se refiere a la actual España, Marruecos o ambas. Más tarde los griegos pasarían a llamarla Iberia.[4]

Mapa de Europa según Estrabón.

Polibio, un historiador griego del siglo II a. C. que vivió un tiempo en la península, escribe:

Se llama Iberia a la parte que cae sobre Nuestro Mar (Mediterráneo), a partir de las columnas Herákleas. Mas la parte que cae hacia el Gran Mar o Mar Exterior (Atlántico), no tiene nombre común a toda ella, a causa de haber sido reconocida recientemente.

Polibio

Estrabón dedica el Libro III a la península ibérica.

La primera parte de ella (Europa) es, como decíamos, el occidente; es decir, Iberia; ésta, en su mayor extensión, es poco habitable, pues casi toda se halla cubierta de montes, bosques y llanuras de suelo pobre y desigualmente regado.

Estrabón, Libro III.

Apiano de Alejandría (siglo II), en su Historia romana, escribe:

El tamaño de Iberia, llamada ahora Hispania en lugar de Iberia por algunos, es grande e increíble para tratarse de un sólo país, cuya extensión es de diez mil estadios y su longitud es igual a su anchura.

Apiano, Historia romana.

Historiadores y geógrafos de cultura griega, como Heródoto, Estrabón y Apiano, la denominaron Iberia. Los escritores romanos a su vez la denominaron Hispania.

La historiografía se refiere a ella también con otros vocablos, según el contexto histórico: Celtaria, Celtiberia, Tierra de Tartessos, Sefarad, Al-Andalus, etc. Algunos eruditos, como Dámaso Alonso, estimaban que el nombre de Península Hispánica sería más adecuado.[5]

Evolución histórica[editar]

Mapa del siglo XVIII grabado al cobre e iluminado a mano, representando varias características topográficas de la península ibérica.

Iberia fue el nombre dado por los griegos a la península, aunque la parte que más conocían era la zona meridional mediterránea, en torno al río Íber. Hispania era el nombre utilizado por los romanos para designar a la península ibérica, posiblemente de origen púnico (véase Origen del nombre de Hispania).

Tras la conquista musulmana recibió el nombre de Al-Ándalus, pasando a ser parte de la provincia norteafricana del Califato Omeya(711 a 1492) para más tarde convertirse en el Emirato de Córdoba y posteriormente en el Califato de Córdoba independiente del Califato Abasí. Con la disolución del Califato de Córdoba en 1031, el territorio se dividió en los primeros reinos de taifas, periodo al que sucedió la etapa de los almorávides, los segundos reinos de taifas, la etapa de los almohades y los terceros reinos de taifas.

Más adelante, después de la unión dinástica de las Coronas de Corona de Castilla y Aragón y las conquistas de Granada y la mayor parte del Navarra, se empezó a llamar España a los territorios resultantes, por simplificación entre los no españoles, aunque la unificación jurídica de todos estos reinos no estuviera consolidada hasta el s. XVIII, con los Borbones.

Hasta finales del siglo XVII, inicios del siglo XVIII, todos los pueblos de la península ibérica se consideraban españoles, como actualmente los diversos pueblos de Escandinavia se consideran escandinavos, o los de la península balcánica se consideran balcánicos. Y los de la península europea, son todos europeos.

Con dificultad los portugueses se sintieron obligados a dejar de llamarse también españoles, a fin de no ser tomados por castellanos, a medida que se desarrollaba la castellanización de otros reinos de la Hispania.

Por la manifiesta imposibilidad histórica, política y cultural demostrada de continuar llamando a los portugueses «españoles», sin que pudieran ser confundidos con los castellanos por otros pueblos que gobernaban dentro y fuera de la península hispánica, se empezó, desde entonces, a utilizar la expresión "ibérico" para designar a los "dos pueblos" de la península hispánica, ahora preferentemente llamada por el neologismo península ibérica. Este proceso fue paralelo y similar al que surgió en el exterior de llamar español al idioma castellano, convertido en la única lengua oficial por el gobierno español, hasta que cambiaron la designación oficial del Estado, con la creación de la denominación oficial: Reino de España en el s. XVIII, y el cambio del título de los reyes de León, Castilla, Aragón, Sicilia, etc. para los reyes de España con fines simbólicos de unificación administrativa y para la nueva presentación internacional de la monarquía de la meseta.[6]

Geografía[editar]

Imagen nocturna de la península ibérica vista desde el espacio (NASA).

La península tiene unos 583 832 kilómetros cuadrados y dentro de sus límites geográficos se encuentran España peninsular, Portugal continental, Andorra, Gibraltar y la franja meridional francesa.

