Parque de la Memoria de Buenos Aires

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Vista parcial del parque

El Parque de la Memoria es un espacio público ubicado frente al Río de la Plata en la zona norte de la Ciudad de Buenos Aires (Argentina) con el fin de recordar a las víctimas del régimen militar de terrorismo de estado autodenominado como Proceso de Reorganización Nacional (1976-1983). En 2012 el Parque recibió el Premio Konex de Platino en la disciplina Entidades de Artes Visuales.

Origen[editar]

El Parque de la Memoria surgió como una propuesta de algunas organizaciones de derechos humanos. Su construcción fue decidida por la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires mediante la ley 46[1] aprobada el 21 de julio de 1998. El monumento a instalarse "en homenaje a los detenidos-desaparecidos y asesinados por el terrorismo de Estado durante los años '70 e inicios de los '80, hasta la recuperación del Estado de Derecho" debía contener los nombres de los detenidos-desaparecidos y asesinados que constan en el informe producido por la Comisión Nacional sobre la Desaparición de Personas (Co.Na.Dep.), depurado y actualizado por la Subsecretaría de Derechos Humanos y Sociales del Ministerio del Interior de la Nación, los de aquellos que con posterioridad hubieran sido denunciados ante el mismo organismo, o proporcionado conjuntamente por los Organismos de Derechos Humanos." Además, contará con un espacio que permita la incorporación de los nombres de aquellos detenidos- desaparecidos o asesinados durante el período citado, que pudieran denunciarse en el futuro. Es de destacar que el criterio que ha primado en la reserva de espacio mencionada ha sido en efecto sumamente previsor, ya que hay espacio para 30.000 nombres pero figuran 10.700 nombres,

El Monumento está compuesto por cuatro estelas de hormigón que contienen treinta mil placas de pórfido patagónico grabadas con los nombres de hombres, mujeres, niñas y niños víctimas de la violencia ejercida desde el Estado. Los nombres se encuentran ubicados cronológicamente, por año de desaparición y/o asesinato, y por orden alfabético; además, se indica la edad de las víctimas y se señalan los casos de mujeres embarazadas.

El 30 de agosto de 2001, en coincidencia con el Día Internacional del Detenido- Desaparecido, se realizó el acto de inauguración de la Plaza de Acceso. El 7 de noviembre de 2007 quedó inaugurado el Monumento a las Víctimas del Terrorismo de Estado, con la presencia de autoridades nacionales y de la Ciudad de Buenos Aires y representantes de organismos de derechos humanos. La sanción de la Ley 3.078 de 2009 le otorgó al Parque de la Memoria un marco jurídico y administrativo permanente; la Comisión pro Monumento fue reemplazada por el Consejo de Gestión, integrado por miembros de los organismos de derechos humanos, de la Universidad de Buenos Aires y del Gobierno de la Ciudad.< [2]

Ubicación[editar]

El Parque de la Memoria está ubicado, frente al Río de la Plata, sobre la Avenida Costanera Norte 6745 de la Ciudad de Buenos Aires en el punto lindante con la Ciudad Universitaria de la Universidad de Buenos Aires, aproximadamente unos 300 metros al norte del Aeroparque, donde se halla también uno de los aeropuertos militares utilizados para los denominados vuelos de la muerte, mediante los cuales los detenidos-desaparecidos eran arrojados al río y al mar.

Características[editar]

El Parque de la Memoria abarca 14 hectáreas[3] frente al Río de la Plata y fue diseñado por el estudio de arquitectura Baudizzone-Lestard-Varas.[4] En él se encuentra el Monumento a las Víctimas del Terrorismo de Estado y varias esculturas conmemorativas. Dicho monumento es un sendero-rampa con la forma de una herida gigantesca en el césped en dirección al río en donde están los nombres de cada uno de los desaparecidos y asesinados. Los nombres fueron colocados de tal manera de asegurarse que aún una persona de baja estatura pudiese tocarlo con la mano. Esto fue con la idea de evitar lo observado en el monumento de las víctimas de la Guerra de Vietnam, donde la gente estiraba la mano pero no llegaba.[5]