Por el sur, la península está separada de África (Marruecos y Argelia) por el mar Mediterráneo (que en esta zona se denomina mar de Alborán) y el océano Atlántico, siendo el estrecho de Gibraltar el límite entre ambos.

El punto más alto es el Mulhacén de una altitud de 3482 msnm. El río más largo es el Tajo, con una longitud de 1007 km (731 km en España y 275 km en Portugal).

Tradicionalmente se ha considerado como su centro geográfico el cerro de los Ángeles, en Getafe (Madrid). También la localidad madrileña de Pinto está nominal y tradicionalmente vinculada a dicha consideración de centro, aunque no existe consenso científico sobre el territorio exacto y el método de cálculo a considerar para determinar dónde está dicho centro.

El geógrafo griego Estrabón, hablando de la península ibérica, la compara con una piel de toro:

Iberia... se parece a una piel tendida en el sentido de su longitud de occidente a oriente y en el sentido de su anchura del septentrión al mediodía.

Estrabón.

Por su extensión, la península ibérica ocuparía, en caso de ser reunificada bajo un mismo Estado (como lo estuvo entre 1580 y 1640, con la excepción de Andorra), el lugar 48 como país más grande del mundo y por su población ocuparía el lugar número 24.

Topografía[editar]

Su topografía tiene como principal característica que la mayor parte de su superficie está configurada como una meseta, con ligera pendiente hacia poniente; esta tiene una altura media de seiscientos metros sobre el nivel del mar; el litoral es rocoso y con acantilados al norte, nordeste, noroeste y sureste, siendo más suave la mayor parte del litoral este y sur.

Puntos extremos[editar]

Naturaleza[editar]

Geología[editar]

Mapa geológico de la península ibérica.

La geología de la península ibérica responde a una larga historia geológica, desde los tiempos proterozoicos hasta la actualidad, reflejando fusiones y roturas de continentes, apertura de océanos e importantes episodios orogénicos. Las huellas y cicatrices de esta historia configuran la corteza continental, la estructura y naturaleza de las rocas ígneas, metamórficas y sedimentarias que componen la península así como los actuales relieves.

Flora[editar]

Bosque de alcornoques en el sur de Portugal (Algarve).
Ocupación potencial de los bosques ibéricos.
Bosques de España según el IGNE.

Su aislamiento geográfico ha permitido el desarrollo de una flora y fauna características que incluyen un importante número de taxones endémicos. Como dato interesante hay que destacar que en España hay 17 804 millones de árboles y que cada año crecen una media de 284 millones más, según un estudio elaborado por la Sociedad Española de Ciencias Forestales en septiembre de 2009.[7]

España es el segundo país de la Unión Europea con más superficie forestal, un total de 26,27 millones de hectáreas o el 57 % de su territorio, siendo la superficie arbolada, según el tercer inventario forestal, de 14,73 millones de ha y el resto de matorral mediterráneo. Suecia, con 30,9 millones de hectáreas (el 75 % de su territorio), es el país con más superficie de bosques; le siguen Finlandia, con 23,3 millones de ha; Francia, con 17,3 millones de ha; Alemania e Italia, con 11 millones de ha, respectivamente y Polonia, con 9,2 millones.[8] [9]

La flora de la península, por sus condiciones bio-históricas, geográficas, geológicas, orográficas, etc., es una de las más ricas y variadas de toda Europa, comparable a la de países mediterráneos como Grecia e Italia e incluso de mayor diversidad; se calcula que incluye más de 8000 especies de plantas, muchas de ellas exclusivas (endemismos).

El Mediterráneo ha estado sometido en el pasado a grandes alteraciones de clima y vegetación, unido a unas variaciones, a veces muy grandes, en el nivel del mar y a variaciones en las posiciones relativas de las masas continentales (placas europea y africana). Con la entrada de plantas y el aislamiento, debido a las fluctuaciones marinas o a las periódicas glaciaciones, se puede encontrar una variada diversidad de especies vegetales.

La península ibérica, situada en una importante vía de paso entre África y Europa, se vio enriquecida con la llegada, según cambiaba el clima, de plantas esteparias, termófilas, xerófilas, orófilas, boreo-alpinas, etc., muchas de las cuales lograron mantenerse después, gracias a la diversidad de medios que existen en las cadenas montañosas, que les permiten subir en altitud si el clima se va haciendo más cálido, o descender si se vuelve más frío. La complejidad geológica de la mayoría de las montañas ibéricas, especialmente de las Béticas, Sistema Ibérico y Pirineos, aumentó aún mucho más el número de nuevos medios a que adaptarse e hizo posible la diversidad y riqueza de la flora actual.

Bosque en Cantabria.

La región eurosiberiana está representada por la zona atlántica, que se extiende desde el norte de Portugal, Galicia, Principado de Asturias, Cantabria, País Vasco y Pirineos occidentales y centrales. Se caracteriza por un clima húmedo, suavizado por la influencia oceánica, con inviernos templados-fríos y con una estación seca poco acentuada. Su área principal se extiende por el norte de Portugal, la mayor parte de Galicia, Asturias, Cantabria, País Vasco, noroeste de Navarra, y Pirineos occidentales. No obstante, su influencia en forma de comunidades o especies concretas se extiende en muchos puntos hacia el interior, especialmente en la las mitades norte y occidental.

La vegetación está representada por bosques caducifolios de robles (Quercus petraea) y carballos (Quercus robur), con fresnedas de Fraxinus excelsior y avellanares en los suelos más frescos y profundos de fondo de valle. El piso montano se caracteriza por la presencia de hayedos y a veces, en los Pirineos, por abetales de Abies alba; estos hayedos y abetales ocupan las laderas frescas y con suelo profundo de las montañas no muy elevadas. La influencia mediterránea se siente en la presencia de encinares con laurel, que se sitúan en las crestas y laderas más cálidas, especialmente sobre suelos calizos, donde se acentúa la sequedad.

El aprovechamiento por el hombre a través de la historia ha transformado muchos de estos bosques en prados, que conservan en sus lindes restos de los setos o especies del primitivo bosque. La orla natural está formada por setos y espinares que se instalan en los calveros y partes aclaradas; están integrados por rosas silvestres, zarzas, endrinos, majuelos y otros arbustos más o menos espinosos; también pueden representar este papel, los piornales y retamares. Los siguientes son los principales bosques de esta zona.

Fauna[editar]

La fauna de la península ibérica presenta una amplia diversidad que se debe en gran parte a dos factores, la posición geográfica de la península ibérica, entre el Atlántico y el Mediterráneo y entre África y Eurasia, y la gran diversidad de hábitats y biotopos, consecuencia de una variedad considerable de climas y regiones bien diferenciadas.

Entre los grandes carnívoros destacan dos especies desaparecidas de buena parte de Europa Occidental: el oso pardo, que sobrevive en la cordillera Cantábrica y en ciertos enclaves pirenaicos, y el lobo ibérico, subespecie endémica de la Península. Aunque el carnívoro más emblemático es sin duda el lince ibérico, el félido más amenazado de todo el continente europeo. Mucho más numerosas son las poblaciones de gato montés, de zorro rojo y las de algunos mustélidos: el tejón, el turón y la comadreja; algo menos numerosas son las de nutria, marta y garduña. Los vivérridos están representados por la jineta; y los herpéstidos, por el meloncillo.

Los herbívoros están representados por especies bastante extendidas, como algunos cérvidos: el ciervo común, el gamo y el corzo. Hay poblaciones endémicas de cabra montés y reductos pirenaicos y cantábricos de rebeco. También está ampliamente extendido el jabalí.

Demografía[editar]

La península ibérica tenía una población en 2011 de 53.888.353 habitantes, sumadas las poblaciones de la España peninsular, Portugal continental,[10] Andorra y Gibraltar.

Municipios más poblados[editar]

Municipios más poblados de la península ibérica (2011)

Madrid
Madrid
Barcelona
Barcelona
Valencia
Valencia
Sevilla
Sevilla

Pos. Municipio País Población Pos. Municipio País Población

Zaragoza
Zaragoza
Málaga
Málaga
Lisboa
Lisboa
Murcia
Murcia

1 Madrid España &&&&&&&&&&&&&&03.2650003,265,038   11 Alicante España &&&&&&&&&&&&0334.329000334,329
2 Barcelona España &&&&&&&&&&&&&&01.6150001,615,448   12 Córdoba España &&&&&&&&&&&&0328.659000328,659
3 Valencia España &&&&&&&&&&&&0798.&33000798,033   13 Valladolid España &&&&&&&&&&&&0313.437000313,437
4 Sevilla España &&&&&&&&&&&&0703.&21000703,021   14 Vila Nova de Gaia Portugal &&&&&&&&&&&&0302.295000302,295
5 Zaragoza España &&&&&&&&&&&&0674.725000674,725   15 Vigo España &&&&&&&&&&&&0297.241000297,241
6 Málaga España &&&&&&&&&&&&0568.&30000568,030   16 Gijón España &&&&&&&&&&&&0277.559000277,559
7 Lisboa Portugal &&&&&&&&&&&&0547.733000547,733   17 Hospitalet de Llobregat España &&&&&&&&&&&&0256.&65000256,065
8 Murcia España &&&&&&&&&&&&0442.203000442,203   18 La Coruña España &&&&&&&&&&&&0246.&28000246,028
9 Sintra Portugal &&&&&&&&&&&&0377.835000377,835   19 Granada España &&&&&&&&&&&&0240.&99000240,099
10 Bilbao España &&&&&&&&&&&&0352.700000352,700   20 Vitoria España &&&&&&&&&&&&0239.562000239,562
Padrón de habitantes 2011[11] [12]