Polémicas[editar]

Las entidades de derechos humanos CORREPI, Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos y la Asociación Madres de Plaza de Mayo así como cientos de artistas plásticos publicaron en el diario Página 12 una solicitada repudiando la construcción de un Parque de la Memoria en homenaje a las víctimas del terrorismo de Estado y exhortando a los artistas plásticos, miembros del jurado, familiares de desaparecidos y a la sociedad en general a "rechazar este nuevo acto de hipocresía y a generar acciones que expresen el reclamo de justicia de nuestro pueblo.[6]

En el acto realizado para la colocación de la piedra fundamental del parque las madres de desaparecidos agrupadas en la Asociación de Madres de Plaza de Mayo y algunos integrantes de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos y de HIJOS (Hijos por la Identidad y la Justicia contra el Olvido y el Silencio) insultaron a los asistentes.[7] Esto es debido a que en el momento en que se planeó la construcción del Parque, los militares represores de la dictadura gozaban de la impunidad otorgada por la ley del perdón del Pacto de Olivos.

En diciembre de 2009 el Centro de Estudios Legales sobre el Terrorismo y sus Víctimas, integrado por familiares y víctimas de organizaciones guerrilleras solicitó al Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, la remoción en el Parque de la Memoria de las 52 placas con los nombres de integrantes del Ejército Revolucionario del Pueblo que murieron en el Ataque al Batallón de Monte Chingolo del 23 de diciembre de 1975, incluidos como víctimas dentro de este monumento.[8]

En una nota publicada en el diario Perfil el investigador y periodista Ceferino Reato señaló que entre los nombres fueron incluidos muertos por grupos paramilitares como la Triple A; caídos en ataques a comisarías y cuarteles como el de Formosa, jóvenes fusilados por Montoneros acusados de traidores y delatores y, en particular, a Fernando Abal Medina dirigente montonero que murió durante un tiroteo con la policía.[9] Sobre la muerte de Abal Medina, hay versiones que sostienen que fue ultimado por una patrulla de soldados del Ejército Argentino al mando del Coronel Ontiveros, quienes integraban una de las comisiones que luego de la muerte de Aramburu buscaban intensamente a sus asesinos.[cita requerida]Por otro lado, la justicia argentina al realizar los juicios por delitos de lesa humanidad en Argentina dictaminó que los crímenes cometidos por el grupo paramilitar Triple A son delitos de lesa humanidad, por la vinculación de la organización con el Ministerio de Bienestar Social.[10]

Esculturas[editar]

Las esculturas son 18: doce elegidas por concurso y otras seis pertenecientes a artistas con un compromiso especial con la lucha por los derechos humanos.

Las esculturas pertenecen a:

En octubre de 2006 se colocaron las esculturas de Aizenberg, Oppenheim y Tucker. En noviembre de 2008 la escultura de Guagnini.

Otros parques de la Memoria[editar]

Existen otros monumentos similares y con el mismo sentido, el recordar y honrar la memoria de víctimas de la represión.

España
Alemania

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. ley 46 Acceso 13-8-2011
  2. http://parquedelamemoria.org.ar/historia/
  3. http://www.parquedelamemoria.org.ar/parque/index.htm Datos del parque.
  4. Memoria y lugar Revista Summa+ 56
  5. Monumento a las Víctimas del Terrorismo de Estado, Diario de la Marcha, diciembre de 2007.
  6. Boletín n* 29 de CORREPI Acceso 13-8-2011
  7. Elizabeth Jelin y Victoria Langland: Monumentos, memoriales y marcas territoriales, pág. 106. Siglo XXI de España Editores año 2003 ISBN 84-323-1132-4
  8. Las placas de la impunidad, por Victoria Villarruel public. en Diario Perfil del 24-1-2010. Acceso 13-8-2011
  9. Ceferino Reato: El día del Montonero, 40 años después Acceso 7-9-2010.
  10. Los crímenes de la Triple A son de “lesa humanidad”

Enlaces externos[editar]

Coordenadas: 34°32′28″S 58°26′13″O / -34.54111, -58.43694