Áreas metropolitanas[editar]

Principales áreas urbanas de la península ibérica (2011)

Madrid
Madrid
Barcelona
Barcelona
Lisboa
Lisboa

Pos. Área metropolitana País Población Pos. Área metropolitana País Población

Porto
Oporto
Valencia
Valencia
Sevilla
Sevilla

1 AM de Madrid España &&&&&&&&&&&&&&06.6010006,601,345   11 AM de Alicante-Elche España &&&&&&&&&&&&0698.662000698,662
2 AM de Barcelona España &&&&&&&&&&&&&&05.&300005,030,679   12 AM de Murcia España &&&&&&&&&&&&0643.854000643,854
3 AM de Lisboa Portugal &&&&&&&&&&&&&&02.8210002,821,697   13 AM de Bahía de Cádiz-Jerez de la Frontera España &&&&&&&&&&&&0642.504000642,504
4 AM de Oporto Portugal &&&&&&&&&&&&&&01.7580001,758,531   14 AM de Vigo España &&&&&&&&&&&&0587.843000587,843
5 AM de Valencia España &&&&&&&&&&&&&&01.5510001,551,585   15 AM de Granada España &&&&&&&&&&&&0517.580000517,580
6 AM de Sevilla España &&&&&&&&&&&&&&01.2940001,294,867   16 AM de La Coruña España &&&&&&&&&&&&0410.401000410,401
7 AM de Málaga España &&&&&&&&&&&&0953.251000953,251   17 AM de Valladolid España &&&&&&&&&&&&0408.647000408,647
8 AM de Bilbao España &&&&&&&&&&&&0910.578000910,578   18 AM de San Sebastián España &&&&&&&&&&&&0403.807000403,807
9 AM de Asturias España &&&&&&&&&&&&0835.&53000835,053   19 AM de Tarragona-Reus España &&&&&&&&&&&&0382.304000382,304
10 AM de Zaragoza España &&&&&&&&&&&&0746.152000746,152   20 AM de Pamplona España &&&&&&&&&&&&0340.691000340,691
Padrón de habitantes 2011[13] [14] [15]

División política de la península ibérica[editar]

La península ibérica comprende gran parte de España, Portugal, Andorra y Gibraltar. Históricamente, se ha denominado península ibérica al territorio continental europeo que está situado al sur de los Pirineos.

División política de la península ibérica
País o dependencia Población Extensión (km²)  % Extensión Capital
Flag of Spain.svg España[16] 43.635.850[17] 492.175[18] 84,6% Madrid
Flag of Portugal.svg Portugal[19] 10.637.713 89.261 15,3% Lisboa
Flag of Andorra.svg Andorra 78.115 467,76 0,08% Andorra la Vieja
Flag of Gibraltar.svg Gibraltar (Bandera de Reino Unido Reino Unido)[20] 31.045 6,50 0,001% Gibraltar
Pirineos Orientales (Bandera de Francia Francia) Desconocido 577,67 Desconocido Perpiñán
Península ibérica 54.386.723 583.254

Véase también[editar]

Notas y referencias[editar]

  1. Cuando para referirse a un accidente geográfico se emplea el sustantivo genérico seguido de un adjetivo derivado del topónimo al que dicho accidente corresponde —se trate del topónimo actual o de una variante ya en desuso—, tanto el sustantivo genérico como el adjetivo se escriben con minúscula: cordillera andina (el adjetivo andino deriva del topónimo Andes), meseta castellana (el adjetivo castellano deriva del topónimo Castilla), islas británicas (el adjetivo británico deriva del topónimo histórico Britania), península ibérica (el adjetivo ibérico deriva del topónimo histórico Iberia) o península itálica (el adjetivo itálico deriva del topónimo Italia). Se trata, en estos casos, de expresiones meramente apelativas o comunes, aunque designen un referente único. [...]



    Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española, Ortografía de la lengua española, Madrid, Espasa, 2010, pág. 477. ISBN 978-84-670-3426-4
  2. Palabras atribuidas a san Isidoro, en las que se exalta a la raza goda y se cantan las virtudes de Spania (refiriéndose a toda la península) (Eloy Benito Ruano, España, reflexiones sobre el ser de España, pg. 86, 1997 [1]):

    «Tú eres, oh España (Spania), sagrada madre siempre feliz de príncipes y de pueblos, la más hermosa de cuantas tierras se extienden desde el occidente hasta la India. Tú, por derecho, eres ahora la reina de todas las provincias, de quien reciben prestadas sus luces no sólo el ocaso, sino también el oriente. Tú eres el honor y ornato del orbe, la más ilustre porción de la tierra donde grandemente se goza y florece la gloriosa fecundidad de la nación goda».



    —San Isidoro de Sevilla, De laude Spaniae.
  3. «Hesperia» y «península hespérica», fueron expresiones empleadas por algunos geólogos, que no han tenido fortuna, como tampoco, por inadecuada, la de «península pirenaica» usada por Willkomm y otros autores germánicos en la segunda mitad del siglo XIX.
  4. Antonio García Bellido, España y los españoles hace dos mil años, Espasa Calpe, 1945, ISBN 84-239-0515-2, pag. 51, notas 1 y 2.
  5. El nombre de península ibérica es menos correcto que el término Hispánica debido a que el pueblo íbero, del que deriva el nombre, solo se asentaba en la mitad sur-occidental de la península mientras que Hispania representó a toda la península (incluida Portugal) geográficamente hasta que España (el nombre derivado de Hispania) se convirtió en una unidad política que no representó a toda la península por la independencia de Portugal del reino de León. Por lo tanto la historiografía también se ha preocupado de buscar otro nombre que no tuviera connotaciones políticas y que uniera a Portugal y a la España política, el elemento íbero está en ambos, pero dejaba fuera a las zonas del noroeste como Galicia, Asturias, León, etc. que nunca estuvieron en zona íbera. Dámaso Alonso nombrando a la Península Hispánica en una valoración de una teoría de Menéndez Pidal.

    «La teoría de Pidal tiene pues bastantes puntos oscuros. Es hoy por hoy la explicación más satisfactoria de un conjunto de hechos fonéticos (y quizá también de toponimia) de la Península Hispánica ... La comunidad del latín hablado en la Península Hispánica y en el Sur de Italia resulta aún reforzada por toda una serie de hechos ya no de orden fonético sino sintáctico, morfológico y léxico».



    Dámaso Alonso
    Enciclopedia Ger

    Algunos geógrafos opinan, no sin fundamento, que mejor sería llamarla Península Hispánica, en recuerdo de la Hispania romana que abarcaba ambos Estados actuales: España (v.) y Portugal (v.). Pero los portugueses, y en parte también los catalanes, sienten recelos en llamarla hispánica, prefiriendo el apelativo ibérica...



    A. Floristán Samanes
  6. O descobrimento da América e o Tratado de Tordesilhas., de Manuel Fernandes Costa, Biblioteca Breve, Instituto de Cultura Portuguesa, Secretaria de Estado da Cultura, Ministério da Cultura e da Ciência, 1ª ed., Lisboa, 1979.
  7. El número de árboles en España crece un 130% en 35 años
  8. «Más de la mitad de España es bosque». KissFm. 20 de octubre de 2008. 
  9. Belén Tobalina (25 de septiembre de 2009). «España desaprovecha los recursos de sus bosques». La Razón. 
  10. http://www.ine.pt/xportal/xmain?xpid=INE&xpgid=ine_indicadores&indOcorrCod=0005889&selTab=tab0
  11. «Instituto nacional de estadística». 2012. Consultado el 3 de agosto de 2012. 
  12. http://mapas.ine.pt/map.phtml
  13. http://www.fomento.gob.es/MFOM.CP.Web/handlers/pdfhandler.ashx?idpub=BAW013
  14. pt:Grande Área Metropolitana de Lisboal
  15. en:Greater Metropolitan Area of Porto
  16. No se incluyen Baleares, Canarias, Ceuta y Melilla por no formar parte de la península ibérica. Tampoco se incluye la zona meridional francesa aunque, geográficamente, pertenece a la península.
  17. Esta cifra se obtiene restando de la población total de España (47.021.031 hab.) los correspondientes a Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla.
  18. Esta cifra se obtiene restando de la superficie total de España (504.645 km²) la correspondiente a Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla.
  19. No se incluyen Azores y Madeira por no formar parte de la península.
  20. Gibraltar posee el estatus de territorio de ultramar del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte; por lo tanto, a diferencia de España, Portugal y Andorra no es un Estado.

Enlaces externos[editar]